Cuidados en casa tras una cesárea

Contents
  1. Parto por cesárea: Cómo recuperarse más rápido en el postparto
  2. Tiempo que se debe esperar para tener contacto íntimo
  3. 10 cuidados indispensables de la recuperación postparto
  4. 1. Tener una ayuda extra
  5. 2. Usar faja
  6. 3. Colocar hielo para disminuir el dolor y la hinchazón
  7. 4. Hacer ejercicios
  8. 5. Evitar cargar peso y conducir
  9. 6. Utilizar una pomada cicatrizante
  10. 7. Comer bien
  11. 8. Dormir de lado o de boca arriba
  12. 9. Método anticonceptivo
  13. 10. Tomar tés diuréticos para disminuir la hinchazón
  14. Parto por cesárea: siete consejos que te ayudarán a recuperarte más fácilmente
  15. 1. Ponte en pie y camina lo antes posible
  16. 2. No hagas esfuerzos y pide ayuda
  17. 3. Protege tu abdómen
  18. 4. Cuida tu alimentación
  19. 5. Lava a diario la cicatriz y sécala bien
  20. 6. Utiliza ropa cómoda
  21. 7. Seguridad y comodidad también a la hora de dar el pecho
  22. Cuidados en casa tras una cesárea
  23. Cuidados al llegar a casa trás una cesárea
  24. Vuelta a las actividades diarias
  25. ¿Cómo cuidar la cicatriz de la cesárea?
  26. ¿Cuáles son los cuidados indispensables de la recuperación posparto?
  27. Los cuidados después de una cesárea
  28. ¿Qué calmantes recibiré para aliviar el dolor?
  29. ¿Cómo se debe higienizar la herida?
  30. ¿Puedo amamantar si tuve una cesárea?
  31. ¿Cuándo se pueden reiniciar las relaciones sexuales?
  32. ¿Cuándo se puede empezar a hacer actividad física después de una cesárea?
  33. ¿Cuándo recomienzan los ciclos menstruales?
  34. ¿Cuándo consultar al médico?
  35. ¿Cuándo puedo buscar un nuevo embarazo?
  36. ¿Cuántas cesáreas es posible tener y con qué frecuencia?

Parto por cesárea: Cómo recuperarse más rápido en el postparto

Cuidados en casa tras una cesárea

Para acelerar la recuperación de una cesárea, la mujer debe usar una faja postparto para evitar la acumulación de líquido en la región de la cicatriz, llamada seroma, e ingerir alrededor de 2 a 3 litros de agua u oros líquidos a diario. Además de esto también es importan consumir alimentos ricos en proteína para que la cicatrización sea más rápida y evitar realizar esfuerzos físicos.

El tiempo total para recuperarse de una cesárea varia de una mujer a otra, mientras que algunas consiguen mantenerse de pie horas después de una cirugía, otras necesitan más tiempo para recuperarse, principalmente si hay algún tipo de complicación durante el parto. La recuperación post-cesárea no es fácil, ya que es una cirugía mayor en la que el cuerpo necesitará de por lo menos 6 meses para recomponerse.

Probablemente la mujer necesitará de ayuda tanto de una enfermera o de un acompañante para acostarse o levantarse de la cama, o pasarle al bebé cuando llore o quiera comer.

El tiempo de hospitalización para el parto es generalmente de 3 días, y al cabo de este período si la mujer y el bebé están bien, podrán irse a casa. En algunos casos los dos o uno de los dos podrán quedarse algunas días más en el hospital para recuperarse de alguna situación específica.

Tiempo que se debe esperar para tener contacto íntimo

Después del parto es necesario esperar durante 30 a 40 días para volver a tener relaciones sexuales para garantizar que los tejidos lesionados cicatricen de forma correcta antes del contacto íntimo.

Además de esto, se recomienda que la relación sexual no ocurra antes de la consulta medica de revisión, debido a que es posible que el médico evalúe como está el proceso de cicatrización e indique formas de disminuir el riesgo de infecciones vaginales y otras complicaciones.

10 cuidados indispensables de la recuperación postparto

Después de recibir el alta hospitalaria, la mujer debe recuperarse en casa, por lo que se aconseja:

1. Tener una ayuda extra

Durante los primeros días en casa la mujer deberá evitar esfuerzos, dedicándose sólo a su bienestar, a la lactancia y a los cuidados del bebé. Las tareas domésticas no deben ser una prioridad y, por lo tanto, cualquier ayuda es bienvenida. Conozca una guía para principiantes sobre cómo amamantar.

2. Usar faja

Se aconseja el uso de una faja postparto para tener una mayor comodidad, disminuir la sensación de que los órganos están sueltos dentro del abdomen y para disminuir el riesgo de que se produzca un seroma en la cicatriz. También es necesario utilizar una toallita sanitaria nocturna, ya que se producirá un sangrado semejante a una menstruación fuerte, que puede durar hasta 45 días.

3. Colocar hielo para disminuir el dolor y la hinchazón

Puede ser útil colocar compresas de hielo sobre la cicatriz de la cesárea, siempre que ésta no se moje. Se debe colocar el hielo envuelto en una paño o toallita o en saco plástico y hojas de servilleta dejándolo actuar durante 15 minutos aproximadamente, cada 4 horas para aliviar el dolor y la incomodidad.

4. Hacer ejercicios

Más o menos 20 días después de la cesárea ya es posible hacer actividad física leve como caminar o trotar suave.

Los ejercicios de plancha abdominal y los de hipopresiva pueden ayudar a fortalecer los músculos abdominales más rápido.

Vea cómo hacer ejercicios de kegel para tratar la incontinencia urinaria y cómo hacer ejercicios hipopresivos abdominales para bajar la panza después del parto en el video a continuación:

5. Evitar cargar peso y conducir

Se recomienda evitar cargar peso y realizar grandes esfuerzos físicos, por lo menos durante los 20 días posteriores a la cesárea. Cuando la mujer tiene otro hijo y necesita cargarlo en su regazo debe sentarse antes. Tampoco se recomienda conducir durante los primeros 3 meses después de la cesárea para poder tener más atención y no estar preocupada con el dolor.

6. Utilizar una pomada cicatrizante

Después de retirar la venda y los puntos, el médico puede indicar el uso de una crema, gel o pomada cicatrizante para ayudar a que la cicatriz de la cesárea quede más pequeña y más discreta. La crema debe ser aplicada a diario y se debe hacer un masaje sobre la cicatriz con movimientos circulares.

7. Comer bien

Se debe preferir alimentos cicatrizantes como huevos, pollo y pescado cocido, arroz con frijoles, vegetales y frutas que sueltan el intestino como papaya, para mantener la salud y la producción de leche materna de alta calidad. Mientras el bebé tome leche materna, no se debe realizar dietas para bajar de peso, porque pueden perjudicar la producción de leche. Conozca cuáles son los alimentos que facilitan la cicatrización.

8. Dormir de lado o de boca arriba

La posición más indicada es boca arriba, con una almohada debajo de las rodillas para acomodar mejor la espalda, si prefiere dormir de lado debe colocar una almohada entre las piernas. Siempre que se levante de la cama debe imaginar que intenta succionar algo con la vagina y sólo debe liberar esta presión cuando ya esté de pie.

9. Método anticonceptivo

Se recomienda volver a utilizar métodos anticonceptivos, lo ideal es consultar al ginecólogo para saber cuál es la opción más indicada para evitar un nuevo embarazo, porque cuando se produce un nuevo embarazo durante el 1er año postparto, hay un mayor riesgo de complicaciones como por ejemplo que se produzca una ruptura uterina.

10. Tomar tés diuréticos para disminuir la hinchazón

Después de la cesárea es normal tener retención de líquidos y para disminuir ese trastorno, algunas recomendaciones son el té de manzanilla, que ayuda a calmar a la madre y el bebé, y el té de cardo mariano, que también ayuda en la producción de leche materna. El té de jengibre es muy estimulante y puede dejar al bebé más irritado. Se deben tomar alrededor de 2 a 3 litros de líquidos, incluyendo los tés sin azúcar a lo largo del día.

Es normal que haya sensibilidad alrededor de la cicatriz de la cesárea, generalmente se suele sentir pinchazos, ardor y sensación de adormecimiento. Esta sensación extraña puede demorar de 6 meses a 1 año para disminuir de intensidad, pero es normal que algunas mujeres no se recuperen por completo.

Después del parto es necesario esperar alrededor de 30 a 40 días para volver a tener relaciones sexuales. Este tiempo de espera es importante para que los tejidos del útero que estén lesionados puedan cicatrizar bien antes del contacto íntimo, y no debe ocurrir antes de la consulta médica de revisión para evitar infecciones vaginales y otras complicaciones.

En cuanto a la cicatriz, los puntos generalmente se retirar 8 días después de la cesárea y podrá lavarse normalmente durante el baño. Si la mujer siente mucho dolor, podrá tomar un analgésico recetado por el médico para aliviar el malestar.

Durante el baño se recomienda no mojar la cura, en caso que el médico haya colocado una cura impermeable la mujer podrá tomar baño como de costumbre, sin riesgo de que se moje. Esta precaución es porque al mantenerse húmeda la herida la cicatrización es más lenta y hay riesgo de que se abra la herida.

Es importante observar que la cura esté siempre limpia y si se produce o no alguna secreción, ya que en caso de que esté supurando puede tratarse de una infección, por lo que en estos casos debe acudir al médico para que la herida se limpie y se desinfecte, además de colocarle una nueva cura.

Además de que la recuperación es más lenta, también es importante recordar que el parto por cesárea tiene mayores riesgos de complicaciones durante y después de la cirugía. Vea cómo disminuir la cicatriz de la cesárea.

Источник: https://www.tuasaude.com/es/parto-por-cesarea/

Parto por cesárea: siete consejos que te ayudarán a recuperarte más fácilmente

Cuidados en casa tras una cesárea

Si acabas de pasar por una cesárea puede que te sientas cansada, aturdida y muy dolorida. Los primeros días con un recién nacido no son fáciles. Es una fase de adaptación a una nueva situación y de irse conocienco poco a poco.

Las mujeres que damos a luz por cesárea, a veces nos olvidamos de nosotras mismas, pasando por alto que hemos sido sometidas a una cirugía mayor abdominal que, como tal, requiere de unos cuidados post quirúrgicos que no se limitan exclusivamente a los cuidados de unca cicatriz.

Has pasado por una cesárea pero tu bebé te reclama una y otra vez y tú sólo deseas sentirte bien cuanto antes para poder atenderlo. Te frustras, te desesperas y ansías poder recuperar las fuerzas y la movilidad cuanto antes.

Paciencia. Todo llega. Pero para eso, es importante que las primeras semanas te cuides, no hagas esfuerzos y pidas ayuda siempre que la necesites. Además, siguiendo estos consejos que te planteamos podrás ayudar a que tu recuperación sea más rápida:

1. Ponte en pie y camina lo antes posible

El momento de ponerse en pie por primera vez tras una cesárea es algo que ninguna mujer que ha pasado por ello olvida facilmente. Sientes una enorme presión en la zona afectada y la sensación de «partirte en dos» en cualquier momento.

Sin embargo, por doloroso que pueda resultar, es importante ponerse en pie lo antes posible (siempre tras la indicación del personal sanitario) y tratar de ir aumentando la frecuencia y la distancia de los paseos.

Camina siempre sujeta al brazo de alguien y trata de hacerlo de la forma más erguida posible. Puede resultar imposible al principio, pero recuerda que cuanto más recta sea la postura que adoptes, más rápida será la recuperación.

2. No hagas esfuerzos y pide ayuda

Puede que transcurridos tres o cuatro días – generalmente coincidiendo con la fecha de alta hospitalaria – te sientas fuerte, casi recuperada y ansiosa de llegar a casa y comenzar a ocuparte de tu bebé al cien por cien.

Pero no debes confiarte. Es importante que descanses el mayor tiempo posible, que no conduzcas, subas o bajes escaleras ni cojas peso. Pide a alguien que te de a tu bebé cuando quieras tenerlo en brazos o darle el pecho, y si ciertas tareas como acostarle en su cuna o bañarle te requieren forzar posturas, es mejor que por el momento se encargue otra persona de hacerlas.

No debes olvidarte de salir a pasear cada día, pero trata de hacerlo siempre acompañada (al menos los primeros días) y de no excederte. Encuentra tu ritmo, párate y descansa cada vez que lo necesites y ve ampliando la distancia cada día.

Recuerda que la recuperación de una cesárea es como una carrera de fondo en donde empezar poco a poco e ir ahorrando energía se hace imprescindible para llegar a la meta

3. Protege tu abdómen

La cicatriz de la cesárea tarda aproximadamente diez días en curarse, por eso es muy importante extremar los cuidados de la zona durante esos días para evitar complicaciones, infecciones o que la herida pueda volver a abrirse.

Sin embargo, hay ciertos actos involuntarios como toser, reir, estornudar… que pueden ocasionarnos dolor. Prueba a sujetar tu tripa con las manos cuando esto ocurra o, mejor aún, a cubrirla con una almohada. De este modo, estarás dando dando soporte a tu abdómen al tiempo que lo proteges.

4. Cuida tu alimentación

La anestesia, la dificultad de movimiento de los primeros días y los procedimientos que se emplean en las intervenciones quirúrgicas abdominales, pueden contribuir a la aparición de gases, retortijones y estreñimiento.

Ponerte en pie y caminar te ayudarán, pero también ingerir mucho líquido y llevar a cabo una dieta saludable y rica en fibra. Cuidando tu alimentación podrás combatir la molestias y recuperar el ritmo intestinal lo antes posible.

5. Lava a diario la cicatriz y sécala bien

El cuidado más importante que requiere la cicatriz de la cesárea es la higiene diaria. Cuando te duches cada día recuerda lavar bien la cicatriz con ajua y jabón de PH neutro. Sécala después muy bien con ligeritos toquecitos y, a no ser que tu médico te haya recomendado otra cosa, no será necesario que la cubras con ningún apósito.

Debes estar atenta a cualquier signo que pueda indicar una infección, como picor, escozor, abultamiento de algún punto, cambio raro de color, mal olor, fiebre… o cualquier otro síntoma que te haga sospechar.

Cuando te hayan retirado los puntos pregunta a tu médico sobre el uso de aceites hidratantes para ayudar a una buena cicatrización y acude a un fisioterapeuta especializado en suelo pélvico para tratar adherencias y otros aspectos relacionados con la intervención quiúrgica.

6. Utiliza ropa cómoda

También debemos cuidar mucho el momento de vestirnos tras una cesárea, porque no todo vale. Huye de elásticos, prendas ajustadas y botones que puedan clavarse en tu cicatriz. Es preferible que durante los primeros días optes por prendas holgadas que se aten con lazo o por vestidos anchos.

Además, tal y como hemos comentado al principio, hay que evitar forzar o doblar el cuerpo. De este modo, es preferible usar zuecos o zapatos abiertos antes que sandalias que requieran un ajuste, o prendas que puedan ponerse por la cabeza y abrocharse por delante, antes que aquellas que se metan por lo pies, y que te obliguen a agacharte, o se abrochen a la espalda.

7. Seguridad y comodidad también a la hora de dar el pecho

La lactancia materna puede establecerse igualmente anque hayas tenido cesárea. Lo importante es que no se produzca separación entre madre y bebé durante las primeras horas, y que en caso de molestia o dudas se busque ayuda profesional cuanto antes.

Los primeros días puede que te sienteas incómoda y te cueste encontrar la postura correcta para dar el pecho sin dolor. Apoyar al bebé sobre el abdomen puede resultar doloroso y la imposibilidad de moverte con libertad, hace difícil encontrar una postura en la que te sientas cómoda.

Si esto ocurre prueba a dar el pecho tumbada o ayudándote de una almohada o cojín de lactancia. La sensación de tener protegia la zona abdominal y la ciactriz te dará una mayor tranquilidad aparte de permitirte apoyar al bebé sobre el cojín sin molestias para tí.

Источник: https://www.bebesymas.com/salud-de-la-madre/parto-por-cesarea-siete-consejos-que-te-ayudaran-a-recuperarte-mas-facilmente

Cuidados en casa tras una cesárea

Cuidados en casa tras una cesárea

Aunque sea un procedimiento habitual en muchos partos, no deja de ser una intervención quirúrgica que requiere unos cuidados especiales, sobre todo durante las primeras semanas, hasta que la incisión cicatrice.

Indice

Cuidados al llegar a casa trás una cesárea

Normalmente la estancia en el hospital tras una cesárea es más larga que tras un parto vaginal, entre 3 y 5 días; aunque el tiempo depende de la recuperación de cada mujer. Una vez te hayan dado el alta, llega el momento de volver a casa con el bebé.

Sin embargo, debes tener cuidado estos primeros días ya que tu actividad todavía debe ser leve.

Probablemente tu médico te haya recomendado reposo: estar sentada o tumbada la mayor parte del tiempo, no coger peso, no realizar esfuerzos… Esto se debe a que tus músculos abdominales aún estarán débiles, recuperándose de la incisión sufrida, por lo que no debes exigirles demasiado. Al menos durante las dos primeras semanas, tendrás que apoyarte lo máximo posible en tu pareja y en el resto de tus familiares para procurar descansar lo más posible y evitar ciertas actividades:

– Conducir.

– Comprar.

– Realizar las tareas de la casa.

– Subir escaleras.

– Coger peso (incluido sostener a tu bebé de pie).

Mientras tu pareja disfrute de su baja de paternidad, aprovéchate de él para que te ayude a bañar al bebé, cambiarle, levantarse por la noche a atenderle, etc.

Vuelta a las actividades diarias

En cuanto la herida cicatrice y te sientas con más fuerza, podrás ir volviendo poco a poco a asumir tus tareas anteriores y a realizar más actividades, como ir de compras o fregar los platos.

Este tiempo depende de la salud de cada mujer y de cómo fue la intervención; en unas serán unos 10 días, mientras que otras deberán esperar al menos un mes para integrarse totalmente en su nueva rutina. Será tu médico quien te indique lo que puedes ir haciendo en cada momento.

En cuanto a la vida sexual, se aconseja esperar al menos un mes y medio para reanudar las relaciones sexuales, para que todas las capas de la pared abdominal se hayan recuperado.

Si quieres realizar ejercicios para perder peso, deberás esperar al menos un mes para poder realizar abdominales, aunque dependerá del alta definitiva de tu ginecólogo. Y siempre deberás escuchar a tu cuerpo: si empiezas un ejercicio y notas dolor en la cicatriz, para.

Y si te planteas tener otro hijo, ten en cuenta que se recomienda esperar al menos 2 años para asegurarse de que la zona no sufre ante un nuevo embarazo.

¿Cómo cuidar la cicatriz de la cesárea?

Los cuidados de la cicatriz de la cesárea son muy importantes para evitar infecciones, picor, dolor y otras molestias:

– Antes de cambiarte la gasa o lavar la herida, lávate bien las manos con agua y jabón.

– La incisión debe estar siempre seca. Después de ducharte, asegúrate de que no está húmeda. Para hacerlo, dale golpecitos suaves con una gasa, nada de frotar con una toalla.

– La cicatriz se limpia con gasas estériles, agua y jabón.

– Los puntos te los quitarán a los 10 días, más o menos.

¿Cuáles son los cuidados indispensables de la recuperación posparto?

– Hielo para disminuir el dolor y la hinchazón: puede serte útil colocar compresas de hielo sobre la cicatriz de la cesárea, pero no debe ni mojarse ni humedecerse. El hielo debe colocarse envuelto en un paño, en una toalla o en una bolsa de plástico, dejándolo actuar durante 15 minutos aproximadamente (y cada 4 horas para aliviar el dolor y la incomodidad).

– Hacer ejercicio: consulta con tu médico sobre la posibilidad de empezar a hacer ejercicio. Normalmente hasta los 20 días después de la cesárea no es posible realizar ejercicio, y después debe hacerse de forma leve como caminar o trotar suave. Los ejercicios de plancha abdominal y los hipopresivos pueden ayudar a fortalecer los músculos abdominales más rápido.

– Come bien: hay alimentos que favorecen la cicatrización, como el huevo, el pollo y el pescado cocido. Otros facilitan que no tengas estreñimiento. Ten en cuenta que, mientras que tu bebé esté con la lactancia materna, no debes hacer ninguna dieta para bajar de peso, ya que esta pues perjudicar a la producción de leche.

– Cuida tu postura a la hora de dormir: la posición más indicada es boca arriba, con una almohada debajo de las rodillas para acomodar mejor la espalda, si prefieres dormir de lado debes colocar una almohada entre las piernas. Además, siempre que te levantes debe apretar los músculos de la vagina y sólo debes liberar la presión cuando ya estés de pie.

– Vuelve a utilizar métodos anticonceptivos: se recomienda volver a utilizar métodos anticonceptivos. Consulta con tu ginecólogo para saber la opción más indicada en tu caso para evitar un nuevo embarazo (ya que si se produce un nuevo embarazo durante el primer año posparto hay un mayor riesgo de complicaciones, por ejemplo de una ruptura uterina).

– Usar faja: se puede aconsejar el uso de una faja posparto para tener una mayor comodidad para disminuir la sensación de que tienes los órganos sueltos dentro del abdomen, y para disminuir el riesgo de que se produzca una serosa en la cicatriz. También será necesario que utilices una compresa nocturna, ya que se producirá un sangrado semejante a una menstruación fuerte, que puede durar hasta 45 días.

– Pide ayuda si la necesitas: durante los primeros días en casa no debes hacer grandes esfuerzos. Debes centrarte en tu bienestar, la lactancia y los cuidados del bebé. Puede parecerte difícil olvidarte de las tareas domésticas, pero no deben ser una prioridad. Pide ayuda si ves que la situación en tu casa se está descontrolando.

– Toma tés diuréticos para disminuir la hinchazón: es normal después de una cesárea retener líquidos. Para disminuir esto se recomiendan diversos tés. Lo mejor es que consultes con tu médico sobre la posibilidad de tomar estas hierbas. Recuerda que se deben tomar alrededor de 2 a 3 litros de líquidos, incluyendo los tés sin azúcar a lo largo del día.

Menstruación

Definición:

La menstruación o período es la pérdida de sangre por la vagina desde el útero y representa el inicio del ciclo sexual femenino o ciclo menstrual, que es un ritmo de aproximadamente 28 días de duración, similar al de las fases de la luna.

Síntomas:

Dolor en los riñones, en la parte baja del abdomen, cambios de humor, irritabilidad.

Tratamiento:

Se pueden tomar analgésicos o antiinflamatorios para calmar el dolor.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/embarazo/parto/cuidados-en-casa-tras-una-cesarea-4849

Los cuidados después de una cesárea

Cuidados en casa tras una cesárea

20 Enero 2020 – Publicado por Planeta Mamá

¿Cómo cuidar la cicatriz de la cesárea? ¿Para qué sirve una faja en estos casos? ¿Cuándo se puede comenzar una actividad física luego de una cesárea? ¿Cuándo se pueden reiniciar las relaciones sexuales? Compartimos las respuestas a estas y más preguntas:

La cesárea es una operación y, a diferencia del parto vaginal, requiere de una recuperación postoperatoria y de una internación más prolongada, generalmente entre 2 y 4 días.   

Se recomienda caminar lenta y progresivamente desde el primer día de la intervención para mejorar y acortar la recuperación. Y en el caso de sentir dolor, el médico indicará analgésicos que se pueden tomar aún amamantando.

Notarás que los loquios (pérdidas de sangre) tienen las mismas características que los del parto normal, aunque a veces las pérdidas son de menor cantidad.

Los puntos de la cirugía se retiran entre los 10 y 15 días de realizada la cesárea.

Una vez que puedas regresar a casa después del nacimiento de tu bebé, es importante que te organices bien y pidas algo de ayuda ya que posiblemente estés un poco dolorida y además tenés un bebé para cuidar, por eso es aconsejable aceptar toda la ayuda que puedas necesitar.

 

¿Qué calmantes recibiré para aliviar el dolor?

Luego de la cesárea, hay distintas posibilidades para aliviar el dolor:

Morfina: si la cirugía fue con peridural o bloqueo espinal, el anestesiólogo puede agregar morfina, que hace efecto durante 24hs, evitando los calmantes que adormecen todo el cuerpo. Hay casos en los que se deja la epidural entre 12 a 24 horas después de la cesárea para poder introducir más medicación si es necesario.

Analgésicos inyectables o «analgesia controlada por el paciente»: otra opción es,  inmediatamente después del parto, la medicación intravenosa que puede ser a través de inyecciones o de una sonda controlada por el paciente, que cuando siente dolor aprieta un botón. En este último caso, las dosis son contraladas a través de un aparato para no recibir por demás.

Medicación para aliviar el dolor en los días posteriores: el médico puede indicar calmantes o analgésicos en forma de pastillas para aliviar el dolor el día de la cesárea y hasta una semana después. Y también es posible que junto con los medicamentos recete algo para evitar la constipación que estos suelen producir.

Es importante no esperar a sentir mucho dolor para pedir la medicación, porque cuanto más se tarde más difícil será aliviarlo. Y si la medicación no funciona es fundamental hablarlo con el médico o las enfermeras, porque la idea es que la mamá esté lo menos dolorida posible para poder estar con su bebé y amamantarlo.

Todos estos medicamentos se dan teniendo en cuenta que no afecten la lactancia ni pasen a la leche materna.

¿Cómo se debe higienizar la herida?

La herida se debe lavar con agua y jabón neutro -se puede poner antiséptico iodado-, se debe secar bien y finalmente colocar una gasa estéril sobre ella.

Luego, hay que cubrirla con una faja abdominal (al colocar la faja la cicatriz debe quedar justo en medio así lo bordes de la misma no la rozan) que en general los médicos indican durante 30 días, especialmente para colaborar ante movimientos que requieran utilizar los músculos abdominales, como al incorporarse.

Con estos cuidados ayudarás a que se cicatricen y cierren bien todos los tejidos. Si observás que la herida tiene secreciones, esta hinchada o roja, es importante consultar al médico.

Tené en cuenta que podés levantar al bebé, pero intentá no levantar a tus hijos más grandes, al menos durante los primeros 15 días.

Recordá que no se puede hacer gimnasia, al menos durante el primer mes.

 

¿Puedo amamantar si tuve una cesárea?

La lactancia materna es posible siempre, pero en el caso de la cesárea, hay ciertos factores que pueden hacer que el comienzo sea más dificultoso.

Esto se debe a que la cesárea es una cirugía mayor, por lo que el contacto madre e hijo puede demorarse, lo que depende muchas veces del tipo de anestesia que haya recibido la mamá.

Por otra parte, la madre que tuvo una cesárea necesita ayuda para el cuidado del bebé, para ponerlo al pecho y para cambiarlo, debido a las molestias posoperatorias.

Por eso es importante contar con toda la colaboración en este momento, saber que la lactancia materna es posible, que la leche no tarda más en bajar luego de una cesárea, como suele creerse, y que poner al bebé al pecho lo antes posible es la manera de estimular el amamantamiento. Ver posiciones recomendadas para amamantar luego de una cesárea.

¿Cuándo se pueden reiniciar las relaciones sexuales?

Luego de una cesárea deben pasar entre 30 y 40 días para reiniciar las relaciones sexuales, sin embargo, cada mujer tiene sus tiempos, y es posible hacerlo una vez que las pérdidas o loquios hayan cedido (algo que sucede, habitualmente, 20 días después de la cesárea).

 Hay parejas que reanudan las relaciones el primer mes, otras luego de la famosa “cuarentena” y otras esperan meses hasta que se sienten cómodas nuevamente.

Durante la lactancia hay anticonceptivos orales que son muy efectivos y que además son inocuos para el bebé.

Otra buena opción anticonceptiva es el DIU (espiral).

¿Cuándo se puede empezar a hacer actividad física después de una cesárea?

Para comenzar con actividad física o gimnasia después de una cesárea, la mamá debe contar con el alta del médico que determinará si está todo bien como para empezar con ejercicios.

Esto suele suceder al mes de la cesárea, cuando la herida ya cicatrizó, de todas maneras depende de cada mujer, hay quienes deben esperar más de un mes para que desaparezcan las molestias y el tirón en el bajo vientre, por eso es fundamental tener el alta médica.

Luego de un parto es importante comenzar con ejercicios que ayuden a ajustar el abdomen y a recuperar la tonicidad perdida, favoreciendo la vuelta de la musculatura a su lugar original y la involución del útero, que ayuda a que los loquios, pérdidas normales luego del parto, disminuyan con más rapidez.

En el caso de una cesárea, sucede que en el postparto pueden costar cosas tan básicas como sentarse en la cama, pues al sentarse se hace fuerza con el abdomen y duele, por eso la mamá debe incorporarse yendo hacia un costado y desde allí levantarse.

Como hay una herida que está en proceso de cicatrización y como eso genera dolor y molestias físicas, se debe postergar el inicio de los movimientos hasta que la mamá deje de sentir dolor en la herida.

Una vez que la herida está cicatrizada y no se sienten molestias, se puede empezar con ejercicios suaves para la pared abdominal, teniendo en cuenta que como hubo un corte se pierde mucho la sensibilidad de la zona y la fuerza de la panza.

Lo que sí se puede hacer de inmediato y es importante, son los ejercicios para favorecer la contracción del piso pelviano, pues si bien el bebé no pasó por ahí, esa zona se vio fuertemente exigida para sostener los órganos internos, entre ellos el útero con el bebé.

Una vez que las molestias de la herida han desaparecido, se puede hacer una gimnasia que se adecúe a las circunstancias del puerperio y la lactancia. Teniendo en cuenta que con el bebé es más difícil organizarse para salir, se pueden indicar ejercicios para hacer en casa de a poco hasta que sea posible comenzar con una clase específica para esta etapa.

¿Cuándo recomienzan los ciclos menstruales?

Esto ya no depende de que haya sido un parto por cesárea o vaginal, sino de otros factores, y es muy variable de mujer a mujer.

Si se está amamantando de manera exclusiva al bebé, lo habitual es que no se produzca la ovulación. Pero si bien esto es frecuente, no es siempre así, y luego de 45 días después del parto pueden reanudarse los ciclos menstruales.

Por esta razón, no hay que confiar en la lactancia como método anticonceptivo, ya que puede fallar.

Si se está alimentando al bebé con leche de fórmula, es posible comenzar a menstruar entre el primero y el tercer mes luego del parto.

¿Cuándo consultar al médico?

Es importante llamar al médico:

  • Si la zona de la cicatriz está caliente, roja, hinchada o supura. 
  • Si se hincha una o ambas piernas.  
  • Si el dolor en la zona de la cirugía empeora o aparece de forma repentina.   
  • Si se tiene fiebre (aunque la zona de la cicatriz esté bien).  
  • Si hay algún cambio en el flujo vaginal o este huele mal.
  • Si al orinar se siente ardor o si la orina es oscura.
  • Si se sienten muchas ganas de orinar, constantemente, aunque solo salgan unas gotitas.

¿Cuándo puedo buscar un nuevo embarazo?

Después de una cesárea, se aconseja una espera de al menos 18 meses para la búsqueda de un nuevo embarazo.

Hasta hace poco tiempo se consideraba que debían pasar dos años de la cesárea para poder tener chances de un parto vaginal. Actualmente, no sólo se evalúa el tiempo que ha pasado desde la cesárea, sino también otros factores como la causa de la cesárea anterior, condiciones obstétricas adecuadas para un parto vaginal, tamaño del bebé, entre otras.

 

¿Cuántas cesáreas es posible tener y con qué frecuencia?

Se aceptan hasta tres cesáreas, en períodos superiores a un año entre una y otra. Hay excepciones que han llegado hasta cinco, lo cual no es lo recomendable por las complicaciones que puedan surgir (rotura uterina, entre otras).

Asesoró: Dra. Marisa David, gineco-obstetra

Источник: https://www.planetamama.com.ar/nota/los-cuidados-despues-de-una-cesarea

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: