El cerebro de los bebés prematuros muestra alteraciones incluso antes de nacer

El cerebro del niño prematuro

El cerebro de los bebés prematuros muestra alteraciones incluso antes de nacer

El cerebro tiene una estructura muy compleja, reflejo de su función: regir todas nuestras acciones, conscientes e inconscientes, y el funcionamiento de nuestro cuerpo.

Durante la gestación, el desarrollo del cerebro requiere mucho más tiempo que el de otros órganos, y aunque su arquitectura está completa al nacimiento, madurará junto a su función durante los primeros años e irá modificándose a lo largo de toda la vida.

Pero ¿qué pasa si el nacimiento se produce antes de los 9 meses? ¿Se altera el neurodesarrollo?

Veíamos en la entrada anterior que el recién nacido prematuro es un bebé muy delicado y vulnerable, susceptible de padecer muchos problemas de salud. En esta entrada vamos a hablar específicamente del cerebro del niño prematuro, de como se desarrolla.

Prematuridad y cerebro

Si un niño nace antes de las 37 semanas de embarazo (9 meses) se dice que es prematuro. Lógicamente no es lo mismo nacer a los 7 meses de embarazo (28 semanas) que a los 8 meses (32 semanas), cuanto más prematuro sea sus órganos serán menos maduros y el niño será más vulnerable. Por eso se clasifica a los prematuros en:

  • moderados o tardíos – ochomesinos (32 – 37 semanas)
  • muy prematuros – sietemesinos (28 – 32 semanas)
  • extremos – menos de siete meses de embarazo (antes de las 28 semanas)

Desarrollo anatómico del cerebro

En el tercer trimestre del embarazo, las estructuras cerebrales están ya bien esbozadas y empiezan a diferenciarse con claridad.

En este período, además de aumentar su volumen, el cerebro aumenta su superficie –corteza– replegándola, así adquiere un aspecto «ondulado»: tiene crestas –circunvoluciones– y valles –surcos– de diferente profundidad.

A los 7 meses de gestación se distinguen los surcos más profundos, aún no bien formados, pero apenas hay surcos menores y la corteza tiene un aspecto casi liso.

 Los surcos van haciéndose más profundos en los siguientes meses hasta el nacimiento, cuando se pueden distinguir bien los surcos principales y los menores.

Además de replegarse, la corteza cerebral –sustancia gris– se va engrosando de forma progresiva.

Suceden muchos otros cambios a lo largo de estas etapas tempranas del neurodesarrollo.

Especialmente importante es la maduración de las conexiones neuronales, que a medida que van haciéndose más estables se hacen más gruesas porque se rodean de una sustancia -mielina- de color blanco –sustancia blanca-que hace más rápida y eficaz esta conexión. Su engrosamiento contribuye al aumento del volumen cerebral.

En poco tiempo el cerebro cambia de aspecto de forma evidente y tiene un desarrollo impresionante.

Las imágenes de resonancia magnética nos permiten ver el aumento de tamaño del volumen cerebral, el repliegue y el engrosamiento progresivo de la corteza cerebral (en la imagen es la línea gris que bordea el cerebro).

Este desarrollo continua durante toda la infancia y la adolescencia hasta la vida adulta, el aumento de tamaño del cerebro es proporcional al de la cabeza, y la medida del perímetro craneal en los primeros años es un índice de este crecimiento.

Desarrollo funcional del cerebro

Este aumento de tamaño se produce porque las neuronas van creando conexiones entre sí, se generan los distintos circuitos cerebrales que permiten al cerebro «poner en marcha» sus funciones.

Podemos utilizar el electroencefalograma (EEG) para observar como van madurando estas conexiones.

El EEG en el niño prematuro se caracteriza por alternar períodos con un trazado muy aplanado –inactividad-, interrumpidos por grupos de ondas –brotes de actividad– cuyo aspecto y frecuencia varían con la edad de gestacional.

Al nacer antes de tiempo, el niño tiene que continuar desarrollándose en unas condiciones muy distintas a las que tenía en el útero materno, y esto puede interferir su neurodesarrollo. Además su fragilidad favorece la aparición de problemas de salud que pueden lesionar el cerebro y alterar aún más la maduración de su sistema nervioso.

la mayoría de prematuros no tienen problemas en su neurodesarrollo

Porque la mayoría son prematuros moderados y los cuidados que se les proporcionan han disminuido mucho las complicaciones y mejorado su pronóstico.

A menudo presentan un retraso madurativo que se corrige con el tiempo.

Como hemos visto, el último trimestre del embarazo es muy importante para el desarrollo cerebral, cualquier circunstancia que lo altere supone un riesgo de padecer un problema neurológico.

Parece lógico pensar que nacer antes de tiempo, incluso en ausencia de complicaciones que causen lesión, puede interrumpir el normal desarrollo cerebral y que este riesgo es mayor cuanto menor sea la edad gestacional, pues las estructuras cerebrales serán más inmaduras y frágiles en un ambiente que no es el idóneo.

Serial MR Imaging of Brain Growth in a Normal Female Preterm Infant. Artículo de O. Kapellou et al en PlosOne

Esto ha sido corroborado por diversos estudios que muestran una disminución del volumen cerebral, y del grosor y repliegue de la corteza cerebral de forma proporcional a la edad gestacional, lo que causa alteración del neurodesarrollo y déficits permanentes.

Por esta razón, aún en ausencia de lesión, los niños prematuros deben seguir un programa especial de atención que incluya visitas regulares a la neuropediatra para detectar las dificultades del neurodesarrollo en cuanto aparezcan e iniciar una atención precoz individualizada.

En la próxima entrada hablaremos de cuales son los problemas problemas de salud del niño prematuro que pueden lesionar el cerebro. Para no perdérosla lo mejor es que os suscribáis al blog.

Espero vuestros comentarios. Gracias por enriquecer el blog.

↬  2014 ©  mj mas

_________________________

Gráficos: «resonancia magnética-recién nacido» y «electroencefalograma-recién nacido» por mj mas. Fotos: «foetal brain» de Dr. G. Moscoso en SciencePhoto library; «Serial MR Imaging of Brain Growth in a Normal Female Preterm Infant» del artículo de O. Kapellou et al.

Relacionados:

Referencias:

  • Kapellou O. et al. Abnormal Cortical Development after Premature Birth Shown by Altered Allometric Scaling of Brain Growth. PlosOne Medicine. August 01, 2006.
  • Ball G. et al. Development of cortical microstructure in the preterm human brain. PNAS 2013

Источник: https://neuropediatra.org/2014/11/19/el-cerebro-prematuro/

El cerebro de los bebés prematuros muestra alteraciones incluso antes de nacer

El cerebro de los bebés prematuros muestra alteraciones incluso antes de nacer

Los bebés nacidos prematuramente son propensos a desarrollar ciertos problemas al crecer, por ejemplo, tienen más probabilidades de desarrollar autismo o trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH), y más probabilidades de problemas en el colegio.

Un nuevo estudio pionero en investigar la actividad cerebral en fetos humanos sugiere que los problemas neurológicos subyacentes pueden comenzar en el útero.

Los resultados proporcionan la primera evidencia directa de una alteración de la función cerebral en los fetos que van a nacer prematuramente.

Índice

  • Diferencias en los cerebros de los prematuros
  • Avances en neuroimagen fetal

Diferencias en los cerebros de los prematuros

En este estudio, publicado el 9 de enero en Scientific Reports, el neurocientífico Moriah Thomason, de la Facultad de Medicina de la Universidad Estatal Wayne de Detroit, Michigan, y sus colegas informan de una diferencia en cómo ciertas regiones cerebrales se comunican entre sí en fetos que nacieron prematuramente y fetos que nacieron a término. Aunque los resultados son preliminares debido a que el estudio era pequeño, Thomason y otros investigadores dicen que el trabajo ilustra el potencial (y los desafíos) del emergente campo de la neuroimagen fetal. «Aprovechar el poder de estas herramientas avanzadas nos está ofreciendo por primera vez la oportunidad de explorar el inicio de las alteraciones neurológicos que están sucediendo en el útero», dice Catherine Limperopoulos, neurocientífica pediátrico en el Children's National Medical Center en Washington, D.C.

Thomason y sus colegas utilizaron la resonancia magnética funcional (IRMf) para investigar la actividad cerebral en 32 fetos.

Las madres embarazadas participaron en un estudio más amplio y de largo plazo sobre el desarrollo cerebral dirigido por Thomason.

«La mayoría tuvieron embarazos normales, pero fueron seleccionadas entre una población de bajos recursos que está en mayor riesgo de problemas de desarrollo». De hecho, 14 de los fetos nacieron prematuramente.

El enfoque del equipo se basó en estudiar la «conectividad funcional» en el cerebro humano adulto -esencialmente usando IRMf- para determinar qué regiones cerebrales sincronizan la actividad cuando el sujeto no está involucrado en ninguna tarea en particular. La actividad sincronizada entre regiones cerebrales muestra que esas regiones están bien conectadas y comparten información.

Pero en el cerebro de los fetos que finalmente nacieron prematuramente se distinguió una característica especial: un pequeño parche en el lado izquierdo del cerebro, en un área que se convierte en centro de procesamiento del lenguaje, que presentaba una conectividad más débil con otras regiones del cerebro que en los fetos nacidos a término. «Que se pueda detectar esta diferencia en la conectividad tan temprano es algo interesante ya que permite mejores oportunidades de intervención» -explican.

Los problemas de lenguaje son comunes en los niños nacidos prematuramente, por eso Thomason planea rastrear a estos niños a medida que se desarrollen para ver qué efectos secundarios presentan por su prematuridad.

Algunos estudios previos ya habían mostrado diferencias en la conectividad cerebral en los cerebros de los bebés prematuros, pero después de haber nacido, dejando abierta la posibilidad a que fueran otras las causas de esas diferencias, como el estrés, privación de oxígeno u otra lesión durante el parto.

Pero Thomason y sus colegas no sólo encontraron que estos problemas empiezan antes, sino también una posible causa.

  Así, las madres que tuvieron un parto prematuro tenían más inflamación en su tejido placentario, lo que lleva a Thomason a sospechar que la infección materna o la inflamación podría jugar un papel importante en este proceso.

Avances en neuroimagen fetal

Este tipo de estudio habría sido imposible hace poco tiempo. Uno de los mayores problemas en la neuroimagen fetal es que un feto es un objetivo en movimiento, moviéndose dentro del saco amniótico. Eso supone un problema porque en una resonancia magnética, cualquier movimiento da al traste con las imágenes en fila que se van creando.

Pero los mejores algoritmos y las máquinas de resonancia magnética más rápidas que hay actualmente permiten recoger imágenes en menos tiempo.

Además, el cerebro fetal es un objetivo en movimiento en otro sentido, ya que su anatomía está en cambio constante a medida que madura, lo que significa que los investigadores necesitan plantillas para diferentes puntos de tiempo de desarrollo para poder hacer comparaciones entre los sujetos.

En el transcurso de un embarazo, el cerebro humano se transforma de un simple tubo lleno de líquido a un órgano complejo dispuesto a percibir e interactuar con el mundo exterior. La forma en que se desarrolla este proceso es en gran parte un misterio, y estas técnicas nuevas podrán poco a poco ir respondiendo preguntas.

Saco amniótico

Definición:

Es la cubierta de dos membranas que cubre al embrión y que se forma entre el octavo y noveno día de la fecundación. La membrana interna contiene el líquido amniótico y el feto en su interior. La membrana exterior es la parte de la placenta.

La ruptura de aguas se produce cuando el saco amniótico libera su contenido. Cuando se produce al final del embarazo o en el momento de parto, se denomina \»ruptura espontánea de membranas\».

Si por el contrario las membranas se rompen antes del parto, este hecho se denomina \»ruptura prematura de membranas\»

Tratamiento:

El saco amniótico se utiliza para reconstruir y tratar lesiones de la superficie ocular en oftalmología, tanto en la córnea como en la conjuntiva, en tratamientos de quemaduras, en cirujía reparadora y maxilofacial.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/embarazo/tests-y-pruebas/el-cerebro-de-los-bebes-prematuros-muestra-alteraciones-incluso-antes-de-nacer-7778

Ultrasonido: cabeza

El cerebro de los bebés prematuros muestra alteraciones incluso antes de nacer

  • Tamaño de texto más grande

El ultrasonido de la cabeza, también denominado «ecografía cerebral», es un examen seguro e indoloro en el cual se utilizan ondas sonoras para obtener imágenes del cerebro.

Durante el estudio, una máquina de ultrasonido envía ondas sonoras hacia la cabeza y las imágenes se registran en una computadora. Las imágenes blanco y negro muestran la estructura interna del cerebro, lo cual incluye los ventrículos (las cavidades llenas de líquido del cerebro) y los vasos sanguíneos.

Los ultrasonidos de la cabeza sólo se realizan en los bebés cuyos huesos del cráneo no se han unido completamente (es decir, que aún poseen una zona blanda en la cabeza, conocida como «fontanela»). Esto se debe a que los huesos bloquean el paso de las ondas de ultrasonido. La fontanela proporciona una abertura para que las ondas sonoras lleguen al cerebro.

Por qué se realiza

Los médicos solicitan ultrasonidos de la cabeza cuando están preocupados por problemas neurológicos en los niños.

A los bebés prematuros que requieren de cuidados intensivos se les suele realizar una ecografía cerebral para descartar complicaciones neurológicas de la falta de maduración, como hemorragia cerebral (hemorragia intraventricular) o lesiones en la materia blanca del cerebro que rodea los ventrículos (leucomalacia periventricular).

Los médicos también solicitarán un ultrasonido de la cabeza para bebés que presenten:

  • un incremento anormal en el tamaño de la cabeza
  • prominencia de la fontanela
  • síntomas neurológicos
  • traumatismo en la cabeza

Los ultrasonidos de la cabeza suelen ayudar a diagnosticar lo siguiente:

  • hemorragia en el tejido cerebral o los ventrículos
  • hidrocefalia (exceso de líquido en el cerebro y los ventrículos)
  • una masa en el cerebro, como un tumor o un quiste
  • posibles complicaciones de la meningitis

Preparación

No es necesario hacer nada especial para preparar a su hijo para un ultrasonido de la cabeza. Antes de que comience el estudio, debe indicarle al técnico si su hijo está tomando algún medicamento.

Procedimiento

El ultrasonido de la cabeza se realiza en el departamento de radiología de un hospital o en un centro radiológico. Por lo general, se permite que los padres acompañen al niño para tranquilizarlo y brindarle apoyo.

Si su hijo está hospitalizado y no puede ser transportado al departamento de radiología, es posible llevar una máquina portátil de ultrasonido hasta su habitación. Esto se suele hacer en la unidad de cuidados intensivos neonatales.

El ultrasonido de la cabeza se puede realizar con el bebé acostado boca arriba o boca abajo, o incluso, si es necesario, con el niño en los brazos de sus padres.

La sala suele estar oscura para poder ver las imágenes con claridad en la pantalla de la computadora.

El técnico (ecógrafo) entrenado en la obtención de imágenes por ultrasonido colocará un gel transparente y tibio sobre el cuero cabelludo del niño (sobre la fontanela). Este gel ayuda a transmitir las ondas sonoras.

El técnico después frotará un pequeño instrumento de mano (transductor) sobre el gel. El transductor emite ondas de sonido de alta frecuencia y una computadora mide de qué manera las ondas rebotan en la cabeza. La computadora transforma esas ondas sonoras en imágenes que se pueden analizar.

A veces, al finalizar el estudio, entra un médico para conocer a su hijo y tomar algunas imágenes más. El procedimiento suele demorar entre 15 y 30 minutos.

Qué esperar

El ultrasonido de la cabeza es un estudio indoloro, pero es posible que su hijo sienta una ligera presión en la cabeza mientras se mueve el transductor. Quizás el gel se sienta frío y húmedo.

Obtención de los resultados

Un radiólogo (médico especialmente entrenado en la lectura e interpretación de las imágenes radiológicas y de ultrasonidos) interpretará los resultados de la ecografía y le dará la información a su médico, quien conversará acerca de los resultados con usted. Si los resultados parecen anormales, el médico puede solicitar otros exámenes.

En una emergencia, los resultados de un ultrasonido pueden estar listos rápidamente. De lo contrario, suelen estar listos en 1 ó 2 días. En la mayoría de los casos, los resultados no se pueden entregar directamente al paciente o a la familia en el momento del examen.

Riesgos

El ultrasonido de la cabeza no implica ningún riesgo. A diferencia de las radiografías, este análisis no hace uso de radiación.

Ayudar a su hijo

A veces, los bebés lloran en la sala de ultrasonido, en especial si están sujetos, pero esto no interfiere con el procedimiento. Puede alimentar a su bebe u ofrecerle un chupete o su juguete favorito para tranquilizarlo.

Si tiene alguna pregunta

Si tiene preguntas acerca del ultrasonido de la cabeza, hable con su médico. También puede hablar con el técnico antes del procedimiento.

Revisado por: Expertos en medicina de KidsHealth

Источник: https://kidshealth.org/es/parents/ultrasound-head-esp.html

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: