¿Es normal que duelan los ovarios en el embarazo?

¿Cómo son los dolores y molestias de tu primer trimestre?

¿Es normal que duelan los ovarios en el embarazo?

«¿Lo que noto es un dolor normal del embarazo o tengo que ir al médico…

?» Los primeros compases del embarazo parecen una enfermedad -con sus náuseas, vómitos ydolores variados-, aunque en realizada no lo son. Sólo si la gestación se complica entramos en el terreno de lo patológico.

Te ayudamos a diferenciar ambas situaciones en el primer trimestre del embarazo, que suele ser el más delicado de la gestación.

¿Cuáles son los dolores de un embarazo «normal»?

Al comienzo del embarazo puede haber mayor sensibilidad en las mamas, causando hormigueos y aumento de la tensión mamaria. Este signo doloroso puede aparecer antes de que la mujer tenga un test de embarazo positivo. Se debe a un aumento en los niveles hormonales de estrógeno, progesterona y prolactina… [Leer más]  

2. Dolor uterino o en el bajo vientre

Es muy frecuente que al principio del embarazo muchas gestantes noten dolor a nivel del bajo vientre (la pelvis) que ellas relatan «como si le fuese a bajar la regla». Estas molestias se deben a los cambios que se producen en el cuerpo uterino. El útero es un órgano compuesto de cuerpo y cuello… [Leer más]     

3. Sensación de mareo, otro signo de gestación

Son frecuentes en el primer trimestre del embarazo y a veces incluso pueden aparecer antes de que la mujer sepa que está embarazada.

Los mareos pueden persistir a lo largo de todo el embarazo hasta el momento del parto.

Se caracterizan por sudoración, palidez de la piel y visión borrosa, que a veces se acompaña de desmayo con pérdida de conocimiento… [Leer más]   

4. Cefalea: dolor de cabeza por el «subidón» hormonal

El dolor de cabeza es muy frecuente en el primer trimestre de embarazo y se debe principalmente al aumento de los niveles de las hormonas sexuales como el estrógeno y la progesterona. Puede aparecer aislado o acompañado de mareos. En el caso de que la cefalea se acompañe de mareos las causas pueden ser la hipotensión o la hipoglucemia… [Leer más]  

5. Náuseas y vómitos, clásicos del embarazo

Aparecen en el primer trimestre de la gestación, y son más intensos por la mañana. El origen de las náuseas es aún desconocido, aunque el elevado nivel de una hormona llamada gonadotropina coriónica puede afectar al centro del vómito que se encuentra en el tronco cerebral… [Leer más]   

¿Y las molestias de un embarazo con problemas?

Se define como la implantación del óvulo fuera de la cavidad uterina. En la mayoría de los casos se aloja en la trompa de Falopio, pero puede aparecer en el ovario o el cuello del útero. Su incidencia es entre 1-2% de todas las gestaciones y es más frecuente en mujeres de edad avanzada, con antecedentes de esterilidad… [Leer más]

7. Aborto: sangrado muy intenso y dolor punzante

El aborto define como la interrupción espontánea del embarazo antes de la semana 22. Se caracteriza por el sangrado genital en cantidad variable. Lo más frecuente es que sea un sangrado escaso de sangre roja, aunque también puede ser sangre oscura por la oxidación de la hemoglobina cuando corresponde a sangre retenida…[Leer más]  

8. Amenaza de aborto, un manchado más leve

Cuando aparecen los síntomas de aborto (sangrado y dolor abdominal) pero la situación todavía es reversible, hablamos de amanaza de aborto. En la ecografía se visualiza latido cardiaco embrionario o fetal. No precisa ingreso hospitalario y se recomienda reposo domiciliario…[Leer más]   

9. Aborto séptico, cómo identificarlo

Es cuando existe fiebre sin causa aparente en el contexto de un aborto. Es más frecuente en abortos provocados, técnicas inadecuadas de legrado o mujeres portadoras de DIU… [Leer más]

Artículos Relacionados Contracciones uterinas, dolor de pelvis y pubis, calambres vaginales, dolor lumbar… ¿Qué dolores son normales en el tercer trimestre del embarazo y en qué casos tenemos que consultar al ginecólogo? Depende del umbral de dolor de la mujer y de cada embarazo, porque cada gestación es un… El dolor mamario y el uterino son inseparables «compañeros de viaje» del embarazo. Suelen ser los primeros síntomas de que se está gestando una nueva vida en tu interior. Pero, ¿Cómo y por qué se produce ese dolor en el bajo vientre y de mamas en el primer trimestre de embarazo? ¿Qué… La clave para evitar la lumbalgia en el embarazo está en fortalecer la espalda, haciendo los ejercicios adecuados y adoptar siempre buenas posturas en tu día a día. Por qué duelen las lumbares en el embarazo En el embarazo, tu organismo se verá obligado a sostener un peso extra: tu tripa… Controla tu peso, no fumes y realiza una actividad física regularmente. Estas algunas pautas son útiles para intentar evitar el temido dolor lumbar de la embarazada. Otros factores son casi imposibles de cambiar pero en estos que hemos mencionado, puedes hacer mucho. Lumbago: puede cambiar…

Источник: https://www.natalben.com/dolor-en-el-embarazo/primer-trimestre

¿Por qué se puede sentir dolor de ovarios después de ovular?

¿Es normal que duelan los ovarios en el embarazo?

Algunas mujeres sienten dolor de ovarios después de ovular, ¿es tu caso? ¿Te preocupa? Si es así, sigue leyendo porque en el artículo de hoy te contamos en detalle cuáles son las causas de esta sensación de dolor tan molesta…

Dolor de ovarios después de ovular: las causas principales

Sentir dolor de ovarios después de ovular puede ser debido a varios factores, distintas causas que producen esta sensación de malestar que, atención, puede ser un síntoma de que “algo va mal”.

  • Embarazo.
  • Embarazo ectópico.
  • Amenaza de aborto.
  • Aborto.
  • Enfermedad pélvica inflamatoria.
  • Presencia de tumores.

Vamos a ver en detalle cada una de estas causas.

El embarazo

El embarazo es, quizá, la causa más frecuente de sentir dolor de ovarios después de ovular y, en cierto sentido, es una sensación normal causada por los cambios que se están produciendo en el organismo de la mujer gestante.

En el primer trimestre del embarazo, durante la gestación temprana, puede aparecer una sensación leve de calambres en el bajo vientre parecida a la de los dolores menstruales.

Este tipo de dolor de ovarios después de ovular suele ser poco intenso y es más una sensación de tirantez abdominal que un dolor puro y duro.

  No es motivo de preocupación ya que es un síntoma muy común que se asocia al agrandamiento del útero durante esta fase y normalmente los calambres irán disminuyendo a medida que progrese el embarazo.

Durante el segundo trimestre también pueden aparecer calambres suaves o pequeñas contracciones que pueden producir dolor aunque duran poco tiempo. Estos síntomas suelen aparecer cuando realizamos algún esfuerzo físico y desaparecen con el reposo.

Estas contracciones se denominan en el argot médico como contracciones de Braxton Hicks y en principio no son motivo de alarma ya que se producen porque el útero se está preparando para el próximo parto.

De todas formas, si el dolor es intenso o las contracciones se presentan muy a menudo (más de seis en una hora) se debe acudir al médico para descartar posibles problemas.

El embarazo ectópico

El embarazo ectópico es un embarazo no viable que se produce fuera del útero. En este tipo de embarazo están presentes los signos típicos de la gestación temprana como náuseas, vómitos, turgencia mamaria, etc.

Además, también se pueden producir dolores y calambres que no disminuyen con el tiempo, sino que se intensifican. No siempre, pero sí en algunos casos puede haber hemorragia vaginal irregular, pérdidas vaginales de color pardo o ligeras hemorragias que aparecen varios días antes que aparezcan los dolores.

Este dolor de ovarios después de ovular debido a embarazo ectópico necesita la atención inmediata de un especialista.

La amenaza de aborto

Cuando al dolor de ovarios después de ovular se unen calambres intensos y constantes asociados con un sangrado vaginal, tenemos que acudir al médico lo antes posible ya que la combinación de estos síntomas puede indicar un cierto riesgo de aborto.

Los síntomas son preocupantes, pero tranquila: se calcula que cerca de la mitad de las mujeres que presentan amenaza de aborto prosiguen con un embarazo perfectamente normal y un feto sano.

En estos casos, normalmente el especialista recomendará reposo en el domicilio  y abstinencia sexual.

Si a pesar de estas medidas preventivas los síntomas no remiten, el especialista recomendará la hospitalización de la paciente durante el tiempo que le quede hasta dar a luz.

El aborto

El aborto es otra de las causas del dolor de ovarios después de ovular. De hecho, Se calcula que un 20 % de los embarazosfinalizan prematuramente por un aborto natural.

La causa principal del dolor es que en aborto el cuello uterino se ha abierto produciendo un sangrado vaginal abundante, con coágulos que corresponden a los productos de la concepción y que van acompañados de fuertes  dolores abdominales debido a las contracciones uterinas.

La Enfermedad Pélvica Inflamatoria

Una causa menos frecuente del dolor de ovarios después de ovular, pero que existe es la llamada Enfermedad Pélvica Inflamatoria.

Se trata de una infección bacteriana de transmisión sexual que produce una peligrosa inflamación del útero y de las trompas de Falopio.

Esta patología es causada por las bacterias Neisseria gonorroheae o Chlamydia trachomatis y si no se trata a tiempo puede causar infertilidad.

La presencia de tumores

Otra causa menos frecuente del dolor de ovarios después de ovular es la presencia de tumores benignos o malignos que pueden causan dolor abdominal cuando se encuentran en fases avanzadas. Es importante acudir regularmente al ginecólogo para su detección precoz.

¿Alguna vez has sentido dolor de ovarios después de ovular? ¿Cuál fue su causa? Escribe un comentario…

Источник: https://www.institutocefer.com/blog/se-puede-sentir-dolor-ovarios-despues-ovular/

¿Es normal que duelan los ovarios en el embarazo?

¿Es normal que duelan los ovarios en el embarazo?

Índice

El embarazo no es una enfermedad, pero sí es cierto que causa muchas molestias y dolores a causa de los cambios que se producen en estos meses, sobre todo las alteraciones hormonales y el crecimiento del útero que pueden provocar náuseas, vómitos, dolor de cabeza, de espalda, etc. 

Uno de estos dolores es el dolor abdominal, cerca de la zona de los ovarios, que puede llegar a preocuparnos y hacernos pensar que algo va mal, pero realmente es un dolor muy habitual. 
 

Causas del dolor de ovarios en el embarazo

– Uno de los primeros síntomas del embarazo es el dolor abdominal, igual al dolor que se produce cuando viene la menstruación o cuando se produce la ovulación.

Este dolor se nota durante las primeras semanas de embarazo a causa de la implantación del embrión y el crecimiento del útero y no reviste gravedad, a no ser que sea muy fuerte y vaya acompañado de sangrado abundante. En ese caso, puede ser un síntoma de aborto espontáneo o de embarazo ectópico.

 Estos dolores abdominales puede que aparezcan con frecuencia durante los 9 meses del embarazo y, aunque no suele ser constantes, sí suelen ser frecuentes.

– Más tarde, este dolor puede darse a lo largo de toda la gestación, y aunque se parezca al dolor de la menstruación y se confunda con las molestias propias de los ovarios cuando están ovulando, realmente es un dolor provocado por los ligamentos uterinos, que se estiran preparándose para cuando llegue el momento de dar a luz. En concreto, el más doloroso es el dolor del ligamento redondo del útero, un dolor que suele comenzar en la semana 16 y que puede causar un dolor agudo y fuerte en la pelvis, extendiéndose hacia la ingle. 

– Dolor de ligamento redondo: el ligamento redondo es el responsable de conectar el útero a la región de la pelvis. Cuando el útero crece y empieza a ganar peso el ligamento redondo se va sobrecargando.

El estiramiento de este ligamento se produce normalmente en el segundo trimestre y cada vez se va estirando más a medida que el embarazo avanza. El dolor abdominal en este caso se puede desencadenar cuando te levantas de la cama, toses, bajas del coche, etc.

También puede surgir cuando la embarazada ha tenido un día especialmente activo (hizo más esfuerzo del que debería, caminó de más, etc.)

– Contracciones de Braxton Hicks: no son contracciones expulsivas como las que se pueden tener en el parto. Se producen como entrenamiento para el útero.

Estas contracciones causan más molestias que dolor y tienden a ser cortas e irregulares en cuanto al tiempo. Para que esto cese lo que se debe hacer es cambiar de posición y permanecer en reposo.

Para evitar que estas contracciones aparezcan se debe beber agua con abundancia, ya que se sospecha que la deshidratación podría causarlas.
 

Causas peligrosas de dolor de ovarios en la gestación

– Embarazo ectópico: se le llama así en medicina a los embarazos que se desarrollan fuera del útero, si se da un embarazo ectópico suele ser en la trompas de Falopio.

Hay que decir que cualquier localización del embrión que no sea el útero no es un buen sitio y en cuanto el feto comience a crecer causará graves complicaciones. El embarazo ectópico está considerado una emergencia médica.

Los síntomas más comunes de un embarazo ectópico son dolor abdominal severo de un solo lado, rigidez de los músculos abdominales, sangrado vaginal o metrorragia, dolor al evacuar, nauseas y vómitos y puede que la presencia palpable de una masa en la ingle.

– Aborto espontáneo: interrupción del embarazo que se produce de manera espontánea (antes de las 20 semanas de gestación).

El aborto puede ser una de las causas de dolor abdominal en el primer trimestre del embarazo.

Entre los síntomas se encuentran: dolor moderado (tipo cólicos) en la línea media del abdomen, dolor pélvico, sangrado vaginal (leve o moderado) y contracciones uterinas.

– Desprendimiento prematuro de la placenta: se produce cuando se despliega (o en su totalidad o en parte) de la pared del útero. Esto se trata de una complicación de carácter grave en el embarazo ya que impide que la placenta reciba recibiendo sangre del útero llegando a poner en peligro la vida del feto.

Esto puede ocurrir a partir de la semana 20 del embarazo, aunque lo común es que ocurra en el tercer trimestre. Los síntomas más comunes en el desprendimiento de placenta son hemorragia vaginal (leve o intensa), dolor abdominal y lumbar de intensidad alta, contracciones uterinas, hipotensión arterial (en casos de sangrados muy abundantes).

Si sospechas que es lo que te está ocurriendo acude al médico de ginecología cuanto antes, esto es una emergencia médica.

– Preeclampsia: es un síndrome que se caracteriza por la hipertensión arterial y la pérdida de proteínas en la orina. Esto ocurre después de la semana 20 de gestación y en los casos más graves el hígado también puede estar implicado.

Los síntomas de esto es el dolor abdominal, hinchazón en cara, manos y piernas, dolor de cabeza, visión borrosa, náuseas y vómitos. Hay que tener cuidado ya que las mujeres con preeclampsia pueden desarrollar convulsiones.

Acude a tu médico si sospechas que esta es tu condición.

– En ocasiones, el dolor de los ovarios se confunde con problemas o dolores estomacales causados por gastroenteritis, diarrea, gases… aunque en estos casos suele ir acompañado de otros síntomas.En ocasiones estos problemas son de más difícil diagnóstico en mujeres embarazadas debido a los numerosos cambios que sufren en la región del abdomen.

Además hay que destacar que otra causa del dolor abdominal en el embarazo pueden ser las infecciones urinarias (muy frecuentes durante la gestación).

La cistitis (o infección de vejiga) se caracteriza por dolor o ardor a la hora de orinar, aumento de la frecuencia de orinar, dificultad a la hora de contener la orina, ganas de orinar con la vejiga vacía, dolor o sensación de peso en la vejiga, etc. 

– Si el dolor es muy fuerte, se acompaña de fiebre, sangrado u otras molestias y no se pasa con un paracetamol o descansando, acude a tu ginecólogo, ya que puede ser indicativo de otras enfermedades: infección urinaria, parto prematuro, etc.
 

¿Cómo tratar el dolor de ovarios?

Cuando el dolor de ovarios se debe a causas normales durante el embarazo, deberán tratarse los síntomas específicos. Puedes usar paracetamol, aunque se aconseja no abusar de él y usarlo solo cuando sea necesario y siempre en la dosis más baja el menor tiempo posible.

Además, al calor seco, descansar, evitar movimientos bruscos, dormir con una almohada entre las piernas, usar faja prenatal o hacer ejercicio físico puede ayudarte a aliviar estos dolores.

Si el dolor implica algo más, será el médico quien indique el tratamiento necesario.
 

¿Cuándo es necesario consultar un médico?

Si el dolor es muy fuerte e intenso y no cede, o si va acompañado de otros síntomas como sangrado, cólicos, vómitos y náuseas debes acudir al médico. Los dolores súbitos y muy agudos también son motivo para acudir al especialista, sobre todo si son en el lado derecho y pueden ser síntoma de apendictis.

Además, deberás comprobar si aparecen síntomas como desmayos, mareos, palpitaciones, presión arterial baja o alta, fiebre y escalofríos… Ante cualquier síntoma de alarma, mejor consultar al médico.

El aumento de peso normal en el embarazo es de 12 kilos. Es importante destacar que la mayoría de estos kilos se adquieren en los últimos meses de manera que es preciso controlar este parámetro desde el inicio del embarazo para no adquirir más peso del preciso.

Aborto espontáneo

Definición:

Es la pérdida espontánea de un feto antes de la semana 20ª del embarazo (la pérdida del feto después de esa semana se denomina parto pretérmino). Un aborto espontáneo también se denomina «aborto natural» y se refiere a los eventos que ocurren naturalmente y no a procedimientos electivos o aborto terapéutico, a los cuales una mujer se puede someter por decisión propia.

Síntomas:

-Lumbago o dolor abdominal sordo, agudo o de tipo cólico •Sangrado vaginal con o sin cólicos abdominales •Material tisular o en forma de coágulos que sale de la vagina

Tratamiento:

Si hay una amenaza de aborto, lo más probable es que se recomiende abandonar todo tipo de ejercicio o incluso reposo absoluto. Si el aborto ya se ha producido, el tejido que sale por la vagina debe ser examinado para determinar la causa del aborto natural.

Igualmente, es importante determinar si aún queda algún tejido fetal dentro del útero, a lo cual se le llama aborto espontáneo incompleto.

Si el tejido sale del cuerpo de forma natural, es posible que sea necesaria cirugía (dilatación legrado) o medicamentos para ayudar al útero a eliminar los contenidos restantes.

Después del tratamiento, la mujer generalmente reanuda su ciclo menstrual normal en unas cuantas semanas, pero cualquier sangrado vaginal posterior debe ser vigilado cuidadosamente. A menudo, es posible quedar en embarazo inmediatamente, aunque se recomienda esperar durante un ciclo menstrual normal antes de tratar de quedar en embarazo de nuevo.

Hemorragia

Definición:

Pérdida abundante de sangre causada por la rotura de un vaso sanguíneo.

Tratamiento:

Tumbar al herido en el suelo. Cubrir la herida responsable (si la hemorragia es externa) con un apósito limpio y presionar fuertemente durante 10 minutos.

Elevar la zona por encima del corazón y colocar un vendaje compresivo (sin apretar en exceso). Si la gasa se empapa de sangre, colocar otra.

Si a pesar de todo continúa sangrando, comprimir la arteria correspondiente lo más cerca posible del corazón. Acudir a un centro de urgencias.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/embarazo/sintomas-embarazo/es-normal-que-duelan-los-ovarios-en-el-embarazo-4749

Dolor de ovarios en el embarazo: ¿cuáles pueden ser las causas?

¿Es normal que duelan los ovarios en el embarazo?

Sentir dolor en los ovarios durante los dos primeros trimestres del embarazo es frecuente debido a los cambios que experimenta nuestro organismo. Sin embargo, si el dolor es muy intenso y no cesa, puede ser conveniente consultarlo con un médico que identifique la causa concreta que lo provoca.

Durante las primeras semanas de embarazo es frecuente que las mujeres experimenten un dolor de ovarios similar al de la menstruación. Esta molesta es un síntoma común del embarazo y se debe a los cambios que están teniendo lugar en el organismo de la mujer, por lo que no debemos preocuparnos.

Sin embargo, este dolor puede intensificarse y llegar a ser muy agudo, no cesar o incluso ir acompañado de sangrado.

En estos casos, es posible que el embarazo no se esté desarrollando de forma normal, por lo que puede ser necesario consultar con un médico que haga una evaluación de los síntomas a identifique la causa que provoca ese dolor.

Tu navegador no puede mostrar este vídeo

Video por Patricia Álvarez

El dolor de ovarios en el embarazo es un dolor localizado en la parte más baja del abdomen y entre los huesos de la cadera, es decir, en la pelvis.

En función de la causa que lo motive, puede ser un dolor más o menos intenso, más similar a un cólico a los dolores de la regla, y ser continuo o repentino e intermitente.

Aunque se diferencia del dolor abdominal en que este último se localiza un tanto más arriba, en el torso, a veces pueden confundirse.

¿Cuáles pueden ser las causas?

Como decimos, en la mayoría de los embarazos es común sentir dolor de mayor o menor intensidad en los ovarios. Estas molestias están motivadas por las transformaciones que sufre el cuerpo de la mujer para la acogida del bebe.

Así, el dolor de ovarios en el embarazo puede deberse al agrandamiento del útero, que puede provocar calambres intensos y tirones en el abdomen.

De ser así, estas molestias se producen durante el primer trimestre de gestación, cuando el cuerpo de la futura madre prepara su anatomía para el feto, que cada vez será de mayor tamaño. Suelen tratarse de calambres de baja intensidad que desaparecen de forma progresiva con el paso de las semanas.

Otra de las causas que puede motivar el dolor de ovarios durante el embarazo, –y que tampoco es preocupante– son las contracciones de Braxton Hicks. Se trata de calambres suaves que tienen lugar durante el segundo trimestre de embarazo y son las que preparan el organismo de la mujer de cara al parto.

Además de estas pequeñas molestias, es posible que durante el embarazo experimentes otros síntomas y dolores suaves, por ejemplo, cuando haces algún movimiento suave. Estos dolores tampoco deben ser motivo de alarma, aunque si consideras que son muy intensos, lo más aconsejable es que lo consultes con tu médico para quedarte tranquila.

Por último, es posible que durante la gestación sufras de algunos problemas digestivos, estreñimiento, gases, hinchazón abdominal e incluso que notes que las digestiones son más lentas y pesadas. Esta puede ser otra de las causas que provoquen dolores durante el embarazo.

¿Cómo tratarlo?

Cuando el dolor pélvico o de ovarios se debe a causas normales durante el embarazo, deberán tratarse los síntomas específicos.

Así, la paciente deberá, entre otras cosas y siempre por recomendación del médico, evitar hacer movimientos bruscos y levantar peso, mantener posturas correctas, dormir con una almohada entre las piernas, reposar en la medida de lo posibles, aplicar calor en las zonas doloridas, realizar ejercicios de Kegel –contraer y relajar los músculos de la vagina, la uretra y el recto–, usar una faja prenatal.

Posibles complicaciones del embarazo

Un dolor de ovarios muy intenso durante el embarazo puede ser síntoma de que algo no va bien. En estos casos las molestias vienen acompañadas con otros signos –por ejemplo, sangrado o cólicos– y lo más aconsejable es que consultes de inmediato con tu médico. Podría estar motivado por las siguientes causas.

Un embarazo ectópico

El embarazo ectópico es aquel que se desarrolla fuera del útero, generalmente en las trompas de falopio y se trata del caso más grave que puede haber detrás del dolor de los ovarios durante el embarazo.Este tipo de embarazo, que es grave y debe tratarse, se produce cuando el óvulo, después de ser fecundado se instala en una parte del cuerpo que no es el útero en lugar de fijarse en el revestimiento uterino. También puede adherirse en otros lugares del abdomen. Este tipo de gestación requiere de una intervención médica. Los síntomas que lo advierten, además del dolor de ovarios, son las hemorragias vaginales, las náuseas, los vómitos y la turgencia mamaria.

En el peor de los casos y si no se interviene a tiempo, el embrión de un embarazo ectópico puede desprenderse, lo que provoca que la presión arterial descienda, el corazón se acelere y la sangre no coagule adecuadamente. De ocurrir esto seria necesaria una intervención quirúrgica inmediata. Los factores de riesgo que pueden provocar un aumento de las probabilidades de sufrir un embarazo ectópico son las siguientes:

  • Haber tenido un embarazo ectópico previamente
  • Haberse sometido con anterioridad a una ligadura de trompas
  • Consumo de tabaco
  • Un embarazo con más de 35 años
  • Haber recurrido a técnicas de repoducción asistida o haber consumido fármacos para potenciar la fertilidad
  • Utilizar un dispositivo intrauterino (DIU)

El riesgo de un aborto espontáneo
Son aquellos abortos que se producen antes de la semana 20 de embarazo y suelen manifestarse con dolores intensos y constantes en los ovarios y sangrado vaginal.

Es fundamental que si adviertes estos signos, consultes de inmediato con tu médico para que evalúe tu caso, aunque lo más común es que la situación se normalice guardando reposo.

Los factores de riesgo que pueden aumentar las posibilidades de sufrir un aborto espontáneo son las siguientes:

  • Un embarazo después de los 35 años
  • Consumo de alcohol, tabaco, cocaína o grandes dosis de cafeína
  • Haber sufrido uno o más abortos espontáneos con anterioridad
  • Tumores y otras anomalías uterinas, como los miomas –piedras que se forman en las vías urinarias y que pueden causar dolor, hemorragias, infecciones o bloquear el flujo de orina–, cicatrices, infecciones o dilataciones

El dolor de ovarios durante el embarazo también puede ser sintomático de un aborto natural, que se produce cuando el cuello del utero se dilata y da lugar a un intenso sangrado vaginal y fuertes dolores abdominales provocados por contracciones.

Otras patologías

Si sufres síndrome del ovario poliquístico o la enfermedad pélvica inflamatoria –una enfermedad de transmisión sexual que provoca la infección e inflamación de la matriz del útero, los ovarios o las trompas de falopio– también es posible que experimentes dolor de ovarios durante la gestación.

Por último, el dolor pélvico durante la gestación puede estar motivado por un trastorno denominado torsión anexial, que tiene lugar cuando un ovario se retuerce en torno a los ligamentos.

De esta manera, se interrumpe el flujo de sangre que recibe el ovario.

Aunque esta dolencia no es una consecuencia del embarazo, es relativamente común durante este periodo, ya que los ovarios se agrandan y hay más posibilidades de que se retuerzan.

¿Cuando hay riesgo de sufrir un aborto espontáneo?

Algunos trastornos obstétricos pueden estar motivados por factores de riesgo que aumentan las posibilidades de que se produzcan. En el caso del aborto espontáneo, pueden influir los sigueintes:

  • Un embarazo después de los 35 años
  • Consumo de alcohol, tabaco, cocaína o grandes dosis de cafeína
  • Haber sufrido uno o más abortos espontáneos con anterioridad
  • Tumores y otras anomalías uterinas, como los miomas –piedras que se forman en las vías urinarias y que pueden causar dolor, hemorragias, infecciones o bloquear el flujo de orina–, cicatrices, infecciones o dilataciones

¿Cuándo es necesario consultar un médico?

Si sufres algún tipo de dolor de ovarios, pélvico o abdominal durante el embarazo, lo más recomendable es que acudas a tu médico para que haga una evolución con la que descartar cualquier complicación.

Deberás hacerlo, sobre todo, si ese dolor viene acompañado de sangrado, cólicos, vómitos y náuseas o se mantiene en el tiempo y es muy intenso.

Los dolores súbitos y muy agudos también son motivo para acudir al especialista con inmediatez, ya que en algunos casos puede ser necesaria una intervención quirúrgica de urgencia.

Además, deberás comprobar si junto con el dolor pélvico se manifiestan otros síntomas como desmayos, mareos, palpitaciones, presión arterial baja, fiebre y escalofríos o pus en el flujo vaginal. Si el dolor empeora con el movimiento, también es recomendable acudir al médico.

¿Cómo nos evaluará el médico?

Источник: https://www.enfemenino.com/embarazo/dolor-de-ovarios-en-el-embarazo-s4008598.html

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: