¿Es normal no ovular?

Contents
  1. Qué pasa cuando una mujer no ovula
  2. ¿Qué pasa cuando una mujer no ovula? ¿Qué síntomas tiene?
  3. ¿Cómo se diagnostica la falta de ovulación?
  4. Causas de la anovulación
  5. Grupo I: Anovulación por Fallo hipotalámico-hipofisario (Falta de secreción de GnRH y gonadotropinas (FSH y LH))
  6. Grupo II: Anovulación por Disfunción Hipotálamo-Hipofisiaria (Alteraciones hormonales)
  7. Grupo III: Anovulación por Fallo ovárico
  8. ¿Puede tratarse la anovulación?
  9. La Ovulación
  10. ¿Cómo se ovula?
  11. Calcular la ovulación buscando el embarazo
  12. Síntomas corporales asociados a la ovulación
  13. -Aumenta el flujo vaginal.
  14. -Dolor abdominal y/o lumbar similar al de la menstruación.
  15. -Cambios emocionales bruscos.
  16. -Aumento de la temperatura.
  17. -Retención de líquidos.
  18. -Aumento del deseo sexual.
  19. La ovulación en ciclos regulares
  20. Ovulación en ciclos irregulares
  21. Fases de la ovulación a lo largo de la vida de la mujer
  22. Causas y síntomas de la ovulación tardía: ¿es habitual?
  23. SOP
  24. Disfunción tiroidea
  25. Estrés
  26. Edad y peso
  27. Síntomas de la ovulación tardía
  28. Posibles consecuencias y problemas de la ovulación tardía
  29. Tratamiento para la ovulación tardía
  30. OVULACIÓN ¿MITOS O VERDADES?
  31. ¿Cómo saber si ovulo si no estoy segura?
  32. ¿Ovular significa que me pueda quedar embarazada?
  33. ¿Qué ocurre con los óvulos que no fecundo?
  34.  ¿Se hereda la fertilidad?
  35. 10 preguntas, respuestas y falsos mitos sobre la ovulación
  36. Cómo se produce la ovulación
  37. 1. Las mujeres nacen con miles de óvulos
  38. 2. En cada ciclo menstrual se prepara un único folículo
  39. ¿Para qué tantos folículos?
  40. 3. Se ovula 14 días después del primer día de periodo
  41. 4. Siempre que hay menstruación, hay ovulación
  42. 5. El óvulo no fecundado se expulsa con la menstruación
  43. 7. Se pueden tener dos ovulaciones en un mismo ciclo
  44. 8. Todas las mujeres notan que están ovulando
  45. 9. Un mes se ovula de un ovario y al mes siguiente del otro
  46. 10. Para quedarse embarazada hay que tener relaciones en la misma ovulación
  47. ¿Por qué no ovulo?
  48. El estrés
  49. El ejercicio físico extremo 
  50. Los trastornos alimentarios 
  51. La interferencia de otras hormonas
  52. Menopausia precoz o falla ovárica prematura
  53. Enfermedad poliquística del ovario 

Qué pasa cuando una mujer no ovula

¿Es normal no ovular?

Muchas de nuestras pacientes se preguntan qué pasa cuando una mujer no ovula. La respuesta es sencilla: la ausencia de ovulación o anovulación provoca infertilidad, ya que sin ovulación no puede haber embarazo.

De hecho, la falta de ovulación es una de las situaciones habituales que los ginecólogos y especialistas en reproducción asistida encontramos cuando una mujer o una pareja tiene problemas para concebir.

¿Qué pasa cuando una mujer no ovula? ¿Qué síntomas tiene?

Explicar qué pasa cuando una mujer no ovula es complicado, aunque la falta de menstruación (amenorrea) y los ciclos menstruales irregulares son dos síntomas evidentes que pueden alertarte sobre este problema. La ausencia de moco cervical elástico y abundante en los que deberían ser tus días fértiles es otro síntoma de anovulación que tú misma puedes detectar.

Por otra parte, si sufres una enfermedad endocrina, una disfunción tiroidea o Síndrome de Ovario Poliquístico (SOP) tienes más probabilidades de tener problemas de ovulación y, por lo tanto, de fertilidad.

¿Cómo se diagnostica la falta de ovulación?

Diagnosticar la anovulación puede ser complicado. El origen de esta anomalía se relaciona con diversos desequilibrios hormonales o problemas funcionales, pero también con factores «externos» como el estrés, los trastornos alimenticios o el ejercicio excesivo, por lo que requiere un enfoque multidisciplinar.

Además del examen pélvico y del análisis de tus antecedentes médicos, para el diagnóstico de la anovulación tu ginecológo o ginecóloga realizará pruebas de seguimiento de tu ciclo menstrual.

Entre ellas, varios análisis de sangre para medir los niveles de progesterona durante los días 21 y 23 de tu ciclo con el fin de determinar si tus ovarios funcionan correctamente: si esta hormona no sufre variaciones, lo más probable es que no hayas ovulado.

El ultrasonido vaginal ginecológico es otra de las pruebas para saber qué pasa cuando una mujer no ovula. Esta técnica permite determinar el aumento de volumen ovárico y la presencia de múltiples pequeños folículos de 2-9mm rodeando la periferia del ovario  que son dos síntomas del síndrome de ovarios poliquísticos asociado a la falta de ovulación.

Causas de la anovulación

La OMS clasifica las causas de la falta de ovulación y los trastornos ovulatorios en tres grandes grupos.

Las patologías asociadas a cada uno de ellos son:

Grupo I: Anovulación por Fallo hipotalámico-hipofisario (Falta de secreción de GnRH y gonadotropinas (FSH y LH))

Alrededor de un 15%-30% de las mujeres con trastornos alimenticios como la anorexia o bulimia, con obesidad o con delgadez extrema sufre anovulación. El motivo es que la nutrición es fundamental para la secreción de leptinas por las células grasas que, a su vez, producen un neurotransmisor llamado Neuropéptido.

El Neuropéptido se encarga de estimular el apetito y de controlar la actividad de la hormona liberadora de gonadotropina (GnRH) y de la hormona estimuladora del tiroides (TSH), que participan en la ovulación.

Otra de las causas de la anovulación por fallos en el hipotálamo y la hipófisis es el ejercicio excesivo.

Un 20% de las mujeres que realizan entrenamiento deportivo de alta intensidad presentan retraso en la menarquía, disfunción de la fase lútea y alteraciones menstruales.

Si este es tu caso, la falta de ovulación puede relacionarse con baja cantidad de tejido graso, estrés psicológico o alimentación insuficiente.

Por último, si sufres insuficiencia renal crónica o una enfermedad hepática crónica, es fácil que tus niveles de hormona LH y hormonas sexuales sean anormalmente elevados, lo que puede provocar la ausencia de ovulación.

Grupo II: Anovulación por Disfunción Hipotálamo-Hipofisiaria (Alteraciones hormonales)

El Síndrome de Ovario Poliquístico es una de las principales causas de infertilidad por anovulación  (80% de los casos). El SOP afecta a un 5-10% de las mujeres en edad fértil y es la causa de directa de los problemas de infertilidad en un 20% de las parejas.

Otros motivos de anovulación por problemas hormonales son la hiperprolatinemia (aumento de la hormona prolactina) y los trastornos tiroideos (hipertiroidismo e hipotiroidismo). Estos últimos afectan a entre un 2 y un 5% de las mujeres y se asocian con alteraciones menstruales graves, entre ellas la anovulación.

Grupo III: Anovulación por Fallo ovárico

El fallo ovárico prematuro (FOP) es la causa directa de un 4-5% de los trastornos ovulatorios. Cuando los ovarios de la mujer no funcionan correctamente, no son capaces de facilitar la ovulación aunque los niveles de hormonas sean óptimos.

Las mujeres con fallo ovárico prematuro dejan de producir óvulos maduros y estrógenos a partir de los 40 años, cuando entran en la menopausia.

¿Puede tratarse la anovulación?

Se calcula que alrededor de un 35% de las mujeres sufre en algún tipo de anovulación a lo largo de su vida fértil, ya sea crónica o transitoria. Actualmente, existen diferentes posibilidades para la corrección y tratamiento de esta patología, aunque es necesario establecer un diagnóstico preciso.

Según su origen, la ausencia de ovulación puede corregirse manteniendo hábitos de vida saludables a través del ejercicio, la nutrición, el control del peso o el manejo del estrés.

En otros casos, la anovulación puede tratarse con medicamentos para inducir la ovulación.

Por ejemplo, en mujeres con ovarios poliquísticos, la administración de citrato de clomifeno, inhibidores de la aromatasa o gonadotropinas, que proporcionan un estímulo directo a nivel ovárico, resulta efectiva.

Si sufres este síndrome, la falta de ovulación también puede corregirse con una intervención quirúrgica conocida como drilling ovárico.

El drilling ovárico consiste en realizar varias perforaciones en la superficie del ovario para disminuir su volumen y favorecer la selección de un folículo ovulatorio.

Además de facilitar la liberación del óvulo, el drilling también te ayudará a disminuir los síntomas del SOP. Esta técnica está en desuso.

Las disfunciones ovulatorias, incluida la anovulación, son frecuentes en las consultas ginecológicas. Y aunque muchas veces pueden corregirse, requieren el diagnóstico de un especialista no solo para conseguir un embarazo, sino también para evitar otros problemas de salud asociados como la diabetes mellitus 2.

Si tienes dudas sobre tu salud reproductiva, contacta con nosotros. Contamos con un equipo de especialistas y estaremos encantados de ayudarte.

Источник: https://www.juanacrespo.es/que-pasa-mujer-no-ovula/

La Ovulación

¿Es normal no ovular?

La ovulación, es el proceso por el cual el óvulo (u ovocito) maduro es liberado desde el folículo que se ha desarrollado en el ovario.

¿Cómo se ovula?

Se publicó en la prestigiosa revista New Scientist, una secuencia de imágenes del proceso real de una ovulación (ver lateral).

Conocer al detalle cómo sucede la salida del ovocito del folículo en el ovario es algo que creemos aporta más información a una pareja que busca el embarazo o va a realizar un ciclo de Fecundación in vitro (FIV) o una Inseminación Artificial.

De manera que en todo momento sabrá de qué se está hablando, que se intenta conseguir, o cuál es el problema en su caso.

Las fotografías muestran el primer plano de un óvulo emergiendo de un ovario, y fueron tomadas por el médico belga Jacques Donnez, que estaba realizando una histerectomía, cuando se dio cuenta de que estaba teniendo lugar la ovulación de la paciente.

Las imágenes son posibles gracias a que el óvulo maduro es una célula grande. Mide aproximadamente 0.14 milímetros y puede ser visible al ojo humano.

Gracias a estas imágenes se ha descubierto que, al contrario de lo que se pensaba, la liberación del óvulo no es un evento súbito y explosivo, sino que el proceso dura unos 15 minutos.

Calcular la ovulación buscando el embarazo

El óvulo se dirige hacia el útero a través de la trompa de Falopio con la misión de ser fecundado por el espermatozoide. Por eso, el periodo fértil de una mujer comprende no solo el día de la ovulación sino unos 2 días antes y 2 días después de la fecha de ovulación aproximada.

Si se busca el embarazo hay que hacer coincidir las relaciones sexuales en torno a ese momento. Para poder calcular la fecha puede utilizar nuestra calculadora de ovulación en el siguiente enlace.

Síntomas corporales asociados a la ovulación

El proceso ovulatorio puede provocar diferentes cambios físicos. Cada mujer es única, y puede sentirlos en mayor o menor intensidad. O por el contrario no apreciarlos. Conocer estos síntomas harán más fácil detectar el momento ovulatorio, para hacer coincidir las relaciones cuando se quiere quedar embarazada.

-Aumenta el flujo vaginal.

El moco cervical no solo se hace más abundante. Se espesa, se hace más elástico y su color blanquecino se vuelve más transparente. Estas cualidades que llevan a definirlo como “clara de huevo”, harán más fácil al espermatozoide su camino hacia el óvulo. Estos cambios en el flujo se apreciarán los días precedentes al momento ovulatorio y durante el mismo.

-Dolor abdominal y/o lumbar similar al de la menstruación.

La salida del óvulo, precisa de la apertura del folículo que lo ha contenido y madurado. La expulsión del óvulo va unida al líquido folicular que lo ha acompañado. Este líquido resulta irritante al peritoneo, ocasionando molestias en el bajo vientre y más concretamente, en el lateral correspondiente al ovario que está ovulando ese mes.

Además, el proceso ovulatoriorequiere de contracciones similares a las que se sienten durante la regla. Estemalestar también puede provocar calambres y dolores focalizados en los riñoneso en la zona de la espalda.

-Cambios emocionales bruscos.

¿La causa? Las alteraciones hormonales de nuestro cuerpo.

-Aumento de la temperatura.

La temperatura basal (TBC), va cambiando conforme avanza el ciclo menstrual. siendo ligeramente más baja en la primera mitad y ascendiendo coincidiendo con el pico ovulatorio.

Si se sigue un registro diario de la temperatura durante todo el ciclo, comparativamente se puede conocer el momento de la ovulación. Siempre y cuando la temperatura se tome siempre al despertar.

Tras un mínimo de 6/8 horas de sueño y sin haber hecho esfuerzo.

-Retención de líquidos.

En ocasiones se puede apreciar hinchazón general, y consecuentemente un ligero aumento de peso y volumen. Así como otros efectos secundarios vinculados a la retención de líquidos, como por ejemplo, gases o mayor sed.

-Aumento del deseo sexual.

No podemos olvidar que la naturaleza es muy sabia; la ovulación también induce una mayor lívido. Lo que propicia que coincidan las relaciones sexuales cuándo se libera el óvulo, lo que nos ha permitido perpetuarnos como especie.

La ovulación en ciclos regulares

Normalmente una mujer con ciclos regulares de 28 días, se supone que ovula cada mes alrededor del día 14 del ciclo, contando desde el inicio de la menstruación.

En mujeres que tienen ciclos más largos, es decir, que la regla le baja más allá de los 28 días, la fecha de la ovulación suele desplazarse hacia atrás. Sucede lo contrario en los ciclos cortos. Si tienes la menstruación cada 25 días, la ovulación sucederá hacia el día 11 o 12 de tu ciclo. (Puede serte de ayuda nuestra calculadora de ovulación ).

Ovulación en ciclos irregulares

Hablamos de ciclos irregulares cuándo varían los días entre cada menstruación; pudiendo ser más cortos -menos de 21 días-, o más largos -más de 35 días-.

Las causas de los ciclos irregulares, no siempre son debidas a enfermedades asociadas (diabetes, alteraciones alimentarias como la anorexia, problemas endocrinológicos tiroideos, etc). En ocasiones es provocada por alteraciones emocionales como el estrés o la ansiedad.

Fases de la ovulación a lo largo de la vida de la mujer

La mujer ovula desde bien temprano en su vida, aunque estos primeros ciclos se consideren en muchos casos anovulatorios (de ahí la irregularidad menstrual de una mujer en esta época de su vida).

Conforme madura, también lo hacen sus ciclos ovulatorios que se hacen más regulares. Próximos a la menopausia, las ovulaciones van siendo de peor calidad y cantidad, cesando con las últimas menstruaciones de la mujer.

Hoy en día, una de las preocupaciones fundamentales de las parejas infértiles es saber si se produce una adecuada ovulación, e interesa todo lo que se relaciona con este acontecimiento:

TAMBIÉN PUEDE INTERESARLE:

Si desea puede concertar una

Consulta médica on-line Cita

Источник: https://www.institutobernabeu.com/foro/la-ovulacion/

Causas y síntomas de la ovulación tardía: ¿es habitual?

¿Es normal no ovular?

En primer lugar, vamos a ver la definición de ovulación.

La ovulación se produce cuando el ovario libera un óvulo maduro debido a ciertos cambios hormonales y empieza a abrirse camino hacia el útero a través de una trompa uterina, donde puede ser fecundado por un espermatozoide.

De manera habitual, la ovulación se produce en torno a 14 días antes de que empiece el siguiente periodo, que es la mitad de un ciclo general de 28 días.

En realidad, la mayoría de las mujeres ovulan entre el día 11 y 21 del ciclo, no necesariamente el día 14. Por lo general, depende de la duración de la fase folicular, que suele oscilar entre 10 y 16 días. Como la duración de la fase lútea es constante, la fase dura unos 14 días. La ovulación sólo se considera tardía si se produce después del día 21.

Aunque no siempre es un problema, la ovulación tardía a veces puede causar dificultades. Los trastornos ovulatorios son la causa de la infertilidad en el 25 al 30 % de las parejas que no pueden tener hijos. Sin embargo, una ovulación tardía no quiere decir que no se produzca una ovulación. A veces, sólo se trata de esperar.

Cada mujer es diferente, por eso las causas de la ovulación tardía pueden cambiar de persona a persona. Estas son algunas de las razones de una ovulación tardía.

Muchos medicamentos pueden hacer que la ovulación no se produzca o se retrase. Si tu ovulación es tardía y estás tomando alguno de los siguientes fármacos, habla con tu médico.

  • Esteroides
  • Antidepresivos
  • Productos para piel y cabello con hormonas
  • Medicamentos para el sistema nervioso central (algunos fármacos antipsicóticos y antiepilépticos)
  • Medicamentos hipotensores de acción central
  • Medicamentos para la tiroides
  • Quimioterapia y otros tratamientos para el cáncer

Hay una relación directa entre la lactancia y la ovulación retrasada o anovulación. Aunque tengas la menstruación mientras estás dando el pecho, eso no quiere decir que se haya producido la ovulación, y vice versa.

La lactancia afecta a la ovulación debido a los altos niveles de prolactina. Este efecto de la lactancia se utiliza como anticonceptivo y se denomina método de la amenorrea de la lactancia.

Si estás dando el pecho y ovulas tarde, tienes que evaluar la situación y decidir si quieres seguir dando el pecho o centrarte en quedarte embarazada.

SOP

Si padeces síndrome de ovario poliquístico, hay una gran probabilidad de que tengas problemas de ovulación.

El SOP se caracteriza por la presencia de varios quistes en uno o en ambos ovarios, altos niveles de testosterona, la hormona masculina, y ciclos menstruales irregulares.

Muchas mujeres no están diagnosticadas, así que consulta a tu médico o ginecólogo si presentas síntomas como un periodo irregular o ausencia del mismo, crecimiento excesivo de vello en la cara, pecho o abdomen, acné y aumento de peso sin causa aparente.

Disfunción tiroidea

La glándula tiroidea regula varios procesos corporales, y los problemas relacionados con ella pueden acarrear problemas de salud reproductiva como periodos irregulares, anovulación e infertilidad.

Los síntomas de la hiperfunción de la glándula tiroidea incluyen irritabilidad, pérdida de peso, sudoración excesiva y latido irregular o rápido.

Por otro lado, los síntomas como aumento de peso, depresión, cansancio y dolores musculares pueden ser indicativos de una hipofunción de la glándula tiroidea. Busca ayuda médica si observas alguno de estos síntomas.

Estrés

Es asombroso lo que el estrés puede hacerle a nuestros cuerpos, como alterar nuestros ciclos menstruales. Intenta eliminar todos los factores externos de estrés mientras estés intentando quedarte embarazada, para que tu cuerpo esté relajado, tranquilo y listo para ello. Si no es posible, busca mejores maneras de gestionar el estrés, como meditar, hacer ejercicio o practicar aficiones.

Edad y peso

Las mujeres mayores tienen menos óvulos disponibles, por lo que la ovulación puede ser menos frecuente, lo que da la impresión de tener ovulación tardía.

Por otro lado, las adolescentes pueden tener ciclos menstruales irregulares debido a una ovulación tardía o a la falta de ovulación, especialmente durante los tres primeros años tras la menarquía, debido a la inmadurez del eje hipotálamo-hipófiso-ovárico.

Tanto las mujeres con sobrepeso como las mujeres con peso insuficiente pueden tener ovulación tardía o ciclos irregulares debido a valores anormales de insulina y de otras hormonas. Habla con ginecólogo sobre las opciones que tienes para quedarte embarazada si te encuentras en estas categorías.

Síntomas de la ovulación tardía

Como se ha indicado, si la ovulación no se ha producido en el día 21, se considera tardía. Existen muchos síntomas de ovulación:

  • Manchado ligero
  • Temperatura corporal más alta (temperatura basal corporal o TBC)
  • Cambios en la secreción vaginal (el moco cervical se vuelve claro y elástico, como la clara de huevo cruda) 
  • Libido alta
  • Ligero dolor pélvico

Si no has notado ninguno de estos síntomas y aún no has tenido el periodo, es un signo de ovulación tardía o ausencia de ovulación. Puedes probar un kit de ovulación que mide las hormonas de la orina o que te hagan una ecografía para asegurarte.

Muchas mujeres se preguntan: ¿puedo quedar embarazada con ovulación tardía? Pues, la ovulación tardía puede retrasar el embarazo, pero eso no quiere decir que no se produzca. Es absolutamente posible concebir si se ovula tarde en el ciclo, el truco está en estar conectada con tu cuerpo al máximo.

Si sabes a qué tienes que estar atenta, pronto serás capaz de identificar cuándo estás ovulando por fin.

Busca los síntomas mencionados, y presta una atención especial a la secreción vaginal, que será ligera, clara y elástica mientras estás ovulando, y al tacto del cuello uterino, que estará blando y abierto.

Anota los síntomas en la aplicación de Flo, ya que es posible que observes un patrón en las fechas.

Una vez que se haya liberado el óvulo, tiene entre 12 y 24 horas para ser fecundado. ¡Aprovecha que tendrás la libido alta para maximizar las posibilidades de que ocurra!

Posibles consecuencias y problemas de la ovulación tardía

La principal consecuencia de la ovulación tardía es no quedarse embarazada. Ovular tarde en el ciclo disminuye las posibilidades de concebir. No saber cuándo se va a producir la ovulación en tu ciclo significa que puedes perderte con facilidad la corta ventana de tiempo en la que tu óvulo está disponible para la fecundación.

El estrés de no concebir puede tener diferentes efectos en tu salud y bienestar emocional. La ovulación tardía también puede afectar a tu estilo de vida y tus planes.

Aunque no siempre sea así, la ovulación tardía puede llevar a que no se produzca la ovulación y producir infertilidad.

Si te das cuenta de que estás ovulando de manera habitual fuera de lo que se considera normal, deberías ir al médico.

De la misma manera, si padeces trastornos de salud relacionados con problemas de fertilidad, o si estás tomando medicamentos que puedan afectar a la ovulación, pide una cita para hablar sobre las mejores maneras de concebir.

Utiliza la aplicación de Flo para hacer un seguimiento de los síntomas para que el médico pueda ver qué pasa con exactitud.

Tratamiento para la ovulación tardía

La buena noticia es que hay tratamientos para la ovulación tardía. El método de tratamiento depende por completo de la causa de la anovulación. A algunas personas se les recetan medicamentos que estimulan al cuerpo a liberar óvulos antes o con más frecuencia.

Otras observan que hacer cambios en su estilo de vida como perder peso o modificar las rutinas puede marcar una diferencia. Si no se puede encontrar una solución, es posible que se sugiera un método alternativo de concepción como la FIV.

Visita a un profesional de la salud para averiguar qué tratamiento para la ovulación tardía es mejor para ti.

Última modificación 14 de diciembre de 2020 Anna Klepchukova, MD — Directora científica de Flo MD, ACIM. Exanestesista de cuidados intensivos.Está especializada en fisiología femenina, trastornos endocrinos, neurología, terapia de menopausia, estado de forma física y nutrición. Participa en congresos médicos internacionales varias veces al año. https://teens.webmd.com/girls/qa/what-is-ovulation https://www.babycenter.com/404_what-medications-affect-fertility_6146.bc https://breastfeedingusa.org/content/article/understanding-your-fertility-while-breastfeeding https://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/female-infertility/symptoms-causes/syc-20354308 https://www.mayoclinic.org/healthy-lifestyle/getting-pregnant/expert-answers/ovulation-signs/faq-20058000 http://americanpregnancy.org/getting-pregnant/understanding-ovulation/ http://americanpregnancy.org/getting-pregnant/signs-of-ovulation/ http://www.thebabycorner.com/page/2710/ https://www.reproductivefacts.org/news-and-publications/patient-fact-sheets-and-booklets/documents/fact-sheets-and-info-booklets/ovulation_drugs.pdf https://www.ncbi.nlm.nih.gov/books/NBK279054/

https://books.google.by/books?id=RfkGBwAAQBAJ&pg=PA868&lpg=PA868&dq=antihypertensives+lead+to+anovulation&source=bl&ots=qLRZ2i2cW6&sig=ACfU3U2ywFS-3yP3zaq7_V5YeFuS89Oedw&hl=ru&sa=X&ved=2ahUKEwiZsIHasOngAhUImbQKHVaWDU8Q6AEwBHoECAUQAQ#v=onepage&q=antihypertensives%20lead%20to%20anovulation&f=false

Источник: https://flo.health/es/quedarse-embarazada/intentando-concebir/seguimiento-de-la-ovulacion/causas-y-sintomas-de-la-ovulacion-tardia

OVULACIÓN ¿MITOS O VERDADES?

¿Es normal no ovular?

La ovulación es la culminación de los procesos de desarrollo folicular dentro del ovario, una vez producida la selección y maduración folicular, se produce su rotura y expulsión del ovocito en la cavidad abdominal.

No es cierto que cada mes se ovula por un ovario diferente, la maduración folicular ocurre dentro del tejido ovárico, no importa si está en el ovario derecho o en el ovario izquierdo.

Esto significa que la ovulación es un proceso aleatorio, es decir, que una mujer puede ovular varios meses seguidos por el mismo ovario.

Las mujeres que tienen solo un ovario, debido a una cirugía, siempre ovulan por este ovario.

¿Cómo saber si ovulo si no estoy segura?

Normalmente si una mujer tiene un ciclo menstrual normal y regular esta ovulando cada mes. Si el ciclo menstrual es irregular y la menstruación viene cada dos o tres meses puede ser que no se produzca la ovulación. Algunas mujeres experimentan dolor abdominal durante la ovulación, pero la mayoría no tiene ningún síntoma.

Existen varios métodos para saber cuándo vas a ovular:

  1. Control de temperatura basal a lo largo de ciclo menstrual. La temperatura corporal se eleva 0,5° C durante fase lútea, este ascenso se produce normalmente a las 48 horas antes de ovulación. Considerando el tiempo medio de vida del ovocito los días fértiles se inician a partir del tercer día de ascenso térmico. La temperatura debe tomarse cada día por las mañanas y en boca, ano o vagina. Este método no es aplicable en mujeres con alteraciones menstruales.
  2. Método de Billings que se basa en la observación de los cambios del moco cervical a lo largo del ciclo: alrededor de la ovulación el volumen de moco aumenta y se vuelve transparente y viscoso, este periodo dura uno o dos días. Tras la ovulación disminuye el volumen de moco y es mucho más compacto y espeso.
  3. Dispositivos para detectar el pico de LH (hormona luteinizante) en orina. Si el test es positivo esto significa que en 24-36 horas se va a producir la ovulación.

Determinación de progesterona sérica en sangre día veinte o veintiuno del ciclo menstrual nos puede indicar si se ha producido la ovulación.

¿Ovular significa que me pueda quedar embarazada?

Mientras una mujer ovula puede quedarse embarazada. El óvulo tiene una vida media de 24 h, la supervivencia de los espermatozoides es más variable, normalmente puede prolongarse entre 48 y 72 horas, por lo que los días que preceden a la ovulación y el día de ovulación son más fértiles, es decir, cuando es más probable que se quede embarazada.

La mayoría de las mujeres piensan que ovulan el día 14 de su ciclo menstrual, pero este día puede variar entre día 12 y 16 del ciclo y la ovulación puede ocurrir en días diferentes en cada ciclo menstrual.

¿Qué ocurre con los óvulos que no fecundo?

Los óvulos son unas células microscópicas y si no son fecundados, son eliminados por unos glóbulos blancos llamados macrófagos.

 ¿Se hereda la fertilidad?

Parece que algunos casos de esterilidad se heredan.

Existen casos de mutaciones o de microdeleciones (pérdidas de unos pequeños fragmentos de cromosoma) que afectan a la producción de espermatozoides en los hombres, y que se pueden transmitir a los hijos varones.

Por ejemplo, la microdeleción de cromosoma Y en varones puede ser la causa de esterilidad, si estos varones consiguen descendencia tras las técnicas de reproducción asistida, pueden transmitir esterilidad a los hijos varones.

En el caso de mujeres si la esterilidad es de origen genético también ocurre lo mismo. Si en la familia existe algún caso de menopausia precoz o de baja reserva ovárica puede ser hereditaria, aunque no necesariamente.

Translocaciones de cromosoma X y de otros cromosomas (desplazamiento de un segmento de un cromosoma) pueden ser la causa de abortos de repetición, es una alteración genética que también puede heredarse.

Para saber si la causa de esterilidad es por alguna alteración genética se recomienda la realización de un análisis cromosómico: cariotipo general y estudio de cromosomas sexuales. Es un simple análisis de sangre para poder analizar las células sanguíneas y mirar la ubicación de los cromosomas.

Cualquier duda sobre la ovulación  o sobre las pruebas que realizamos en nuestra clínica de fertilidad, nos tenéis a vuestra entera disposición en el email info@institutodefertilidad.

es o en el teléfono 971 780 720  nuestros especialistas en fertilidad estarán encantados de estudiar vuestro caso en concreto y poderos brindar tanta ayuda sea necesaria.

Un fuerte abrazo de todo el equipo

Instituto de Fertilidad Mallorca

Источник: https://institutodefertilidad.es/ovulacion-mitos-o-verdades/

10 preguntas, respuestas y falsos mitos sobre la ovulación

¿Es normal no ovular?

 Con la ovulación comienzan los días fértiles de la mujer, cuando el óvulo está listo para ser engendrado y más posibilidades tiene de quedarse embarazada. Es el proceso más importante del ciclo menstrual, pero en torno a él se han creado muchos mitos. Descubre la realidad sobre la ovulación.

Cómo se produce la ovulación

«En la ovulación, el óvulo se libera del folículo para que la trompa de Falopio lo capte y así se pueda producir una fecundación con los espermatozoides depositados en la vagina, tras una relación sexual o una inseminación artificial.

La ovulación se produce por la acción de las hormonas. Al principio del ciclo menstrual el organismo de la mujer empieza a producir hormona foliculoestimulante, para estimular a los folículos, que se encuentran en los ovarios, en cuyo interior se encuentra un óvulo no desarrollado.

De esta forma, el óvulo empieza a madurar. Estos folículos, a su vez, empiezan a producir otra hormona, estrógenos. Esto provoca que el endometrio, el tejido que recubre la pared del útero, empiece a engrosarse y a prepararse por si se lleva a cabo la fecundación, para que embrión se implante en él.

Cuando el estrógeno alcanza un determinado nivel se empieza a segregar hormona luteinizante (LH) que es la que va a provocar que el óvulo ya maduro se libere del folículo. Y así comienza la ovulación.

«Si se produce la fecundación ese óvulo fecundado anida en el útero, en el endometrio y si no se produce esa capa se desprende y se produce la menstruación», explica el Dr.

Manuel Muñoz Cantero, director de la Clínica IVI de Alicante, que responde a las preguntas de Natalben.

1. Las mujeres nacen con miles de óvulos

No es del todo exacto. En realidad nacen con 2.000.000-3.000.000 folículos y cuando llega a la pubertad tiene unos 300.000. Dentro de ellos se encuentra un óvulo inmaduro, junto con otras células que producen las hormonas que precisamente ayudan a que éste madure.

2. En cada ciclo menstrual se prepara un único folículo

Si, por ejemplo, una mujer tiene su primera menstruación a los 13 años y la menopausia a los 50, eso quiere decir que a lo largo de su vida tendrá algo menos de 500 menstruaciones. Sin embargo, cuando llega a la pubertad en sus ovarios se cobijan nada más y nada menos que unos 300.000 folículos.

¿Para qué tantos folículos?

Porque en cada ciclo menstrual, el organismo femenino selecciona varios folículos que inician el desarrollo. Estos tienen al principio un tamaño muy pequeño y empiezan a crecer a razón de uno o dos milímetros al día.

Pero la naturaleza femenina «apostará» solo por un determinado folículo, que seguirá el crecimiento, mientras que el resto se detiene. Finalmente el folículo que contiene el óvulo maduro (los médicos lo llaman Folículo de Graaf) mide entre 2 y 2,8 cm.

Cuando la mujer es joven, la naturaleza femenina selecciona los «mejores» folículos, aquellos en cuyo interior se encuentra el óvulo más sano. Y así, a medida que pasan los años, van quedando menos y de peor calidad. Por eso, las mujeres a partir de los 35 años tienen más dificultades para quedarse embarazadas y sufren más abortos.

3. Se ovula 14 días después del primer día de periodo

Sí y no. Si la mujer tiene periodos menstruales de 28 días, entonces esta afirmación es cierta, pero si los tiene cada 32 -que es completamente normal-, entonces no.

La ovulación se suele producir a mitad de ciclo.

Los ciclos pueden ser más o menos largos, según el ovario, pero también influye mucho la edad, de forma que a medida que se cumplen años los ciclos son más cortos.

4. Siempre que hay menstruación, hay ovulación

Siempre que hay una ovulación y no se produce una concepción, se produce la menstruación, pero no al revés. En ocasiones se produce lo que los médicos llaman folículo luteinizado no roto.

En este caso el óvulo no sale del folículo, pero se han producido los estrógenos y el endometrio se ha preparado «a medias» para el embarazo.

Al no producirse un embarazo (imposible en este caso porque no se ha liberado ningún óvulo) se produce la menstruación, pero puede producirse de forma más tardía a cuando habitualmente se esperaría.

5. El óvulo no fecundado se expulsa con la menstruación

Los óvulos no fecundados no se expulsan con la menstruación. Son «destruidos» por los macrófagos que son una clase de glóbulos blancos que se encargan de «eliminar» todo aquello que no le sirve a nuestro organismo. Con la menstruación se echa la capa que se había preparado en el endometrio para alojar el óvulo fecundado.

  Con la menstruación se echa la capa que se había preparado en el endometrio para alojar el óvulo fecundado.

7. Se pueden tener dos ovulaciones en un mismo ciclo

Es posible que se produzcan dos ovulaciones al mismo tiempo. De hecho este es el origen de los gemelos no idénticos: proceden de dos óvulos distintos fecundados por dos espermatozoides.

  Lo que es casi imposible es que tras un ovulación, a los pocos días y sin una menstruación de por medio, se produzca otra: los elevados niveles de progesterona que entonces existen impiden la secreción de la hormona que provoca que otros folículos maduren  (la hormona luteinizante y la hormona foliculoestimulante).

8. Todas las mujeres notan que están ovulando

Algunas sí y otras no. Como ya hemos comentado, el óvulo se encuentra dentro de un folículo que además contiene un líquido. Si este líquido al salir se libera junto con un poco de sangre y se vierte al peritoneo, que es la cubierta interior de la cavidad abdominopélvica, puede provocar una ligera irritación y la mujer siente cierto escozor o dolor.

Algunas mujeres notan ciertas contracciones uterinas por las prostaglandinas (otra sustancia que también participa en el ciclo menstrual).

Por suerte esta molestia se produce antes de que el óvulo fecundado llegue al útero (tarda alrededor de cinco días en llegar e implantarse en la pared uterina), por que podría provocar su pérdida.

Hay otros signos indirectos que pueden hacer sospechar a la mujer que se encuentra en plena fase de ovulación. Por ejemplo, el moco cervical se vuelve muy fluido.

La naturaleza intenta por todos los medios que la mujer se quede embarazada y para ello el moco cervical se vuelve mucho más líquido, con el fin de «ayudar» a los espermatozoides a subir hasta las trompas de Falopio, para que se produzca la concepción.

También hay un pequeño incremento de la temperatura basal de la mujer.

9. Un mes se ovula de un ovario y al mes siguiente del otro

No es verdad que un mes se ovule de un ovario y al mes siguiente del otro. No hay reglas. Puede haber tres ovulaciones seguidas de un mismo ovario, y otras tantas en el otro… Hay mujeres que ovulan más de un ovario que de otro, pero lo normal es que a lo largo de su vida reproductiva la mujer reparta sus ovulaciones al 50 por ciento de cada ovario.

10. Para quedarse embarazada hay que tener relaciones en la misma ovulación

El embarazo también se puede dar si se mantienen relaciones un día o dos antes de la ovulación. Es cierto que la vida de un óvulo es corta, entre 24 y 48 horas, pero la vida media de un espermatozoide es de 72 horas. Por lo tanto, la mujer puede quedarse en estado, aunque haya tenido relaciones sexuales días antes de su ovulación.

Источник: https://www.natalben.com/fertilidad/ovulacion-preguntas-respuestas-y-falsos-mitos

¿Por qué no ovulo?

¿Es normal no ovular?

27 Junio 2016 – Publicado por Claudio Chillik

El punto de partida del ciclo menstrual es la salida del óvulo del ovario, un fenómeno que tiene lugar, habitualmente, catorce días después de ocurrida la menstruación.

El punto de partida del ciclo menstrual es la salida del óvulo del ovario, un fenómeno que tiene lugar, habitualmente, catorce días después de ocurrida la menstruación.

Se considera que la menstruación es una consecuencia de la ovulación, y este proceso solo se ve interrumpido si la mujer queda embarazada durante ese ciclo. La ausencia de ovulación se denomina anovulación y constituye una causa frecuente de esterilidad. En los casos severos, la mujer deja de menstruar (amenorrea).

Cuando la anovulación es leve, las menstruaciones pueden incluso ser regulares, por lo que la presencia de sangrado vaginal no asegura que haya ovulación.

La ausencia de ovulación puede obedecer a la falta de estímulo por parte del hipotálamo o de la hipófisis sobre el ovario; o a una falla en este órgano, que le impide responder a las hormonas. La falta de estímulo del ovario por parte del hipotálamo o de la hipófisis puede ser producida por diversos factores tales como: 

  • el estrés
  • el ejercicio físico extremo
  • los trastornos alimentarios
  • la interferencia de otras hormonas
  • menopausia precoz o falla ovárica prematura
  • enfermedad poliquística del ovario

El estrés

La falta de ovulación por estrés es muy común cuando el sistema reproductivo todavía se encuentra inmaduro, tal como ocurre en la adolescencia. Por eso, en esta etapa de la vida es tan frecuente que las menstruaciones se alteren ante situaciones como exámenes, problemas afectivos o viajes.

El ejercicio físico extremo 

La actividad física excesiva provoca amenorrea porque no permite que se forme el porcentaje mínimo de tejido graso en el cuerpo, necesario para que se produzca la ovulación.

Si al trabajo físico excesivo que desarrollan las deportistas o las bailarinas, por ejemplo, se le suma el estrés que generan estas actividades cuando son realizadas en forma profesional, es muy probable que presenten alteraciones en sus ciclos menstruales.

Los trastornos alimentarios 

En la desnutrición severa, provocada por falta de nutrientes o por trastornos alimenticios como en la anorexia nerviosa, la anovulación y luego la amenorrea ocurren porque el porcentaje de grasa corporal desciende por debajo de los niveles mínimos indispensables para el mantenimiento de los ciclos ovulatorios normales. En la bulimia, por el contrario, la mujer conserva los ciclos menstruales porque, pese a la perturbación alimentaria, mantiene un peso considerado dentro de lo normal. En la obesidad, la función ovárica suele estar preservada, inclusive en mujeres con gran sobrepeso.

La interferencia de otras hormonas

Por último, la secreción de gonadotrofinas por parte de la hipófisis puede verse modificada por la interferencia de la prolactina. Esta hormona fabricada por la hipófisis tiene, como principal función, estimular la secreción de leche de las mamas después del parto.

La prolactina interfiere con la producción de gonadotrofinas y, por ese motivo, una mujer que amamanta suele estar en amenorrea. La prolactina también puede aumentar (hiperprolactinemia) fuera del embarazo y de la lactancia e interferir con la secreción de gonadotrofinas. Esto conduce a trastornos en la ovulación que, según la severidad, pueden llevar a la amenorrea.

En los casos más severos, la amenorrea puede estar acompañada por la secreción de leche por los pezones (galactorrea).

La hiperprolactinemia puede ser consecuencia de tumores benignos de la hipófisis, del estrés, del mal funcionamiento de la glándula tiroides, y de la ingesta de medicamentos, como los utilizados para ciertos problemas digestivos -úlceras o náuseas- o de ciertas drogas para controlar la jaqueca.

Alrededor de los 50 años, el organismo femenino deja de producir óvulos y de menstruar, lo que se conoce como menopausia. Cuando ocurre antes de los 40 años se denomina menopausia precoz o falla ovárica prematura, y puede obedecer a distintos motivos, tales como la extirpación de los ovarios, la destrucción del tejido ovárico por radiaciones y/o quimioterapia, o bien, a trastornos cromosómicos o enfermedades inmunológicas. Muchas veces, la causa de la menopausia precoz es desconocida.

Menopausia precoz o falla ovárica prematura

Alrededor de los 50 años, el organismo femenino deja de producir óvulos y de menstruar, lo que se conoce como menopausia.

Cuando ocurre antes de los 40 años se denomina menopausia precoz o falla ovárica prematura, y puede obedecer a distintos motivos, tales como la extirpación de los ovarios, la destrucción del tejido ovárico por radiaciones y/o quimioterapia, o bien, a trastornos cromosómicos o enfermedades inmunológicas. Muchas veces, la causa de la menopausia precoz es desconocida. 

Enfermedad poliquística del ovario 

La poliquistosis ovárica, también llamada enfermedad poliquística del ovario, es uno de los factores frecuentes de anovulación. En esta afección, el ovario presenta numerosos folículos y produce mayor cantidad de hormonas masculinas (andrógenos), lo que desemboca en la anovulación.

Esto origina menstruaciones irregulares -o ausentes-, mientras que por el exceso de andrógenos suele aparecer exceso de vello (hirsutismo). Las mujeres con poliquistosis ovárica tienden a ser obesas y, en ocasiones, presentan una mayor predisposición al desarrollo de diabetes y problemas cardiovasculares.

La etiología de esta enfermedad es desconocida, pero puede obedecer directamente a un problema del ovario, o ser consecuencia de una alteración en el hipotálamo.

El mal funcionamiento de la glándula tiroides también llega a afectar la calidad de la ovulación, especialmente cuando existe una baja producción de hormona tiroides (hipotiroidismo). 

Источник: https://www.planetamama.com.ar/nota/%C2%BF-qu%C3%A9-no-ovulo

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: