Cómo saber si será niño o niña

Contents
  1. Test: ¿Será niño o niña? ¡Adivina el sexo de tu bebé!
  2. ¿Podemos elegir el sexo de nuestro bebé?
  3. Pruebas populares (no científicas) para predecir el sexo del bebé
  4. Otras formas de adivinar si tu bebé será niño o niña
  5. ¿Cómo saber si será niño o niña?
  6. Si quieres saber si será niño o niña, aquí tienes unos métodos caseros para saber el sexo del bebé
  7. Métodos científicos para saber el sexo del bebé
  8. ¿Cómo saber si mi bebé es niño o niña? Mitos vs. ciencia
  9. “Si tu vientre es alto, es niña; si es bajo, es niño”
  10. “Si tu pareja sube de peso, es niña; si no, es niño”
  11. “Si tienes acné y pierdes tu brillo, es niña”
  12. “Si el pulso de tu bebé es mayor a 140, es niña”
  13. ¿Cómo saber si es niño o niña, según la ciencia?
  14. Prueba prenatal no-invasiva 
  15. Examen de translucencia nucal (Prueba NT)
  16. Ultrasonido
  17. La probabilidad de tener niño o niña según la genética – Cuestión de Genes
  18. ¿Qué diferencia genéticamente un embrión femenino de uno masculino?
  19. La probabilidad de tener un niño o una niña de acuerdo con la genética 
  20. ¿Qué factores pueden influir en este proceso?
  21. ¿Se puede “elegir” el sexo del bebé? 
  22. ¿Cómo saber el sexo de tu bebé?
  23. El método de la ecografía
  24. El método Ramzi
  25. Nuevas tecnologías para saber el sexo de tu bebé
  26. Los trastornos de los cromosomas sexuales 
  27. Cómo determina el sexo el test de cribado 
  28. Pruebas para conocer el sexo de tu bebé y cuidar su salud 
  29. ¿Niño o niña? Señales tempranas del sexo de tu bebé
  30. ¿Cuándo desarrollan su sexo los bebés? ¿A los cuántos meses se sabe el sexo del bebé?
  31. Llevar el bebé alto en la barriga
  32. Estar estresada antes de la concepción
  33. Cambios de humor
  34. Más severidad de las náuseas matutinas
  35. Tener acné o la piel apagada
  36. Tener la barriga baja
  37. Pelo y piel más saludables
  38. Estado de ánimo estable
  39. Pruebas médicas para saber el sexo de tu bebé
  40. Analíticas de sangre
  41. Amniocentesis
  42. Muestra de vellosidades coriónicas (MVC)
  43. Ecografía
  44. Nota final
  45. ¿Se Puede Saber Si Es Niño o Niña Por Los Síntomas Del Embarazo?
  46. ¿Cómo las náuseas en la gestación pueden predecir el sexo del bebé?
  47. Otros indicadores que pueden revelarnos el sexo del bebé

Test: ¿Será niño o niña? ¡Adivina el sexo de tu bebé!

Cómo saber si será niño o niña

¿Estás embarazada? Seguro que tu pareja y tú habéis hecho un montón de cavilaciones respecto al sexo de vuestro bebé. ¡Incluso hay apuestas en juego! Si no puedes esperar más, te proponemos que hagas este divertido test para salir de dudas. ¿Acertará?

Sobra decir que la única manera 100% fiable para determinar si tendremos un niño o una niña es a través de una ecografía, concretamente la que nuestro ginecólogo nos realiza en la semana 20 de embarazo.

Sin embargo, antes de que la medicina se modernizase, existían diferentes tácticas para averiguar el sexo del bebé.

Son métodos basados en creencias populares que hoy en día se siguen utilizando, aunque solo sea por mera curiosidad.

Tu navegador no puede mostrar este vídeo

Video por Elvira Sáez

¿Sabías que incluso existen trucos para quedarte embarazada de una niña? ¡Nos hemos basado en esta sabiduría tradicional para confeccionar un divertido test! ¿Quieres predecir cuál es el sexo de tu bebé? ¡Contesta a estas sencillas preguntas!

¿Cuál ha sido el resultado del test? Sea niño o niña, a continuación vamos a contarte un poco más sobre la elección y predicción del sexo del bebé.

Como verás, aunque la fiabilidad es dudosa, hay quién cree que es posible elegir si el bebé será niño o niña antes de la concepción y también que es posible conocer el sexo durante el embarazo sin recurrir a pruebas médicas.

Te contamos algunas de las formas más populares a modo de curiosidad. Recuerda que ninguna de ellas puede sustituir las pruebas del ginecólogo.

¿Podemos elegir el sexo de nuestro bebé?

Si alguna vez has pensado que te gustaría poder elegir el sexo del bebé, debes saber que existen muchas creencias con las que de forma tradicional nos han enseñado a que sea posible quedarnos embarazadas de una niña.

Esto por supuesto, es una leyenda y no debemos darle más importancia de la que tiene, pero lo cierto es que existen procedimientos en los que se cree de modo «científico» que podrían funcionar.

Este es el caso del método Barreta, llevado a cabo por una bioquímica argentina, que afirma que llevando una dieta rica en minerales se fomenta los cromosomas de tipo X y evitando los alimentos ricos en sodio que fomentan los masculinos se puede aumentar la posibilidad de tener una niña.

Por tanto, según dicho estudio, los productos lácteos, el pescado, la carne de ternera, el conejo, el cerdo, la fruta y los cereales se convierten en alimentos clave para tu dieta si lo que quieres es quedarte embarazada de una niña… ¿será verdad o no? Lo que sí es cierto es que la alimentación es clave a la hora de aumentar la fertilidad ya que una alimentación y vida saludable es clave para que todo funcione bien en nuestro cuerpo.

Pruebas populares (no científicas) para predecir el sexo del bebé

La prueba del péndulo es una de las técnicas más tradicionales para predecir el sexo del bebé y mucho más fácil que la anterior. Solo tienes que coger un anillo al que tengas un cariño especial y ponerlo en una cadena.

Una vez tumbada le pides a tu hermana, amiga o marido que lo coloque de forma perpendicular a tu barriga y lo deje caer en forma de péndulo.

Si se mueve de un lado hacia otro, se dice que el bebé es chico y si se mueve de forma circular se dice que el bebé es chica.

Otro de los mitos o creencias más conocidos para adivinar si el bebe es niño o niña es la forma del vientre.

Se dice que si la mamá tiene la tripa puntiaguda se trata de un niño mientras que si es más redondita es una niña.

El ritmo cardíaco, es decir la velocidad a la que va su corazoncito, también parece ser indicativo del sexo del bebé: si sus latidos son mayores a 140 pulsaciones por minuto será niña y si están por debajo será un niño.

Otras formas de adivinar si tu bebé será niño o niña

  • Los antojos también suelen ser otro indicativo de que el bebé es un chico o una chica. En el primer caso será si los antojos son salados y en el segundo si lo que te apetece comer es dulce. Aunque, de nuevo, el grado de fiabilidad es bajo.
  • También existen estudios que afirman que si el apetito aumenta a partir del segundo trimestre lo probable es que se trate de un niño ya que los chicos suelen pesar más al nacer, pero por supuesto, no siempre ocurre esto.
  • La belleza también puede ser una forma de que te digan que esperas niño o niña, se dice que normalmente las mamás de bebés varones suelen estar más «guapas» que las que esperan una chica… ¿un método un tanto subjetivo, no?
  • Otra creencia se basa en los cambios de humor. Si estos son como una montaña rusa, es decir, de la risa al llanto en poco tiempo, se cree que el bebé será niña.
  • La velocidad del crecimiento del vello corporal también cuenta según la creencia popular: si crece más rápido se trata de un niño por la testosterona.

Por supuesto, como ya indicábamos al inicio, la fiabilidad de estos métodos es inexistente, pero quizá pueden calmar tus ansias por conocer el sexo de tu bebé antes de la semana 20 de embarazo.

No obstante, debes saber que en la actualidad las ecografías permiten intuir el sexo del bebé a partir de la semana 11 de embarazo. Eso sí, a pesar de que las ecografías cada vez son más nítidas, hay un mínimo de margen de error ya que la posición del feto y los conocimientos del especialista pueden afectar.

Источник: https://www.enfemenino.com/embarazo/test-predecir-el-sexo-del-bebe-s1803165.html

¿Cómo saber si será niño o niña?

Cómo saber si será niño o niña

  • Mi bebé y yo
  • Embarazo
  • Primer trimestre
  • ¿Cómo saber si será niño o niña?

Mi bebé y yo

Sin duda alguna, una de las grandes ilusiones de los futuros papás durante el embarazo es conocer el sexo del bebé que esperan. Muchos padres eligen no conocer el sexo del bebé hasta que nazca, pero para la mayoría saber si es niño o niña el bebé que esperan, es muy importante y quieren saberlo lo antes posible.

Normalmente, no se suele conocer el sexo del bebé hasta los cuatros meses del embarazo. Pero ¿qué pasa si quieres saberlo antes?

Existen algunos métodos caseros que, aunque no tienen ninguna base científica, se utilizan a menudo para predecir la sexualidad del bebé. Te los detallamos a continuación y también te explicamos cuáles son los métodos científicos que utilizan los médicos para saber si es niño o niña el bebé que darás a luz. 

Si quieres saber si será niño o niña, aquí tienes unos métodos caseros para saber el sexo del bebé

Cabe recordar que estos métodos caseros forman parte de las creencias populares a la hora de vaticinar cuál será el sexo del bebé. Así pues, debes tomártelo como un juego, ya que no tienen ninguna base científica. 

  • El latido del corazón. Se cree que si el corazón del bebé late más de 140 veces por minuto es una niña y si lo hace menos veces es un niño. Toma nota de ello cuando tengas tu próxima ecografía. 
  • El test de la col roja. Debes hervir una col, guardar el agua de la cocción y mezclarla con unas gotas de tu orina. Si el agua se vuelve de color morado, tendrás un niño, y si se vuelve de color rosa, una niña. 
  • La prueba del anillo. Este truco consiste en atar una cuerda alrededor de un anillo que signifique algo para ti y tumbarte. A continuación, debes pedir a tu pareja, un familiar o una amiga que sostengan el cordel del anillo sobre tu barriga. Si el cordel se balancea de un lado a otro como si fuera un péndulo, esperas un niño. En cambio, si el cordel se balancea en movimientos circulares, será una niña. 
  • El ajo. Este truco requiere de cierta fuerza de voluntad ya que consiste en comerte un diente de ajo. Si después de haberlo hecho, notas que tu piel desprende mal olor, tu bebé será un niño. En cambio, si no desprendes nada de olor, será una niña. 
  • La tabla china. Esta tabla de tradición ancestral determina, teniendo en cuenta la edad de la madre y el mes en que el bebé ha sido concebido, el sexo del bebé. También existe la tabla maya para predecir el sexo del niño, que también combina la edad de la madre y el mes en el que has quedado embarazada.
  • El calendario lunar. Uno de los métodos caseros más populares para conocer el sexo del bebé, que tiene en cuenta la fecha del día de su concepción, algo difícil de comprobar en mujeres de ciclos menstruales irregulares. 
  • La forma de la barriga. Aunque carezca de rellevancia científica, uno de los métodos más utilizados por abuelas, tías y toda clase de parientes a la hora de adivinar si el bebé será niño o niña consiste en fijarse en la forma de la barriga. Se dice que si es redonda, será niña, y si es en punta, niño. 
  • Las náuseas matutinas. Se dice que si tienes muchas náuseas en el embarazo es porque esperas una niña y, si apenas tienes, un niño. 
  • La forma de tu cara. Las abuelas dicen que si tienes la forma de la cara redonda es que podrías estar esperando una niña y, en cambio, si la tienes como siempre, un niño. 
  • Los antojos. Es otra forma de saber, según las creencias populares, el sexo del bebé. ¿Tienes ganas de comer cosas dulces o saladas? Se dice que si te apetece lo dulce es que será niña y si te apetece lo salado, niño. 
  • El color de tus pezones. Si notas que tus pezones se han vuelto más oscuros durante el embarazo, puede que sea porque estás esperando un niño. Si no cambian de color, una niña.
  • El vello en las piernas. Se cree que si el pelo que te crece en las piernas o en otras partes de tu cuerpo durante el embarazo lo hace rápido es porque esperas un niño y, por lo tanto, tienes un extra de testosterona. 
  • La fórmula gitana. Debes sumar tu edad con el mes en el que quedaste embarazada. Si sale par, es niño, si sale impar, niña.
  • La temperatura de los pies. Este sencillo método consiste en observar si durante el embarazo tienes los pies helados, lo que significa que esperas un niño, o calentitos, una niña.

Métodos científicos para saber el sexo del bebé

  • El análisis de sangre. Es una de los métodos más habituales para determinar el sexo del bebé y consiste en extraer una muestra de sangre de la futura mamá para analizar los fragmentos de ADN que proceden del feto. A partir de la séptima semana del embarazo, la presencia de estos fragmentos en la sangre de la madre son suficientes para determinar si el feto es portador del cromosoma Y (niño) o X (niña).
  • La amniocentesis. Se trata de una prueba invasiva que se realiza para detectar problemas congénitos en el bebé, como el síndrome de Down, y que también permite conocer su sexo. La prueba consiste en la extracción de líquido amniótico con células fetales. 
  • La ecografía. Es el método más conocido a la hora de determinar el sexo del bebé. Normalmente, se utilizan los ultrasonidos para ver la imagen del bebé y su anatomía, lo que también permite identificar su sexo. A partir de la semana 20 del embarazo, y dependiendo de la posición del feto en la barriga, pueden empezar a verse los genitales del bebé para determinar si será niño o niña. 
  • La placenta. A través de la posición de la placenta respecto del feto, lo que se conoce como el método Ramzi, se puede determinar el sexo del bebé ya desde la primera ecografía. 
  • La biopsia corial. Se trata de un examen invasivo similar a la amniocentesis, cuyo principal objetivo es diagnosticar trastornos genéticos, que se lleva a cabo durante el tercer mes del embarazo. Consiste en la extracción y análisis de una muestra del tejido que rodea al feto y la placenta. Esta muestra contiene la misma composición genética que las células del bebé y puede revelar su sexo. ( Te interesa: Tu embarazo, semana a semana )

Источник: https://mibebeyyo.elmundo.es/embarazo/primer-trimestre/como-saber-si-es-nino-o-nina

¿Cómo saber si mi bebé es niño o niña? Mitos vs. ciencia

Cómo saber si será niño o niña

Existen algunos signos que, según la sabiduría popular, pueden ayudarte a saber si tu bebé será niño o niña, antes de que nazca.

Los más difundidos son: la forma, dirección, tamaño y ubicación del vientre, si sufres de náuseas leves o constantes, si tu piel comienza a perder su brillo, si sufres de acné, si tienes “brillo de embarazada”, e, incluso, si el pulso de tu bebé está por encima de los 140 o no.

Si estás embarazada y estás leyendo esto lo más probable es que tu curiosidad y anticipación esté por las nubes. Esto es completamente normal y por eso, hoy trataremos de ver qué dice la ciencia al respecto de los anteriores “signos”. 

¿Acaso existe soporte científico para adivinar el sexo de tu bebé por la forma y dirección de tu vientre? ¿Qué tal sobre las náuseas que sientes? ¿Que tu bebé tenga el pulso alto, es garantía de tener una hermosa bebé? Estas y más preguntas trataremos de resolver a continuación, para que no te quede la más mínima duda al respecto.

“Si tu vientre es alto, es niña; si es bajo, es niño”

¿Qué dice la ciencia? Según la sabiduría popular, que tu vientre esté bajo es indicio de que vas a tener un niño debido a que los varones suelen pesar más al nacer.

No obstante, se ha descubierto que esto no es sostenido por la ciencia pues la posición de tu vientre (útero y sistema gástrico) depende de más factores, como la fortaleza de tus ligamentos, si sufres de indigestión por tu embarazo o la posición natural de tu útero.

Otro factor que contribuye a que lleves un vientre bajo, independiente del sexo de tu bebé, es si ya has dado a luz previamente, lo cual puede debilitar los ligamentos abdominales.

“Si tu pareja sube de peso, es niña; si no, es niño”

¿Qué dice la ciencia? Mientras que la ciencia ha ofrecido pruebas de que es factible que tu pareja suba de peso durante el embarazo, esto no está relacionado, directa o indirectamente, con que tu bebé tenga un género en particular. En su lugar algunas investigaciones señalan que, si tu pareja sube de peso está participando en un fenómeno de adaptabilidad que lo prepara para satisfacer las necesidades de protección, alimentación y atención del bebé, una vez que nazca.

“Si tienes acné y pierdes tu brillo, es niña”

¿Qué dice la ciencia? La presencia de acné está ligada directamente con la presencia de hormonas y tu propia genética.

No obstante, aunque algunos especialistas solo ven una remota conexión entre que tu bebé sea niña y cambios con tu piel, pensar que tienes una niña en tu vientre que “te roba tu belleza”, quizás no sea la mejor forma de adivinar el sexo de tu pequeño.

Paralelamente, que experimentes “brillo de embarazada” no es indicación de que estés esperando un niño, pues, curiosamente contradice el siguiente signo…

“Si el pulso de tu bebé es mayor a 140, es niña”

¿Qué dice la ciencia? Escuchar el pulso de tu bebé por primera vez, durante un chequeo, es, en definitiva, uno de los mejores momentos del embarazo. Quizás por eso es seleccionado como un factor predictivo del sexo de tu bebé. Desafortunadamente esto ha sido comprobado como falso por varias investigaciones.

¿Cómo saber si es niño o niña, según la ciencia?

Si te mueres de ganas de conocer si tendrás un niño o una niña, a continuación, examinaremos algunos de los métodos y pruebas que podrás realizarte en el hospital para saberlo. Claro, con previa autorización de tu especialista prenatal. Estas pruebas están 100% respaldadas por la ciencia y no te quedará ninguna duda de qué estás esperando. 

Prueba prenatal no-invasiva 

Esta prueba genética opcional se te ofrecerá alrededor de tu décima semana de embarazo, y tiene como principal finalidad encontrar signos de Síndrome de Down.

Esta prueba, también conocida como NIPT (siglas del inglés noninvasive prenatal testing), analiza el ADN de tu bebé a partir de una muestra de tu sangre con el fin de analizar sus cromosomas.

¿Sabes qué otra cosa está relacionada con los cromosomas? ¡El sexo del bebé! Así que coméntale a tu doctor si te gustaría o no saber el sexo del bebé, antes de que te de los resultados. 

Examen de translucencia nucal (Prueba NT)

En caso de que ya te hayas negado a la prueba genética, existe otro método no-invasivo que puedes intentar para saber el sexo de tu bebé antes de que nazca: el escaneo de translucencia nucal.

Este examen puede realizarse alrededor de la semana 12 y se trata de un ultrasonido minucioso que tiene como finalidad revisar el engrosamiento del pliegue de la nuca del feto.

¿Cómo puede decirte con certeza el sexo de tu bebé? En algunas ocasiones, el escáner podrá ser capaz de capturar una imagen del sexo de tu bebé de forma clara.

Ultrasonido

Si ya agotaste tus opciones anteriores, pero ahora quieres saber, el ultrasonido es la solución.

La única condición es que deberás de esperar hasta la mitad de tu embarazo (semanas 18 a 22) para saber con certeza si tendrás un niño o una niña.

Con un ultrasonido, durante estas semanas, podrás ver, en toda su belleza y ternura, cada detalle del cuerpecito de tu bebé, así como la respuesta a tu pregunta.

Источник: https://www.chicco.com.mx/Osservatorio-Chicco/Articulos/embarazo/como-saber-si-bebe-es-nino-o-nina.html

La probabilidad de tener niño o niña según la genética – Cuestión de Genes

Cómo saber si será niño o niña

¿Sabías que la probabilidad de tener un niño o una niña está determinada por la genética? Y es que, el sexo fetal depende de si el espermatozoide porta un cromosoma sexual X o Y. ¿Quieres saber por qué? En este post te lo explicamos y, además, te hablamos sobre las novedosas técnicas con las que puedes conocer el sexo de tu bebé antes de la ecografía de las 16 semanas. 

¿Qué diferencia genéticamente un embrión femenino de uno masculino?

Ya lo vimos en artículos como ¿Qué es el ADN?: los seres humanos, en cada una de nuestras células, tenemos 23 pares de cromosomas (por tanto, 46 cromosomas). 

Los primeros 22 pares de cromosomas se denominan “autosómicos” y son iguales en ambos sexos. 

Sin embargo, los cromosomas de la pareja 23 son distintos en hombres y en mujeres y se denominan cromosomas sexuales: 

  • Pareja de cromosomas del par 23 en mujeres: XX.
  • Pareja de cromosomas del par 23 en hombres: XY.

La probabilidad de tener un niño o una niña de acuerdo con la genética 

En primer lugar, tenemos que hablarte de la gametogénesis, que es el proceso en el que se generan las células sexuales, espermatozoides en el caso de los hombres, y óvulos en las mujeres.

Estas células sexuales, es decir, los óvulos y los espermatozoides, no contienen 23 pares de cromosomas, como el resto de las células del cuerpo, sino que tienen 23 cromosomas cada uno. De este modo, cuando el espermatozoide fecunda un óvulo, forman un zigoto que tendrá los 46 cromosomas, 23 provenientes de la madre y los otros 23 del padre. 

Los óvulos siempre tienen el cromosoma sexual X puesto que, como explicamos antes, las mujeres poseen dos cromosomas X. Los espermatozoides, sin embargo, pueden tener, o bien un cromosoma X, o bien un cromosoma Y.

Por lo tanto, si es un espermatozoide con un cromosoma X el que fecunda al óvulo, el zigoto resultante será de sexo femenino (XX).

Por el contrario, si el espermatozoide que fecunda al óvulo tiene un cromosoma Y, el zigoto será de sexo masculino (XY).

En definitiva, genéticamente, la probabilidad de tener un niño o una niña depende de si el espermatozoide que fecunda al óvulo es X o Y. 

¿Qué factores pueden influir en este proceso?

Ahora que ya sabes cómo se determina el sexo de los seres humanos, te preguntarás si hay factores que influyen para que el espermatozoide que alcanza el óvulo sea X o sea Y.

Pues bien, aunque sea un proceso aleatorio, algunos estudios sugieren que en la probabilidad de tener un niño o una niña influye el día en el que tenga lugar el coito respecto a la ovulación.

Esto se debe a quelos espermatozoides con copia X e Y presentan algunas características diferentes:

  • Espermatozoides Y: sonmás rápidos, pero sobreviven menos tiempo en el tracto genital femenino.
  • Espermatozoides X: son más lentos, pero son más resistentes y por tanto sobreviven durante más tiempo. 

¿Se puede “elegir” el sexo del bebé? 

Teniendo en cuenta lo anterior, existen dos hipótesis que pueden influir en la probabilidad de tener niño o niña:

  • Velocidad: Como hemos visto, los espermatozoides que contienen el cromosoma Y son más rápidos que aquellos que contienen el cromosoma X, por lo que, si en el momento del coito el óvulo se encuentra en las trompas de Falopio, la probabilidad de que llegue un espermatozoide Y, y lo fecunde es mayor, lo que quiere decir que la probabilidad de que sea niño es mayor.
  • Longevidad: Como hemos visto, los espermatozoides que contienen el cromosoma X son capaces de vivir más tiempo en el tracto genital femenino. Esto implica que, si en el momento del coito el óvulo no se encuentra en las trompas de Falopio, los espermatozoides con un cromosoma X podrán sobrevivir más tiempo, hasta que el óvulo alcance las trompas de Falopio, y por lo tanto, aumenta la probabilidad de tener una niña.

En definitiva, estas dos hipótesis vienen a explicar que si el coito tiene lugar cuando ya se ha ovulado, los cromosomas con copia Y alcanzarán antes el óvulo y habrá más probabilidades de tener un niño, mientras que si se produce antes de la ovulación se incrementarán las posibilidades de tener una niña porque los cromosomas con copia X pueden sobrevivir más horas hasta que el óvulo alcance las trompas de Falopio. 

Sin embargo, no debes olvidar que esto son hipótesis, y aunque se conozca el momento de ovulación (puedes saberlo mediante un test de ovulación), no existe una garantía de que el bebé vaya a ser de un sexo u otro si tomas estas medidas.

¿Cómo saber el sexo de tu bebé?

La curiosidad por saber si se va a tener un niño o una niña cuando se está esperando un bebé es muy frecuente y se remonta a tiempos históricos.

Ya en la medicina griega, en los escritos médicos Corpus Hipocraticum, exponían diferentes características de la mujer embarazada para poder conocer el sexo del bebé antes del nacimiento.

Uno de ellos se basaba en la posición de los pechos de la mujer, indicando que si se vuelven hacia abajo la mujer esperaba un niño y por el contrario, si se vuelven hacia arriba se trataba de una niña.

Además, existen creencias populares que han llegado hasta nuestros días, como la que predice el sexo del bebé por la redondez de la barriga de la mujer embarazada. Esta creencia implica que si la barriga tiene forma puntiaguda está embarazada de un niño, mientras que si presenta una tripa más redondita, se trata de una niña.

No debemos olvidar que estas teorías no tienen ninguna validez científica, sin embargo, hoy en día, gracias a los avances científicospodemos saber el sexo del bebé en las primeras semanas de gestación de forma certera y segura. 

El método de la ecografía

A las 12 semanas de gestación, los genitales del feto ya están esbozados. Por eso, siempre y cuando la postura sea adecuada, mediante una ecografía se puede intuir el sexo con un margen de error de solo un 20%.

La confirmación de si es niño o niña se produce en la semana 16, cuando los genitales femeninos y masculinos ya se diferencian con total claridad. Aunque no debemos olvidar que esta confirmación solo se produce si el niño se encuentra en la posición adecuada para poder observar los genitales.

El método Ramzi

Este método no tiene una validez científica 100% fiable, aunque hay datos publicados que correlacionan de manera correcta el género del feto en el 97,2% de los casos de sexo fetal masculino y en el 97,5% de los casos de sexo fetal femenino. Se basa en la diferente posición de la placenta y las vellosidades coriónicas en ambos sexos, pudiendo ser utilizado desde la sexta semana de embarazo. 

Nuevas tecnologías para saber el sexo de tu bebé

¿Sabes que es posible conocer de forma precisa el sexo de tu bebé antes de la ecografía de las 16 semanas?

Como ya te explicamos al detalle en el artículo sobre ADN libre fetal en sangre materna, a partir de la sexta semana de gestación podemos encontrar en el torrente sanguíneo de la madre fragmentos de ADN que proceden de las células de la placenta. Para poder realizar la prueba con una concentración adecuada del ADN libre fetal, conviene esperar a la semana 10. 

Este descubrimiento ha supuesto un gran avance, ya que permite saber si el bebé presenta alguna alteración cromosómica mediante una prueba de cribado no invasiva con una muestra de sangre de la madre.

Además de detectar posibles alteraciones cromosómicas en el bebé, también se puede determinar el sexo fetal y por tanto ver si existen anomalías en los cromosomas sexuales.

Los trastornos de los cromosomas sexuales 

Este tipo de trastornos se da cuando el número de cromosomas sexuales que tiene el bebé no es el habitual. 

Entre este tipo de alteraciones, que pueden implicar problemas físicos, de aprendizaje e infertilidad, las más comunes son el síndrome de Turner (afecta solamente a mujeres y ocurre por la falta de un cromosoma X, ya sea total o parcial), el síndrome de Klinefelter (afecta solo a varones y ocurre porque presentan dos cromosomas X y un cromosoma Y), el síndrome Triple X (afecta solamente a mujeres y ocurre porque presentan 3 cromosomas X) o el síndrome XYY (afecta solamente a varones que presentan un cromosoma X y dos cromosomas Y). 

Cómo determina el sexo el test de cribado 

Este test analiza el ADN de las células de la placenta. La detección de un cromosoma Y, es compatible con la presencia de un feto de sexo masculino.  Por lo que, si no se detecta ningún fragmento de cromosoma Y, se infiere que el sexo es femenino. 

En los casos de embarazos gemelares, si hay presencia del cromosoma Y puede determinarse que, al menos, uno de los fetos es masculino, y que, si hay ausencia de este, se puede asumir que ambos fetos son femeninos.

Pruebas para conocer el sexo de tu bebé y cuidar su salud 

Ahora ya sabes por qué la probabilidad de tener un niño o una niña depende de la genética, y conoces las pruebas que, además de permitirte tener esta información durante las primeras semanas de gestación, te informan sobre posibles patologías de origen cromosómico.

¿Te gustaría conocer el sexo de tu bebé lo antes posible y, saber si presenta alguna enfermedad? 

Esto es posible con el test myPrenatal de Veritas, una prueba no invasiva para descartar anomalías cromosómicas como el síndrome de Down, y con la que conocer de forma temprana si el bebé que esperas es un niño o una niña. 

Además, después del parto, con el test  myNewbornDNA, puedes descubrir si tu bebé sufre alguna enfermedad accionable que no se detecta con la prueba del talón. Una información de gran valor que permite tomar medidas preventivas o el manejo adecuado de una posible patología, evitando consecuencias más graves. 

En Veritas sabemos que la salud de tu bebé es lo más importante, por eso ponemos a tu disposición estas dos pruebas. Si quieres saber más, no dudes en contactar con nosotros. Estaremos encantados de explicarte al detalle todas las ventajas que conllevan para el bienestar de tus hijos.

Источник: https://www.veritasint.com/blog/probabilidad-nino-o-nina-genetica/

¿Niño o niña? Señales tempranas del sexo de tu bebé

Cómo saber si será niño o niña

Cuando descubres que estás embarazada, tu primer deseo es que tu bebé esté sano o sana. Pero también puedes pensar en el sexo de tu bebé desde el momento en que tu prueba de embarazo da un resultado positivo. Al final, las familias están felices de dar la bienvenida a su nuevo miembro sano, independientemente de su sexo.

Quizás hayas estado pensando en nombres unisex para el bebé, y el hecho de descubrir el sexo de tu bebé puede hacerte desear un nombre diferente. ¡Pero incluso podrían ser nombres estupendos para gemelos o mellizos si tienes una sorpresa! 

¿Cuándo desarrollan su sexo los bebés? ¿A los cuántos meses se sabe el sexo del bebé?

El género se define durante el proceso de la diferenciación sexual humana. No descubrirás el género de tu bebé hasta que ya estés embarazada de varios meses, pero ya fue establecido desde el momento de la concepción.

Los genes del bebé determinan su sexo. Todos los óvulos contienen un cromosoma X, mientras que los espermatozoides pueden tener un cromosoma X o Y. Si el óvulo lo fecunda un espermatozoide que porta un cromosoma X, el embrión XX resultante será niña. Por lo contrario, si el espermatozoide porta un cromosoma Y, el embrión tendrá los cromosomas XY masculinos.

Al principio, todos los embriones tienen la misma apariencia, independientemente de su sexo. De hecho, si no fuese por los efectos de la testosterona, todos los bebés desarrollarían rasgos femeninos.

Hasta la semana 7 del embarazo, tu bebé tendrá una estructura conocida como la «cresta genital».

Después, durante las siguientes 5 semanas, tu bebé empezará a producir hormonas que estimulan el desarrollo de sus órganos sexuales.

Todos los órganos sexuales se desarrollan a partir de la cresta genital. Los ovarios y los labios son equivalentes a los testículos en el sentido que se forman desde las mismas células, igual que el clítoris y el pene. Por tanto, una vez que las hormonas entran en acción, la cresta genital empieza a diferenciarse formando estas estructuras.

En los niños, la cresta genital comienza a alargarse para convertirse en un pene antes de la semana 9. Botones diminutos formarán la próstata alrededor de la semana 10, y el sistema urinario se formará antes de la semana 14. Los testículos descenderán al escroto alrededor de la semana 26, y el pene continúa creciendo hasta el tercer trimestre.

En las niñas, los ovarios se desarrollan entre las semanas 11 y 12, y se llenarán de 7 millones de óvulos primitivos.

La cuantía de estos óvulos se reducirá hasta el nacimiento, y tu niña nacerá con aproximadamente 2 millones de óvulos en sus ovarios.

La fusión de dos estructuras llamadas conductos paramesonéfricos forman el útero y la vagina durante el tercer mes del embarazo. La vagina se abrirá alrededor de la semana 22.

Hay muchos mitos y creencias populares que afirman predecir señales tempranas del sexo de tu bebé. Aunque es tentador pensar que puedes determinar totalmente el sexo de tu bebé mediante síntomas físicos, las investigaciones médicas han desacreditado muchos de estos mitos. Aquí tienes la verdad sobre las 5 supuestas señales tempranas de estar embarazada de una niña:

Llevar el bebé alto en la barriga

Uno de los mitos más comunes sobre el género de los bebés sostiene que tener la barriga alta quiere decir que llevas una niña. No obstante, se ha demostrado que esto es un mito.

Los factores principales determinantes del aspecto de tu barriga son tu estado físico, número de embarazos pasados, forma física de los músculos abdominales y ganancia total de peso durante el embarazo.

Estar estresada antes de la concepción

Otra creencia popular es que tus niveles de estrés antes de quedarte embarazada pueden contribuir a determinar el género de tu bebé. Sorprendentemente, las investigaciones científicas han hallado una correlación entre ambos hechos.

Un estudio reveló que era más probable que las mujeres con niveles elevados de cortisol –la hormona del estrés– tuviesen una niña. No obstante, aún no se ha descubierto la razón por la cual ocurriría esto.

Cambios de humor

Algunas personas piensan que el estrógeno que produce la bebé hembra puede afectar el estado de ánimo de la madre, provocando cambios de humor. Sin embargo, los estudios científicos han comprobado que esto no es verdad.

Toda mujer embarazada puede tener cambios de humor debido a las fluctuaciones de sus propias hormonas durante la gestación. Sin embargo, estos cambios en el estado de ánimo ¡no tienen relación con el sexo de tu bebé!

Más severidad de las náuseas matutinas

Otra creencia popular es que las madres sufrirán náuseas matutinas más severas porque las niñas producen más hormonas. No obstante, la ciencia y la experiencia han demostrado que las náuseas matutinas pueden ser diferentes entre mujeres. La misma mujer puede experimentar niveles diferentes de náuseas matutinas en embarazos distintos.

Es cierto que un estudio publicado por la revista médica The Lancet halló una pequeña correlación entre náuseas matutinas severas y la probabilidad de tener una niña. No obstante, las pruebas no fueron concluyentes, así que el mito perdura… como eso, un mito.

Tener acné o la piel apagada

¿Alguna vez has oído decir que una bebé le roba a su madre la belleza? Algunas personas creen que si vas a tener una niña, tendrás el cutis graso o apagado, y mucho acné. Esto es meramente otra creencia falsa. Las hormonas del embarazo pueden ser impredecibles, y afectarán la piel y el pelo de cada mujer de manera diferente.

Los estudios han demostrado que entre el 50-90 % de todas las mujeres embarazadas experimentan antojos de alimentos en algún momento de su embarazo. Otra creencia popular sostiene que las mujeres que llevan niñas tendrán mayor deseo de comer dulces. También se piensa que si llevas un niño, tendrás mayor deseo de alimentos salados y sazonados.

La verdad es que es más probable que los antojos de las mujeres estén más relacionados con sus necesidades nutricionales que con el género de su bebé. Por tanto, esto en realidad no es una señal de llevar un niño en el embarazo.

Otro mito sostiene que llevas un niño si la frecuencia cardíaca de tu bebé es de unos 140 latidos por minuto. Una frecuencia cardíaca más rápida significaría que llevas una niña.

No obstante, los estudios científicos han mostrado que no hay una diferencia significativa entre las frecuencias cardíacas de fetos femeninos y masculinos.

De hecho, los bebés varones suelen tener una frecuencia cardíaca ligeramente más alta, pero solo por unos 3 latidos por minuto.

Tener la barriga baja

Igual que se supone que tener la barriga alta implica que llevas una niña, es otra creencia generalizada que tener la barriga baja implica que llevas un niño. No obstante, esta teoría carece de evidencia que la respalde. Como hemos dicho anteriormente, otros factores determinan la forma de tu barriga. 

Pelo y piel más saludables

Esto es lo opuesto al mito de que tener una niña «te robará la belleza». Muchas personas creen que si llevas un niño, tu piel tendrá un aspecto mas saludable y tu melena será más abundante y brillante.

En realidad, estos cambios solo dependen de tus hormonas durante el embarazo. Algunas mujeres podrán tener mayor pigmentación de la piel o acné, mientras que otras tendrán el pelo más abundante y ese «guapo subido» del embarazo.

Estado de ánimo estable

¿Alguien realmente cree que tener un bebé varón significa que una mujer embarazada evitará cambios en su estado de ánimo? Desafortunadamente, ¡esto es mentira! Es igualmente probable que tengas cambios de humor, lleves un niño o una niña. Son muy frecuentes en muchas mujeres embarazadas.

Pruebas médicas para saber el sexo de tu bebé

En resumidas cuentas, no es sorpresa alguna que muchas personas crean en estos mitos. Después de todo, siempre existe una probabilidad del 50 % de acertar. Pero ¿cómo puedes conocer el sexo de tu bebé sin lugar a dudas?

Estas son algunas pruebas que tu médico podrá realizar para determinar el sexo de tu bebé:

Analíticas de sangre

Hay analíticas de sangre especiales que pueden determinar el sexo de tu bebé. Estas pruebas suelen realizarse solo en mujeres mayores de 35 años, o las que tienen mayor riesgo de trastornos cromosómicos.

Amniocentesis

Esta prueba también se hace mayoritariamente en embarazos de alto riesgo. Se toma una muestra de líquido amniótico para detectar anomalías genéticas y el sexo de tu bebé.

Muestra de vellosidades coriónicas (MVC)

Esta prueba usa una muestra de la placenta para diagnosticar el síndrome de Down u otra anomalía cromosómica. También puede determinar el sexo de tu bebé desde la semana 10 del embarazo.

Ecografía

Esta es la manera más común de determinar el sexo de tu bebé. Es más, es lo que experimentarán la mayoría de las mujeres con un embarazo de bajo riesgo. Un técnico en ultrasonido puede ver el sexo de tu bebé desde la semana 15-16, pero la mayoría de las mujeres lo descubrirán durante la ecografía del segundo trimestre.

Nota final

Es normal que quieras saber el sexo de tu bebé, pero siempre es más importante que tanto la madre como el bebé estén sanos. Sigue una dieta saludable durante tu embarazo, controla los líquidos que consumes durante el embarazo, bebe mucha agua, sé activa, ¡y muy pronto sabrás si estás embarazada de un niño o de una niña!

Última modificación 9 de diciembre de 2020 Walsh, Kate, et al. “Maternal Prenatal Stress Phenotypes Associate with Fetal Neurodevelopment and Birth Outcomes.” PNAS, National Academy of Sciences, 26 Nov. 2019, www.pnas.org/content/116/48/23996. Mayo Clinic Staff. “Fetal Development: What Happens during the 1st Trimester?” Mayo Clinic, Mayo Foundation for Medical Education and Research, 12 July 2017, www.mayoclinic.org/healthy-lifestyle/pregnancy-week-by-week/in-depth/prenatal-care/art-20045302. Mayo Clinic Staff. “Fetal Ultrasound.” Mayo Clinic, Mayo Foundation for Medical Education and Research, 3 Jan. 2019, www.mayoclinic.org/tests-procedures/fetal-ultrasound/about/pac-20394149. “Genital Ridge.” Genital Ridge – an Overview | ScienceDirect Topics, www.sciencedirect.com/topics/engineering/genital-ridge. Hill, Mark A. “BGDB Sexual Differentiation – Late Embryo.” UNSW Embryology, 2020, embryology.med.unsw.edu.au/embryology/index.php/BGDB_Sexual_Differentiation_-_Late_Embryo. Paxton, Steve, et al. “The Leeds Histology Guide.” The Histology Guide, www.histology.leeds.ac.uk/female/FRS_ova.php. “Female Reproductive System: Structure & Function.” Cleveland Clinic, 19 Jan. 2019, my.clevelandclinic.org/health/articles/9118-female-reproductive-system.

Источник: https://flo.health/es/embarazo/pruebas-prenatales/senales-tempranas-del-sexo-de-tu-bebe

¿Se Puede Saber Si Es Niño o Niña Por Los Síntomas Del Embarazo?

Cómo saber si será niño o niña

¿Se puede saber si es niña o niño por los síntomas del embarazo? Existen muchas dudas relativos a esta cuestión, y la mayor parte de ellas son producto de mitos populares. Sin embargo, un estudio científico nos revela ciertas verdades.

Texto: Iranela Sánchez

Cada embarazo es completamente diferente entre sí, incluso en una misma mujer. Pero, lo que sí pueden afirmar algunas, es que el cuerpo reacciona de manera diferente según sea niño o niña lo que va a tener.

Uno de los síntomas más comunes y que primero aparece durante el embarazo sonlas náuseas.

 De hecho, se estima que cerca del 80% de las mujeres experimentan náuseas y vómitos durante la gestación, sobre todo en el primer trimestre.

De ellas el 70% presenta estos síntomas entre la cuarta y la séptima semana, el 60% antes de la semana 12 y solo el 10% de las embarazadas continúan con estos síntomas después de la semana 16.

Las náuseas aparecen, entre otros factores, debido al aumento de los niveles de la hormona gonadotropina coriónica humana, también conocida como la hormona del embarazo, la cual se ha demostrado actúa sobre el hipotálamo, una región cerebral que controla la sensación de las náuseas y los vómitos. Sin embargo,estudios recientes aseguran que las náuseas en el embarazo quizá son mucho más que síntomas del embarazo, podrían ser un indicador del sexo del bebé.

¿Cómo las náuseas en la gestación pueden predecir el sexo del bebé?

Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Columbia, en Nueva York, recopiló información sobre la aparición de las náuseas en alrededor de 2 millones de gestantes, así como sobre el sexo de sus bebés. Al comparar ambos indicadores notaron que la aparición o no de las náuseas estaba estrechamente relacionada con el sexo del bebé. 

Según los resultados, las mujeres que experimentaron náuseas matutinas durante el embarazo tenían mayores probabilidades de tener una niña, mientras que las que tuvieron una gestación más tranquila y con menos náuseas dieron a luz a un niño.

Específicamente, el 56% de las mujeres que presentaron náuseas o hiperémesis gravídica, un trastorno que se caracteriza por la aparición de náuseas y vómitos de forma continua durante los primeros meses del embarazo, dieron a luz a una niña.

No obstante, los científicos explican que, aunque la aparición de las náuseas tiene un índice de aceptación bastante elevado para determinar el sexo del bebé, no debe considerarse un predictor infalible. Aún así, si se tienen en cuenta otros indicadores tempranos, las probabilidades de acertar con el sexo del bebé podrían ser mayores.

Otros indicadores que pueden revelarnos el sexo del bebé

  • Los cambios en la piel. Durante el embarazo, la piel de la mujer experimenta muchos cambios. Por lo general se vuelve más tersa, suave y luminosa debido a los cambios hormonales que están ocurriendo en el organismo. Sin embargo, cuando viene un niño en camino estos efectos se intensifican.

    Al contrario, cuando viene una niña aumentan las probabilidades de que salgan granos y manchas, lo cual se debe a que los niveles hormonales aumentan demasiado, lo cual puede afectar negativamente la piel de la futura mamá.

  1. Los antojos.

     Una creencia popular afirma que cuando una embarazada tiene antojos por alimentos dulces y frutas espera a una niña, mientras que si le apetecen más los alimentos salados y las carnes espera un niño.

    Hasta el momento la ciencia no ha confirmado este hecho, pero ha encontrado que uno de los factores que inciden en la aparición de los antojos son los cambios hormonales que tienen lugar en el organismo materno. Los cuales también se encuentran estrechamente relacionados con el sexo del bebé: las niñas suelen provocar mayores cambios a nivel hormonal que los niños.

  • Los cambios en el vello corporal. Los cambios hormonales que ocurren durante el embarazo pueden afectar el crecimiento de tu vello corporal, sobre todo si viene en camino un niño. Lo que sucede es que durante la gestación de un niño los niveles de testosterona aumentan más que con un embarazo de una niña.

    La testosterona es una hormona eminentemente masculina, encargada de acentuar los rasgos más varoniles como la gravedad de la voz o el crecimiento del vello corporal.

  • Labios más gruesos si esperas niña.Según madres y abuelas, el cuerpo se hincha más cuando esperas una niña. El volumen de los labios y de la cara aumentan.

  • ¿Una barriga redonda? ¡Niña!; Muchos aciertan el sexo del bebé mirando la evolución de la barriga. Se supone que las barrigas redondas son de niña, mientras que las que terminan en punta, indican que se espera un niño. Sin embargo, sobre esto no hay ningún fundamento científico.

    De hecho, la forma de la barriga depende de la estructura corporal de la embarazada.

  • El color de tus pezones.Si notas que tus pezones se han vuelto más oscuros durante el embarazo, puede que sea porque estás esperando un niño. Si no cambian de color, una niña.
  • Las náuseas matutinas.

    Se dice que si tienes muchas náuseas durante el embarazo es porque esperas una niña y, si apenas tienes, un niño.

  • Aumento de peso de tu pareja. También hay creencias populares que piensan que el peso del esposo durante la gestación indica el sexo de tu bebé; si tu pareja aumenta mucho durante estos meses, esperas una niña.

    Si no aumenta ni un gramo, un niño.

  • El tamaño de los pechos. Si tienes el pecho derecho más hinchado, esperas un niño. Si por el contrario es el izquierdo el que está más grande, esperas una niña.
  • Pruebas caseras: sostén un objeto colgando de un hilo con tus manos.

    Si se mueve hacia delante y hacia atrás, estás embarazada de un varón. Si el movimiento es circular, es una niña. Otra prueba de este estilo consiste en coger una llave; si la agarras por el extremo más fino, esperas una nena; si la coges por la parte más ancha, es un nene. Y si la agarras por el medio esperas mellizos.

  • Humor cambiante.

    Dicen que si Dicen que si durante el embarazo has tenido un humor cambiante y temperamental tendrás una niña.

  • ¡Nadie sabe más que tú! Sin que nadie te presione, pregúntate qué es lo que esperas, se especula que las futuras madres aciertan ¡hasta 70% de las veces!

Así que ya lo sabes querida Super Mamá. Por más síntomas del embarazo que tengas, la última palabra acerca que si tendrás niño o niña recaerá sobre tu médico mediante una ecografía. Es mejor esperar hasta ese momento para hacer planes.

Ahora te invitamos a contarnos si sufriste de algunos síntomas propios del embarazo.

Источник: https://supermamaspanama.com/articulos/dulce-espera/se-puede-saber-si-es-nino-o-nina-por-los-sintomas-del-embarazo/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: