¿A qué edad es recomendable que aprendan inglés?

Contents
  1. ¿A qué edad es recomendable empezar a aprender inglés?
  2. Lo ideal es que vuestros niñ@s estén expuestos a una segunda lengua en edad temprana, cuando son bebés, ya que de esta forma se puede adquirir cualquier lengua de forma natural y sin esfuerzo
  3. Lo importante es rodearse de profesionales en la enseñanza del segundo idioma, que aporten los recursos adecuados según la edad, respetando el desarrollo natural de su mapa neurológico para conseguir un gusto por el aprendizaje y un uso natural del segundo idioma, que en nuestro caso es el inglés
  4. Preguntas frecuentes de madres y padres
  5. Un bebé podrá aprender más sobre una lengua, de manera natural y sin esfuerzo, siendo expuesto de forma temprana, y llegando a adquirir también una perfecta pronunciación
  6. ¿Existe una Edad Ideal para Empezar a Hablar Inglés?
  7. En lo que respecta al cerebro de los más pequeños: ¿es peligroso el bilingüismo?
  8. Aprender inglés desde las primeras palabras: ¿es solo cosa de familias bilingües?
  9. ¿Son los niños bilingües más inteligentes?
  10. Iniciar a los niños en el aprendizaje del inglés desde los tres años a través de la diversión
  11. ¿Cuál es la mejor edad para aprender inglés?
  12. El inglés y el colegio: una relación complicada durante toda la etapa escolar
  13. ¿Qué tal una estancia lingüística a partir de los 7 años?
  14. No hay una edad mínima para empezar a aprender inglés
  15. ¿Cuándo deben aprender inglés los niños?
  16. Cursos de inglés para niños
  17. Ventajas de que los niños aprendan inglés
  18. ¿Cuál es la mejor edad para que los niños empiecen a aprender inglés?
  19. ¿Cómo beneficia a los niños el aprendizaje del inglés?
  20. ¿Cuál es la mejor edad para comenzar a ir a la academia de inglés?
  21. Una guardería en inglés, ¿LOS CONFUNDIRÁ?
  22. Te puede interesar..
  23. A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés
  24. Aprender inglés desde bebés
  25. Estudiar inglés desde pequeños. ¿A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés ? 
  26. Aprender inglés a partir de 30 años
  27. Aprender inglés de mayores.¿ A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés?

¿A qué edad es recomendable empezar a aprender inglés?

¿A qué edad es recomendable que aprendan inglés?
Posted at 07:01h in Leticia y Vanesa by EducaChild

Hoy en día las familias están cada vez más concienciadas de que sus hij@s tengan acceso a una segunda lengua y, sobre todo, empezando desde una edad temprana.

La expansión de los programas bilingües a nivel nacional, el acceso a las nuevas tecnologías y contenido digital en diferentes lenguas, son algunos de los factores que han hecho que los niñ@s tengan más fácil acceso a una segunda lengua como es el inglés.

Según nuestra experiencia en la enseñanza y el aprendizaje del inglés en EducaChild lo ideal es que vuestros niñ@s estén expuestos a una segunda lengua en edad temprana, cuando son bebés, ya que de esta forma se puede adquirir cualquier lengua de forma natural y sin esfuerzo.

Lo ideal es que vuestros niñ@s estén expuestos a una segunda lengua en edad temprana, cuando son bebés, ya que de esta forma se puede adquirir cualquier lengua de forma natural y sin esfuerzo

Desde una edad muy temprana los bebés distinguen y comprenden cuando se les habla en diferentes idiomas, comprendiendo el significado de ciertas palabras y frases, siempre que esto vaya apoyado de unas imágenes y acciones por parte del referente.

En EducaChild, trabajamos en el aula con los papás y mamás de una manera muy visual. Además, les damos pautas para que luego ellos puedan llevar ese aprendizaje a casa y seguir aplicándolo. No solo aprenden los peques, sino también los papás y mamás.

En muchas ocasiones, al finalizar la clase nos dicen, “¡He aprendido más en esta clase que en mis clases de hace años!”.

Y lo mejor de todo es que, ¡no es casualidad! Se debe a la motivación, la implicación, el diseño de la actividad y el hecho de poner el idioma en un contexto, no aprender vocabulario suelto “porque sí”; ni listas de verbos, ni canciones aleatorias.

También, el poder compartir una actividad tan bonita y enriquecedora con tu hij@ teniendo en cuenta a veces el tiempo tan limitado que tenemos en nuestro día a día, y encima sabiendo que le estamos dando una herramienta para su futuro que les abrirá muchas oportunidades, es en sí una de las razones por las que compartir esta experiencia con ellos.

Lo importante es rodearse de profesionales en la enseñanza del segundo idioma, que aporten los recursos adecuados según la edad, respetando el desarrollo natural de su mapa neurológico para conseguir un gusto por el aprendizaje y un uso natural del segundo idioma, que en nuestro caso es el inglés

Por nuestra experiencia, hemos podido constatar la diferencia de los alumnos que empiezan desde bebés siguiendo nuestra metodología: una fluidez y seguridad al hablar en inglés en la etapa inmediata de infantil y primer ciclo de primaria refuerza lo que dicen los expertos, que la exposición sistemática y en contexto facilitan su desarrollo intelectual, no solo ponerles un CD o la famosa “Peppa Pig”, en inglés.

Lo importante es rodearse de profesionales en la enseñanza del segundo idioma, que aporten los recursos adecuados según la edad, respetando el desarrollo natural de su mapa neurológico para conseguir un gusto por el aprendizaje y un uso natural del segundo idioma, que en nuestro caso es el inglés.

A la hora de diseñar nuestro programa “EducaChild Babies”, nos basamos en las investigaciones científicas y sus conclusiones para ofrecer a nuestros alumnos lo mejor. Por eso, no solo nos centramos en el idioma, sino en la importancia del entorno emocional de los niños y la relevancia que tiene a la hora de su aprendizaje.

Es fundamental que los niñ@s estén en un ambiente donde se sienten seguros y felices, además de tener presentes actividades y recursos apropiados para su edad.  El contacto con el idioma lo hacen a través de cuentos, canciones, manualidades, música y movimiento.

Preguntas frecuentes de madres y padres

Desde nuestra experiencia, queremos compartir algunas de las preguntas que los padres y madres se plantean en relación con la edad a la que se debe empezar a aprender una segunda lengua y cómo hacerlo.

  • ¿Es necesario que los padres dominen el inglés?

No es necesario que los padres dominen el inglés. Lo que es realmente importante es que los padres dispongan de un apoyo y asesoramiento profesional para que puedan acompañar el aprendizaje de sus hij@s.

Además, es muy beneficioso que la familia transmita el gusto y la motivación por aprender un segundo idioma, y exponerlos de manera natural a esa lengua para que puedan ir incorporando lo que van aprendiendo.

En EducaChild se aporta estas herramientas a los padres para poder trabajarlo con los peques en su día a día de forma natural y divertida.

¡Claro que sí! Los bebés, desde los dos meses de edad, distinguen los fonemas de dos idiomas diferentes. A medida que trascurren los meses, esta capacidad se va perdiendo y es más difícil adquirir una pronunciación perfecta.  Cuanto antes comiencen mejor ya que cuanto más crecen, más difícil es que aprendan una segunda lengua y sus sonidos de manera natural.

  • ¿Puede confundir el inglés y la lengua materna?

El bebé no puede confundir el inglés y la lengua materna ya que está demostrado que la exposición temprana a dos lenguas le ayuda a formar un cerebro bilingüe que registra de forma separada ambos idiomas. Por el contrario, si solo se le expone a una lengua, su cerebro no estará preparado para poder pensar en dos lenguas diferentes, como les ocurre a los adultos.

  • ¿Qué puede aprender un bebé?

Los bebés, durante su primer año, internalizan los sonidos del idioma. Hasta los tres años, aprenden con facilidad todas las estructuras gramaticales. En la adolescencia, podrán producir el idioma espontáneamente, es decir, usarlo como si fuera su lengua materna.

  • ¿Pero no aprende más rápidamente un niño más mayor?

Un niño más mayor aprende conceptos gramaticales y vocabulario más rápidamente que un bebé, y un adulto lo hace aún más rápidamente. Sin embargo, es la persona que ha aprendido desde bebé, la que tiene una mejor pronunciación y mayor espontaneidad en la producción del segundo idioma.

“Así como con la edad va aumentando la capacidad para aumentar palabras nuevas, sin ningún límite, va disminuyendo la capacidad de crear un repertorio fonológico nuevo, o sea, aprender nuevos sonidos”, según Albert Costa.  psicólogo y profesor de investigación del Centro para Cerebro y Cognición de la Universidad Pompeu Fabra (UPF), de Barcelona.

  • ¿Es suficiente para estas edades con ver los dibujos en inglés?

No es así. Patricia K. Kuhl, de la Universidad de Washington, concluye que “la interacción con otras personas resulta esencial para el aprendizaje de fonemas y palabras” y así lo confirma Albert Costa en su libro: “la mera exposición pasiva a una lengua no es demasiado eficaz”.

Un bebé podrá aprender más sobre una lengua, de manera natural y sin esfuerzo, siendo expuesto de forma temprana, y llegando a adquirir también una perfecta pronunciación

Un bebé podrá aprender más sobre una lengua, de manera natural y sin esfuerzo, siendo expuesto de forma temprana, y llegando a adquirir también una perfecta pronunciación.

 Esta pronunciación se adquiere con un buen modelo y método de enseñanza.

En EducaChild, es primordial el nivel de inglés del profesor, el conocimiento que tenga del idioma y de las fases del desarrollo del aprendizaje de los niñ@s para lograr el objetivo.

Desde hace 11 años en EducaChild hemos podido comprobar que, con un método diseñado especialmente para el aprendizaje de 1 a 3 años, el bebé recibe una estimulación temprana óptima que le ayudará, además, en el aprendizaje de diferentes competencias intelectuales.

Love teaching, love English, love kids.

Источник: https://educachild.com/blog/edad-empezar-aprender-ingles

¿Existe una Edad Ideal para Empezar a Hablar Inglés?

¿A qué edad es recomendable que aprendan inglés?

¿Cuál es el mejor momento para aprender inglés? ¿Cómo enseñar inglés a mi niño? Esta son preguntas que atormentan a todos los padres que quieren que sus hijos se sientan cómodos usando el inglés en su vida personal y profesional.

Es una duda que también puede asaltar a los padres que tienen dos nacionalidades, que hablan dos idiomas distintos (español e inglés, por ejemplo) y a los que les gustaría que su hijos aprendiesen ambas lenguas desde bien pequeños.

Pues aquí os traemos una buena noticia: hasta la fecha, no existe ninguna recomendación anti-bilingüismo. De hecho, parece ser que el aprendizaje de dos idiomas de manera paralela tiene más beneficios que inconvenientes. De todos modos, analicemos los hechos en detalle para ver cuál es la edad mínima para empezar a aprender inglés. Are you ready?

Los/las mejores profesores/as de Inglés que están disponibles1ª clase gratis

En lo que respecta al cerebro de los más pequeños: ¿es peligroso el bilingüismo?

Desde los tres meses, el bebé cuenta con un circuito neuronal dedicado por completo a la comprensión del lenguaje, lo que le permite adquirir los primeros mecanismos de su lengua materna.

Sin embargo, los estudios en materia de neurociencia han demostrado que el bilingüismo no es malo para el cerebro del bebé, considerado hasta hace poco, de manera inapropiada, demasiado frágil.

Lo cierto es que al cerebro de los más pequeños le encantan la diversión y los estímulos.

Podemos aprender inglés desde la más tierna infancia.

Maria Kihlstedt, profesora asociada de la Universidad de Paris Ouest Nanterre, afirma que existen circuitos neuronales abiertos dispuestos a especializarse en el aprendizaje de un idioma como el inglés, o en otra competencia, y todo incluso antes de los 7 años. Por tanto, no hay ningún motivo por el cual evitar que el bebé esté expuesto al inglés.

No siempres es necesario pasar por la academia ingles Valencia o de otra ciudad de España para aprender un idioma. Nuestros profesores particulares imparten clases a domicilio y a distancia.

Aprender inglés desde las primeras palabras: ¿es solo cosa de familias bilingües?

Teniendo en cuenta que vivimos en un mundo en el que el inglés se usa en muchísimos ámbitos distintos, consideramos que es esencial aprenderlo. De todos modos, es importante aprender primero una lengua materna, el español en nuestro caso. Para evitar posibles problemas cognitivos, lo mejor es utilizar ambos idiomas en ámbitos distintos, en lugar de entremezclarlos.

Aun así, los estudios más recientes han demostrado que el aprendizaje de una segunda lengua en paralelo no tiene consecuencias negativas sobre la primera. Es decir, podemos leerles cuentos en inglés a los más pequeños para ayudarles a asociar imágenes y palabras (está claro que no empezaremos leyéndoles Harry Potter).

También les podemos cantar canciones en inglés (y, a poder ser, siempre las mismas) para que se acostumbren al idioma. Además, como los niños siempre buscan la forma de llamar la atención de los padres, el aprendizaje del inglés se puede hacer fácilmente porque lo asociarán con la gran recompensa que es para ellos un beso o una gran sonrisa.

Si les trasmitís las ganas a vuestros hijos de practicar inglés en su día a día, les daréis la clave para asimilar con más facilidad este segundo idioma.

En definitiva, no hay por qué ser puramente bilingüe de inglés para realizar actividades en esta lengua, y todo lo que hagamos con ellos les ayudará a desarrollar el oído y les preparará para un aprendizaje más fácil. Aprender inglés joven comporta muchas ventajas.

¿Son los niños bilingües más inteligentes?

¿Podemos decir que el hecho de que alguien domine dos idiomas desde pequeño está asociado con una inteligencia superior? No. Simplemente se ha demostrado que los niños que manejan dos lenguas muestran ciertas ventajas en distintos ámbitos, como:

  • La resolución de problemas no verbales.
  • La sensibilidad comunicativa.
  • La percepción espacial.
  • La creatividad.
  • La buena relación con las matemáticas (¿Quién lo diría, no?)

Dominar más de un idioma ayuda a fomentar la creatividad.

Un estudio que llevó a cabo Ricciardielli en 1992 entre niños políglotas y monolingües sirvió para refutar estas afirmaciones. En esa investigación, los niños tenían que encontrar todos los usos posibles e imaginables de un fragmento de cubo y de una lata de refresco.

El grupo bilingüe consiguió un número de respuestas considerablemente superior y con mayor originalidad.

Aun así, que los niños monolingües estén tranquilos, eso no quiere decir que sean menos inteligentes; además, hay actividades específicas que sirven para desarrollar determinadas competencias, desde las deportivas a las artísticas.

¿Te gustaría apuntarte a un curso de ingles?

Si vives en la Ciudad Condal, quizá te interesa buscar una academia ingles barcelona.

Los/las mejores profesores/as de Inglés que están disponibles1ª clase gratis

Iniciar a los niños en el aprendizaje del inglés desde los tres años a través de la diversión

Los niños tienen una memoria extraordinaria porque su cerebro es de lo más maleable. Para trabajar su oído y su vocabulario, no dudéis en hacerles ver dibujos animados en inglés, como Peppa Pig.

Debéis tener en cuenta que no se recomienda el uso de pantallas digitales a los menores de dos años, pero dada la omnipresencia de los móviles y las tabletas, parece que cumplir con ese consejo es cada vez más difícil. De todos modos, los padres son los encargados de limitar la exposición de sus hijos y de convertir esas ocasiones en momentos de juegos e interacción.

Existen una gran variedad de juegos para enseñar lo más básico del inglés a los pequeños, a través de, por ejemplo, páginas web (como LearnEnglishKids, del British Council). Además, hay algunas academias que están especializadas en educación infantil como Kids&Us, que trabaja con niños a partir de 1 año.

Moraleja: buscad la forma de que sea divertido y a vuestros niños les encantará aprender inglés. Existen varios trucos para enseñar inglés a los niños.

¿Cuál es la mejor edad para aprender inglés?

Según los científicos de la vieja escuela, habría que esperar a que los niños dominasen su lengua materna; es decir, hasta los 7 u 8 años. Ahora bien, también es importante saber que, pasada esta edad, cualquier lengua que se aprenda jamás se podrá considerar una “lengua materna”. En otras palabras, cuanto antes se aprende, antes se asimila.

Además, un niño tendrá que esforzarse mucho menos que un adulto para aprender; pero, si tenemos en cuenta que la motivación es uno de los pilares esenciales del aprendizaje, los métodos poco apropiados entorpecerán el proceso.

Aun así, que no cunda el pánico. Podéis optar por las clases de inglés con un profesor para recuperar todo el tiempo perdido y para que los niños se sientan lo suficientemente seguros con el idioma una vez que empiecen el colegio o instituto.

También existen clases de ingles online.

Nota: cualquier alumno considerado “nulo en inglés” en el colegio podrá hablar inglés de mayor si sigue una metodología moderna basada en la memorización y en la oralidad. De la misma manera, un profesor adecuado podrá perfectamente adaptarse a cualquier alumno, incluso enseñar inglés a un niño disléxico por ejemplo.

El inglés y el colegio: una relación complicada durante toda la etapa escolar

Como ya sabéis, por lo general, los niños y jóvenes siempre han tenido una relación un tanto complicada con el inglés en colegios e institutos. El inglés es la lengua extranjera por excelencia en España y, a pesar de que los niños empiezan a aprenderla a una edad muy temprana, son pocos los que terminan su escolarización con un nivel avanzado de este idioma.

Para resolver el malestar generalizado hacia la enseñanza formal pública del inglés, hace diez años se puso en marcha el Programa de Educación Bilingüe a nivel estatal, con el que se incluían más horas lectivas de inglés como lengua extranjera y clases de otras asignaturas también en este idioma.

El inglés y el colegio: una relación tormentosa.

Hasta el momento, encontramos un sinfín de opiniones tanto a favor como en contra de este sistema, pero de lo que no nos cabe la menor duda, es de que el aprendizaje de un idioma es un proceso que requiere tiempo y dedicación. El simple hecho de ir a clase no es garantía de éxito.

Y para los niños (aunque también para los jóvenes y adultos que quieran aprender inglés) lo mejor es estar expuestos a esta lengua, ya sea con dibujos animados, series de televisión, películas, canciones, libros, cuentos… Al ser el inglés un idioma tan importante, podemos encontrar una grandísima variedad de soportes para aprender inglés.

¿Qué tal una estancia lingüística a partir de los 7 años?

Los 7 años: la famosa edad del razonamiento. También es la edad en la que los niños empiezan a mostrar interés en descubrir cosas por sí  mismos y en viajar en grupo. Un niño que demuestre muchas ganas de aprender inglés, podría irse a una estancia lingüística a partir de los 7 años, que es la edad mínima que recogen la mayoría de agencias que organizan estancias de este estilo.

Los niños también pueden aprender inglés en un viaje de inmersión lingüística.

Para los niños, la inmersión total tiene que ser como un juego que les permita explorar otras formas de ver el mundo y de aprender. Por supuesto, no debemos olvidar que, al ser tan pequeños, se tienen que sentir preparados; no podemos llevarles por la fuerza a un viaje lingüístico, o acabarán asociando el inglés con una experiencia traumática que les hará aborrecer el idioma.

¿Quieres empezar a aprender en una academia ingles Granada?

No hay una edad mínima para empezar a aprender inglés

En resumidas cuentas, no hay una edad mínima para empezar a aprender inglés. Podemos hablar español e inglés desde un primer momento sin que nuestro cerebro se vea dañado.

De todos modos, para conseguir un aprendizaje eficaz, debemos recordar que la constancia es la clave del éxito.

¡Despacito y buena letra! No hay que obligar a los niños a hacer algo que no quieren, no vaya a ser que acaben odiando el inglés.

No se les puede forzar a aprender inglés, o acabarán odiándolo.

Las clases intensivas no están adaptadas para los enseñar inglés a los más pequeños, que pueden, por el contrario, vivir un día a día en “Versión Original”, divirtiéndose con series, cuentos, canciones… Si queréis que el inglés sea su segunda lengua materna, no olvidéis que el aprendizaje tiene que empezar antes de los 7 años.

Y para aquellos a los que esta edad os quede un poco lejos, no os preocupéis: nunca somos demasiado viejos para aprender un idioma y podemos ayudar a nuestros pequeños a aprender aunque no sepamos decir ni mu.

Источник: https://www.superprof.es/blog/cuando-podemos-empezar-a-hablar-ingles/

¿Cuándo deben aprender inglés los niños?

¿A qué edad es recomendable que aprendan inglés?

Aprender idiomas a una edad temprana puede ser muy beneficioso para los niños ya que desarrollan su competencia lingüística y conocen otras culturas. Te contamos cuando deben aprender inglés los niños y lo provechoso que puede ser para ellos estudiar un curso de idiomas.

Los niños deben comenzar a aprender inglés a edades tempranas, ya que cuanto antes empiecen mejor será el dominio y la pronunciación que tengan de este idioma. Además, un dato que hay que recalcar es que cuando los niños aprenden inglés desde pequeños es más fácil que consigan el acento correcto en inglés, un acento casi nativo.

En la medida en la que los niños van aprendiendo y adquiriendo madurez en su vida personal, irán desarrollando a la vez las expresiones y el vocabulario en otra lengua. Poco a poco, mientras los niños van creciendo, se irán convirtiendo en una persona capaz de dominar dos idiomas de forma natural.

Los niños tienen más tiempo libre para aprender inglés.

Cuando son pequeños su mente está libre de preocupaciones y por eso asimilan y absorben mejor que las personas adultas que tienen muchas cosas en mente y su concentración mental no es la misma.

Los niños deben aprender idiomas desde pequeños ya que tienen una memoria mucho más desarrollada, interiorizan los conocimientos de forma más ágil y no se olvidan de lo adquirido con tanta facilidad como lo hacemos las personas adultas.

Durante los primeros años de vida, nuestro cerebro es como una esponja y tenemos una gran capacidad para aprender un segundo idioma. Al principio es normal que los niños mezclen palabras de distintos idiomas, pero eso forma parte del aprendizaje y con el tiempo se aclaran y los diferencian.

Cada vez más niños empiezan antes a aprender inglés, pero el modelo de enseñanza educativa que existe en la actualidad hace que los niños tengan un progreso muy lento y poco continuado ya que sólo reciben clases de inglés una media de dos veces por semana.

Por esa razón, hay que reforzar el aprendizaje de idiomas en los más pequeños. Los cursos de idiomas son la mejor forma para motivar a los niños a que aprendan inglés de una forma divertida con cursos de acuerdo a su edad.

Cursos de inglés para niños

Para aprender inglés el estudio debe ser constante y estar presente en la vida de los pequeños, hay que introducirlo dentro de su rutina diaria para que convivan con el inglés al igual que lo hacen los niños bilingües. Un curso de idiomas, un viaje al extranjero o un intercambio cultural potencian el aprendizaje de los niños.

Para los niños más pequeños, hay campamentos que normalmente se realizan dentro de España ya que muchos padres aún tienen el temor de que viajen solos a un país extranjero.

En ellos, los niños tienen la oportunidad de aprender inglés haciendo actividades de ocio y deportivas. A la vez tienen clases donde aprenden el vocabulario y la gramática a través de juegos y dinámicas de grupo.

Con todo ello, los niños se divierten aprendiendo inglés, se relacionan con personas de su edad y hacen nuevas amistades.

La mejor alternativa para los más mayores, a partir de 14 años, es estudiar un curso de inglés en el extranjero. Durante esta estancia, los niños tienen un ritmo de aprendizaje más rápido y absorben todo lo que aprenden.

Existen dos opciones, pueden estudiar un curso de verano o un curso de un año escolar en un colegio del extranjero.

Cualquiera de los dos aporta muchas ventajas y hace que los chavales vivan una experiencia única que querrán repetir sin dudarlo.

Ventajas de que los niños aprendan inglés

A la hora de aprender una cosa nueva, tener vergüenza te impide practicar de forma natural.

 Los niños cuentan con una virtud con respecto a los adultos; no tienen vergüenza y aprenden sin miedo a equivocarse.

Esto les ayuda a practicar todo lo que van aprendiendo en el momento y pueden mejorarlo sin inconvenientes.

Cuando los niños aprenden inglés, tienen contacto directo con otra cultura y costumbres diferentes a las suyas.

Esto hace que tengan conciencia de que no todo el mundo es igual y les aportará a su personalidad diferentes puntos de vista.

Además, los niños se vuelven más creativos, extrovertidos y si salen fuera de casa, se vuelven más independientes y desarrollan en mayor medida la capacidad de solucionar los problemas por ellos mismos.

A largo plazo, los niños que dominan el inglés tienen más posibilidades de conseguir un buen trabajo en el futuro ya que es necesario la comunicación con personas de otras partes del mundo. Las empresas tienen relaciones comerciales o sedes en países en el extranjero y el dominio de idiomas es un verdadero atractivo para ellos.

No hay que olvidar transmitir a los niños que aprender inglés puede ser algo divertido. Los niños pierden el interés cuando las actividades les aburren y esto hace que esta tarea les parezca difícil y laboriosa. Por eso tienen que aprender inglés a través de juegos y dinámicas de grupo, como canciones, películas, obras de teatros, etc.

Hoy en día, saber inglés forma parte de la cultura general en la que vivimos y se ha convertido en un requisito necesario.

Dependiendo de la edad de los niños se siguen una serie de técnicas de aprendizaje diferentes con cursos adaptados a cada franja.

Por esa razón, ¡no pierdas la oportunidad de mejorar el futuro de tus hijos con cursos de idiomas de Interway!

Источник: https://www.interway.es/blog/cuando-deben-aprender-ingles-los-ninos/

¿Cuál es la mejor edad para que los niños empiecen a aprender inglés?

¿A qué edad es recomendable que aprendan inglés?

Para nadie es un secreto ya la importancia de que los niños aprendan inglés. Una persona que lo domine como segunda lengua, tendrá más oportunidades tanto en su vida personal como profesional. Así que aprender inglés desde niños supone una gran ventaja.

Para los niños resulta mucho más sencillo aprender todo y cuando están en edades tempranas se les puede incentivar con facilidad pues su capacidad de aprendizaje es mucho mayor.

Sin embargo, como academia de inglés (que podéis encontrar en Granada), a menudo nos encontramos a padres con muchas dudas acerca de cuándo deben empezar los niños a aprender a hablar inglés.

Las preocupación más común es que se generen confusiones idiomáticas, así que a continuación aclararemos este tema y os diremos a qué edad es bueno que los niños comiencen a aprender inglés.

¿Cómo beneficia a los niños el aprendizaje del inglés?

El conocimiento de otros idiomas, y en particular del inglés, permite a las personas comunicarse con otras gentes y obtener información que muchas veces se encuentra solamente disponible en el idioma anglosajón.

En concreto, en el caso de los niños, hay muchos estudios que demuestran que ser bilingüe te hace trabajar partes del cerebro que no se consigue de ninguna otra forma. Los idiomas te hacen abrir la mente y la forma en que ves el mundo. Así que aprender inglés de niño, no sólo te da más destrezas, sino más capacidad.

La Unión Europea considera que aprender idiomas a una edad temprana puede ser muy beneficioso para los niños. En 2006, se presentó un estudio que concluía que al aprender nuevos idiomas, los niños desarrollan su competencia lingüística, asimilan mejor todas las lenguas (incluida la materna) y conocen otras culturas que pueden ayudar en su desarrollo general.

Es muy beneficioso para los niños empezar pronto y abrir su mente así. Para ello podemos empezar practicando los beneficios de hablar en inglés a los niños en casa, incluso si no somos nativos.

O utilizando apps y webs de inglés para niños para que ellos pueda practicar cuando quieran, mientras aprenden jugando. Se trata de que vean aprender inglés como una actividad más de su día a día.

¿Cuál es la mejor edad para comenzar a ir a la academia de inglés?

Asentado el punto de que aprender inglés desde muy niño, sólo aporta cosas positivas, veamos ahora cómo podemos aprenderlo de la mejor forma.

Muchas veces los padres nos comentan que no quieren enviar a los niños a aprender inglés hasta que no sepan escribir. Sin embargo, sí que empezamos a hablarles y comunicarnos con ellos en nuestra lengua materna mucho antes de que sepan escribir, ¿no es así?

Definitivamente cuanto más temprano empiecen a aprender inglés los pequeños, resultara mucho mejor. Hasta los 7 años de edad los niños pueden aprender cualquier otro idioma como si fuese su lengua materna y eso es algo que debe ser aprovechado.

Después de los 8 años los niños también pueden aprender, incluso es posible aprender inglés hasta un nivel muy avanzado siendo adulto. Pero a partir de esa edad, el cerebro comienza a detener su plasticidad, y el aprendizaje deja de ser tan espontaneo e innato, y requiere más esfuerzo y voluntad por parte del niño.

De hecho, antes de los 4 años, los niños pueden aprender una segunda, e incluso una tercera lengua, con el mismo esfuerzo con el que aprenden la materna.

Una guardería en inglés, ¿LOS CONFUNDIRÁ?

Este es un punto que aclaramos continuamente desde nuestra academia en Granada. Lo ideal, es exponer a los niños cuanto antes al idioma inglés y hacer que este forme parte de su día a día.

Además, es esencial tener en cuenta las demás necesidades de los niños y debe intentarse que aprendan con técnicas divertidas y no como una obligación.

Esta es la filosofía que mueve nuestro Centro Inglés Matinal de 0 a 3 años: IML KIDS.

El magnífico nivel de inglés que adquieren nuestros alumnos les proporciona soltura, espontaneidad y una pronunciación que sólo es posible adquirir al aprender un idioma desde la más tierna infancia.

Además, somos conscientes de que la familia determina un papel fundamental en la adquisición de un idioma.

Por este motivo organizamos talleres de inglés en familia, actividades gratuitas familiares, ludoteca en inglés y mucho más.

Como ya hemos comentado, sabemos que para muchos padres resulta dudoso que se exponga a un niño a aprender inglés cuando aún no sabe escribir en español.

Sin embargo, se deben aprovechar las primeras edades, incluso antes de que empiecen a escribir, para exponer a los niños al inglés.

Entre los 0 y los 4 años los niños están escuchando para luego relacionar los sonidos con la escritura y de esa forma aprenderán de una manera más natural.

Como última recomendación, o consejo para los padres, queremos recordar que hay que tener claro que el aprender otro idioma requiere de mucho tiempo dedicado. Los niños no van a aprender de un día para otro, se requiere de paciencia y mucha dedicación. Pero cuanto antes empiecen, más fácil será conseguir el objetivo de que nuestros niños hablen inglés.

Si os quedan algunas dudas o queréis comentarnos algo respecto a cuál es la mejor edad para que los niños aprendan inglés, podéis dejarnos un comentario en este post, o contactar con nosotros por teléfono en el 958 59 21 86 o a través de este formulario. Estaremos encantados de atenderos y hablar con vosotros.

Te puede interesar..

Источник: https://www.imllazubia.com/blog/academia-de-ingles/2017-06/cual-es-la-mejor-edad-para-que-los-ninos-empiecen-a-aprender-ingles/

A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés

¿A qué edad es recomendable que aprendan inglés?

¿Sirve para algo hablarle en inglés a un bebé? ¿Hay que empezar a estudiar un idioma desde pequeños?¿Puedo empezar a aprender una lengua a partir de los 30 años? ¿A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés?

Hay dos formas de transmitir un pensamiento universal: la propia experiencia acumulada y los estudios científicos. Los primeros ofrecen resultados comprobados de forma subjetiva.

Los segundos, también, pero con cifras. En algunos casos, demuestran la veracidad de un hecho. En otros casos, se contradicen. Cuando esto último sucede, debemos de tomar una decisión salomónica.

O realizar un verdadero acto de fe.

Si queréis saber a qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés, este artículo combina la experiencia acumulada con el trabajo de la ciencia en este campo. No pretende sentar cátedra al respecto; todo lo contrario. Su objetivo es puramente informativo y simplemente trata de dar una respuesta honesta a las preguntas del primer párrafo.

Aprender inglés desde bebés

Recuerdo haber escuchado, dentro del mágico mundo de las máximas populares, que los ingleses hablan inglés porque nacen ingleses. Aplicando la misma lógica, si los padres son de dos nacionalidades distintas, los hijos nacían bilingües.

Aunque pueda parecer descabellado, esta creencia tiene un fundamento científico: la combinación de las razas mejora el código genético de la especie. Por desgracia, el idioma no está integrado en nuestro ADN.

Así que es imposible que nazcamos con un lenguaje de serie.

Lo que sí que tenemos es un cerebro. Dentro del mismo, en el lóbulo frontal del hemisferio izquierdo (a veces, en el derecho, en un 5% de los casos), se encuentra la llamada área de Broca, por el trabajo realizado por el médico francés Pierre Paul Broca en el siglo XIX.

Como sucede con la mayoría de las partes del encéfalo, su función la conocemos gracias a pacientes que habían sufrido accidentes o lesiones en esta zona y que afectaban a su capacidad de hablar. Esto no quiere decir que el lenguaje se desarrolle en esta parte concreta.

Para eso intervienen otras regiones del cerebro. Si éstas sufren un problema, podemos seguir hablando sin problemas. No obstante, en caso de alteraciones en el área de Broca, perderemos la capacidad de hablar (afasia).

Este hecho demuestra la presencia de un elemento interno encargado de producir el lenguaje.

Pero Broca tiene un vecino cerca de su “casa”. O, al menos, así está aceptado, ya que no está del todo clara su verdadera ubicación. Aunque podemos localizarla en el lóbulo temporal superior izquierdo (a veces, en el derecho, en un 5% de los casos).

Hablamos del área de Wernicke, neurólogo alemán que cogió el relevo de Broca y localizó otra zona encargada de la comprensión del lenguaje. Por tanto, el aprendizaje y manejo de un idioma depende de la existencia de dos zonas determinadas en nuestra cabeza.

La pregunta ahora es saber si un bebé ha desarrollado ambas áreas al nacer.

Aquí es cuando empieza lo interesante. Hasta que un bebé no cumple los 18 meses, estas áreas no se habrán desarrollado por completo.

Los estudios confirman que un niño o niña suele emitir sus primeras palabras reconocibles al cabo de 12 o 18 meses.

Pero también corroborar algo más importante para el tema de aprender un idioma: su capacidad de entender una lengua supera con creces a su capacidad para hablarlo.

Por tanto, durante el primer año de vida, realmente podemos hablar con los bebés en el idioma que nos dé la real gana, ya que no nos van a entender.

Eso sí, la recepción de sonidos les permite comenzar a desarrollar las partes que se encargarán de generar el lenguaje más adelante. A partir del primer, sin embargo, son capaces de asimilar un idioma. O dos.

Pero, ¿eso les permitirá ser bilingües?

Estudiar inglés desde pequeños. ¿A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés ? 

La palabra “pequeño” es un tanto caprichosa. Sobre todo desde el punto de vista pedagógico. A partir de los 18 meses, son capaces de hablar. Como niños, claro. Es decir, mal. Pero mal en cualquier idioma.

Algunos consideran que, como los loros, repiten los sonidos sin más.

Pero no es cierto; las áreas del cerebro encargadas del lenguaje comienzan a funcionar, de la misma manera que cuando vamos al gimnasio con cierta edad por primera vez: poco a poco.

Si bien la gramática no es en absoluto correcta, la están asimilando poco a poco. La ventaja es que las áreas cerebrales no están programadas para aprender una sola gramática.

En realidad, entienden la gramática como un concepto general (la prueba es la existencia de personas bilingües). El problema es la cantidad de información que reciben de cada una de ellas. Leer, por ejemplo, es muy efectivo para aprender un lenguaje.

No obstante, en ausencia de la palabra hablada, la asimilación es mucho más lenta.

Pero, como decíamos al principio, la palabra “pequeño” tiene trampa. Porque todo este esfuerzo realizado en la infancia puede no valer para nada. A medida que van creciendo, aprenden más cosas, descubren nuevas experiencias y evolucionan físicamente. Todo esto consume energía. Y, como el cerebro es selectivo, empezará a optimizar recursos en función de sus necesidades.

Entonces, sucede una cosa maravillosa: llegamos a los 10 años. El cerebro ya tiene sus funciones en forma (sobre todo las gramaticales) y el cuerpo está activo.

Si en este momento comienza a aprender una lengua nueva, no solo la va a aprender bien sino que, además, tiene muchas posibilidades de ser bilingüe a los 18 años. Ya no necesitará un equilibrio constante entre español e inglés. Puede aprender desde cero (o casi).

Todo dependerá, por supuesto, del interés que tenga por hacerlo. En esta fase resulta más importante una buena motivación para que el niño o niña priorice el idioma en sus intereses personales.

Esto tiene mucho que ver con algo que ya sabíamos de antes: es mejor aprender a hacer una cosa desde pequeño. El cuerpo y la mente, a medida que se desarrollan, adaptan la actividad a su propia persona.

La flexibilidad, por ejemplo, se adquiere haciendo ejercicio muy pronto. Conocemos el caso de las niñas que hacen ballet y que son capaces de levantar la pierna recta hasta la frente con más de 30 años.

Pero, si comenzasen a recibir clases de danza con esa edad, ¿podrían hacer lo mismo?

Aprender inglés a partir de 30 años

Hemos escogido esta edad por un motivo: estamos en el periodo de transición hacia la “segunda juventud”. Nuestras vidas están, más o menos, determinadas hacia un objetivo concreto.

Disponemos de mucho conocimiento (en realidad, poco). Físicamente hemos perdido la explosividad de los veinte pero conservamos su resistencia (ver caso de futbolistas profesionales).

En fin, que en jardín de la existencia acabamos de florecer y dar fruto.

Nuestra capacidad de aprendizaje, por otro lado, sigue estando activa. El único problema es que tenemos otras responsabilidades que atender. De nuevo, el consumo de recursos se orienta hacia las prioridades. El factor tiempo influye más que las ganas.

No obstante, con una buena organización, podremos aprender un idioma (o recuperarlo) en poco tiempo. Obviamente, los patrones cerebrales son más rígidos que antes. El aprendizaje es posible, pero nos puede costar más que de pequeños.

El principal problema con el que nos vamos a topar, sin embargo, no es somático sino psicológico. La voz interior tratará una y otra vez de hacernos desistir en nuestro propósito. Es como cuando nos ponemos a correr y el cuerpo se queja al cerebro para obligarnos a detenernos.

Curiosamente, mantenemos el mismo comportamiento quejica de cuando éramos pequeños y nos decían que fuésemos al cuarto a estudiar. Si antes requeríamos una motivación externa de nuestros padres y tutores, ahora dependemos de nosotros para encontrarla.

Aprender inglés de mayores.¿ A qué edad es recomendable empezar a estudiar inglés?

Este último punto es muy parecido al anterior. Lo único que lo diferencia es el desgaste. A medida que hacemos más rutinaria nuestra vida, somos menos propensos al cambio. Recuerdo un meme de Internet que, refiriéndose a quedarse en casa e irse a la cama pronto, decía esto: «lo que antes me parecía un castigo, es lo que ahora quiero los fines de semana».

Popularmente hay una creencia de que, cuanto más mayores nos hacemos, más conservadores nos volvemos. Y es cierto; anteponemos la comodidad a todo lo demás.

O, dicho de otra manera, hemos perdido la curiosidad de conocer que teníamos cuando éramos niños. No digo que todo el mundo sea así; simplemente que es el comportamiento habitual cuando el cuerpo y mente descubren el envejecimiento.

La prioridad, ahora, es conservar lo que se tiene. Además, la memoria ya no retiene como antes.

Mentira. Una vez más, la misma mente que nos permite aprender nos limita a hacerlo. Por supuesto, no estamos tan frescos como antes.

Pero, en el momento que rompamos el muro de confort que nos enladrilla, descubriremos que, si bien no tan rápido como antes, seguimos siendo capaces de mejorar. Eso sí, requerirá más práctica (¿habéis intentado aprender a bailar con más de 40 años).

Cuando eso sucede, surge una motivación nueva regeneradora. Es lo que la gente dice que te hace rejuvenecer.

No voy a llegar a tanto (no hay estudios al respecto de la regeneración celular con el aprendizaje de un idioma nuevo, pero sí que os puedo decir que podemos aprender inglés con independencia de los años. ¿Bilingüe? No tanto. Pero sí para poder entendernos, mantener una conversación y emplearlo en el trabajo o en un viaje.

Источник: https://www.ringteacher.com/blog/edad-empezar-estudiar-ingles/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: