Biopsia testicular

AARP herramienta de salud

Biopsia testicular

Mediante una biopsia testicular, se extrae una muestra de tejido del testículo para realizar un análisis de laboratorio.

Los testículos son los órganos reproductivos masculinos; producen esperma y testosterona, que es la hormona sexual masculina. Se encuentran en el escroto, la bolsa de tejido que está debajo del pene.

Puede realizarse una biopsia testicular para lo siguiente:

  • diagnosticar la ubicación y el estado de un bulto en los testículos
  • diagnosticar las causas de la esterilidad masculina
  • obtener semen para fecundación in vitro (FIV)

Hay dos maneras de realizar una biopsia testicular.

Biopsia percutánea

Esta técnica consiste en insertar en la piel una aguja delgada que tiene una jeringa en el extremo para recolectar tejido testicular. No requiere incisiones ni puntos y también se la denomina biopsia por punción con aguja fina.

La biopsia por punción con aguja gruesa es una variante de esta técnica; se utiliza una aguja hueca accionada por un resorte para extraer una muestra de células que se conoce como muestra principal y tiene un mayor tamaño que la muestra que se obtiene con la biopsia por punción con aguja fina.

Biopsia abierta

También se la denomina biopsia quirúrgica y consiste en realizar un corte en la piel y en el testículo para extraer una pequeña muestra de tejido de la abertura. Los cortes se cosen y se cierran con puntos.

Si bien la biopsia testicular es una herramienta importante para el diagnóstico de la esterilidad masculina, no constituye el primer paso. La fase inicial para detectar esterilidad se basa en los antecedentes médicos y en análisis de sangre y semen.

Mediante un análisis de semen, se controlan la cantidad y la calidad del esperma. Generalmente, la muestra de semen inicial se obtiene mediante la masturbación.

El análisis de semen permite identificar los siguientes problemas:

  • niveles de espermatozoides anormalmente bajos
  • espermatozoides de calidad deficiente
  • azoospermia (ausencia de espermatozoides en el semen)

Los análisis hormonales y de sangre a menudo permiten identificar las causas de los bajos niveles de espermatozoides. En caso contrario, posiblemente deba someterse a una biopsia testicular.

La biopsia testicular puede realizarse para lo siguiente:

  • determinar si los problemas de producción de espermatozoides se deben a una obstrucción
  • obtener semen para realizar una FIV. Este procedimiento se realiza cuando se producen espermatozoides en los testículos, pero no aparecen en el semen.
  • diagnosticar cáncer testicular
  • determinar la causa de un bulto en los testículos

Los preparativos necesarios son mínimos.

Infórmele al médico acerca de los medicamentos recetados o de venta libre que esté tomando. Pregúntele en qué momento debe tomarlos, ya que

puede ser peligroso tomar ciertos medicamentos al momento de realizar la biopsia. Entre ellos, se incluyen los siguientes:

  • anticoagulantes (fluidificantes sanguíneos)
  • medicamentos antinflamatorios no esteroides (AINE), como aspirina e ibuprofeno
  • cualquier medicamento que afecte la coagulación de la sangre

Si le administran anestesia general, debe ayunar (no comer ni beber nada) al menos durante ocho horas antes de la biopsia. Si toma un sedante en su domicilio antes de la biopsia, no podrá conducir hasta el lugar donde se realizará el procedimiento.

Generalmente, la biopsia testicular es de tipo ambulatorio. Puede realizarse en el consultorio del médico o en un hospital y

suele durar entre 15 y 20 minutos. Debe realizarla un médico u otro profesional de la salud capacitado.

Es posible que le administren un sedante para que pueda relajarse. Sin embargo, algunos médicos prefieren administrar anestesia general porque el paciente debe permanecer inmóvil. Independientemente de esto, la técnica de la biopsia es la misma.

Deberá estar recostado y se realizará la limpieza del escroto para eliminar bacterias. Se administrará anestesia local en el escroto para adormecer la piel de esa área y quizás sienta un pequeño pinchazo.

Biopsia testicular – Objetivos y complicaciones

Biopsia testicular

La biopsia testicular es una operación quirúrgica superficial. Consiste en la toma de unas pequeñas muestras de tejido del testículo. A continuación se observa en el microscopio la presencia o ausencia de espermatozoides. Si estos están presentes, se guardan mediante congelación para después con técnicas de reproducción asistida realizar una fecundación in vitro.

La biopsia del testículo se realiza en general con dos objetivos:

  • El primero es encontrar la causa de infertilidad en el hombre.
    • Observando al microscopio el tejido testicular y valorando su facultad para fabricar espermatozoides (espermatogénesis) y así conocer si ese proceso está interrumpido en algún punto.
    • Estudio de la meiosis. Es un estudio a nivel cromosómico, que es importante en casos de abortos de repetición). Cuando hay trastornos de la meiosis de recomienda recurrir a semen de donante.
    • Estudio genético. Sirve para detectar anomalías de los cromosomas de los espermatozoides mediante técnicas de FISH
  • El segundo. Es obtener espermatozoides para técnicas de reproducción asistida, como la fecundación in vitro con microinyección intracitoplasmática (ICSI).

Las causas que con más frecuencia hacen necesaria larealización de una biopsia testicular son las siguientes

  1. Pacientes a los que se les practicó una vasectomía con anterioridad y desean volver a tener descendencia.
  2. Pacientes con azoospermia obstructiva (ausencia de espermatozoides en el semen).
  3. En algunos casos de azoospermia no obstructiva. Solo en los casos en los que los testículos fabrican muy pocos espermatozoides)

La biopsia no se debe realizar cuando la ausencia de espermatozoides este causada por trastornos hormonales o cuando se tiene la certeza de su ausencia dentro del testículo

Cómo se realiza una biopsia testicular

La biopsia de testículo se puede realizar de dos maneras

atrofia del testículo en paciente con ausencia de espermatozoides

La biopsia abierta del testículo es un método sencillo y rápido en su realización.

Una de las cosas más importantes al realizar la biopsia de testículo es que el paciente no sufra dolor. La sedación combinada con anestesia local es un método eficaz para conseguir este fin.

La biopsia abierta se realiza en un quirófano con un anestesista. La intervención dura aproximadamente entre 15 y 20 minutos y después el paciente pasa a una habitación donde se recupera de la sedación en unas  2-3 horas. Pasado este tiempo el paciente es dado de alta y  puede realizar en los días siguientes una vida normal.

Para la obtención de tejido testicular se procede a realizar un corte de 2 cms en la piel del escroto. Se toma una o varias muestras de uno o de ambos testículos, según sea el caso.

A continuación, se cierra la piel con uno o dos puntos, utilizando un hilo reabsorvible y se cubre con un simple apósito. Tras el reposo de unas horas (más por la sedación que por la incisión), el paciente puede reincorporarse a su vida normal.

Los puntos, debido a su material, se reabsorben en unos días.

atrofia testicular

Se utiliza una aguja especial con la que se va pinchando y aspirando repetidamente para obtener muestras del testículo. Aunque es aparentemente más sencilla tiene el inconveniente de recoger menos material, dar mas falsos negativos y producir mas efectos secundarios.

Dónde se puede realizar una biopsia testicular

Es muy importante realizar la biopsia testicular en un centro cualificado. Además es necesario que posea un laboratorio de biología de la reproducción con personal cualificado, para obtener unos mejores resultados.

La clínica Manuel Pintado de Vigo posee dicho laboratorio y personal altamente cualificado, por lo que todas las biopsias de testículo las realizo en dicho centro.

Biopsia testicular. Efectos secundarios

Al tratarse de una cirugía mínima las complicaciones son muy infrecuentes.

  • Hematoma de la piel del escroto. Suele ser mínimo y no precisa tratamiento
  • Hematoma intratesticular. Se presenta como un dolor testicular persistente, de una intensidad mayor de lo esperado para una incisión tan pequeña. Es fácil de diagnosticar con una simple ecografía testicular. Se reabsorbe en unas semanas. No precisa tratamiento aparte de los analgésicos.
  • Infección. Aparece como una inflamación y enrojecimiento de los bordes de la incisión. Responde muy bien a los antibióticos y retirada de puntos.
  • Dolor y tumefacción del testículo. Son poco frecuentes y muy poco intensos además ceden con analgésicos y anti-inflamatorios.

Información documentada por:

Dr. Alejandro Fernández Larrañaga

Médico urólogo

Imagen de muestra histológica de un testículo por Vierko con licencia Creative Commons de atribución genérica compartir igual 3.0 a través de Wikimedia Commons.

Источник: https://urologoenvigo.com/pruebas-urologicas/biopsia-testicular/

Técnicas de obtención de espermatozoides

Biopsia testicular

Permiten obtener espermatozoides en casos -como en la azoospermia-, dónde no se encuentran en el eyaculado, lo que permite la fecundación con gameto propio

¿Necesita ayuda?
Le orientamos sin compromiso

La medicina  actual permite obtener espermatozoides para técnicas de reproducción asistida de múltiples modos. Hemos mejorado las posibilidades de ello,  con la menor agresividad y mejorando la calidad de las muestras obtenidas.

Desde el varón vasectomizado, pasando por aquellos casos de obstrucción de la vía espermática o en la fibrosis quística. Se pueden obtener espermatozoides adecuados mediante una simple punción testicular bajo anestesia local.

La biopsia en sus diferentes modos también se indica en determinados casos.

Es esencial contar en tiempo real con el laboratorio de biología de la reproducción y también la cualificación y dedicación de los mismos al proceso reproductivo, circunstancia que mejora los resultados notablemente.

¿Qué es la punción testicular?

La punción testicular consiste en obtener espermatozoides directamente del testículo por aspiración con aguja del mismo o del epidídimo bajo anestesia local. Es un procedimiento bien tolerado, de bajo riesgo de complicaciones.

Es el adecuado en pacientes vasectomizados años después y en otros muchos casos de azoospermia obstructiva, con testículos de consistencia normal.

También puede realizarse otra modalidad, la punción directa del epidídimo: Aspiración microquirúrgica de espermatozoides de epidídimo (Microsurgical Epididymal Sperm Aspiration: MESA)

En lo que se refiere a la Técnica MESA (Aspiración de espermatozoides del epidídimo por microcirugía), tiene sus indicaciones: Mejora la recuperación de espermatozoides, reduce la cantidad de tejido que se extrae del testículo.

Se realiza una incisión transversal en una región avascular de la porción media, en su cara anterior, lateral o medial evitando los vasos sanguineos.

Es necesario una Lupa o Microscopio quirúrgico (8-15 X) para visualizar los vasos sanguíneos subalbugínea, solo hay que extirpar pequeñas porciones de 2-3 mm. 

¿En qué consiste la biopsia testicular?

La biopsia testicular es una operación quirúrgica mediante la cual se obtienen los espermatozoides. Lleva consigo abrir 2-3 cm la piel del testículo para obtener tejido testicular y con ello espermatozoides.

El material testicular se fracciona; una parte para técnicas de reproducción y otra para su estudio. En ocasiones se realizan varias tomas (dos o tres de cada testículo de distintas zonas) en casos límite.

Generalmente se realiza bajo sedación, aunque se puede hacer con anestesia local, según tolerancia. Hay diferentes tipos de biopsias y técnicas (Lupa, TESE, MicroTESE)

Una vez se obtiene el tejido testicular, se pueden cumplir dos objetivos:

  1. Analizar el tejido testicular y su capacidad de producir espermatozoides, además de averiguar en qué punto de la espermatogénesis se interrumpe dicha producción. Estudios de división celular, evaluando la estructura, composición y ordenación cromosómica en las distintas etapas de la formación de los espermatozoides y ayuda a descartar abortos de repetición por causas masculinas. Este tipo de biopsia se practica generalmente para encontrar la causa de infertilidad masculina cuando un seminograma muestra que hay espermatozoides anormales y otras pruebas no han encontrado la causa. Por lo tanto, está indicada para los casos de azoospermia, oligospermia y en alteraciones severas de la calidad seminal en las que pueda existir un elevado riesgo de anomalías cromosómicas de los espermatozoides.
  2. Conseguir espermatozoides vivos para inyectar uno en cada óvulo de la pareja,  previa obtención de estos últimos mediante estimulación y punción ovárica. Se realiza en los casos de obstrucción de la vía seminal, que puede ser resultado de múltiples causas, tanto congénitas como adquiridas. Entre las congénitas destaca la ausencia de conductos deferentes, patología que con frecuencia se asocia con una enfermedad  denominada fibrosis quística.  Otras causas de obstrucción son las de origen infeccioso, traumático, o quirúrgicas (como tras la  práctica de una vasectomía), aunque en otras muchas ocasiones no se logra detectar el origen  de la obstrucción.

La biopsia testicular para obtención de espermatozoides no suele hacerse de forma previa como diagnóstico antes del tratamiento con fecundación in Vitro con ICSI. Se realiza el mismo día de la extracción de ovocitos.

De lo contrario, supondría congelar los espermatozoides que pudieran obtenerse, y descongelarlos para su utilización posterior.

  La congelación espermática asociada a la biopsia previa, puede deteriorar la calidad y  supervivencia de algunos espermatozoides.

Punción testicular o biopsia testicular, ¿qué es mejor?

El objetivo de ambas es obtener el material testicular más adecuado (espermatozoides) que reproduzca más éxitos en el tratamiento de reproducción asistida, con el menor daño. El criterio de si la muestra es adecuada o la mejor, lo deberá plantear el Biólogo, que es el que trabajará con ella.

Este la valorará desde su extracción en tiempo real de obtención y debe solicitar al urólogo la obtención de más o menos material. Por otra parte, la función del urólogo, será proporcionar el mejor material (espermatozoides), nunca olvidando que hay que minimizar el daño al testículo.

 Es por ello que en el Instituto Bernabeu contamos con un equipo de urología especializada conjuntamente al equipo de biología reproductiva.

Hay que considerar que en muchos casos, puede ser igual de adecuado el material obtenido por punción que por biopsia testicular. Sin embargo, en lo que se refiere a la biopsia, el dolor padecido, el daño producido al testículo, los riesgos y la recuperación pueden ser diferentes.  También hay que tener presente que son procedimientos que, en ocasiones hay que pasar por ello más de una vez.

La decisión sobre la elección de una técnica u otra para obtener espermatozoides, está basada en diversas condiciones que establecen cual es la más adecuada.

En pacientes donde hay alteraciones testiculares como, hidrocele simultaneo, pérdida de consistencia testicular, cirugías testiculares previas, alteraciones hormonales, necesidad de estudio histológico del testículo, es más razonable la biopsia testicular, porque proporciona más material, permite demostrar que no hay espermatozoides  y permite un estudio histológico del testículo, Información que no permite la punción.

Las ventajas de la punción en los casos en los que la realizamos es que obtenemos el material necesario y no hay que dañar mas el testículo, siendo también menos costosa.

La calidad del material no debe variar por la técnica que se obtenga sino por lo que proporciona el testículo del paciente.

Si resultara insuficiente el material de punción, a criterio del biólogo, se procedería a realizar biopsia.

Como podemos ver, no es mejor una técnica que otra, solo una cuidadosa selección del caso proporcionará el mejor material y el diagnóstico, con el menor daño.

Compromiso

COVID-19

Источник: https://www.institutobernabeu.com/es/ib/tecnicas-de-obtencion-de-espermatozoides-biopsia-o-puncion-testicular/

¿Qué es la biopsia testicular? – Objetivos y procedimientos

Biopsia testicular

La biopsia testicular consiste en una pequeña cirugía que permite la extracción de tejido de los testículos y su observación bajo un microscopio.

Se puede realizar abriendo la piel del escroto o mediante un pinchazo y aspiración con una aguja especial. Para ello, se administra anestesia local o general en la zona, por lo que la biopsia testicular no causa dolor.

En general, esta técnica es realizada con dos objetivos: diagnóstico y terapéutico. Así, la biopsia testicular permite determinar la causa de esterilidad masculina y la obtención de espermatozoides cuando un seminograma muestra azoospermia (ausencia de espermatozoides en el semen eyaculado).

Normalmente, la biopsia testicular no provoca complicaciones graves. Entre los riesgos más habituales destacan la infección de la herida o pequeñas molestias en las horas siguientes a la intervención.

¿En qué consiste?

La biopsia testicular es una intervención quirúrgica superficial basada en la extracción de una o varias porciones de tejido mediante pequeñas incisiones en los testículos. Estas incisiones son suturadas con puntos que se caen solos o se reabsorben.

A continuación, las porciones de tejido se observan al microscopio para detectar la presencia o ausencia de espermatozoides. Así, también se permite el estudio del tejido de los testículos.

El procedimiento para obtener los espermatozoides en el laboratorio es muy delicado. En los túbulos seminíferos (tubos en el interior del testículo) hay espermatozoides, pero también otros tipos de células que pueden dificultar la visualización de los mismos. Por consiguiente, esta prueba quirúrgica la efectúa un médico especialista (urólogo) apoyado por un biólogo.

Observación del tejido testicular al microscopio

En general, se trata de una técnica sencilla e indolora porque es realizada bajo antestesia.

La biopsia testicular es un procedimiento relativamente actual que permite a las parejas lograr un embarazo mediante un tratamiento de FIV con inyección intracitoplasmática de espermatozoides (ICSI), sin ser necesario un semen de donante.

Gracias a esta intervención quirúrgica, es posible determinar si la espermatogénesis (producción de espermatozoides) ocurre de manera normal en el testículo.

Por tanto, la biopsia testicular permite distinguir entre una patología:

  • De tipo obstructivo: si los conductos seminales que permiten la salida del semen al exterior están bloqueados. Este tipo de patología se conoce como azoospermia obstrutiva.
  • De tipo secretora: la producción de espermatozoides no existe o los espermatozoides no acaban su proceso madurativo. Esto hace referencia a la azoospermia secretora.

Diferencia entre los tipos de azoospermia

Esta finalidad diagnóstica permite decir qué tipo de problema sufre el paciente y evaluar el origen de la infertilidad masculina. Así, el especialista propone el tratamiento más adecuado.

Otro objetivo de esta prueba es la recuperación de espermatozoides directamente del testículo. Esto se hace cuando no se encuentran espermatozoides en el eyaculado. De este modo, se obtienen espermatozoides para congelar y/o utilizar en fresco posteriormente en un tratamiento de fertilidad mediante ICSI.

Cabe destacar que para hacer una ICSI sólo es necesario igual número de espermatozoides que de óvulos. Por este motivo, esta técnica se puede realziar con muestras seminales de mala calidad o recuperadas del testículo.

Generalmente, la biopsia testicular se realiza para encontrar la causa de infertilidad masculina cuando un seminograma muestra resultados anormales. Esta técnica está recomendada en casos de azoospermia, oligospermia y alteraciones graves de la calidad seminal.

También está indicada en los casos de obstrucción de la vía seminal, cuyas causas son diversas:

  • Ausencia de conductos deferentes.
  • Fibrosis quística.
  • Infecciones.
  • Vasectomía.

Por otro lado, la biopsia testicular se puede llevar a cabo en presencia de un tumor para determinar su estado.

El método de biopsia que se va a practicar dependerá de la razón del examen, por lo que el médico es el encargado de comentar las opciones.

De manera general, existen dos técnicas para obtener espermatozoides del testículo:

  • Extracción de espermatozoides testiculares (TESE, testicular sperm extraction): también denominada biopsia abierta y se trata de la biopsia propiamente dicha. Aunque el TESE está indicado en pacientes con azoospermia obstructiva, también se aplica en algunas situaciones de azoospermia secretora.
  • Aspiración testicular de espermatozoides (TESA, testicular sperm aspiration): también conocida como biopsia percutánea. Este método es menos invasivo que el TESE y es útil para los hombres que tienen problemas de esterilidad causados por un bloqueo en la eyaculación de los espermatozoides.

Procedimiento

La biopsia testicular no requiere ingreso hospitalario, dado que es una técnica sencilla. Sin embargo, se trata de una prueba desagradable para el hombre en comparación con un seminograma o un análisis de sangre.

En función del tipo de biopsia testicular a realizar (TESE o TESA), el método llevado a cabo es diferente.

El procedimiento quirúrgico de una biopsia abierta se realiza con anestesia local y a veces combinado con sedación. La duración de la intervención es de 15 a 20 minutos aproximadamente.

El proceso consiste en extraer pequeños fragmentos del testículo para evaluarlos bajo un microscopio y así buscar espermatozoides.

Para ello, se realiza una pequeña incisión de 2-3 cm en la piel del escroto y otra en el testículo. Al final, se ponen unos puntos de sutura para cerrar la herida y se cubre con un simple apósito.

La técnica se repite en el otro testículo en caso de ser necesario.

El tejido extraído es fraccionado en el laboratorio y se observa bajo el microscopio. De esta forma, una parte del tejido se utiliza para la recuperación de espermatozoides viables y otra parte para establecer un diagnóstico de la causa de infertilidad.

Una vez obtenidos los espermatozoides, éstos se pueden congelar en nitrógeno líquido a -196ºC o utilizarlos directamente para fecundar los óvulos de la mujer extraídos por punción ovárica durante un tratamiento de FIV.

Biopsia testicular abierta (TESE)

Este modelo de biopsia testicular consiste en hacer una punción en el testículo con ayuda de una aguja especial acoplada a una jeringa. Se trata de una metodología menos agresiva en comparación con la biopsia abierta.

Sin embargo, el TESA también tiene varias desventajas respecto al TESE:

  • Es posible que se obtengan pocos espermatozoides y que el paciente tenga que ser sometido otra vez a una biopsia testicular abierta.
  • Mayor probabilidad de complicaciones y efectos secundarios.

Por ello, la biopsia percutánea no es utilizada frecuentemente para la aspiración de espermatozoides. En estos casos se suele emplear la aspiración de espermatozoides en el epidídimo.

Biospia percutánea testicular (TESA)

Estudios complementarios

Una vez se obtiene el tejido testicular, se pueden realizar dos tipos de estudio complementarios:

  • Estudio de histología: se realiza cuando el seminograma muestra una concentración de espermatozoides inferior a los límites de normalidad (oligozoospermia) o si no hay espermatozoides en el eyaculado (azoospermia). Aquí se analiza el tejido testicular y su capacidad de producir espermatozoides, además de averiguar en qué punto de la espermatogénesis se interrumpe dicha producción.
  • Estudio de meiosis o citogenético: evalúa la estructura, composición y ordenación cromosómica en las distintas etapas de la formación de los espermatozoides. Esta prueba se efectúa cuando existen abortos de repetición previos o baja movilidad espermática (astenozoospermia). La utilización de una biopsia testicular para un estudio meiótico tiene bastante controversia, dado que no existen parámetros claros sobre este análisis.

No es frecuente la aparición de complicaciones ni riesgos asociados a la biopsia testicular. Sin embargo, al tratarse de una intervención quirúrgica, pueden aparecer complicaciones derivadas de la anestesia. En cualquier caso, estas complicaciones remitirán con el tratamiento que dictamine el médico especialista.

Otros efectos secundarios de la biopsia testicular, aunque infrecuentes, son los siguientes:

  • Sangrados.
  • Infección de la herida.
  • Hematoma en la piel del escroto.
  • Hematoma intratesticular acompañado de dolor persistente de los testículos. Este hematoma se suele reabsorber en unas semanas.
  • Tumefacción del testículo que cede con la administración de analgésicos y antiinflamatorios.

Por otro lado, el tratamiento de reproducción asistida también puede ser cancelado si no se recuperan espermatozoides en la biopsia. En esta situación, los óvulos extraídos en la punción folicular de la mujer se congelarían, a la espera de decidir si repetir la biopsia u optar por un semen de donante.

En cuanto a la espera de los resultados de la biopsia, se puede crear una situación de ansiedad en la pareja. Por ello, los especialistas aconsejan buscar apoyo psicológico.

Preguntas de los usuarios

Por Dra. Blanca Paraíso (ginecóloga).

En primer lugar, es necesario definir muy bien para qué se van a utilizar esos espermatozoides obtenidos del testículo y de qué tipo de azoospermia estamos hablando.

En casos de azoospermia secretora, al ser más difícil la obtención de espermatozoides, se puede intentar realizar una microinyección aunque el número sea muy escaso, siempre informando a los pacientes del pronóstico.

No hay un número definido mínimo de espermatozoides pero por lo menos tiene que haber dos o tres veces más que el número de ovocitos a microinyectar para asegurar un cierto margen de seguridad.

Normalmente, congelar muestra en estos casos es muy difícil debido a la escasez.

En cambio, en azoospermias obstructivas, el escenario suele ser diferente.

Los embriólogos valoran que la concentración de espermatozoides presentes sea como anteriormente 2-3 veces más que el número de ovocitos a microinyectar y si la muestra presenta más concentración se puede congelar para futuros usos.

Siempre que la muestra sea susceptible de congelar, será lo más conveniente para evitar futuras cirugías si el tratamiento de fecundación in vitro falla.
Leer más

Por Marta Barranquero Gómez (embrióloga).

No. La biopsia testicular abierta o TESE se puede realizar con anestesia local o general. El método más habitual es sedar al paciente, de modo que no notará nada.

En la biopsia percutánea o TESA, se suele utilizar anestesia local, por lo que el paciente podrá notar cierta presión pero no sentirá dolor.

Por Marta Barranquero Gómez (embrióloga).

Se recomienda tener un periodo de abstinencia sexual de 1 a 2 semanas. Una vez transcurrido este tiempo, el paciente puede recuperar su actividad sexual habitual.

Por Marta Barranquero Gómez (embrióloga).

No. La cantidad de espermatozoides que se obtienen en una biopsia testicular es muy pequeña, por lo que no es posible realizar una inseminación artificial.

En estos casos, la técnica recomendada es una ICSI.

Por Marta Barranquero Gómez (embrióloga).

El precio de una biopsia testicular oscila entre 700-2000 euros aproximadamente, en función del centro en el que se realice y el método utilizado.

Por Marta Barranquero Gómez (embrióloga).

No. La probabilidad de encontrar espermatozoides con una biopsia testicular es elevada, pero no es del 100%. La causa que ha provocado la ausencia de espermatozoides en el eyaculado es importante para preveer la probabilidad de éxito de la técnica.

Lecturas recomendadas

Si deseas obtener información sobre los valores normales de un seminograma en el hombre, te invito a pinchar en el siguiente enlace: ¿Cómo se interpretan los resultados del seminograma y sus valores?

La azoospermia es una de las principales causas para realizar una biopsia testicular. Por ello, te invito a seguir leyendo en este artículo: ¿Qué es la azoospermia? – Causas, diagnóstico y tratamiento.

Источник: https://www.reproduccionasistida.org/biopsia-testicular/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: