Cómo escoger el juguete perfecto

¿Cómo elegir el juguete ideal?

Cómo escoger el juguete perfecto

En plena Navidad la mayoría de los niños y niñas tienen preparadas sus cartas eternas con todos los juguetes que quieren recibir.

Muchas de estas listas son interminables, con hojas y hojas de juguetes, ropa, accesorios y juegos, mientras que otros sólo incluyen un par de cosas en su carta.

Pero ¿cómo saber qué debemos regalarles? Sea cual sea el tamaño de la lista, a muchos padres y madres les surge la misma duda siempre que llegan estas fechas tan señaladas.

La importancia del juego en la infancia

Jugar es un derecho de cualquier niño, además de una actividad fundamental en su crecimiento y desarrollo.

A través del juego los niños pueden aprender rutinas y normas, descubrir nuevos conceptos, explorar su entorno y poner en práctica su imaginación y creatividad.

Además, el juego les mantiene activos y hace que se diviertan y se relacionen con sus iguales y con otras personas con las que conviven en su día a día. Por ello es importante que animemos a nuestros hijos a que jueguen y que les dejemos tiempo y espacio para el recreo.

¿Qué regalo es el más adecuado?

Además de tener en cuenta las recomendaciones en cuanto edad, los gustos y preferencias de nuestros hijos y las características generales del juego, para muchos de nosotros resulta primordial que los juguetes tengan un fin educativo.

De manera general, creemos que son mejores los juguetes que fomentan y refuerzan el aprendizaje frente a aquellos que solo tienen un fin lúdico; pero este factor no debería ser el único que consideráramos a la hora de decidir cuál es el juguete más adecuado para nuestros pequeños.

El doctor Jordi Sapena Grau, jefe de pediatría y neonatología del Centro Médico Teknon, afirma que «el principal objetivo del juguete es divertir y entretener, provocarles emociones positivas de satisfacción, placer y alegría. Si no consigue este objetivo primario difícilmente cumplirá cualquier otro». Por tanto, aunque creamos que es bueno que los niños puedan aprender con él, también es importante que simplemente les divierta y emocione.

Los regalos tecnológicos no tienen por qué ser mejores

A pesar de que la tecnología está ganando terreno a lo tradicional en muchas áreas de nuestra vida, no debemos dejar de lado los juguetes tradicionales ni considerarlos menos apropiados o didácticos que aquellos más tecnológicos: «el doble objetivo lúdico y pedagógico del juguete pueden conseguirlo tanto los clásicos como los de alta tecnología, por lo que no hay que contraponer unos a otros, ya que son herramientas distintas para un mismo objetivo» asegura Sapena.

Recomendaciones para elegir el juguete más adecuado

El experto nos da una serie de consejos para ayudarnos a escoger el juguete idóneo.

  • El juguete debe emocionar

Los niños tienen que disfrutar y sentir ilusión por el juguete. Debe despertarles curiosidad, satisfacción y hacerles sentir emociones positivas.

  • El valor no está en el precio ni en la cantidad

Para los niños el precio no es algo significativo. Comprar cosas más caras no significa quererlos más, aunque en muchas ocasiones tendemos a cuantificar los sentimientos, gastando más de lo que realmente es necesario.

  • La complejidad no lo hace más divertido

El juguete debe aportar tanto un valor lúdico como pedagógico. Si les regalamos cosas demasiado complejas no conseguiremos que se sientan atraídos ni que disfruten con él. Un error frecuente es elegir la opción más avanzada, pensando que será la que más les impresione, pero la realidad es que si es desproporcionado para su edad o su madurez, el juguete les aburrirá.

No hay juguetes para niños y juguetes para niñas. Todos deben poder jugar con cualquier juguete que le llame la atención sin prejuicios de género, por lo que conviene seleccionar el regalo en función de los gustos reales del menor y no de los roles clásicos que la sociedad les asigna por género.

  • Evita frustraciones: atención a la publicidad

Es importante que comprobemos que lo que anuncian se corresponde con la realidad. Este punto es clave, ya que la publicidad que ven en la televisión e incluso en los folletos de los comercios a menudo exagera las funciones del juguete o hace pensar que es capaz de cosas que luego no hará, lo que desilusiona a los niños.

Es importante fijarse en la edad recomendada y las características del juguete, y comprobar que está homologado y cumple con la normativa de seguridad correspondiente.

Recomendaciones tras abrir el regalo

Además de saber elegir un juguete que cumpla con los requisitos fundamentales de ser adecuado, seguro y divertido, también es importante que, una vez el niño lo recibe, sepamos colaborar con él para que lo disfrute al máximo.

Ayúdales en el montaje

Debemos leer las instrucciones de uso y ayudarles a montar el juguete de forma segura. Además de garantizar el correcto funcionamiento, les enseñaremos la importancia de informarse bien antes de comenzar con cualquier montaje.

El mejor regalo es jugar con ellos

Los pequeños disfrutan más si jugamos con ellos. Si necesitan ayuda, enséñales a jugar y a aprender las reglas, y sobre todo participa en sus juegos. Pero hazlo de forma que sean ellos los que tomen las riendas y dirijan el juego, sin que se conviertan en espectadores.

En resumen y con independencia del juguete comprado, para ellos lo más importante es que les dediquemos tiempo y compartamos el juego. ¡Dejar aflorar el niño que todos llevamos dentro!

Etiquetas

Источник: https://www.tucanaldesalud.es/es/tusaludaldia/articulos/elegir-juguete-ideal

No te la juegues: Diez consejos para elegir el juguete perfecto para tu peque

Cómo escoger el juguete perfecto

Qué sería de la infancia sin los juguetes. Todos recordamos alguno de los que tuvimos cuando éramos peques. Ese al que le teníamos especial cariño y del que no nos separábamos nunca.

Los niños de hoy en día juegan con cientos de juguetes a lo largo de su infancia. Pero de todos ellos solo recuerdan unos pocos cuando son mayores. Los más especiales. Generalmente no suelen ser ni los más caros, ni los más extravagantes, sino los que, por algún motivo, les atrapan y les entretienen por encima de los demás.

Como padres, no siempre es fácil acertar. Dar con ese juguete perfecto para nuestro peque. Muchas veces compramos alguno que estamos seguros de que le va a encantar y después apenas le hace caso. Otras veces le regalan uno que pensamos que no va a utilizar y acaba convirtiéndose en su favorito.

Además, nos da mucha rabia cuando nuestros peques se enganchan a juguetes que no creemos que sean los más adecuados para estimularles. ¿Cómo conseguir que se fijen en los juguetes más educativos?

El éxito nunca está asegurado, pero te ofrecemos diez consejos para elegir los juguetes de tus peques que te ayudarán mucho en la selección. No se trata solo de elegir juguetes que les gusten a los peques, sino de combinar esto con la selección de juguetes que sabemos que van a aportarles algo interesante a su desarrollo.

Por encima de todo, juguetes seguros y homologados

Lo más importante de todo a la hora de elegir un juguete para nuestros peques es que sea seguro.

Para cerciorarnos de que lo es, el juguete tiene que estar siempre homologado y llevar la marca CE, lo que significará que ha pasado todas las pruebas de seguridad que se exigen en la Unión Europea.

Si quieres saber cómo acertar con el juguete que regalas, confía siempre en marcas de confianza e investiga bien antes de comprar el juguete los materiales y donde lo han fabricado.

Elige juguetes adaptados a la edad del peque

Para acertar con el juguete adecuado, debemos elegir uno que esté adaptado a la edad del peque a la que se lo vamos a regalar. Así sabrá disfrutarlo y no resultará peligroso, sobre todo cuando los niños son muy pequeños.

Todos los juguetes de marcas de confianza incluyen una clasificación por edades. Indican, al menos, la edad mínima a la que se debe ofrecer un juguete a un niño o una niña.

Cada niño tiene unos intereses bien distintos, pero, en general, los juguetes que más les gustan a cada edad son los siguientes:

  • De 0 a 6 meses: apenas juegan con juguetes. Podemos estimularles con juguetes de texturas, mordedores, sonajeros o gimnasios.
  • De 6 meses a 1 año: Los bebés empiezan a interesarse más por lo que les rodea y les gustan los juguetes que puedan manipular de alguna forma, las pelotas, los encajables sencillos o los libros de cartoné o blandos.
  • Entre 1 y 2 años: Los peques empiezan a andar y buscan movimiento. Juguetes de arrastre, correpasillos, coches o motos. También comienzan a poder hacer sus primeros puzzles y construcciones sencillas. Los coches y las muñecas les atraen mucho.
  • De 3 a 6 años: Gana fuerza el juego simbólico. Las cocinitas, muñecos, garajes, granjas con animales o los juguetes que imitan a objetos cotidianos (teléfono, caja registradora, plancha, etcétera. También se interesan por las pinturas y las manualidades.
  • De 6 a 9 años: El juego simbólico sigue atrayéndoles, y a él se suman los juegos de mesa y de estrategia, los juguetes de aire libre y deportivos y, sí, también las consolas.

Dale importancia a su personalidad y sus gustos

Siempre se habla de los juguetes que suelen gustar a la mayoría de los niños en función de su edad, pero lo cierto es que cada peque es un mundo. Y que en el mismo rango de edades puede haber niños con intereses y gustos bien diferentes. A uno pueden encantarle los juguetes de exterior, mientras que otro disfruta más de los libros o los puzzles.

Nadie conoce a tu peque mejor que tú. Nuestro consejo a la hora de elegir juguetes es que te fijes bien en cuáles son sus intereses y sus gustos y tenerlos muy en cuenta a la hora de elegir los juguetes.

Un error en el que caemos los padres muy a menudo es el de comprar para nuestros hijos los juguetes que nos gustan a nosotros o los que nos gustaría haber tenido cuando éramos niños.

Pero nuestros gustos no tienen por qué coincidir con los de nuestros peques y siempre debemos tener en cuenta que un juguete que no le guste a nuestro peque es dinero tirado a la basura. Por mucho que nos empeñemos en que juegue con él, no llegará a engancharle.

Esto no significa que debas concederle todos los caprichos ni dejarte guiar por modas por las que todos los peques acaban pasando.

Se trata de encontrar un equilibrio entre el tipo de juguetes que tú sabes que son los adecuados y los gustos de tu peque. La mejor manera de que ambas cosas coincidan es ofrecerle desde bien pequeño juguetes educativos y que le estimulen. Así crecerá amando este tipo de juguetes por encima de otros que le aportarían mucho menos.

Mejor pocos y bien elegidos

Con los juguetes, como con casi todo en la vida, menos es más (sin pasarse, claro). Un niño rodeado de juguetes no va a ser más feliz. Al contrario, acabará por no valorar ninguno de ellos.

Es inevitable que a lo largo del año, en los cumpleaños y en las Navidades acaben regalándole varios juguetes. Para elegir los juguetes adecuados, lo importante es seleccionarlos bien, guiando al entorno para que sean los que nos interesan a nosotros y a nuestro peque. Y no caer en la tentación de seguir comprándoles juguetes constantemente el resto del año.

En nuestra opinión, un peque siempre debería tener algún juguete educativo, alguno manipulativo, alguno para el juego simbólico, juguetes de exterior y deportivos y varios libros. Son los imprescindibles.

Cuanto más sencillos, más estimulan

En ocasiones los padres nos volvemos locos para encontrar el juguete definitivo. Ése que lo tenga todo: que estimule a los peques, que les divierta y que sea original.

Pero nos olvidamos que, sobre todo cuando son pequeños, los niños adoran la sencillez. No necesitan juguetes complicadísimos que hagan mil cosas. Necesitan ser ellos los que juegan con le juguete, y no al revés.

Por eso, cuanto más sencillos son los juguetes, más les entretienen. Y, además, los juguetes sencillos son los que más les estimulan. Les invitan a imaginar y a desarrollar su fantasía.

Estimulación sensorial, psíquica, física y social

Sin duda, los mejores juguetes son los educativos. Y cuando hablamos de juguetes educativos no nos referimos a aquellos que enseñan algo en el sentido docente del término: números, formas o colores, por ejemplo. Hablamos de juguetes que estimulan a los peques para desarrollar alguna de sus capacidades.

En este sentido, deberías ofrecer a tu peque cuatro tipos de juguetes:

  • Juguetes que estimulan los sentidos: Para tocar, oler, manipular, observar, escuchar e incluso oler y saborear (en el caso de los juguetes para bebés, por ejemplo, el llevárselos a la boca es fundamental).
  • Juguetes que estimulan la mente: Juegos de mesa, de lógica, de estrategia, puzzles o acertijos ayudarán a tu peque a entrenar su cerebro.
  • Juguetes que fomentan la actividad física: Juegos de exterior como bicicletas, triciclos, patinetes o balones.
  • Juguetes que entrenan habilidades sociales: El juego simbólico es muy importante para el desarrollo de los peques. No solo porque aprenden a desenvolverse en la vida adulta, sino porque les permiten también interactuar con otros niños, representar papeles y roles y aprender a moverse en la sociedad.

La madera, el mejor material

Te habrás dado cuenta de que la madera es el material de moda en estos momentos en el mercado de los juguetes, sobre todo los de los niños más pequeños.

Es curioso, porque hace unos años se consideraba un material pasado de moda y había pasión por el plástico. Sin embargo, ahora hemos vuelto a los orígenes. Y es que si hay un tipo de juguetes que destaca por encima de los demás, son los de madera.

No pasa nada porque tu peque juegue con juguetes de plástico. Sin embargo, si tienes la oportunidad, ofrécele también juguetes de madera.

Algunos de sus beneficios son:

  • Es un material natural, por tanto, biodegradable y no tóxico. Vigila que la pintura o el barniz, si los lleva, lo sean también.
  • Se trata de un material resistente y seguro. Los juguetes de madera suelen ser robustos y la mayoría no cuentan con piezas pequeñas sueltas que pueden resultar peligrosas. Además, al no romperse con facilidad, resultan más seguros.
  • Es un material sensorial: cálido y agradable al tacto, con textura e incluso olor. A los peques les encanta.

¿Por qué no fabricarlos?

Estamos hablando en todo momento de comprar los mejores juguetes para nuestros peques, pero lo cierto es que a los niños les encanta también fabricar sus propios juguetes.

Si desde pequeños estimulamos este interés y lo fomentamos, se divertirán muchísimo, por ejemplo, utilizando materiales reciclados.

Clásicos que no fallan

Hemos dicho en varias ocasiones que cada peque es un mundo y que los consejos para elegir un buen juguete no se pueden aplicar a todos por igual.

Sin embargo, siempre hay juguetes que destacan por encima de los demás. Que suelen gustarle a la mayoría de los niños. Y entre ellos, siempre destacan los juguetes clásicos, los de toda la vida.

Las cocinitas, los coches, las muñecas, los animales, los triciclos, bicicletas o patinetes, los balones, las construcciones y los juegos de mesa son el fondo de armario de cualquier casa con peques.

De lo nuevo, lo mejor

Los clásicos no suelen fallar, pero tampoco suelen hacerlo algunos juguetes de la nueva era que ya se han convertido en best sellers en todo el mundo.

Entre ellos, te podemos nombrar algunos de nuestros favoritos, como el arcoíris de madera Waldorf, la tabla Wobbel, las piscinas de bolas, los tipis y las mesas de luz. Son juguetes con muchísimas posibilidades, de juego abierto y que ofrecen horas y horas de diversión.

Источник: https://www.moraigthestore.com/blog/no-te-la-juegues-diez-consejos-para-elegir-el-juguete-perfecto-para-tu-peque/

Cómo elegir el juguete perfecto (o, al menos, el más adecuado)

Cómo escoger el juguete perfecto

Todos nos hemos preguntado alguna vez qué juguete es mejor regalar. Ya sea por compromiso, como un cumpleaños, o en cualquier otra ocasión.

Muchas veces quizás te encuentres ante la duda de si ese juguete será apropiado o no, o si le gustará.

Es una situación que puede llegar a ser muy frustrante… pero ¡Ey! ¿Sabes qué? Estás en el sitio adecuado, porque en el artículo de hoy te voy a dar las claves para elegir el mejor juguete.

¿Por qué elegir el juguete más adecuado?

Se trate de tus hijos, sobrinos, niños del colegio que tienen un cumple, o los hijos de tus amigos, son muchas las razones por las que vale la pena elegir algo adecuado en lugar de comprar lo primero que veas. Es muy frustrante regalar algo que va a quedarse acumulando polvo en el fondo de un armario para siempre ¿Verdad?

Además, dependiendo de lo mal que lo hagas, puedes incluso crear más mal que bien. Conozco algún caso de padres que dejan de llevarse con otros padres porque invitaron al hijo de los otros a un cumpleaños, le llevó un regalo inapropiado por las risas, y eso dio lugar a un conflicto.

Por supuesto, que el juguete sea para tus propios hijos tampoco te salva de consecuencias negativas… tan solo debes dejar a un niño pequeño solo con una pelota saltarina por 5 minutos cerca de la vajilla de porcelana. ¡Veras que bien! (Spoiler: vete despidiéndote de tu vajilla de porcelana, de la tele, de las figuritas del salón, y de cualquier otra cosa lo suficientemente frágil dentro de la casa… o a un radio de 5 kilómetros)

Cómo tomar la decisión

Cada niño es distinto y le gustan más unas cosas que otras. Sin embargo, existen algunas pautas generales que puedes servirte en todos los casos, y que son las que te voy a dar en este artículo. De esa manera podrás enfrentarte a la situación con más herramientas y elegir el mejor juguete.

Personalidad

Uno de los factores a considerar es la personalidad del niño/a ¿Con qué tipo de juguetes le gusta jugar? Por ejemplo, hay personas que piensan que algo como un balón de fútbol le gustaría a cualquier niño pero ¿Te has parado a pensar si a ese niño en concreto le gusta el fútbol? Lo mismo pasa con cualquier otro juguete, hay niños más tranquilos, niños a los que les gusta más hacer deporte, otros prefieren cosas muy interactivas, o son fanáticos de los juguetes de construir… etc.

En el caso de regalarle a tus hijos, te es más fácil porque o bien puedes observarlos directamente a ver con qué cosas les va gustando más jugar, o bien puedes preguntarles. También puede darse el caso de que sean ellos los que te pidan que les compres algo concreto. En ese caso te queda a ti decidir si es un juguete apropiado o no.

Sin embargo, aunque el juguete no sea para tus hijos, también puedes conseguir esta información. Por ejemplo, si es para un compañero del colegio, tus propios hijos pueden hablarte de cómo es ese niño/a (de paso esto te servirá para saber si te conviene o no enviarlos a ese cumpleaños). Por otro lado, es una práctica más común de lo que piensas el preguntarle a los padres del niño.

De hecho, tampoco te puedes fiar de tu criterio de los que son «juegues de niño» y «juguetes de niña», ya que hay niños que juegan con muñecas y niñas que juegan con camiones, y de hecho hay padres que fomentan este tipo de cosas, o que están directamente en contra de los juguetes «sexistas», y te odiarían si a su hija le regalas una muñeca. Para este tipo de cosas, debes evitar tener ciertas ideas preconcebidas e informarte del caso particular de cada niño o niña.

Aporte de valor

A muchas personas les sorprende el hecho de que se hable de un «aporte de valor» en algo como un juguete, que es para divertirse y jugar y ya está. Sin embargo, no tiene que ser el «juguete súper hiper mega educativo pedagógico 2000X» para aportar valor.

Los juguetes pueden aportar muchas cosas, desde los juguetes para bebés que les permiten adquirir habilidades como la destreza fina en la manipulación de objetos, hasta juegos que permiten relacionarse con otros niños, hacer deporte, compartir momentos en familia o simplemente estar entretenidos.

Ahora bien, también hay juguetes que no se sabe muy bien en qué estaba pensando el que los creó, como las muñecas meonas.

¿Qué aporte puede dar una muñeca meona que deja la casa perdida de agua? O esos juguetes que hacen ruido por las noches, como muchos bebés llorones de juguete ¡El realismo tiene sus límites! También hay juguetes peligrosos, como aquellos que pueden sacar un ojo o romper algo.

Ese tipo de juguetes problemáticos conviene evitarlos, especialmente para regalárselo a niños que no son tuyos.

Puede ser que tengas unos hijos súper disciplinados que nunca harían un mal uso, pero te sorprenderá saber que los demás niños no tienen por qué ser así.

Cuando elijas un juguete tienes también que ponerte en el peor escenario posible, con el peor uso que se le pueda dar. En caso de dar ese mal uso ¿Qué pensarán sus padres de ti, por regalárselo? ¡Ahí empiezan todos los problemas!

Franja de edad

Parece obvio, pero no lo es: un juguete, por el simple hecho de ser un juguete no significa que valga para cualquier edad. Existen numerosos factores por los que esto es así, ya sea un juguete con piezas pequeñas con el que un niño pequeño pueda ahogarse, o un «juguete de bebé» que a un niño mayor no le interese.

Debes tener en cuenta la edad recomendada de cada juguete (generalmente ésto puedes verlo en la caja), y a su vez el grado de madurez que tiene el niño o niña al que se lo vayas a regalar.

Material del que esté hecho

Hay juguetes que pueden ser peligrosos, ya sea por tener componentes tóxicos, como por poder causar daño (materiales cortantes, mecanismos que pueden engancharse en el pelo o golpear en la cara… etc.). En encontrarás cientos de vídeos sobre juguetes peligrosos si necesitas inspiración o referencias.

Por otro lado, el material del juguete puede influir en otros factores, uno es el factor político. Si regalas un juguete de «plástico malo», podrías quizás quedar mal con sus padres en ciertas esferas sociales. También el material está directamente relacionado con la durabilidad que pueda tener el juguete.

Presupuesto

Por último, pero no menos importante, debes considerar el precio del juguete, y valorar cuánto te puedes o quieres gastar. Un juguete puede ser muy bueno, pero si es demasiado caro para lo que te pensabas gastar… no es el juguete perfecto. ¡Piensa en ello!

Dónde encontrar juguetes así

Lo ideal es acudir a sitios donde tengas mucha variedad para elegir, dentro de distintos tipos de juguetes y gamas de precios. Por ejemplo, hay tiendas como la de DRADENDAK juguetes que tienen una amplia variedad que hace fácil no equivocarse.

Otro factor importante es que en la propia tienda puedan asesorarte. Si dispones de la información que hemos ido viendo a lo largo del artículo, es muy posible que puedan recomendarte un juguete apropiado para ese niño o niña, dentro del precio que tienes marcado en tu presupuesto.

Conclusión

Comprar un juguete es una gran responsabilidad, donde entran en juego una serie de variables muy importantes que debes tener en cuenta para tomar la decisión adecuada. Si sigues los pasos de este artículo y tienes en cuenta la personalidad, el aporte de valor, la franja de edad, el material del que está hecho, y tu presupuesto, tendrás éxito siempre.

Ahora solamente queda que pongas en práctica lo aprendido. Si tienes alguna duda, puedes preguntar en los comentarios. ¡Hasta pronto!

Источник: https://oliverdelarosa.com/como-elegir-el-juguete-perfecto-o-al-menos-el-mas-adecuado/

Cómo escoger el juguete perfecto

Cómo escoger el juguete perfecto

Indice

  • A cada edad, un juguete
  • La seguridad es lo primero

Comprar regalos es una actividad agradable y más cuando se acercan las Navidades y hablamos de juguetes.

Aun así, dar con el juguete perfecto para cada niño no es tarea fácil y genera muchas dudas entre los adultos: ¿Será adecuado para su edad? ¿Sabrá jugar con él? ¿Qué capacidades desarrolla? ¿Es correcto el etiquetado? La Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ) nos ofrece algunas claves para acertar de pleno esta Navidad.

A cada edad, un juguete

Una cuestión muy importante es ofrecer a los niños los juguetes adecuados para su edad. Para ello, hay que tener en cuenta el momento de desarrollo en el que se encuentren y las habilidades que se van adquiriendo.

Durante su primer año, los niños empiezan a interactuar con risas, a seguir el movimiento de las personas y a distinguir colores y formas.

También descubren su cuerpo, comienzan a hablar,  a buscar objetos… En esta fase, los juguetes más adecuados son los móviles de cuna, los muñecos de goma y de tela, sonajeros, mordedores, juguetes muy coloridos, andadores, etc.

Cuando ya tienen entre uno y tres años descubren el entorno familiar, hablan, juegan con sus amigos y aprenden canciones. En estos momentos entran en escena los patines, las bicicletas, juguetes articulados con accesorios, animalitos, puzles, juegos de mesa, coches, trenes y camiones.

Entre seis y diez, ya pueden leer, dibujar, escribir, contar, incluso crear mundos imaginarios. Les atrae la tv, la lectura, las nuevas tecnologías, los juegos al aire libre, las colecciones.

Se apasionan por los deportes, las competiciones y empiezan a comportarse de forma más individualizada.

Lo que predomina en esta etapa son los juegos electrónicos, audiovisuales, de estrategia y reflexión, el material deportivo, las maquetas y los mecanos.

A partir de los doce años se produce un momento crucial en el desarrollo infantil. Es cuando más se juega en grupo, se compite, se colabora. La pandilla de amigos se convierte en el principal referente.

Aquí más que nunca es fundamental la comunicación entre padres e hijos, crear fuertes lazos que fortalezcan las relaciones futuras. Es necesario que los adultos compartan juegos con sus niños, los conozcan y entiendan por qué les resultan atractivos.

Se deben esforzar por mirar el mundo desde sus ojos para acercarse a sus intereses y a su entorno.

La seguridad es lo primero

Siempre hay que considerar las recomendaciones que aseguran un uso correcto del juguete, con la seguridad de los niños como objetivo fundamental. Estos 10 consejos resultarán muy útiles a la hora de escoger juguetes seguros:

1. Es imprescindible de leer todo el etiquetado del juguete. Tienen cuenta las recomendaciones de seguridad y de edad y tómalas en serio. No compres juguetes que no tengan el marcado CE (Conformidad Europea) en el juguete o en su embalaje.

2. Elige el juguete adecuado para la edad, habilidades y capacidades del niño. Los juguetes no destinados a un determinado grupo de edad pueden poner en riesgo la seguridad de los niños.

Asegúrese de leer y seguir la recomendación de la edad –especialmente el pictograma de 0 a 3.A través de buenos profesionales en las tiendas o de asesores virtuales como www.ludomecum.

com, elegir con acierto es muy sencillo.

3. Adquiere siempre juguetes en comercios o tiendas online de confianza. Los comercios responsables cuidan los productos que venden. Los comercios poco fiables tienden a ignorar los requisitos de seguridad y puede que además ofrezcan juguetes falsificados.

4. Sigue cuidadosamente las instrucciones de montaje y de uso del juguete. Guarde tanto las instrucciones como cualquier información útil que se incluya en el juguete en un lugar seguro. No modifique las características del juguete.

5. Descarta y separa para el reciclado todos los envases, incluyendo las bolsas de plástico, cartón o papel, pero conserve siempre las instrucciones. Asegúrate de que los niños no juegan con las bolsas de plástico ya que podrían generar riesgo de asfixia. Recicla también las pilas y baterías de forma correcta.

6. No dejes a niños menores de 36 meses con juguetes con partes pequeñas. Los niños de esta edad tienen tendencia a ponerse los juguetes en la boca y las piezas pequeñas presentan riesgo de asfixia.

7. Supervisa el juego del niño. Asegúrate de que todos los juguetes se utilizan de la forma indicada y son adecuados a la edad y habilidades del niño. Determinados juguetes, como patinetes, bicicletas o patines, deben utilizarse con protecciones.

8. Examina periódicamente los juguetes, comprobando el desgaste o partes rotas que podrían causar lesiones u otros riesgos para la salud y la seguridad del niño. Descarte inmediatamente los juguetes rotos.

9. Enseña a tus hijos a guardar los juguetes para evitar accidentes. No dejes juguetes en las escaleras o en el suelo en zonas de tránsito de la casa.

10. Si descubres un problema de seguridad en el juguete, comunícalo siempre al fabricante y a las autoridades públicas correspondientes.

Imagen: FreeDigitalPhotos.net

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/padres/actualidad/como-escoger-el-juguete-perfecto-5456

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: