Parto con láser

Contents
  1. Cesárea y depilación láser: ¿Se puede hacer?
  2. ¿Se puede realizar una sesión de depilación láser sobre la cicatriz de la cesárea?
  3. ¿Depilación en el embarazo?
  4. Otros consejos a tener en cuenta
  5. Depilación láser y el sol
  6. La depilación láser es definitiva
  7. Operación láser durante el embarazo: ¿es compatible?
  8. ¿Qué cambios se pueden producir en el ojo durante el embarazo?
  9. ¿Qué es la cirugía láser ocular?
  10. ¿Quién se puede someter a una cirugía láser ocular?
  11. ¿Se puede realizar la cirugía láser durante el embarazo?
  12. ¿La cirugía láser durante el embarazo puede entrañar algún riesgo para la madre o para el niño?
  13. Parto con láser
  14. Cesárea con láser, una opción a tener en cuenta
  15. ¿Cómo es la intervención?
  16. ¿Cómo es la recuperación de una cesárea con láser?
  17. ¿Se puede eliminar la cicatriz de la cesárea?
  18. ¿En qué consiste la operación?
  19. ¿Se pueden arreglar en el mismo acto otras secuelas del embarazo como la separación abdominal?
  20. ¿Y las cicatrices verticales?
  21. ¿Quién puede realizar esta intervención?
  22. ¿Cuál es el tiempo de recuperación?
  23. ¿Para quién está indicada?
  24. ¿Cuánto cuesta?
  25. ¿Te han pronosticado una parto con cesárea?
  26. Tratamiento de rehabilitación postparto con láser de CO2
  27. El postparto es un periodo de tiempo indefinido
  28. Los cambios hormonales en el postparto
  29. ¿Cuándo podemos realizar una sesión láser para la rehabilitación postparto?
  30. ¿Qué cuidados necesito después de la sesión láser para la rehabilitación postparto?
  31. Tratamiento Postparto
  32. 1ª etapa post parto
  33. 2ª etapa post parto (después del 2º ciclo menstrual)

Cesárea y depilación láser: ¿Se puede hacer?

Parto con láser

Tras el parto, todas las mujeres desean recuperar su anterior aspecto y muchas se preguntan si se puede realizar un tratamiento de depilación láser sobre la cicatriz de la cesárea.

Durante el tiempo de embarazo el cambio hormonal que sufre la mujer provoca importantes cambios en su cuerpo. Entre ellos, es habitual que el vello corporal se vuelva más fuerte y que crezca de manera más acelerada.

Unos 6 meses tras el parto, lo normal es que este vello vuelva a su estado original.

Para el resto del vello corporal, transcurridos unos meses tras el parto, muchas mujeres sienten la necesidad de someterse a un tratamiento de depilación laser definitiva mediante láser.

En el caso de aquellas mujeres que tuvieron una cesárea y que desean depilarse esa zona concreta o una muy cercana, es importante que conozcan si es recomendable y si se puede practicar, sin dañar la piel, la depilación láser tras una cesárea​.

¿Se puede realizar una sesión de depilación láser sobre la cicatriz de la cesárea?

Los expertos de cualquier centro médico de depilación láser aseguran que no hay ningún problema a la hora de la depilación definitiva sobre la cicatriz de la cesárea.

Ahora bien, como sucede con cualquier cicatriz, hay que esperar 6 meses a que esté curada completamente para empezar el tratamiento de depilación para una cesárea.

Es más, cuando se sufre una herida común que deja una cicatriz, hay que esperar hasta 8 meses, en lugar de los 6 que precisa la cicatriz de una cesárea, ya que la incisión realizada es más precisa, al estar hecha con un bisturí y cicatriza mucho más rápido.

Los profesionales de Corporación Capilar, el centro médico de depilación láser en Madrid, Sevilla y Barcelona, recomiendan que sea un médico de confianza quien determine el tiempo necesario para iniciar el tratamiento y quien elija, según las circunstancias, el método mediante depilación láser diodo, o bien, mediante láser alejandrita.

¿Depilación en el embarazo?

Durante la gestación la mujer sufre cambios importantes hormonales, como el aumento del nivel de progesterona. En ocasiones, este aumento de hormonas puede provocar un crecimiento abundante del vello en zonas donde antes no tenía.

Por esto, es importante esperar unos 6 meses y así solo depilar el pelo que está de forma definitiva.

Es importante tener en cuenta que el láser no produce daño alguno en el desarrollo y formación del feto, puesto que no incide en el desarrollo embrionario al actuar solamente sobre las capas más superficiales de la piel.

Sin embargo, no es aconsejable someterse a tratamientos de depilación láser durante el embarazo porque no es bueno que las futuras madres se expongan durante el embarazo a cualquier tipo de luz, ya que debido al cambio hormonal, se podría producir un rechazo corporal pudiendo producir reacciones cutáneas.

Además de la depilación láser, se desaconsejan también otros sistemas de depilación durante el embarazo, como las cremas depilatorias y la cera caliente, ya que podrían provocar reacciones alérgicas durante su utilización, por los cambios hormonales constantes que sufren las mujeres durante el embarazo.

Otros consejos a tener en cuenta

En relación a la depilación láser, hay varios consejos importantes a tener en cuenta.

Depilación láser y el sol

Se debe evitar los rayos UVA o tomar el sol 15 días antes de la sesión láser. La piel estará irritada y más vulnerable tras una exposición solar importante. Si posteriormente se aplica otra dosis de calor por láser en la piel, se acumularán en la zona todas las energías recibidas provocando una lesión.

En las pieles claras el tratamiento láser es más efectivo. En las pieles muy bronceadas, al haber menos contraste entre la piel y el color del vello, se pueden producir lesiones en la piel.

El láser es atraído por la coloración del vello y cuanto mayor es el contraste entre el color de la piel y el del vello, más eficaz y segura será la sesión.

Por eso se debe evitar tomar el sol un tiempo antes de cada sesión.

También es importante recordar que no se debe tomar el sol hasta 15  días después de la sesión de depilación, porque la zona depilada se encontrará enrojecida e inflamada y necesitará algo de tiempo para recuperarse.

La depilación láser es definitiva

Los profesionales de Corporación Capilar en Madrid, Sevilla y Barcelona nos recuerdan que la depilación láser, tanto diodo, como láser alejandrita, es uno de los métodos más rápidos y eficaces para eliminar el vello no deseado de cualquier zona del cuerpo o de la cara.

En unas sesiones se suele completar el tratamiento; nuestro médico evaluará cuántas y de qué modo serán necesarias. La depilación láser sobre la cicatriz de la cesárea elimina el vello detectando la melanina y sigue los ciclos de crecimiento del pelo; por eso, el experto también valorará cada cuánto tendremos que someternos a este método de depilación definitiva.

Источник: https://www.corporacioncapilar.es/blog/depilacion-laser-sobre-la-cicatriz-de-la-cesarea/

Operación láser durante el embarazo: ¿es compatible?

Parto con láser

Durante el embarazo, los ojos de la mujer experimentan una serie de cambios. Teniendo en cuenta que uno de los requisitos para someterse a una cirugía refractiva es tener una graduación estable, es recomendable que las mujeres embarazadas (o aquellas  que tengan planeado estarlo en breve) dejen pasar un tiempo antes de someterse a una operación láser durante el embarazo.

«} data-sheets-userformat={«2″:15075,»3»:{«1″:0},»4″:[null,2,16777215],»8»:{«1»:[{«1″:2,»2″:0,»5»:[null,2,0]},{«1″:0,»2″:0,»3»:3},{«1″:1,»2″:0,»4″:1}]},»9″:1,»10″:1,»12″:0,»14″:[null,2,4473924],»15″:»Consolas, Monaco, monospace»,»16″:8} score=1.25>

¿Qué cambios se pueden producir en el ojo durante el embarazo?

Durante el período del embarazo pueden producirse algunos cambios en el ojo. En la mayoría de los casos, se trata de cambios temporales. Es decir, que, después de dar a luz, estos cambios se revierten y el ojo vuelve a la situación previa al embarazo. 

Algunos de los cambios más habituales que se producen en el ojo durante el embarazo y el período de lactancia son los siguientes:

  • Aumento del grosor y la curvatura de la córnea.
  • Variación en la graduación de la vista como consecuencia de los cambios producidos en la córnea.
  • Disminución de la producción lagrimal.
  • Disminución de la presión intraocular.

¿Qué es la cirugía láser ocular?

La cirugía refractiva engloba un conjunto de técnicas quirúrgicas cuyo objetivo principal es eliminar o reducir la dependencia de  gafas o lentillas para los casos de miopía, hipermetropía y astigmatismo 

Aunque existen otras opciones, la mayoría de operaciones de cirugía refractiva se realizan mediante técnicas láser. Básicamente LASIK o técnicas de superficie (PRK/LASEK). Esto se debe a que se trata de una cirugía mínimamente invasiva, por lo que ofrece diversas ventajas: 

  • Son muy seguras, 
  • Suelen ofrecer muy buenos resultados
  • El postoperatorio es rápido y sencillo 

¿Quién se puede someter a una cirugía láser ocular?

Aunque la mayoría de personas son aptas para operarse la vista con láser, existen una serie de requisitos de obligado cumplimiento:

  • Tener más de 18 años.
  • Contar con una graduación estable desde hace al menos un año.
  • Disfrutar de una buena salud ocular.

¿Se puede realizar la cirugía láser durante el embarazo?

La mayor parte de los requisitos para que una persona se pueda someter a una operación de la vista mediante láser están relacionados con la estabilidad de la graduación.

Para que los resultados de la operación sean óptimos y a largo plazo, es necesario que la graduación del paciente sea estable.

De esta forma, se puede corregir el problema refractivo y asegurar una correcta visión después de la operación. 

Sin embargo, debido a que durante el embarazo y el período de lactancia, la vista de las mujeres puede sufrir cambios de graduación, la cirugía láser durante el embarazo no está recomendada.

No obstante, hay que tener en cuenta que se trata de una condición temporal y que, una vez que los ojos (y especialmente la graduación) de la mujer que acaba de dar a luz vuelven a su estado previo, se puede iniciar el proceso para someterse a una cirugía ocular mediante alguna de las técnicas láser disponibles. 

¿La cirugía láser durante el embarazo puede entrañar algún riesgo para la madre o para el niño?

Hay que tener en cuenta que, en el caso de que una mujer embarazada se sometiera a una cirugía refractiva láser, esta, en principio, no tendría por qué entrañar riesgo ni para ella ni para el feto.

La cirugía láser solo afecta a los ojos del paciente que se somete a la operación (en concreto a la córnea).

Por ello, aunque no se recomienda la operación láser durante el embarazo, es importante tener claro que esto no se debe a ningún tipo de relación con la seguridad del feto o con la de la mujer gestante por el hecho de estar embarazada.

El problema de realizar una operación refractiva láser durante el embarazo radica en que, como la graduación de la mujer embarazada no es completamente estable, esta podría volver a cambiar después del parto y de finalizar el período de lactancia.

En consecuencia, si la graduación cambia después de la operación, la persona sometida a la operación láser en cuestión volvería a ver mal. Por ello, para evitar esta situación, lo más recomendable es esperar a que finalice tanto el embarazo como el período de lactancia.

De esta forma se aseguran las máximas garantías respecto a los resultados de la operación.

«} data-sheets-userformat={«2″:15043,»3»:{«1″:0},»4″:[null,2,16777215],»9″:1,»10″:1,»12″:0,»14″:[null,2,4473924],»15″:»Consolas, Monaco, monospace»,»16″:8} score=1.25>

Fuentes:

Scielo –  Influencia del embarazo sobre los parámetros refractivos tras cirugía láser in situ keratomileusis

Infosalus – ¿Afecta el embarazo a la visión?

Источник: https://www.clinicabaviera.com/blog/laser-durante-el-embarazo-compatibilidad/

Parto con láser

Parto con láser

En el momento que decides tener en cuenta este procedimiento a la hora de traer al mundo a tu bebé, el médico tratará de establecer contigo los objetivos.

Los médicos suelen buscar los motivos por los cuales estás interesada en esta técnica. Pueden ser beneficios médicos como el menor sangrado porque no aceptas una transfusión de sangre y tienes anemia, si quieres sentirte segura sobre que no haya hemorragia, ni infección o simplemente te gusta esta técnica por razones estéticas.

Después se te realizará un examen médico en el que estudiarán tu tipo de piel y abdomen y el tamaño del bebé (ya que la herida debe ser lo más pequeña posible, sólo 3 centímetros mayor que la cabeza del feto).

Cesárea con láser, una opción a tener en cuenta

Diferentes expertos catalogan la cesárea asistida con láser suele ser percibida como menos traumática que el parto normal y ofrece innumerables beneficios para la mujer.

Además, hay que tener en cuentan que con este procedimiento las futuras mamás no necesitarán suturas, ya que el láser sustituye al bisturí, las tijeras y el electrocauterio, lo que brinda un mejor trato a los tejidos, menor inflamación y dolor, y el sangrado es mínimo o inexistente.

Utilizar el láser permite que cuando se hace el trazado se evaporice una línea de células, por lo que el tejido se separa al dejar de existir la misma, sellando vasos linfáticos y sanguíneos. Este nuevo procedimiento no permite la entrada de sustancias inflamatorias, como histaminas y el óxido nítrico.

El láser es mucho más preciso, tiene propiedades de coagulación, no produce daños a los tejidos adyacentes como la vagina, permite disecar la vejiga sin lesionarla y el saco peritoneal (cavidad que contiene los órganos internos, intestinos, páncreas, etc.

), exponiendo el segmento uterino, sin entrar a la cavidad donde se encuentra el bebé. Se ha concluido que el láser reduce la posibilidad de 17 complicaciones típicas producidas en las cesáreas tradicionales.

Por ejemplo, en los casos en los que la madre es portadora de VIH, los especialistas suelen realizar un parto natural, a través de una cesárea clásica, pero la paciente suele sangrar mucho y el recién nacido corre un gran riesgo de infectarse. Este riesgo en una cesárea con láser no ocurre, ya que en este procedimiento se reduce al mínimo el sangrado.

Además, hay que destacar que el nuevo sistema láser reduce los riesgos de hematomas, embolismo pulmonar y contagio de hepatitis B y C.

¿Cómo es la intervención?

Después de que el médico te haya realizado el examen médico, estudiado tu tipo de piel, tu abdomen y el tamaño del bebé, se te realiza un trazo en la piel de cómo debe ser el corte para más tarde hacer el estiramiento por donde saldrá la criatura.

Ahora llegaría el momento de la anestesia y, a continuación, se secciona con el láser cada plano anatómico: piel, grasa, músculos y peritoneo, hasta llegar al útero con el láser. Previamente hay que preparar el tejido con ciertas soluciones para que la luz del láser sea absorbida.

Una vez el bebé ha salido, no se realiza una sutura convencional, se hace con el láser una soldadura de tejido.

Se aplican proteínas biológicas como albúminas, fibrinógenos y proteínas matrices a la herida y a otras capas como el peritoneo, los músculos y la piel, se pasa nuevamente el láser y se forma una “soldadura”.

¿Cómo es la recuperación de una cesárea con láser?

La recuperación de una cesárea con láser es más rápida que la cesárea tradicional.

Aproximadamente una hora o dos después de la cirugía, la madre podrá caminar, no sentirá dolor y tampoco las molestias tan comunes que se suelen producir el corte del peritoneo que se realiza en las cesáreas tradicionales (náuseas y vómitos).

Entre los beneficios de este tipo de cesáreas, nos encontramos con que al no invadir la cavidad peritoneal, la paciente puede alimentarse inmediatamente después de la intervención, con una dieta normal, ingiriendo comidas sólidas a su gusto.

Además, también hay beneficios estéticos en estas cesáreas, ya que el cierre de la piel es sin sutura, la zona donde se realiza la incisión prácticamente queda sin cicatriz, también disminuyen las infecciones y se promueve la producción de colágeno (también destaca que el área donde fue aplicado el láser rejuvenece).

Hematoma

Definición:

Acumulação de sangue debaixo da pele depois da rotura de pequenos vasos sanguíneos.

Tratamiento:

Aplicar gelo (nunca directamente na pele) ou gazes frias na zona. Administrar um analgésico de doer muito. Também se pode colocar uma compressa que comprima a zona para evitar que o hematoma se expanda.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/embarazo/parto/parto-con-laser-11415

¿Se puede eliminar la cicatriz de la cesárea?

Parto con láser

España es el país europeo en el que nacen más niños por cesárea, una intervención que bien realizada deja una cicatriz prácticamente imperceptible por encima del pubis, justo donde comienza el vello, y que no suele generar ningún complejo porque se disimula fácilmente. El problema surge cuando la operación se realiza de urgencia y el cirujano realiza la incisión y cose sin tener en cuenta las consecuencias estéticas. Hoy, los avances en la cirugía estética y reparadora permiten reparar los daños de las “prisas” en el quirófano. Ignacio Ortega, cirujano plástico, reparador y estético y director de la Unidad de Cirugía Mamaria y Cirugía Estética Corporal de Face Clinic, nos explica el procedimiento para que “el hachazo” (que así se define popularmente la cicatriz de una cesárea excesivamente visible) deje de preocuparte.

¿Has dejado de usar bikini por una cesárea? “Uno de los principales motivos por lo que las mujeres dejan de usar el bikini es una cicatriz de cesárea mal realizada, explica el experto, que se ejecuta desde hace décadas por la vía suprapúbica, dejando una marca horizontal sobre el pubis, fácil de camuflar con la ropa interior o el bikini y que además suele coincidir, si la incisión se ha planificado correctamente, con un pliegue natural sobre el pubis. Sin embargo, al tratarse de una intervención urgente es frecuente que esa cicatriz quede adherida, ensanchada, con marcas de sutura visibles y con un exceso de piel a modo de pequeño faldón sobre la cicatriz. A esta huella se la define frecuentemente como “hachazo”. ¿La buena noticia? Puede corregirse quirúrgicamente.

¿En qué consiste la operación?

“Técnicamente, la intervención que elimina esta huella de la maternidad, consiste en extirpar la cicatriz previa, realizar una disección de los tejidos de alrededor y una sutura por planos”, explica Ignacio Ortega.

“Esta cirugía puede realizarse como una miniabdominoplastia ,si queremos extirpar algo de piel sobrante, o como una abdominoplastia completa si hay que ajustar tejidos de todo el abdomen y combatir la flacidez.

¿Se pueden arreglar en el mismo acto otras secuelas del embarazo como la separación abdominal?

Sí. “Más del 35 % de las mujeres que han tenido un parto presentan lo que se conoce como diástasis de los rectos abdominales, separación de los músculos que suelen dejar una oquedad muy antiestética”, explica el doctor. Esta puede venir también acompañada de cierta flacidez de la piel.

En estos casos se requiere una cirugía más completa que consistiría en extirpar la cicatriz previa de cesárea, realizar una abdominoplastia o miniabdominoplastia, y eventualmente plicatura de la fascia de los rectos –volverlos a posicionar en su lugar– en caso de que haya diástasis o de una liposucción en caso de encontrar alguna zona con acúmulos grasos.

¿Y las cicatrices verticales?

“Algunas mujeres, comenta el especialista, presentan cicatrices verticales de otras intervenciones que se extienden desde el ombligo hasta el pubis. Estas cicatrices crean un mal aspecto estético al abdomen, que va empeorando con el paso de los años.

Estos casos se pueden mejorar rehaciendo la cicatriz en quirófano por un cirujano plástico y siguiendo un tratamiento específico postoperatorio. Para que cure correctamente hay que protegerla del sol mediante cremas protectoras durante el primer año, ocasionalmente utilizar láminas de silicona para ayudar a que se aplanen y, sobre todo, esperar.

En un par de años si la cirugía se ha realizado correctamente, y se han cuidado las heridas, éstas son imperceptibles”.

¿Quién puede realizar esta intervención?

Este tipo de intervenciones deben ser realizadas por un especialista en Cirugía Estética, Plástica y Reparadora, que cuente con la formación necesaria y obligatoria para este tipo de procedimientos.

Para encontrar al profesional adecuado, puedes recurrir a la SECPRE (Sociedad Española de Cirugía Reparadora y Estética), una asociación en la que están los cirujanos plásticos debidamente acreditados.

¿Cuál es el tiempo de recuperación?

La intervención requiere anestesia general y hospitalización. Dependiendo de laenvergadura del procedimiento el postoperatorio varía de 7 a 10 días.

¿Para quién está indicada?

Para todas aquellas mujeres que presentan separación de los músculos abdominales (diástasis) provocada por la gestación o que tengan una cicatriz vertical de cesárea. Y por supuesto, si no se prevé un nuevo embarazo. Mujeres con diástasis abdominal y mujeres con cicatriz vertical de cesárea. Mujeres que no prevean tener más embarazos.

¿Cuánto cuesta?

Eliminar la cicatriz con una miniabdominoplastia, desde 5.200€; si hay que tratar la diástasis y la flacidez, a partir de 6.500€.

¿Te han pronosticado una parto con cesárea?

Si sabes que tu parto va a ser por cesárea conviene que vayas preparando la zona, aplicando todos los días una crema hidratante para que tu piel esté más elástica.

Tras dar a luz, la evolución de una cicatriz sin complicaciones suele ser hacia un tono rosado y sin relieve; sin embargo, alrededor del 5% de las mujeres pueden desarrollar queloides (crecimiento anormal del tejido cicatrizado: la cicatriz se engrosa y puede doler o picar).

Estos queloides son más habituales en mujeres de piel oscura. Tenlo en cuenta.

¿Embarazo después de los 35? 10 respuestas a todas tus dudas

Guía de belleza y cuidados durante el embarazo

Recuperarse del post-parto sin agobios

Источник: https://www.vogue.es/belleza/articulos/como-eliminar-cicatriz-cesarea-operacion-quirurjica

Tratamiento de rehabilitación postparto con láser de CO2

Parto con láser

El postparto puede ser una de las etapas más complejas de la vida de la mujer. Dicha etapa se acompaña del cambio más importante de nuestra existencia (el encuentro con el recién nacido) así como de grandes cambios físicos y hormonales, psicológicos, emocionales y sociales.

Cabe señalar que durante este período la rehabilitación postparto es totalmente recomendable sobre todo en aquellos casos en los que la mujer ha pasado por un parto difícil, intervenido o por un expulsivo prolongado.

El postparto es un periodo de tiempo indefinido

A pesar de la definición clásica del postparto o puerperio limitada a los 40 días desde el nacimiento, este periodo tiene sin duda una duración indefinida, puesto que esto va a depender de factores únicos e individuales de cada mujer en particular.

Los cambios hormonales en el postparto

Desde el punto de vista hormonal, la caída de las hormonas placentarias y los cambios hormonales relacionados con la lactancia materna favorecen una centralización de la atención hacia el recién nacido y una desatención hacia el resto del entorno.

 Por otro lado, la hiperprolactinemia mantenida va a ser la responsable de la ausencia de la menstruación y de un cese de la actividad ovárica que repercute sobre el trofismo vaginal produciendo una atrofia y una sequedad vaginal que, al contrario de la que aparece durante la menopausia, va a ser transitoria.

 Dicho cese de la actividad de la actividad ovárica va a afectar también a la libido de la mujer o al deseo sexual que disminuye de forma considerable.

 En absoluto se debe dudar respecto a los beneficios de la lactancia materna tanto para el recién como para la madre y por eso debe haber una correcta comunicación con la pareja, entender esta serie de cambios fisiológicos y también saber que son tratables sobre todo si afectan a la calidad de vida o si se prolongan en el tiempo.

Como consecuencia del embarazo y del tipo de parto, la mujer va a pasar por una serie de cambios físicos. A nivel de la vagina puede aparecer cierta laxitud que algunas mujeres perciben como una disminución del roce de las paredes de la misma durante el acto sexual.

 Otra consecuencia del esfuerzo físico del periné durante el parto es la incontinencia urinaria de esfuerzo que también está relacionada con la laxitud de los tejidos.

Las cicatrices de las episiotomías o los desgarros pueden producir también rigidez a nivel del periné y dolor con las relaciones sexuales.

Por lo tanto, la laxitud o ensanchamiento vaginal, la sequedad vaginal, la incontinencia urinaria de esfuerzo y las cicatrices dolorosas son entidades frecuentes en esta etapa que, junto con el resto de cambios individuales y únicos de cada mujer,  pueden afectar a la calidad de vida de la mujer en este período.

El tratamiento con láser vaginal es una opción de tratamiento segura en el contexto de la rehabilitación postparto puesto que a través de esta tecnología podemos:

Generar tensión a nivel de la vagina para tratar la laxitud vaginal y la incontinencia urinaria

Corregir el balance de colágenos y aumentar los vasos sanguíneos del tejido vaginal mejorando el trofismo y, de este modo, mejorando también la lubricación y la elasticidad.

¿Cuándo podemos realizar una sesión láser para la rehabilitación postparto?

En general podemos realizar la primera sesión de rehabilitación postparto una vez pasados los 40-45 días postparto aunque , como esto puede variar dependiendo del caso, siempre es necesaria una valoración previa por parte del ginecólogo.

Nuestro láser de CO2 – Femilift

Dado que con láser aplicamos calor exclusivamente a nivel de la mucosa de la vagina o de la piel del periné, no existe contraindicación alguna con la lactancia materna.

 De hecho es una muy buena alternativa para el tratamiento de la atrofia vaginal secundaria a la lactancia materna porque durante la misma están contraindicados otros tratamientos como los estrógenos tópicos.

El tratamiento láser de rehabilitación postparto con láser consta habitualmente de entre 3-4 sesiones espaciadas aproximadamente cuatro semanas.

La duración de cada sesión es de 15-20 minutos. Una vez finalizada, la mujer vuelve a su actividad normal de forma inmediata.

¿Qué cuidados necesito después de la sesión láser para la rehabilitación postparto?

Los cuidados tras la realización del tratamiento láser para la rehabilitación postparto son muy sencillos, sólo recomendamos evitar los baños de inmersión durante las siguientes 48 horas, evitar las relaciones con penetración durante una semana y la aplicación de un gel vaginal reparador durante las primeras 6 noches.

Si te encuentras en este período y estás padeciendo estas dificultades, no lo dudes y consulta. Una correcta valoración por profesionales expertos como la Dra. Rizo y una adecuada rehabilitación postparto puede ser de gran ayuda.

Источник: https://anabelenrizo.com/rehabilitacion-vaginal-postparto-laser-co2/

Tratamiento Postparto

Parto con láser

Para devolver a las piernas su estado es conveniente actuar contra la retención de líquidos, la celulitis,  la grasa acumulada y la flacidez. Es recomendable el drenaje linfático en la primera etapa post parto y abordar con otros tratamientos después del segundo ciclo menstrual.

Se trata de realizar tratamientos que faciliten la tersura y el drenaje, ya que por regla general, el uso de cremas anticelulíticas no está recomendado durante la gestación y la lactancia.

Los tratamientos indicados para esta zona serían:

1ª etapa post parto

-Drenaje linfático realizado de la manera mas apropiada para cada paciente.

2ª etapa post parto (después del 2º ciclo menstrual)

-LPGEndermologie®, técnica 100 % natural, no invasiva y no agresiva de estimulación mecánica de la piel que permite reactivar el mecanismo de las células.

Tenemos la posibilidad de trabajar con diferentes programas adaptándonos a las necesidades del momento, con el conseguiremos una reducción de la piel de naranja, modelar contornos, mejorar la circulación y reafirmar la piel, entre otros.

INDIBA Es un tratamiento  estético no invasivo, este tratamiento incrementa entre 3 y 4 grados la temperatura interna de la zona del cuerpo donde se aplica.

Su efecto vasodilatador activa la circulación sanguínea y linfática, revitaliza las células aportando nutrientes y oxigeno.

Ese aumento de temperatura, no solo disuelve paulatinamente la grasa acumulada sino que también reafirma los tejidos. Es muy agradable y relajante.

El método Arosha se basa en la utilización de vendas a través de las cuales la piel va absorbiendo todos los principios activos gracias a su tejido aplicado directamente sobre el cuerpo. Son vendas que tratan diferentes problemáticas, que vienen envasadas en formato individual y para una aplicación.

Se combina siempre con una oclusión y  la técnica de presoterapia, haciendo el tratamiento mas satisfactorio y efectivo.

Recuperar la pared abdominal tras el parto es uno de los tratamientos más demandados, ya que es la zona con más tendencia a deformarse.

Lo más conveniente es recurrir a INDIBA, podremos emplear esta técnica desde la primera etapa post parto, nos ayudará a mejorar la reafirmación, recuperar la tonicidad, la estabilidad y elasticidad del abdomen.

LPG®  tiene a su disposición tratamientos específicos de 15 minutos, que van a tratar la zona abdominal, con el fin de recuperar esa caída de tejido y a reafirmarlo.

Cicatriz cesárea

Podremos abordarla con diferentes técnicas, drenaje linfático manual, Indiba o  LPG ,el tratamiento indicado variará dependiendo de las características que presente la cicatriz.

Conseguiremos promover el cuidado y la cicatrización de heridas mejorando su drenaje y acelerando su recuperación.

Manchas hormonales

En ocasiones las mujeres embarazadas presentan en la piel zonas llenas de manchas oscuras, conocidas comúnmente como “máscara” o “paño del embarazo”(su nombre médico sería cloasma o melasma).
El melasma es un trastorno benigno, es decir, no acarrea ningún problema a la salud.

Pero, al formarse en lugares muy visibles, las manchas resultan antiestéticas, y por lo tanto pueden afectar la autoestima de las personas que las padecen.

Afecta a hasta el 70% de las mujeres embarazadas, y su presencia es mayor en mujeres de tez más oscura.

Estas alteraciones son el  resultado de los cambios hormonales que se producen durante el embarazo, los cuales estimulan temporalmente la producción de melanina.

En la actualidad existen diferentes  tratamientos que individualmente o combinados tiene resultados muy efectivos.

Nuestra elección de tratamiento dependerá de la situación del melasma, podremos optar por diferentes tratamientos como peelings, oxigenoterapia, dermaroller, mesoterapia facial, etc.

– Plan de alimentación saludable: Seguir una dieta equilibrada es imprescindible, tanto por salud como por belleza.

La falta de tiempo y motivación y el desconocimiento entre otros factores, hace que cometamos errores en algo esencial como es nuestra dieta diaria.

Clínica Isabel Moreno cuenta con un área de nutrición que te facilita recuperar tu peso y figura, cuidando más que nunca tu salud y la del bebe, en caso de que estés en periodo de lactancia.

  • Dieta sana, hay que procurar recuperar el peso de manera gradual.
  • Mantente hidratada, toma 2 litros de agua al día.
  • Realiza ejercicios suaves y mantente activa.
  • Utilizar un sujetador adecuado y de la talla exacta. Los pechos no se “caen” por la acción de amamantar al bebé, si no por los efectos del propio embarazo.
  • No utilizar cremas perfumadas durante la lactancia y limpiar bien la zona antes de amamantar.
  • Realizar ejercicios de respiración y estiramientos también contribuirán a actuar sobre el estrés postparto.

Para terminar, recomendarte que dediques todos los días un espacio de tiempo para ti, para cuidarte y realizar tu rutina de belleza, que hará que te recuperes más rápidamente, te sientas mejor y que los tratamientos estéticos postparto que te realices sean más eficaces.

Источник: https://www.clinicaisabelmoreno.com/tratamientos-postparto/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: