Cómo sustituir la cafeína durante el embarazo

Sustituir el café en el embarazo para empezar el día de forma saludable » LetsFamily

Cómo sustituir la cafeína durante el embarazo

¿Cuál es tu ritual para empezar el día de forma saludable? Sustituir el café en el embarazo por una buena taza del nuevo EKO ECOLÓGICO es nuestra recomendación para empezar el día de forma saludable, cuidándote con todo lo bueno de los cereales. Además, por si eso fuese poco, también lo empezarás de manera responsable y respetuosa con el medioambiente, cuidando de la Naturaleza, porque los cereales que contiene proceden de agricultura ecológica.

Para conseguir incorporar a nuestro día a día una rutina saludable y una alimentación y estilo de vida sanos, tenemos que empezar por pequeños gestos, como disfrutar de una deliciosa taza de cereales ecológicos para beber todas las mañanas.

Esta selección de cebada, centeno y achicoria puede ayudarte a llevar el estilo de vida que quieres, porque te dan laenergía que necesitas en tu día a día, son sanos para ti, buenos para el medioambiente y están riquísimos. Así empezarás a disfrutar de una nueva forma de cuidarte y sentirás que todo lo bueno de la Naturaleza se pone de tu parte para que tengas un buen día.

Alternativas ideales para sustituir el café en el embarazo

EKO ECOLÓGICO es una bebida que no contiene cafeína, ideal para sustituir por el café en el embarazo y para empezar el día de forma saludable. A muchas mujeres les supone un gran esfuerzo eliminar la cafeína y sustituir el café por completo durante los meses de embarazo. Las bebidas de cereales como EKO ECOLÓGICO son una buena alternativa.

Y como complemento a los minerales que necesita una mujer durante los meses de embarazo la mejor opción es EKO MAGNESIO, una mezcla de cereales y magnesio ideal para completar el incremento necesario de este mineral en las gestantes.

El Magnesio es un mineral que cumple importantes funciones en el organismo: interviene en la transmisión de los impulsos nerviosos y en la actividad muscular, en el buen funcionamiento del corazón y en el aprovechamiento de los nutrientes que contienen los alimentos.

En el caso de las mujeres embarazadas, necesitan un mayor aporte de magnesio, hasta unos 350-400 mg al día. Este magnesio evita los calambres, ayuda a la formación de los tejidos, huesos, dientes y uñas del feto, mejora la movilidad intestinal, proporciona energía y ayuda a controlar la glucemia.

Una dieta sana y equilibrada aporta los niveles de magnesio necesarios, pero un complemento adicional como EKO MAGNESIO ayuda a mantener la ingesta diaria necesaria durante los meses de gestación.

Cuídate en cualquier momento

Con una taza de EKO ECOLÓGICO, puedes cuidarte y disfrutar en cualquier momento. Sí, sí, en ¡CUALQUIER MOMENTO!

No importa si lo saboreas nada más despertar, a media mañana, después de comer, para merendar… incluso antes de irte a dormir. Porque esta mezcla de cereales es saludable, natural y ecológica, y porque por su bajo contenido en grasa, cualquier momento es bueno para sentirse bien y ¡disfrutar!

Y con una taza de EKO MAGNESIO, puedes conseguir el aporte extra de este mineral que puedas necesitar si estás embarazada. Además de ayudar a disminuir el cansancio y la fatiga.

Disfruta descubriendo nuevas formas de cuidarte

El nuevo EKO ECOLÓGICO y EKO MAGNESIO están pensados para que disfrutes de su sabor mezclándolo con leche o con bebidas vegetales. 

Así que tienes más de una forma de saborear tu taza de cereales para beber… tendrás tantas como combinaciones se te ocurran.

¡Ah, y no te preocupes! Puedes mezclarlos con la bebida vegetal que más te apetezca, de avena, de almendras, de arroz… porque todas están igual de ricas, son saludables y te harán disfrutar del sabor único de la Naturaleza. Cada una con un toque especial, ¡claro!

Mantén el equilibrio con EKO

Al elegir responsablemente los productos en tu día a día, generas un equilibrio entre tu bienestar y el de la Naturaleza. Porque cada vez que eliges un producto ecológico como EKO, no solo eliges lo mejor para tu familia, también estás tomando la mejor opción para el ecosistema que te rodea.

Los cereales de EKO proceden de una agricultura responsable y respetuosa con el medioambiente que evita el uso de químicos y emplea únicamente procedimientos de cultivo naturales, para preservar los recursos naturales y proteger la Naturaleza.
Tienen calidad desde su origen: seleccionamos cereales de calidad y 100% ecológicos para elaborar la mejor mezcla.

Y además su sabor es natural y único porque los cereales de EKO ECOLÓGICO solo los produce la Naturaleza, de ahí que su sabor sea tan especial.

Ya ves, con el nuevo EKO ECOLÓGICO es fácil hacerlo bien. Y si quieres estar al día de noticias y novedades, ¡sigue a @eko_being, la cuenta de EKO en Instagram! Inspírate y súmate a la comunidad #EKObeing, que cada día tienen más seguidores.

Así que prepárate una taza de cereales para beber, empieza tu día EKO BEING y ¡cuídate de forma natural!

Descubre nuestra sección VERANO NATURAL para más artículos sobre la alimentación ecológica, consumo responsable y productos naturales.

VISITAR

Una canastilla gratis para tu bebé

Источник: https://letsfamily.es/embarazo/sustituir-cafe-embarazo/

Dieta Para El Embarazo Care Guide Information En Espanol

Cómo sustituir la cafeína durante el embarazo

This material must not be used for commercial purposes, or in any hospital or medical facility. Failure to comply may result in legal action.

¿Qué es una dieta saludable durante el embarazo?

Una dieta saludable durante el embarazo es un plan alimenticio que proporciona la cantidad de calorías y nutrientes que usted necesita durante el embarazo. El cuerpo necesita calorías y nutrientes adicionales para apoyar el desarrollo del bebé.

Usted necesita aumentar la cantidad correcta de peso para tener un bebé y un embarazo saludables. Los bebés que nacen con un peso saludable tienen un riesgo menor de ciertos problemas cardíacos al nacer y durante su vida. Una dieta saludable podría ayudarlo a evitar que aumente mucho de peso.

El aumento excesivo de peso le podría provocar problemas durante el embarazo y el parto.

¿Qué debería evitar durante el embarazo?

  • Alcohol: No beba alcohol durante el embarazo. El alcohol puede aumentar el riesgo de sufrir un aborto espontáneo (perder el bebé). El bebé también podría nacer muy pequeño y tener otros problemas de salud, como problemas de aprendizaje durante su vida.
  • Cafeína: No se conoce cuáles son los efectos de la cafeína durante el embarazo. Limite el consumo de cafeína para evitar posibles problemas de salud. La cafeína puede encontrase en el café, té, gaseosas, bebidas deportivas y chocolate.
  • Alimentos que contienen mercurio: El mercurio se encuentra de manera natural en casi todos los tipos de pescados y mariscos. Algunos tipos de pescados absorben niveles más altos de mercurio que pueden ser nocivos para un bebé antes de nacer. Consuma solamente pescados y mariscos bajos en mercurio. Coma un máximo de 12 onzas a la semana de pescado o mariscos que tengan un nivel bajo de mercurio. Entre éstos se incluyen los camarones, el atún enlatado en agua, el salmón, el abadejo y el bagre. Coma sólo 6 onzas de atún blanco por semana. El atún albacora tiene más mercurio que el atún enlatado. No coma tiburón, pez espada, caballa ni blanquillo.
  • Alimentos crudos o poco cocidos: Usted no debería comer carne, aves, huevos, pescado o mariscos (camarón, cangrejo, langosta) crudos o poco cocidos. Cocine los alimentos sobrantes y listos para comer como los hot dogs hasta que estén bien calientes.
  • Alimentos sin pasteurizar: Los alimentos sin pasteurizar son aquéllos que no pasaron por el proceso de calentamiento (pasteurización) que destruye la bacteria. Usted no debe beber leche, jugos o comer queso que no haya sido pasteurizado. Estos incluyen los quesos Brie, feta, Camembert, blue y mexicano.

¿Qué alimentos se pueden comer durante el embarazo?

Consuma una variedad de alimentos de cada uno de los grupos que se enumeran abajo. El dietista le dirá cuántas porciones de cada grupo usted debería comer diariamente para obtener las calorías suficientes.

La cantidad de calorías que usted necesita depende de la actividad diaria, el peso antes del embarazo y el peso actual. Los médicos dividen el embarazo en 3 periodos de tiempo que se conocen como trimestres. En el primer trimestre, usualmente usted no necesita calorías adicionales.

En el segundo y tercer trimestre, la mayoría de las mujeres deberían consumir alrededor de 300 calorías adicionales cada día.

  • Frutas y verduras: La mitad del plato debería contener frutas y verduras.
    • Frutas: Seleccione frutas frescas, enlatadas o secas tan seguido como sea posible.
      • 1 taza de fruta rebanada, picada, cocida o enlatada (enlatada en almíbar o 100% de jugo)
      • Un durazno, naranja o plátano grande
      • ½ taza de fruta seca
      • 1 taza de jugo de fruta
    • Verduras: Consuma más verduras de color verde oscuro, rojo o anaranjado. Los vegetales verde oscuro incluyen la brócoli, espinaca, lechuga y repollo verde. Ejemplos de verduras de color anaranjado y rojo son las zanahorias, el camote, la calabaza de invierno, naranjas y chile rojo.
      • 1 taza de vegetales cocidos o crudos
      • 1 taza de jugo de verduras
      • 2 tazas de hojas verdes crudas
  • Granos: La mitad de los granos que consume cada día deberían ser granos enteros.
    • Granos integrales
      • ½ taza de arroz integral o avena cocidos
      • 1 taza (1 onza) de cereal seco de grano entero
      • 1 rebanada de pan de 100% de grano entero o de centeno
      • 3 tazas de palomitas de maíz
    • Otros granos:
      • ½ taza de arroz blanco o pasta cocidos
      • ½ de un pan inglés
      • 1 tortilla pequeña de harina o de maíz
      • 1 rosquilla pequeña
  • Productos lácteos: Elija productos lácteos sin grasa o bajos en grasa:
    • 1½ onzas de queso firme (mozarela, suizo, chedar)
    • 1 taza (8 onzas) de leche o yogurt sin o bajo en grasa
    • 1 taza de yogurt o pudín congelado bajo en grasa
  • Carne y otras fuentes de proteínas: Elija carnes magras y de ave. Hornee, ase y cocine la carne a la parrilla en vez de freírla. Incluya una variedad de mariscos en lugar de algunas carnes y aves cada semana. Consuma una variedad de alimentos con proteínas:
    • ½ onza de frutos secos (12 almendras, 24 pistachos, 7 mitades de nueces) o 1 cucharada de crema de cacahuate (1 onza)
    • ¼ de taza de soya tofu o tempeh (1 onza)
    • 1 huevo
    • ¼ de taza de frijoles, chícharos o lentejas cocidos (1 onza)
    • 1 pechuga de pollo pequeña o 1 trucha pequeña (alrededor de 3 onzas)
    • 1 trozo de salmón (4 a 6 onzas)
    • 1 hamburguesa pequeña de carne magra (2 a 3 onzas)
  • Grasas: Limite las grasas saturadas, trans y el colesterol. Estas grasas no son saludables y se encuentran en la manteca, la mantequilla, la margarina de barra y en la grasa animal. Elija grasas saludables como la poliinsaturada y la monoinsaturada:
    • 1 cucharada de aceite de canola, oliva, maíz, girasol o de soya
    • 1 cucharada de margarina suave
    • 1 cucharadita de mayonesa
    • 2 cucharadas de aderezo para ensaladas
    • ½ de un aguacate

¿Qué suplementos vitamínicos y minerales podría necesitar?

El médico le indicará si usted necesita un suplemento y qué tipo debería tomar. Hable con su médico antes de tomar cualquier otra clase de suplemento, incluyendo los herbales (naturales).

  • Vitaminas prenatales: Consuma una variedad de alimentos saludables, aun si usted está tomando vitaminas prenatales. Si olvida tomar la vitamina, no se tome el doble al siguiente día.
  • Ácido fólico: Usted necesita al menos 400 mcg de ácido fólico cada día antes de embarazarse. El ácido fólico ayuda a formar el cerebro y la médula espinal del bebé en el comienzo del embarazo. Durante el embarazo, su necesidad diaria de ácido fólico aumenta a alrededor de 600 mcg. Obtenga diariamente ácido fólico, consumiendo frutas y jugos cítricos, verduras de hojas verdes, hígado o frijoles secos. El ácido fólico también se agrega a ciertos alimentos como los cereales para el desayuno, los productos de pan, las harinas y las pastas.
  • Hierro: El hierro es un mineral que el cuerpo necesita para producir hemoglobina, que es una parte de los glóbulos rojos. La hemoglobina ayuda a que la sangre transporte oxígeno de los pulmones al resto del cuerpo. Los alimentos que son una buena fuente de hierro son la carne, la carne de ave, pescado, frijoles, espinaca y cereales y panes fortificados. Su cuerpo absorberá el hierro de fuentes de carne, si tiene una fuente de vitamina C al mismo tiempo. Beba té y café lejos de alimentos fortificados con hierro y suplementos de hierro. Usted necesita alrededor de 30 miligramos de hierro cada día durante el embarazo.
  • Calcio y vitamina D: Las mujeres que no consumen productos lácteos pueden necesitar un suplemento de calcio y vitamina D. Hable con su médico sobre suplementos de calcio si no come regularmente buenas fuentes de calcio. La cantidad de calcio que usted necesita es de 1,300 mg si tiene entre 14 y 18 años de edad y de 1,000 mg si tiene entre 19 y 50 años de edad.

¿Qué cambios en la dieta podrían ayudar si tengo malestar matutino?

El malestar matutino es común durante los primeros meses de embarazo. Usted podría sentirse con náuseas y vomitar varias veces al día.

Para mejorar los síntomas del malestar matutino, coma poco y varias veces en vez de 3 comidas grandes.

Los alimentos altos en carbohidratos como las galletas saladas, el pan tostado y la pasta podrían ser mas fáciles de comer. Beba líquidos entre las comidas en vez de hacerlo con las comidas.

¿Qué cambios en la dieta podrían disminuir el estreñimiento?

Una dieta alta en fibra puede mejorar los síntomas de estreñimiento. Los cereales integrales para desayunar, los panes integrales y los jugos de ciruela pasa son altos en fibra.

Las frutas y verduras crudas, así como los frijoles cocidos también son una buena fuente de fibra. También podría ayudar el aumentar el consumo de líquidos y realizar actividad física regularmente.

Consulte con su médico antes de empezar un régimen de ejercicios.

¿Qué cambios en la dieta podrían disminuir la acidez?

Para mejorar los síntomas de la acidez, no se acueste después de comer. Cuando se acueste, duerma con la cabeza un poco elevada. Coma poco y con frecuencia, en vez de 3 comidas grandes. También podría ser de ayuda el evitar la cafeína, el chocolate y las comidas condimentadas.

¿Cómo puedo obtener suficiente calcio si no puedo tolerar los productos lácteos?

Si usted no puede beber leche o consumir productos lácteos, trate la leche sin lactosa o baja en lactosa, o la leche de soya fortificada con calcio. Pregunte a su médico acerca de píldoras que pueda tomar para ayudar a digerir los productos lácteos. Consuma otras bebidas y comidas que estén fortificadas con calcio, como el jugo de naranja.

¿Qué otras pautas saludables debo seguir?

  • Vegetarianos y veganos: Si usted es vegetariana o vegana, consuma suficiente proteína, vitamina B12 y hierro durante el embarazo. Algunas fuentes de estos nutrientes que no son carne, son los cereales fortificados, la mantequilla de maní, productos de soya (tofu y leche de soya), nueces, granos y legumbres. Estos nutrientes también se encuentran en los huevos y los productos lácteos.
  • Antojos: Usted podría tener antojos de ciertos alimentos durante el embarazo. Los alimentos que son altos en calorías, grasa y azúcar, no deben reemplazar a los alimentos que son saludables. Algunas mujeres tienen antojos por sustancias inusuales como el barro, tierra, almidón para ropa, hielo y gis. Esta condición se conoce como pica. Esto podría conllevar a problemas de salud como anemia y provocar otros problemas de salud.

¿Cuándo debo comunicarme con mi médico?

  • Usted pierde peso sin proponérselo.
  • Tiene antojos por sustancias como el barro, tierra, almidón para ropa o hielo.
  • Usted tiene preguntas o inquietudes acerca de su condición o cuidado.

ACUERDOS SOBRE SU CUIDADO:

Usted tiene el derecho de ayudar a planear su cuidado. Discuta sus opciones de tratamiento con sus médicos para decidir el cuidado que usted desea recibir. Usted siempre tiene el derecho de rechazar el tratamiento.

Esta información es sólo para uso en educación. Su intención no es darle un consejo médico sobre enfermedades o tratamientos.

Colsulte con su médico, enfermera o farmacéutico antes de seguir cualquier régimen médico para saber si es seguro y efectivo para usted.

Further information

Always consult your healthcare provider to ensure the information displayed on this page applies to your personal circumstances.

Medical Disclaimer

Источник: https://www.drugs.com/cg_esp/dieta-para-el-embarazo.html

¿Puedo beber café o té durante el embarazo?

Cómo sustituir la cafeína durante el embarazo

En nuestro país, nueve de cada diez personas consumen café a diario. Es más, el 60% de las mujeres embarazadas se declaran adictas a la cafeína y, cuando se enteran de su estado, saltan todas las alarmas: entonces, ¿ya no puedo beber mi adorado café de cada mañana? La respuesta es sí, pero con matices.

El consumo de café durante el embarazo no está completamente prohibido, pero casi. La razón es que la cafeína que contiene atraviesa la placenta y llega a nuestro bebé, por lo que la recomendación general es limitar su ingesta para evitar sus efectos nocivos, no solo para el bebé en gestación, si no también para nosotras. Te explicamos el motivo.

¿Por qué no puedo tomar cafeína durante el embarazo?

Para dar respuesta a esta pregunta debes saber cómo funciona la cafeína en nuestro cuerpo. Después de su ingestión, suele tardar entre unos 30 y 45 minutos en distribuirse por el agua corporal, metabolizarse y excretarse a través de la orina, pero su vida en nuestro cuerpo es de hasta 4 horas.

Sin embargo, durante el embarazo, este proceso se ralentiza. De ahí que haya que reducir su consumo o, incluso, sustituir el número de cafés que bebemos al día por bebidas más saludables o, simplemente, por agua.

Por tanto, no está prohibida, pero sí debemos reducir al máximo su consumo.

Para aclararnos un poco más sobre el tema, hemos hablado con Vanesa León, asesora nutricional en Biogran y nutricionista en Cupper Tea, que nos pide distinguir, de primeras, entre el café o té, las infusiones y los rooibos (para buscar alternativas, por supuesto):

  • Las hojas de té contienen cafeína.
  • Las hojas que se utilizan para elaborar infusiones, no se extraen de hojas de té, sino de otras plantas, pero habría que saber de cuáles para ver si se pueden consumir o no durante el embarazo.

Con estas dos premisas, le preguntamos: ¿es recomendable eliminar la cafeína y teína durante el embarazo? ¿Cuál es el motivo?

Tenemos que partir del punto de que bebidas como el café, el té e, incluso, el mate contienen cafeína. Se trata de un estimulante natural del sistema nervioso que es capaz de atravesar la barrera placentaria. Este es el motivo principal. Por ello, la recomendación general es reducir su consumo al máximo y, si puede ser, eliminarlo.

Sin embargo, algunas mujeres están acostumbradas a la inclusión de este tipo de bebidas a diario antes del embarazo, sobre todo, para despejarse por la mañana y prefieren no renunciar a ello.

En este caso concreto, una opción a medio camino podría ser elegir un té blanco ecológico, ya que nos aporta cierta cafeína, pero no tanto como el té verde, negro o el café y, así, conseguimos reducir su consumo.

¿Qué riesgos existen al mantener un consumo elevado de cafeína durante el embarazo?

La cafeína es un estimulante y, por tanto, pueden darse algunas complicaciones:

  • Elevar demasiado la tensión de la madre, algo nada recomendable si se está embarazada.
  • Puede causar acidez estomacal, otro de los problemas más frecuentes durante la gestación.
  • Además, pueden aparecer problemas de insomnio.

Para el bebé, por su parte, si existe un consumo elevado, existe un mayor riesgo de aborto y parto prematuro.

Lee también: Estos alimentos y bebidas te ayudarán a sobrellevar las náuseas durante el embarazo

¿Cuánto café puedo beber si estoy embarazada?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el máximo de consumo en embarazadas es de 300 mg al día. Sin embargo, el Colegio Estadounidenses de Obstetras y Ginecólogos (ACOG) reduce esta cantidad hasta los 200 mg al día.

Y, en esta cantidad, entra toda la cafeína: la que contiene el chocolate negro, las bebidas gaseosas, etc. De ahí que, lo mejor, sea reducir al máximo su consumo.

Porque, atención, no solo hablamos del café, sino de otros alimentos que contienen cafeína, como pueden ser algunas bebidas gaseosas o deportivas, el té o, incluso, el chocolate.

Sin embargo, nos surgen más dudas acerca del consumo de cafeína, ya no solo durante el período de gestación, sino después y de las posibles alternativas que tenemos, por lo que volvemos a preguntarle a León.

Y después del embarazo, durante la lactancia, ¿también deberíamos eliminar su consumo o reducirlo al máximo?

En esta etapa disminuye el riesgo.

Sin embargo, de nuevo, lo ideal es reducir al máximo también en este periodo la parte de esa cafeína que pasa a la leche materna y podría llegar al bebé, porque pasa cierta cantidad, y su organismo no está preparado para metabolizarla y excretarla a la velocidad a la que lo hacemos los adultos. Pero insisto, para las mujeres que no desean renunciar a su café o té de cada mañana, de forma moderada, una sugerencia sería espaciar al máximo su consumo con respecto a la siguiente toma.

Lo que sí podemos consumir son infusiones ¿verdad?

Hay que tener en cuenta que las plantas medicinales, por el hecho de ser productos naturales, no tienen por qué ser inocuas. Durante el embarazo, se pueden utilizar algunas infusiones de plantas, pero siempre con moderación, tanto en cantidad como en concentración.

¿Qué beneficios puede aportarnos su consumo durante el embarazo?

La ventaja que tiene una infusión es mayoritariamente que está hecha a base de agua. Y este es el nutriente más importante y básico para mantener un buen estado de salud en todas las etapas de la vida.

Por eso, las infusiones nos ayudan a cubrir los requerimientos de agua diarios. Además, algunas plantas nos ofrecen beneficios extra: nos ayuda a la relajación, a la digestión y a fortalecer las defensas.

Pero siempre con moderación en esta etapa.

Lee también: Estoy embarazada, ¿puedo practicar cualquier deporte?

¿Qué ingredientes debe contener una infusión para este periodo de embarazo o lactancia?

En realidad, el principal inconveniente es que muchas infusiones y plantas medicinales no han sido estudiadas durante el embarazo, por lo que, en realidad, no tenemos datos suficientes para poder hacer una recomendación precisa.

Entre las que sí se han estudiado están la manzanilla o el rooibos, por ejemplo, y han demostrado ser seguras en cantidades moderadas.

Si además, buscas que sean de cultivo ecológico -para que no contengan ni restos de pesticidas ni herbicidas inorgánicos-, la elección es aún mejor.

En esta etapa de tu vida, el embarazo, la alimentación ecológica en general cobra especial valor.

¿Algún ingrediente para consumir con nuestra infusión o momento recomendable?

Eliminar la leche (si lo tomas con leche) o añadirle jengibre, ya que la monografía de la ESCOP (European Scientific Cooperative On Phytotherapy) recoge la indicación del rizoma de jengibre para prevenir las náuseas y vómitos del embarazo -siempre bajo supervisión médica-, por lo que en cantidades moderadas, se puede incluir este ingrediente botánico.

Источник: https://www.hola.com/ninos/20210222184798/beber-cafe-te-embarazo-swng/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: