Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

Contents
  1. Cómo estimular el desarrollo de tu bebé de 5 meses
  2. Cómo es el cerebro de un bebé de 5 meses
  3. Cómo ayudar al desarrollo del cerebro del bebé
  4. ¿Qué hacer para estimular el desarrollo cognitivo de un bebé de 5 meses?
  5. Hablar con el bebé para desarrollar el lenguaje
  6. Juegos y actividades para estimular su cerebro
  7. Cómo preparar al bebé para la Etapa 2, a partir de los 6 meses
  8. ¡Cuenta con la experiencia nutricional de Enfamil!
  9. 47 estrategias para criar a tu bebé de 0 a 3 años
  10. Pautas útiles para criar a tu bebé de 0 a 3 años
  11. Trucos de para criar a tu bebé: la higiene
  12. Trucos para criar a tu bebé: estrategias de alimentación
  13. Estrategias para cuidar a tu bebé: la hora de dormir
  14. Cómo educar a mi bebé: las rabietas
  15. Trucos para criar a tu bebé: la seguridad de tu hijo
  16. Consejos para criar a tu bebé: estimular a tu hijo
  17. Bebé de 5 meses
  18. El sueño de tu bebé de 5 meses
  19. Qué hace un bebé de 5 meses
  20. Psicomotricidad
  21. Visión
  22. Oído
  23. Cómo estimular a tu bebé de 5 meses
  24. ¿Probamos una sesión e intentamos seguirla cantando?
  25. Experiencia para esta sesión: el lenguaje de la música a través del canto
  26. ¿Qué tal ha ido?
  27. Bebé de cinco meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el quinto mes de vida
  28. Alimentación del bebé de cinco meses
  29. Crecimiento del bebé de cinco meses
  30. El sueño del bebé de cinco meses
  31. Desarrollo del bebé de cinco meses
  32. Aprendiendo a hablar
  33. Las emociones y la sociabilidad del bebé de cinco meses
  34. Conclusión
  35. Otras etapas del bebé
  36. Cómo cuidar a un bebé de 5 meses
  37. Desarrollo del bebé de 5 meses
  38. Alimentación del bebé
  39. Sueño del bebé de 5 meses
  40. ¿Cómo estimular al bebé?
  41. Para bebé de 5 meses | Sueño, cuidados y alimentación
  42. Cuidados del bebé de 5 meses
  43. Sueño y alimentación del bebé de 5 meses
  44. Alimentación del bebé de 5 meses

Cómo estimular el desarrollo de tu bebé de 5 meses

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

El desarrollo del bebé es uno de los temas más importantes para muchos padres y madres, especialmente cuando el pequeño alcanza los 5 meses de edad. En este momento, necesitamos estimular de la mejor manera el cerebro de nuestro hijo.

En este artículo explicamos las claves del desarrollo cognitivo del bebé cuando cumple 5 meses y cómo podemos estimular su cerebro.

Cómo es el cerebro de un bebé de 5 meses

Con 5 meses el cerebro del bebé se sigue desarrollando, aunque a un ritmo un poco más bajo que hasta los 3 meses. Continúa creando nuevas conexiones neuronales que permiten la comunicación entre las diferentes regiones del cerebro. Las neuronas, además, pasan por un proceso de mielinización, el cual permite garantizar que sobrevivan y se unan.

La mielinización comienza en el embarazo y sigue completándose hasta, al menos, los dos años, por lo que, hasta esa edad, el cerebro del niño se encuentra en pleno crecimiento, tanto físico como biológico.

Cómo ayudar al desarrollo del cerebro del bebé

Al llegar al quinto mes, notarás que el progreso cognitivo del bebé, es decir, el desarrollo comunicativo del cerebro, está mucho más evolucionado. El bebé habrá realizado unos avances cada vez más sorprendentes y nuestra misión como padres es ayudarlo a seguir estimulándose y desarrollándose con una buena alimentación, juegos estimulantes y mucha paciencia.

¿Qué hacer para estimular el desarrollo cognitivo de un bebé de 5 meses?

Estimular a un bebé de esta edad puede parecer un proceso complicado, pero nada más lejos de la realidad. Tan solo tienes que seguir una serie de pautas y trucos para favorecer el correcto desarrollo del cerebro de tu bebé de 5 meses.

Una de las principales formas de estimular el desarrollo cognitivo de un bebé a esta edad es llevando una alimentación muy completa, con la leche materna como principal sustento alimenticio, ya que ayudará al bebé a crear un vínculo comunicativo muy sólido con la madre.

Otra de las formas para estimular el desarrollo cognitivo de un bebé de 5 meses es creando juegos adaptados a su nivel para que pueda seguir aprendiendo y desarrollándose correctamente. En esta etapa mostrará un gran interés por investigar y explorar lo que hay a su alrededor.

Apóyalo y déjalo que marque su propio ritmo. Eso sí, siempre tendrás que estar pendiente para ofrecerle ayuda en aquello que no pueda realizar por sí mismo.

Esto, además, fortalecerá el vínculo y la comunicación entre el bebé y tú, un vínculo que, si se trabaja, os ayudará a mantener una buena relación durante toda su infancia.

Hablar con el bebé para desarrollar el lenguaje

Hacia los 5 meses, el bebé mostrará su deseo de empezar a hablar moviendo la boca de forma constante.

Algunos bebés, incluso, “charlan” casi continuamente, por lo que una buena forma de seguir estimulando el desarrollo del lenguaje es hablando con él, repitiendo sonidos y nombres.

Casi al finalizar los 5 meses, el bebé podrá comenzar a balbucear o a decir sílabas seguidas como ma-má o pa-pá, pero recuerda que cada bebé tiene su ritmo y no siempre es el mismo. 

Juegos y actividades para estimular su cerebro

Estimular su cerebro con juegos y actividades es fundamental para que su desarrollo sea satisfactorio. Vamos a conocer algunos trucos para desarrollar el cerebro del bebé de 5 meses:

  • Acuesta a tu bebé boca arriba, sujétale las manos y levántalo lentamente hasta quedar sentado. Luego vuelve a la primera posición.
  • Ayúdalo a perseguir un juguete, así estimularás el gateo.
  • Estimúlalo para que comience a voltearse de boca abajo hacia boca arriba.
  • Juega al “cucútras”.
  • Si tu bebé gatea, pon algunos obstáculos por el camino y deja que él lo resuelva. Ayúdalo si es necesario.
  • Usa monosílabos en las conversaciones con el bebé. “Ma”, “pa”, “da” o “te” son algunos de los monosílabos que más usarán en esta etapa de su vida.

Cómo preparar al bebé para la Etapa 2, a partir de los 6 meses

Los 5 meses del bebé son muy importantes, ya que se acerca a los 6 meses, que es cuando puede empezar a experimentar cambios en su dieta. Es importante fomentar el desarrollo del bebé de la mejor forma posible para que cuando empiece a ingerir nuevos alimentos sus estímulos respondan de la mejor manera.

A partir de los 6 meses de edad, algunas mamás optan por la leche de continuación como parte de una dieta diversificada.

Estas leches de continuación proporcionan minerales como el hierro, que contribuye al desarrollo cognitivo normal de los niños y al funcionamiento normal del sistema inmunitario, además de las vitaminas requeridas en la alimentación del pequeño como, por ejemplo, la vitamina C o la vitamina D, como es por ejemplo la leche Enfamil Premium Complete 2.

Comprar ahora

¡Cuenta con la experiencia nutricional de Enfamil!

¿Te ha resultado útil este artículo? Descubre mucha más información y consejos sobre el embarazo, el parto y el crecimiento de tu bebé formando parte de nuestro Club Enfamamá. ¡Únete ahora y empieza a disfrutar de todos sus beneficios!

Advertencia importante: la lactancia materna proporciona la mejor nutrición a los bebés. El pediatra es el que mejor te puede asesorar sobe el cuidado y la alimentación de tu hijo, y sobre los alimentos que debes añadir a la dieta conforme va creciendo

Источник: https://www.enfamil.es/blogs/desarrollo-de-mi-bebe/como-estimular-desarrollo-de-bebe-5-meses

47 estrategias para criar a tu bebé de 0 a 3 años

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

Los papás y mamás primerizos han de enfrentarse a un sinfín de retos diarios en el cuidado de su bebé.

Si estás comenzando la apasionante aventura de ser padre, necesitarás estos consejos tanto de expertos como de aquellos que ya han pasado por la experiencia de la paternidad.

Toma nota de estas 47 estrategias para criar a tu bebé de 0 a 3 años que solucionarán muchas de tus dudas. 

Pautas útiles para criar a tu bebé de 0 a 3 años

Estos pequeños consejos para criar a tu bebé durante sus primeros tres años de vida, te ayudarán a evitar todos esos errores de padres primerizos. Te presentamos trucos de higiene, de alimentación, educativos y estimulantes para críar un bebé sano y feliz.

Trucos de para criar a tu bebé: la higiene

1. Comprueba siempre la temperatura del agua antes de introducir a tu bebé en el baño.

2. No vacíes la bañera si tu bebé está dentro, sobre todo si es recién nacido o tiene pocos meses, el ruido del agua yéndose por el desagüe puede asustarle. 

3. Si, durante los meses de más frío, colocas la toalla sobre el radiador, tu bebé agradecerá que le envuelvas en algo calentito. Puedes hacer lo mismo con la ropa para vestirle. 

4. No es necesario que laves la cabeza de tu bebé todos los días, sobre todo si le resulta molesto. Basta que le pases una esponja suave por la cabeza.

5. No rasques la costra que tu bebé puede tener en el cráneo, es la costra láctea y podrías producir una infección, es una inflamación benigna y no presenta molestia alguna al bebé. En cualquier caso, puedes aplicar por las noches aceite de almendras dulces para ir reblandeciendo y eliminando la costra. De lo contrario, acabará desapareciendo por sí sola. 

6. Para lavar los ojos a tu bebé recién nacido, utiliza dos compresas humedecidas en suero fisiológico, una para cada ojo.

7. Evita usar bastoncillos para limpiar las orejas de tu bebé, basta con usar una gasa o la punta de una toalla. 

8. Cortar las pequeñas uñas de tu bebé, te resultará más fácil después del baño, cuando están más blanditas. 

9. Si tu bebé es varón, no empujes con fuerza el prepucio para lavarle los genitales, podrías dañar al bebé, basta con realizar un suave movimiento y siempre sin forzar. 

10. Si tu bebé es niña, limpia siempre sus genitales de delante hacia atrás para evitar infecciones vaginales. 

11. Cuando tu bebé comience a andar y comience a ser más autónomo, coloca un taburete frente al lavabo para que pueda llegar a lavarse las manos. 

12. Puedes tener en el baño juguetes de distintos colores y tamaños para que el momento del baño, no solo sea placentero sino estimulante. Puede seguir aprendiendo mientras juega. 

13. Aunque tu hijo ya se siente solo y sepa mantener el equilibrio, no le dejes nunca solo en la bañera, un bebé de dos o tres años, puede ahogarse en 30 centímetros de agua.

14. Tu bebé puede comenzar a limpiarse los dientes a partir de los dos años, no hace falta si quiera pasta de dientes. Puedes ayudarle e ir enseñándole a pasar el cepillo por todos los dientes, e incluso la lengua. 

Trucos para criar a tu bebé: estrategias de alimentación

15. Si tu bebé es lactante y suele dormirse en tu pecho, puedes o bien retirarle y echarle a dormir, o bien, despertarle suavemente, inclinándole hacia delante suavemente. 

16. Cuando des de mamar, sentirás mucha sed, ten siempre a mano un vaso de agua.

17. Si te extraes la leche y la congelas, anota siempre la fecha y utilízala en los quince siguentes días. Piensa que, a medida que el bebé crece, la leche se modifica para adaptarse a sus necesidades. La leche materna del bebé de dos meses, no es la misma que la que producías cuando el bebé tenía dos semanas. 

18. Los pediatras y matronas recomiendan la alimentación del bebé a demanda, es decir, tantas veces como lo pida. La leche materna es muy digestiva y tu bebé no corre el riesgo de sufrir problemas digestivos. Por sí solo, irá normalizando poco a poco las tomas. 

19. Cambia de pecho en cada toma, para vaciar bien cada pecho y evitar la mastitis. Para recordar qué pecho vació la última vez, ponte un lacito en la tira del sujetador. 

20. Si te duelen los pezones durante la lactancia, es porque la posición del bebé es incorrecta. Si quieres solucionar este problema, acude a un grupo de apoyo a la lactancia o a tu matrona para que te indique qué estás haciendo mal y cómo solucionarlo. 

21. Si estás enseñando a comer a tu bebé, utiliza dos cucharas, una para ti y otra para que él pueda intentar llevarse la comida a la boca. 

22. No te inquietes si tu hijo no tiene mucho apetito un día o es inapetente. Las regañinas o los castigos solo empeorarán la situación. Los expertos en nutrición nos dicen que el apetito de un niño puede pasar por distintas fases y, si tu pediatra no te comenta lo contrario, no debes preocuparte si come poca cantidad.

23. No añadas sal en los platos de tu  bebé, los riñones de tu hijo no están preparados para procesarla. 

24. Si calientas sus alimentos en el microondas, pruébalos antes de dárselos a tu bebé, el recipiente puede estar tibio y la comida muy caliente. 

Estrategias para cuidar a tu bebé: la hora de dormir

25. No coloques almohadones o peluches dentro de la cama del bebé mientras duerme, podría moverse mucho y terminar con la cabecita debajo de ellos, impidiendo su correcta respiración y provocando que se sofoque.

26. No tapes demasiado a tu bebé, si suele empujar la manta de la cuna y se destapa de noche, opta por un saquito. Los recién nacidos suelen tener las manos y los pies fríos, y no es síntoma de que tenga frío. 

27. Tu bebé dormirá muchas horas durante los primeros meses, eso sí, en pequeños microsueños. Durante el día no pretendas que la casa está en absoluto silencio, sigue con tus tareas con normalidad. 

28. Para ir logrando una rutina de sueño por las noches, instaura un ritual cada día: baño, cena, canciones, unas palabras de cariño y a dormir. 

29. Deja la puerta de su habitación entreabierta y ala luz del pasillo encendida si así se siente más tranquilo.

Cómo educar a mi bebé: las rabietas

31. Las rabietas de los bebéssuelen ser normales, es una fase más de su evolución. Es raro el niño que pasa de los tres años, sin haber tenido una sola rabieta. Debes asumir que tendrás que lidiar con el carácter de tu hijo.

32. Nunca respondas a una rabieta con gritos, es decir, poniéndote a la altura de tu bebé. 

33. No cedas ante la rabieta, mejor aun, pon límites, por ejemplo «ahora no te voy a comprar un juguete pero, si te portas bien y no gritas y pataleas, podemos jugar tu y yo a ese juego que tanto te gusta». Es decir, debes decir no, pero puedes plantear una alternativa si hay una buena conducta.

34. En una rabieta actúa firme y contundente, sin perder los nervios, y manteniendo tu postura.

35. Si tu hijo suele tener pataletas, anticípate a ellas e intenta evitar esas circunstancias o momentos que le contrarían. Por ejemplo, no vayas a tiendas de juguetes si no le vas a comprar ninguno. 

36. No negocies o argumentes con el niño cuando está enrabietado, no te hará caso. Cuando esté tranquilo explícale las normas de tu casa: en esta casa no pegamos, no golpeamos, ni tiramos objetos. Si lo hace, no podrá participar con vosotros en lo que estéis haciendo o tendrá que irse a estar solo un momento.

Trucos para criar a tu bebé: la seguridad de tu hijo

37. Coloca protectores en todos los enchufes de la casa, esquineras en los muebles y protectores en las puertas.

38. No dejes sillas o elementos que permitan que tu hijo trepe hasta una ventana. No dejes las ventanas abiertas en la estancia en la que está tu hijo, si no está supervisado. 

39. Los niños pueden trepar a los muebles, asegúrate que están anclados a la pared.

40.. Mantén todos los productos de limpieza, higiene y medicamento alejados del alcance de su mano.

41. No dejes que juegue con elementos que contengan piezas pequeñas, los niños tienen a chuparlas o meterlas por los oídos o la nariz. 

42. Vigila siempre a tu hijo en la piscina, incluso si la piscina es para bebés y cubre poco. 

Consejos para criar a tu bebé: estimular a tu hijo

43. Habla mucho a tu hijo y hazlo con un lenguaje de adulto, no emplees palabras mal dichas o diminutivos inventados como «bibi» (biberón).

44. Reserva un momento cada día para jugar con tu hijo. Tírate al suelo y estimúlale a caminar, a hablar, a pensar a través del juego. Recuerda que la mejor forma de aprender es jugando. 

45. Puedes hacer de tu hijo un lector desde la más tierna infancia, lee con tu hijo y acerca los libros al alcance de su mano, incluso aunque no sepa leer. 

46. Establece con tu bebé un contacto físico constante: abrázale, tómale de la mano, bésale, etc.

47. Sal con tu bebé a la calle todos los días, aprovecha esos paseos para jugar, hablar y reír con tu hijo.

Источник: https://www.conmishijos.com/bebes/cuidados/47-estrategias-para-criar-a-tu-bebe-de-0-a-3-anos/

Bebé de 5 meses

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

  • Mi bebé y yo
  • Herramientas
  • Su Crecimiento
  • Bebé de 5 meses

¡Ya tienes un bebé de cinco meses! Tu hijo se acerca al medio añito a pasos agigantados, y es una etapa que vas a disfrutar muchísimo, porque, a partir de ahora, vas a observar cambios muy importantes en el bebé que, hasta hace casi nada, parecía tan chiquitín e indefenso.

La introducción de los primeros alimentos sólidos, las molestias de los dientes… Te decimos qué puedes esperar el en desarrollo de tu bebé de cinco meses.

A los cinco meses, el bebé sigue realizando grandes progresos psicomotores. Los avances son cada vez más sorprendentes y ya nada tiene que ver con el recién nacido indefenso de hace muy poco tiempo.

Ha llegado el momento de los primeros progresos propiamente dichos. ¿Qué puedes esperar a esta edad?

Tu hijo cada vez se siente más seguro de sí mismo y más autónomo.

Ve bastante bien los objetos, los coge con relativa facilidad y se los lleva a la boca para «conocerlos» mejor; si quiere comunicarte algo, sabe cómo atraer tu atención; te sonríe y te llama con sus grititos; y se gira hacia ti si pronuncias su nombre, puesto que ya se ha dado cuenta de que «ese sonido», sin duda, tiene algo que ver con él.

También ha aprendido a «utilizar» su sonrisa para dirigirse a las personas más familiares, que ya reconoce, mientras que se muestra más desconfiado o incomodado ante los desconocidos.

Entre los progresos físicos notarás que, cuando está tumbado boca abajo, intenta levantar la cabeza y los hombros, sosteniéndose sobre los antebrazos, mientras que, cuando está boca arriba, empieza a cogerse las piernas hasta lograr meterse el pie en la boca. Seguirá empeñado en coger las cosas que hay a su alrededor e, incluso, se enfadará y gruñirá si no lo consigue.

Le gusta cada vez más llamar tu atención, responder con sus múltiples sonidos y con su risa cada vez que le hablas, hace pedorretas y ya encadena algunas sílabas, como si fuera a arrancarse a hablar en cualquier momento.

Además de cantarle, bailar con él y darle masajes relajantes, los juegos estimulantes y la gimnasia para bebés son ideales para promover su desarrollo. Acompáñale siempre que puedas en sus juegos y descubrimientos, pero deja que explore también por sí mismo en su mantita de juegos, con sus juguetes y libros de tela, etc. Ahora, además, empezará a reconocerse en el espejo.

Y ahora, ¿te apetece volver a comprobar cómo está creciendo tu bebé? ¡Introduce sus datos en la tabla de crecimiento!

Calcula el percentíl de tu bebé

A partir del final de los cinco meses, tradicionalmente, muchos pediatras recomendaban comenzar los primeros ensayos con nuevos alimentos, si bien la recomendación actual de la OMS es esperar hasta los seis meses para los primeros intentos con alimentos distintos a la leche.

La fruta o los cereales sin gluten suelen ser los primeros en introducirse.

– A partir de los seis meses, la leche materna o de fórmula continuará siendo el principal alimento del pequeño, pero estará acompañado de otros alimentos, de forma gradual.

Si ya puede mantenerse sentado con apoyo, podéis empezar a darle de beber en una taza para bebés, la antesala perfecta del vaso. La taza debe ser de plástico robusto, con una tapa que no se rompa cuando el bebé tire de ella o la deje caer al suelo y cuya combinación de asas y boquilla sea cómoda para él o ella.

……….

¡CONSEJO! A la edad de tu bebé, y antes del paso a la trona, va muy bien tener una hamaquita para bebés, en la que tu pequeño podrá relajarse y tomar sus primeros alimentos sólidos, de manera cómoda, segura y práctica.

El sueño de tu bebé de 5 meses

Si el bebé aún duerme en la habitación de mamá y papá, pero lo hace en su cuna, a partir de esta edad ya se le puede pasar a su propia habitación, si así lo desean los papás.

– No obstante, muchas familias prefieren practicar el colecho (dormir en la cama con mamá y papá, o bien en una cuna colecho), por convicción personal.

– No existe una opción única o válida en este aspecto: cada familia es libre de escoger la vía con la que se sienta más identificada.​

Otra de las causas de los posibles despertares nocturnos del bebé, cuando no se trata de hambre, malestar o pañal sucio, es que el pequeño no encuentre el chupete. No se trata de un caso poco frecuente, y sobre todo les sucede a los pequeños que toman biberón, ya que la succión al pecho exige más vigor.

– Según algunos estudios, el chupete permite superar la posible frustración que puede derivar de la velocidad de la toma y, además, ayuda a descargar la tensión y el nerviosismo.

– De todos modos, también hay niños que toman pecho y que lloran siempre que se les cae el chupete de la boca, y niños alimentados con leche de fórmula que se muestran indiferentes si pierden el chupete, así que las teorías no se aplican, ni mucho menos, en todos los casos.

……….

¡RECUERDA! Si tu pequeño se despierta cada vez que se le cae el chupete por la noche, un truco consiste en dejarle varios chupetes alrededor, de manera que pueda encontrar alguno y, con suerte, volver a ponérselo, si bien necesita ser un poco mayorcito para ello.

Para estimular al bebé, haz que escuche sonidos agradables y que le resulten familiares; llámale a menudo, con distintas entonaciones, responde a sus sonrisas y cántale canciones. De esta manera, le estarás ayudando a sentar las bases de la comunicación verbal, el intercambio de mensajes.

¿Cómo se construyen estas bases del desarrollo neurológico y el lenguaje?

Los bebés nacen con todas las neuronas de que dispondrán a lo largo de su vida. Al principio, no obstante, solo una parte de ellas estarán conectadas.

– Debes saber que, semana a semana y a través de todo lo que tu bebé escucha, ve, saborea, huele o experimenta, se van creando conexiones únicas en su cerebro que constituyen las bases de su pensamiento, sentimientos, emociones y comportamiento.

– Todo lo que le rodea es determinante en ello, así que cuantas más experiencias pongas a su alcance más inputs absorberá su cerebro.

……….

¡RECUERDA! Entre los cuatro y los cinco meses, se le deben administrar algunas vacunas (antipolio, antidiftérica, antitetánica y antihepatitis, además de algunas opcionales, en el caso de que quieras administrárselas, como la antineumococo o la antirrotavirus). ​

Qué hace un bebé de 5 meses

Podemos considerar los cinco meses del pequeño como una fase de transición. Durante la misma, a su apego por las cosas se une el deseo de hacer sorprendentes descubrimientos.

Psicomotricidad

– Colocado boca abajo, y manteniendo las extremidades extendidas hacia delante, es capaz de alzar la cabeza y arquear la espalda.

– También empieza a tender las manos hacia delante cuando quiere que le cojan en brazos.

– Si está tendido boca arriba, se lleva los pies a la boca.

– Hacia finales del quinto mes, posiblemente, podamos contemplarle colocando las piernas debajo del abdomen, como si quisiera caminar a rastras.

Visión

– A los cinco meses, ya consigue ver bien en un radio de un par de metros

– Por lo que se refiere a su habilidad de enfocar, ésta cada vez se afina más. Tiene una buena percepción de la profundidad, por lo que ya consigue valorar si un objeto está más o menos cerca.

Oído

El pequeño gira inmediatamente la cabeza hacia la fuente de cualquier sonido de una cierta entidad, como el timbre de teléfono. Ya se ha entrenado en la procedencia de los sonidos y levanta o baja la cabeza si la fuente del sonido es superior o inferior a la altura de su oreja.

– ¡También le empieza a interesar mucho el ruido que hace un objeto cuando cae de las manos!

……….

Y, ahora, te invitamos a ver nuestros vídeos del crecimiento del bebé. ¡Con todos los temas que más te interesan sobre la evolución de tu chiquitín, en unos divertidos dibujos animados!

Cómo estimular a tu bebé de 5 meses

El canto es una herramienta sonora magnífica para estimular al bebé a través del sentido del oído, uno de los mejores en esta etapa, sobre todo si se hace con cariño.

La entonación intuitiva por parte de la mamá o el papá, acompañada de la música que incluimos en estos ejercicios, provoca la respuesta del bebé en forma de balbuceo. ¡Se creará un momento único de conexión sonora mágica!

Los beneficios de estimular el oído del pequeño con música son innumerables:

– Los distintos ejercicios de lenguaje musical adaptado harán que tu bebé piense musicalmente.

– Este tipo de estimulaciones afectivas son más eficaces a la hora de estimular el aprendizaje en el pequeño.

El bebé entiende mucho mejor la entonación que las palabras. ¡Está empezando a sentar las bases del lenguaje!

¿Probamos una sesión e intentamos seguirla cantando?

Cuando estimulas a tu bebé a través del lenguaje musical adaptado, ¡también estás reforzando vuestro vínculo!

– Con la repetición de las audiciones que te proponemos, el pequeño irá memorizando patrones melódicos y rítmicos. Así, mejorará su capacidad lingüística y de aprendizaje.

– Aprovecha cualquiera de las sesiones que hayas realizado anteriormente para acompañarlas con tu canto y ver cómo el bebé reacciona a tu voz.

Experiencia para esta sesión: el lenguaje de la música a través del canto

– Para disfrutar plenamente de esta experiencia, no hace falta ser buen cantante. Solo necesitas amor y pasión para ayudar al desarrollo de tu bebe.

(Te interesa: Cantar nanas al bebé)

Adapta la luz que te apetezca; puedes jugar con luz natural, luz tenue o luz de color. Haz la sesión en un sitio tranquilo sin distracciones para generar un ambiente idóneo.

Crea silencio en el ambiente. Reproduce el audio que encontrarás al final de este artículo en tu dispositivo a un volumen que te resulte agradable. ¡Recuerda que puedes conectar altavoces para disfrutar mejor de la gran calidad del sonido de los ejercicios y las grabaciones!

– Dale al play y deja que todo fluya. Relájate y emite suavemente entonaciones con tu voz. Fíjate en cómo reacciona el pequeño. Déjate llevar e intenta juntar dos o tres notas para formar una melodía.

Si te contesta con un balbuceo, ¡respóndele tú también! Estableced un diálogo siempre que podáis, y combinadlo con mimos.

– Realiza el ejercicio de entonar notas largas combinadas con pequeños cambios de entonación (notas) o melodías. Juega con los ritmos, dejándote llevar por las notas de los ejercicios. Si puedes, entona tú también las notas de los ejercicios.

– Cuando finalices la sesión, puedes seguir reproduciendo entonaciones unos minutos. Si quieres, puedes improvisar o cantar alguna nana aprovechando los ritmos. ¡Puede ser maravilloso!

Simplemente, disfruta de sentir a tu bebé, mientras le enseñas el lenguaje de la música desde el cariño, a lo largo de esta sesión de ejercicios de cinco minutos de duración aproximada. ¡Notarás cómo se relaja! 

La música y el lenguaje funcionan con los mismos parámetros a nivel fonológico y de sintaxis. Pero, a diferencia del lenguaje, la música no tiene componentes semánticos rígidos. Así pues, cada oyente puede hacer interpretaciones con particularidades personales a cada discurso melódico o musical. Por lo tanto, la música tiene una riqueza que el lenguaje no tiene.

Este contenido musical ha sido creado y cedido en exclusiva a Mi Bebé y Yo por el Método ETFES de lenguaje musical para bebés

Your browser does not support the audio element.Descarga

¿Qué tal ha ido?

Seguro que, mientras has realizado esta sesión, has cantado cómo nunca lo habías hecho. La unión que se genera entre los dos en este momento tan íntimo crea un ambiente muy especial para la relajación y la conexión con el bebé. ¿Cuándo cantamos la siguiente sesión de ejercicios?

Источник: https://mibebeyyo.elmundo.es/como-crece-bebe/tu-bebe-tiene-5-meses

Bebé de cinco meses: todo sobre alimentación, sueño y desarrollo en el quinto mes de vida

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

A medida que crece, el bebé de cinco meses cada vez consigue un mayor control de sus movimientos y de su cuerpo, y sobre todo, avanza en su comunicación con nosotros, colmándonos de gozo y de emociones.

Su evolución avanza y las habilidades sociales son para él fuente inagotable de placer y de aprendizaje. Sigue siendo un bebé muy pequeño, por lo que su alimentación sigue siendo exclusivamente leche materna o artificial adecuada. El control de sus músculos es un esfuerzo motivado sobre todo por sus ganas de descubrir el entorno y de la atracción que todo cuanto le rodea ejerce sobre él.

Veamos con más detenimiento las características específicas de los bebés de cinco meses, tanto en lo físico como en lo emocional

Alimentación del bebé de cinco meses

A los cinco meses los bebés deberían ser alimentados exclusivamente con leche materna o artificial recomendada por el pediatra y no introducir la alimentación complementaria prematuramente.

Muchos bebés atraviesan en el tercer o cuarto mes de edad crisis de crecimiento en los que su demanda de alimento crece y puede angustiar especialmente a las mamás lactantes. A los cinco meses la lactancia está, habitualmente, bien establecida y la producción regulada a la demanda.

Sin embargo en muchos casos el bebé sigue necesitando, si lo pide, la lactancia nocturna para mantener una nutrición correcta. Además muchas mamás se han reincorporado al trabajo para entonces, por lo que puede suceder que las tomas que no hace de día las pida de noche. Es perfectamente normal.

Los bebés que toman biberón siguen también una pauta de regularización de sus tomas y siguen siendo lactantes que deben alimentarse de leche adecuada para ellos. En cualquier caso el biberón, excepto si hay indicación del pediatra al respecto, debe darse a demanda.

Crecimiento del bebé de cinco meses

El bebé sigue creciendo a un ritmo más o menos regular, aunque no hay que descartar que sucedan cambios en su percentil sin que estos, en principio y salvo indicación del médico, sean preocupantes. Especialmente los bebés amamantados crecen a rachas, por lo que una disminución del ritmo de crecimiento puntual no es una cuestión que indique patología alguna.

La media de crecimiento a lo largo del quinto mes es de un par de centímetros tanto para los chicos como para las chicas y de unos 500 gramos tanto para los niños como para las niñas tal y como muestran las gráficas de la Organización Mundial de la Salud.

Sin embargo hay que reiterar que los percentiles son una orientación y que cualquier percentil es correcto, sin que esté más sano un niño por estar en un percentil superior o inferior.

Los cambios de percentil muy bruscos y además acompañados de síntomas adversos son lo que podría alertar de un problema, pero no el que nuestro bebé sea uno de los que están por debajo del 50 o del 25.

El sueño del bebé de cinco meses

Los bebés de cinco meses siguen teniendo numerosos despertares nocturnos completamente sanos y normales para su edad.

Para ellos es muy necesario ser atendido en estos despertares y sentir la compañía de sus padres, especialmente dejándoles mamar si lo piden.

Dormir con el bebé en la habitación o incluso en una cuna de colecho facilita mucho el descanso nocturno y proporciona más tranquilidad a la familia.

Desarrollo del bebé de cinco meses

La capacidad para moverse y el control de los músculos de nuestro bebé avanza rápidamente. Ahora maneja su cuerpo de manera más rápida y lo controla mejor.

Puede darse la vuelta, levantar la cabeza arqueando la espalda si está boca abajo y levanta la cabeza y los hombros si está boca arriba.

El control de los músculos de tu bebé es más enérgico, más rápido y coordinado. Se puede dar la vuelta pasando de estar boca abajo a boca arriba sin ninguna ayuda. Si lo recuestas boca abajo seguramente ya extiende sus brazos y piernas y arquea su espalda, y si lo recuestas boca arriba, levanta la cabeza y hombros.

La ventana en la que irá adquiriendo otras habilidades motoras se abre ahora y dentro de la normalidad hay muchas posibles variaciones, como podemos ver en la tabla de la OMS que indica los logros que van consiguiendo los bebés. A partir de ahora comienza el avance hacia la posición sentada sin ayuda y el gateo, que se pueden presentar próximamente.

Coordina el agarrar cosas con sus manitas y enseñarle juguetes seguros es una manera de ayudarle a ejercitarse. Y aviso, deben ser juguetes seguros, porque su manera de explorar las características de las cosas es bucal y táctil, y todo lo que le demos se lo va a llevar a la boca, no siendo conveniente impedirlo excepto si ha cogido algo peligroso.

Aprendiendo a hablar

Pues si, el bebé está empeñado en aprender a hablar. Le encanta que le digamos cosas, que le cantemos, le recitemos poemas y cantemos sonadas infantiles.

Es muy sensible a los gritos y a cualquier tono amenazante o nervioso que usemos con él, y para él supone ya eso un verdadero sufrimiento.

La dulzura en el trato y las palabras, la alegría y los mimos son el mejor alimento para su crecimiento intelectual.

Empieza a balbucear repitiendo vocales abiertas y las consonantes eme, be y pe. Hace mucho ejercicio incluso cuando está solo, intentando reproducir sonidos con su aparato fonador en desarrollo. Podemos escuchar sus pedorretas tan simpáticas y colaborar con él repitiéndolas.

Puede parecernos que entiende muchas cosas que decimos, y posiblemente sea verdad, incluso podemos adivinarlo al fijarnos en muchas de sus reacciones alegres.

Reconoce su nombre, los sonidos y su dirección y las voces de las personas que ama, volviendo su cabeza y alegrándose al escucharlas. Hablarle mucho y con mucho amor es la mejor manera de comunicarnos con él.

Las emociones y la sociabilidad del bebé de cinco meses

El bebé ha avanzado mucho en su capacidad de expresarse y paralelamente lo hace también en la complejidad y riqueza de su mundo emocional y sus relaciones sociales y afectivas.

No le gusta estar solo y reclama atención y compañía, pues le son muy necesarias. Si salimos de su campo de visión para él hemos desaparecido de su horizonte de experiencia y es común que eso desencadene un llanto desconsolado que haremos muy bien en atender.

Su amor es enorme por nosotro y su capacidad de expresarlo es inagotable, besos, carantoñas, mimos, caricias nos encantan y él es muy feliz con nuestras manifestaciones afectuosas. Se ríe de las gracias y carantoñas que les hagamos y eso hace que disfrutar de su compañía sea un regalo que no hay que dejarse perder.

Puesto que reconoce la voz y empieza a ser capaz de entender, nuestra llegada a casa será saludada con alegres gorjeos y si salimos de su visión es adecuado informarle aunque no estemos seguros de que comprenda lo que le decimos.

Es muy posible que tanto como le alegra nuestra presencia le asuste y le molesten los extraños, especialmente si lo toman en brazos o se quedan con él sin estar presentes las figuras paternas que le aportan seguridad.

No hay que forzarlos, pues su reacción es muy natural.

Conclusión

Los grandes avances en el desarrollo físico, cognitivo y emocional de nuestros bebés no tienen que ser iguales en todos ni darse en el mismo momento. Hay algunas pautas generales pero ante cualquier duda siempre se debe consultar con el pediatra, que será quien valorará si todo avanza según la normalidad.

Pero por supuesto, nuestro papel como padres es ofrecer al pequeño el entorno adecuado para favorecer su desarrollo, sin estimularlo en exceso ni obsesionarnos con ejercicios, sino simplemente disfrutando, dedicándole tiempo, hablándole, jugando con eél y estando presentes consciente y amorosamente cuando nos necesita.

Otras etapas del bebé

Источник: https://www.bebesymas.com/desarrollo/bebe-cinco-meses-todo-alimentacion-sueno-desarrollo-quinto-mes-vida

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

En estos primeros 5 meses de vida tu bebé ha crecido mucho, no solo físicamente sino también mentalmente. A esta edad los bebés pesan de media 7,2 kg y miden unos 65 cm, aunque depende del peso con el que nació, el sexo o su genética. Para seguir cuidando de tu bebé correctamente es importante que conozcas sus avances y sepas cómo estimularlo.

Indice

Desarrollo del bebé de 5 meses

Con 5 meses la mayoría de los bebés ya son capaces de girarse solos desde la posición de tumbado boca arriba, por eso debes tener cuidado y no dejarlo solo en ninguna superficie elevada de la que pueda caerse.

Además, puede levantar la mitad superior del cuerpo tumbando boca abajo. Algunos niños incluso son capaces de quedarse sentados, sin apoyos, unos segundos, aunque la mayoría necesita estar sujetos por cojines o tu cuerpo.

Nunca debes forzarlo adoptar posturas que no sea capaz de hacer solo, pero sí puedes estimularlo para que avance en su desarrollo.

Su motricidad fina también ha mejorado y puede pasarse objetos de una mano a otra, o de dejar caer un juguete que ya no le interesa para coger otro. También puede sujetar su biberón, aunque no con tanta fuerza como para elevarlo. Juega a dar y tomar: así también aprenderá a compartir. Estas nuevas habilidades, además, le permiten pasar mucho más rato entretenido jugando.

También progresan sus habilidades sociales y le gusta estar contigo, incluso puede mostrarse posesivo y celoso si ve que coges a otro bebé o no le prestas atención. También empieza a mostrar precaución ante los desconocidos, así que no lo dejes solo con extraños o se echará a llorar.

En cuanto a su lenguaje, hace muchos más sonidos y ya balbuce sílabas como “ka”, “ma” y “da” o un nuevo sonido: “ejj”. Parece entender lo que dices y muestra mucha atención cuando le hablas. Sus ganas de comunicarse contigo aumentan.

Alimentación del bebé

A partir de los 5 meses de vida, la maduración del sistema digestivo permite que el bebé pueda comer alimentos más complejos. Asimismo, desaparece el reflejo de extrusión, con lo que el bebé ya puede tragar alimentos semisólidos, mueve la lengua de atrás hacia adelante, su sistema inmunológico es más fuerte, etc.

Por eso, hace unos años se empezaba a dar con 5 meses al bebé cereales sin gluten y fruta. No obstante, actualmente tanto la OMS como las asociaciones de pediatría recomiendan seguir con lactancia materna exclusiva hasta los 6 meses. Por lo tanto, con 6 meses la alimentación de tu bebé debe seguir siendo la leche materna.

Eso sí, lo normal es que las tomas se hayan reducido a 4 o 5 tomas al día cada 4 horas, aproximadamente, aunque depende de cada bebé.

Si por algún motivo has dejado la lactancia materna o estás con lactancia mixta (pecho y biberón), tendrás que darle unos 4 biberones diarios de unos 21-230 ml, aunque, igualmente, depende de cada bebé. Siempre hay que darles de comer a demanda y tener en cuenta sus necesidades concretas, que incluso varían día a día.

Sueño del bebé de 5 meses

Con 5 meses los bebés suelen tener un horario más regular. Duermen unas 14 horas repartidas en 10 horas nocturnas y tres siestas diurnas, dos por la mañana y otra por la tarde. Por la noche son capaces de dormir del tirón hasta 7 horas seguidas, aunque dependerá de las tomas nocturnas que continúe haciendo.

En general, a esta edad es más fácil establecer horarios fijos y saber a qué hora le toca dormir. Además, al dormir más horas seguidas el descanso de los padres será mayor.

¿Cómo estimular al bebé?

Como decíamos, nunca debes forzar al bebé, pero sí debes jugar con él y estimularlo mediante diversas actividades. El juego ayuda al bebé a desarrollarse, potenciar sus capacidades y fomentar el vínculo contigo, por lo que no dudes en jugar con él. Eso sí, cuando lo notes cansado debes dejarlo tranquilo ya que demasiada estimulación tampoco es buena.

Puedes hacer juegos para que tenga que soportar su peso y así fortalezca sus piernas, como ponerlo a caballito sobre tus piernas y moverlo hacia arriba y hacia abajo. O cogerlo de las manos y tirar de él, suavemente, hacia arriba desde la posición de tumbado.

Para que entienda el principio de causa y efecto, puedes coger un juguete y tirarlo al suelo o empujar una pelota hacia él.

Las cosquillas, los masajes y las caricias estimulan todos sus sentidos y le divierten.

Para fomentar su lenguaje, no olvides hablar con él todo el tiempo y contarle lo que hacéis, dónde vais, lo que veis… también puedes leerle cuentos con rimas sencillas o cantarle.

En cuanto a los mejores juguetes a esta edad, los sonajeros, las pelotas blanditas, los juguetes con sonidos y actividades o los que puede morder.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/bebe/cuidados-bebe/como-cuidar-a-un-bebe-de-5-meses-8918

Para bebé de 5 meses | Sueño, cuidados y alimentación

Cómo cuidar a un bebé de 5 meses

Con 5 meses, el bebé está cada día más espabilado. Con esta edad es capaz de sujetar objetos con seguridad, ya puede sostener él solo el biberón. Experimenta mucha más movilidad que en los meses anteriores, teniendo más fuerza en las extremidades.

Se nota que casi ha cumplido medio año porque estás observando cambios muy importantes, tanto en sus reflejos como en su comportamiento. Cada vez se siente más seguro de sí mismo y coge objetos con facilidad, también se los llevará a la boca. Sabe cómo llamar tu atención y también sabe cuándo te estás dirigiendo hacia él.

Le gusta estar tumbado boca abajo y se sostiene con bastante seguridad sobre los antebrazos. Cuando está tumbado se coge las piernas con las manos e incluso se lleva el pie a la boca.

Cuidados del bebé de 5 meses

Los cuidados en cuanto a la higiene del bebé deben continuar como los meses anteriores. Hay que poner especial atención a la hora del baño y el cambio de pañales, pues después de 5 meses es probable que puedan surgir irritaciones o erupciones en la piel por el uso prolongado de los pañales.

Para evitar esto es importante limpiar el área con agua y jabón tras cada cambio de pañal así como poner una crema hidratante para proteger la piel.

El pediatra podrá orientarte en cuestión de productos especiales para evitar las irritaciones cutáneas en esa zona. No olvides que cualquier duda puedes consultársela.

Un bebé de 5 meses todavía no tiene dientes pero puedes comenzar una rutina de limpieza bucal usando una gasa húmeda y pasándosela por el interior de la boca muy despacio. Esto puede ayudar a que el bebé se acostumbre a ello y cuando le salgan los dientes sea mucho más fácil. Además, esto proporcionará al bebé nuevos estímulos y sensaciones.

A esta edad, un bebé de 5 meses agarra cualquier objeto que tenga a mano y se lo lleva a la boca para explorarlo mejor. Es importante mantener fuera de su alcance cualquier objeto no recomendado para bebés.

Sueño y alimentación del bebé de 5 meses

A medida que van pasando los meses, el reloj interno del bebé se va equilibrando, pasando a dormir más horas seguidas que antes y durmiendo mucho mejor por las noches.

El bebé de 5 meses puede dormir una media de 14 horas al día, incluyendo las siestas. Pasa a dormir mucho más de forma continua, siendo capaz de estar dormido muchas más horas sin necesitar comer.

Aunque cada bebé es un mundo y el desarrollo de cada uno es diferente. Si tu bebé duerme más o menos de estas horas tampoco debes preocuparte.

Algunos padres deciden cambiar de habitación al bebé cumplidos los 5 meses para que se acostumbre a una rutina de sueño y descanse mejor, ya en su cuarto.

Pero esto no tiene por qué ser así, muchos bebés continúan durmiendo en la habitación con sus padres durante más meses y no por ello duermen peor.

No obstante es normal querer comenzar a dejar su propio espacio al bebé, y que se acostumbre a su cuarto.

Para ayudar a regular el sueño del bebé es aconsejable crear una rutina. De esta manera el bebé interpretará que después de una cosa viene la otra. Por ejemplo, ponerle música especial o lavarle la boca con una gasa para acostumbrarle a la sensación de lavarse los dientes.

Las siestas son importantes para los bebés. Además de dormir las 8 o 9 horas de noche, durante el día necesitarán una siesta de 3 o 4 horas para recuperar fuerzas. Es importante no dejar al bebé en total oscuridad a la hora de la siesta para no confundirlo. De esta forma sabrá que es de día y no ha llegado todavía la hora de dormir mucho más.

Podemos reconocer las señales de que el bebé está cansado muy fácilmente. El bebé necesita que le dejes tumbado para que descanse. Si tiene sueño bostezará, estará irritable e incluso puede que llore. En ocasiones lo encontrarás despistado o notarás que pierde el interés en interactuar con otras personas. Es el momento de la siesta.

Alimentación del bebé de 5 meses

En cuanto a la alimentación del bebé de 5 meses, es recomendable que el bebé siga alimentándose exclusivamente de leche materna. Algunos padres comienzan mucho antes a darle alimentos complementarios a su bebé, pero esto no es necesario. La leche materna será el mejor alimento para tu bebé de 5 meses.

Hasta los 6 meses no es recomendable comenzar a introducir otro tipo de alimentos. Consulta con tu pediatra esta cuestión, pues cada bebé es un mundo.

Tu bebé casi ha cumplido medio año. En estos momentos se está creando un vínculo muy fuerte entre tú y él. A esta edad puedes seguir con los juegos, los estímulos y prestar atención a las formas que tiene de comunicarse contigo. Los gestos, las risas y los balbuceos son su forma de expresarse.

Источник: https://minutusshop.com/para-bebe-de-5-meses-cuidados-sueno-alimentacion/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: