Precauciones después de una transferencia embrionaria

Recomendaciones tras una transferencia embrionaria

Precauciones después de una transferencia embrionaria

Somos conscientes de que el momento de la transferencia es uno de los momentos más importantes dentro del tratamiento de reproducción asistida.

Una vez la paciente abandona la sala de transferencia, para ella empieza un mundo totalmente distinto al que ha llevado durante el tratamiento, puesto que los embriones ya han sido transferidos y comienza la cuenta atrás hasta la prueba del embarazo.

Es importante que las pacientes entiendan que cuando van al baño a hacer pis tras la transferencia embrionaria, los embriones no “se caen” ni se pierden. Ya que los embriones se encuentran colocados en el interior del útero, un espacio anatómico diferente al relacionado con la micción al orinar o defecar.

¿Qué medicación puedo y debo usar tras una transferencia embrionaria?

La única medicación que la paciente ha de tomar, será aquella que su ginecólogo le habrá recomendado, y cuya pauta le habrá administrado mediante receta médica o en su informe de alta. (ver más sobre medicación de reproducción asistida)

En caso de molestias leves en la zona baja abdominal, cefalea (dolor de cabeza), mastalgia (dolor de senos), se pueden tomar analgésicos como el Paracetamol o Nolotil® (no recomendamos tomar Ibuprofeno ni Aspirina ® ).

¿Qué reposo es el recomendado tras una transferencia embrionaria?

El reposo recomendado no debe exceder el tiempo que la paciente permanece en nuestro centro. Es decir, una vez es dada de alta se le recomienda una vida tranquila y relajada, dentro de la normalidad durante los próximos días; hasta la prueba de embarazo (beta).

Si, se debe evitar el ejercicio físico intenso, que incluye deportes como el running, spinning, aerobic, boxeo, GAP, y aquellos deportes de riesgo que incluyan un esfuerzo intenso.

La paciente puede conducir, pasear e ir a trabajar. Siempre y cuando este no implique grandes esfuerzos o una actividad física elevada prolongada.

La paciente puede viajar con cualquier medio de transporte (coche, avión, tren) sin tener ninguna repercusión sobre el procedimiento, ni por las vibraciones, ni por la altitud.

Deben evitarse los baños de inmersión, tipo bañera, piscina o playa. Esto se recomienda para evitar posibles infecciones. La pequeña posibilidad del paso de agua a la cavidad uterina y no afectar a la medicación vía vaginal que se está administrando la paciente. Por supuesto si es conveniente ducharse.

En referencia a las relaciones sexuales, detallamos toda la información en el siguiente enlace

¿Qué alimentación debo seguir tras una transferencia embrionaria?

Es el momento de mantener hábitos de vida saludables (+ info). La alimentación ha de ser sana y equilibrada, comiendo todo tipo de alimentos sin necesidad de restricciones excesivas (ver más sobre alimentos desaconsejados). No existe por desgracia ningún alimento mágico que pueda conseguir que nos quedemos embarazadas.

Se aconseja beber líquidos. Observando que la micción sea adecuada y no haya retención notable (por la sensación de hinchazón que percibiría la paciente). No se aconseja un consumo excesivo en sal.

Es frecuente el estreñimiento. La primera recomendación es tomar una dieta con alto contenido en fibra: pan integral, cereales, frutas con fibra (kiwi, manzana, pera, aguacate, ciruela, fresa, higos, etc.), legumbres (guisantes, habas, soja, habichuelas), verduras (alcachofas, pepino, patata, espárragos, ajos, espinacas, etc.).

Si con esto no consiguiéramos mejorarlo, como segunda opción usaríamos medicación del tipo macrogol, que actúa principalmente a nivel de colon aumentando el contenido líquido de las heces y con ello facilitando su expulsión.

¿Qué hacer ante un sangrado o manchado tras una transferencia embrionaria?

Si aparece un leve manchado o sangrado, tras la transferencia no se alarme. No tienen por qué ser signo de no implantación o de aborto. La misma toma de progesterona puede inducir estos síntomas.

En caso de un marcado y constante sangrado que no cesa, la única recomendación es el reposo de la paciente hasta que esté 24-48 horas sin manchado; ya que no es posible averiguar cómo evoluciona el embrión hasta la prueba de embarazo y si el sangrado se debe a sangrado de implantación. No podemos ver nada ecográficamente hasta que no pase un tiempo prudencial.

Y finalmente, como pequeña recomendación totalmente objetiva, es que lleven una vida psicológicamente tranquila. Somos conscientes de la cantidad de emociones y sentimientos que están en juego. Por ello les recomiendo que eviten aquellas situaciones que puedan causarles estrés o ansiedad.

Rodéense de aquellos familiares y amigos con los que más cómodos se sientan, y por supuesto, si en cualquier momento de esa espera al resultado de la beta, nosotros, los profesionales de este centro podemos serviros para que se sientan mejor, ¡aquí estamos!

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR:

Si desea puede concertar una

Consulta médica on-line Cita

Источник: https://www.institutobernabeu.com/foro/recomendaciones-tras-una-transferencia-embrionaria/

Transferencia embrionaria: Cuidados para el antes y el después

Precauciones después de una transferencia embrionaria

Si bien la transferencia de embrión marca un momento emocionante para las familias esperanzadas, también puede ser un proceso estresante y confuso.

El proceso que conduce a la transferencia embrionaria rara vez es fácil. El estrés de luchar contra las dificultades asociadas con la infertilidad, junto con los múltiples procedimientos médicos puede ser abrumador. Saber cómo cuidar mejor su cuerpo y su bienestar puede ayudar a crear una transición más suave a los procesos finales para la FIV y su futuro hijo.

¿Qué es la transferencia embrionaria?

La transferencia de embrión es una parte del proceso de varios pasos que permite que se cree un bebe fuera del cuerpo humano. Este es el último paso antes de que un paciente pueda quedar oficialmente embarazada mediante el proceso de FIV (fertilización in vitro).

Cuando los materiales genéticos (óvulos y espermatozoides) se combinan, crean un embrión. Luego, el embrión se implanta en un útero viable. Una vez que el embrión se adhiere a la pared uterina, puede producirse un embarazo.

El procedimiento en sí es simple y por lo general solo toma alrededor de 5 minutos. Si bien esto parece bastante sencillo, todo el proceso puede llevar bastante tiempo. Un ciclo de FIV dura aproximadamente de 4 a 6 semanas.

Tratamientos Pre-transferencia embrionaria

Los tratamientos que conducen a la transferencia de embrión pueden suponer un gran estrés para las futuras madres. Si bien el embarazo resultante está en gran medida fuera del control, tanto de los médicos como de los padres, hay pasos y procedimientos que pueden mejorar las tasas de éxito.

Asegurarse de que tanto el útero al que se le esté implantando como el material genético que se está utilizando tengan buena salud, es el indicador más importante del éxito.

Someterse a una prueba de diagnóstico inicial para ver tu salud general y la salud de tu útero o óvulos puede darle a su médico una mejor idea de qué tan bien responderá a cualquiera de los tratamientos necesarios.

Si surgiera algún problema, existen muchos tratamientos y procedimientos para evitarlos. El uso de materiales de donantes, o subrogación, podría ser una mejor opción.

Para ayudar en la producción y liberación de óvulos, los pacientes pueden someterse a tratamientos hormonales antes de la recuperación del mismo. Estos tratamientos pueden ayudar a alentar a los ovarios de una mujer a liberar más óvulos.

Esto les da a los médicos la oportunidad de seleccionar los mejores materiales posibles. Una vez que se han seleccionado y recuperado los óvulos, se pueden combinar con el esperma para crear un embrión.

Los tratamientos hormonales necesarios pueden resultar incómodos para muchas mujeres. Acné, dolores de cabeza, cambios de humor y sofocos no son infrecuentes durante este tiempo. Después del procedimiento de recuperación de óvulos, muchas mujeres reportan cólicos y dolor durante algunas horas.

Es importante tratar de encontrar maneras de lidiar productivamente con el estrés físico y mental que estos tratamientos pueden causar. Permitirte momentos de relajación en un ambiente libre de estrés es tan importante para tu salud como lo es para la salud de tu futuro bebé.

Sé consciente de su dieta y trata de programar el tiempo para realizar ejercicios de bajo impacto. Salir a caminar, o hacer algo de yoga, puede ayudarte a relajarse.

Cuidados Post-transferencia embrionaria

Una vez que un embrión sano ha madurado y ha sido seleccionado cuidadosamente, los médicos realizan la transferencia de embrión. Aquí es donde introducen el embrión seleccionado en el útero de una mujer.

Este es un procedimiento simple que consiste en insertar un catéter en la vagina y colocar el embrión en la posición más favorable en el útero.

Esperar para saber si el embrión se ha adherido exitosamente a la pared uterina, o si se ha implantado, puede ser un momento emocionante y ansioso. La temida “espera de dos semanas” de la que todos hablan puede ser estresante. Los pacientes deben esperar dos semanas antes de que los médicos puedan evaluar adecuadamente el éxito de la FIV.

Durante mucho tiempo, el consejo para los pacientes fue un estricto régimen de reposo en cama. Si los pacientes no podían descansar tanto como creían que debían, se sentían culpables y responsables si el embarazo no resultaba.

Sin embargo, esto simplemente no es cierto. Muchos factores diferentes determinan si un embrión se implanta o no en el útero. Cualquier cosa que hagas (o no hagas) es poco probable que afecte el éxito del procedimiento. De hecho, ser hiperconsciente de cualquier cosa que hagas durante el día simplemente causará estrés y arruinará la experiencia.

Lo que sigue después de la transferencia embrionaria

Directamente después de la transferencia embrionaria, muchas mujeres se someten a regímenes rigurosos y estrictos. No lo hagas. En este punto del proceso, la positividad y el buen cuidado personal son las formas en la que mejor puedes ayudar.

Comprueba que su dieta esté bien balanceada (enlace en inglés) con muchos vegetales, proteínas, fibra y nutrientes, pero no comas nada diferente de lo que lo harías durante un embarazo. Evita los largos baños calientes, las saunas y los jacuzzis, ya que las temperaturas extremas pueden alterar tu temperatura interna.

Mantenerse en buenas condiciones, tanto mental como físicamente, es una parte importante de su viaje. Apóyate en los sistemas de apoyo de su familia, amigos y clínica de fertilidad.

Encuentra maneras de enfocarte en disfrutar el momento en que se encuentra, en lugar de temer lo que pueda venir a continuación. A pesar de las dificultades que ya has enfrentado, y las que aún puedes enfrentar, es importante recordar que, al final, esta es una historia feliz.

Demuéstrate el mismo amor y compasión que inevitablemente le mostrarás a su futuro hijo.

Además, si está interesado en conocer más información sobre PGD, lea más sobre DGP y todo lo que necesita saber antes de tomar una decisión.

Источник: https://ivf.ilaya.com/es/transferencia-embrionaria-cuidados-para-el-antes-y-el-despues/

La transferencia embrionaria ya se ha realizado ¿y ahora qué? | Tahe Fertilidad: Clínica de Reproducción asistida

Precauciones después de una transferencia embrionaria

Después de la transferencia embrionaria, la paciente descansa en la habitación un rato más o menos largo, dependiendo de las clínicas, para después irse a casa.

A partir de ese momento empieza el período del tratamiento más duro para los pacientes, “solo” queda esperar hasta el día de la prueba de embarazo, sin los ajetreos de ir a la clínica, ponerme la medicación, etc.

, algunas pacientes pueden sentirse solas.

Estos 12-15 días están llenos de interrogantes:

¿qué puedo hacer, que no puedo hacer?

¿Hago reposo, no lo hago?

Es lógico, los pacientes desean hacer todo lo posible para que el tratamiento sea un éxito, y no quieren hacer nada que lo afecte negativamente. Algunas mujeres, incluso, se quedan en cama hasta el día de la prueba de embarazo, por su voluntad o por la de su pareja. Vamos a intentar daros algunas pistas de que cosas puedes hacer durante lo que algunas personas denominan la beta espera.

En primer lugar, ¡SÍ!, sí puedes ir al servicio, no ocurre nada, muchos pacientes nos preguntan sobre esto, y es lógico, “si me han colocado los embriones en el interior del útero estando tumbada, al levantarme a lo mejor se caen”, no te preocupes, eso no va a suceder.

El cuerpo humano está diseñado para que esto no ocurra, en un embarazo sin tratamiento de reproducción asistida el embrión llega al útero sin previo aviso y la mujer no hace nada para que no se caiga.

Hay pacientes que durante el tiempo de reposo en la habitación tras la transferencia no se mueven ni un milímetro, “no vaya a ser que los embriones se salgan”. Relájate, intenta disfrutar de ese momento de tranquilidad entre tu pareja y tú.

Por otro lado, no hay ningún problema porque vayas en coche hasta tu casa, incluso conduciendo. Esto no afectará a que los embriones implanten.

En Tahe Fertilidad, tenemos un número considerable de pacientes extranjeros a los que les preocupa si pueden coger un avión el día después de la transferencia, e incluso el mismo día.

Nosotros les recomendamos que se queden un día en Murcia descansando, relajándose después de unos días de muchos nervios, pero no hemos notado ninguna diferencia en los porcentajes de embarazo entre las parejas que se quedan un día y las que se van el mismo día o al día siguiente.

Un tema muy importante es el de la medicación

Cuando los pacientes dejan la clínica después de la transferencia deben llevar consigo la pauta de la medicación que el médico les ha recetado y tienen que tener muy claro lo que deben tomar y cuando.

Ante cualquier duda no hay que tener ningún reparo en llamar al Centro, más vale una llamada que dejar una medicación porque “aunque en la receta pone que tengo que tomármela hasta el día de la beta, me suena que me dijeron que solamente 10 días”.

Nunca tomes esas decisiones por tu cuenta, y si quieres añadir alguna medicación, siempre debe ser después de consultar con tu ginecólogo. Si tienes molestias en el abdomen, dolor de cabeza, fiebre continua, etc., consulta con tu clínica.

“¿Hago reposo?” la respuesta es contundente: ¡NO!

El día de la transferencia tómatelo con tranquilidad, semireposo. Un poco de sofá y de mimos, un día sosegado. A partir del siguiente día, y hasta la prueba de gestación, haz lo que haces habitualmente en tu vida, siempre y cuando tu normalidad no sea realizar actividades que supongan levantar pesos excesivos, hacer ejercicio físico intenso, etc.

Y ¡¡malas noticias!!, puedes incorporarte a tu trabajo, aunque como hemos dicho anteriormente, siempre que no implique grandes esfuerzos, una actividad física elevada o mucho estrés.

Hay estudios científicos que prueban que el reposo absoluto no mejora las tasas de gestación y además si te quedas en casa, y sola, le vas a dar muchas vueltas a la cabeza sobre si te vas a quedar o no embaraza, vas a estar atenta a cualquier sensación de tu cuerpo, etc. y eso puede ser demoledor para tu salud mental, y seguramente no es bueno para que se produzca la implantación.

Si decidiste tomarte estos días de vacaciones, haz lo que harías si estuvieras de vacaciones en casa, levántate tarde, duerme la siesta, come relajadamente, visita a tus amigos, sal a pasear, lo que sea menos quedarte encerrada en casa dándole vueltas a la cabeza.

Sobre el tema del baño, hay cierta discrepancia entre los profesionales. Nosotros aconsejamos que te duches, pero si quieres bañarte, ir a la playa, al balneario, etc., espera a que la progesterona vaginal se haya absorbido, y así pueda hacer su efecto, al menos 2-3 horas desde que te la pones.

La misma discrepancia existe con las relaciones sexuales entre loa especialistas, ¿se pueden mantener o no hasta el día de la prueba de gestación? En Tahe Fertilidad aconsejamos no mantener relaciones sexuales hasta pasados 4 días de la transferencia embrionaria por varios motivos: si se ha realizado una punción folicular los ovarios están estimulados por lo que habrán incrementado su tamaño, así, al tener relaciones sexuales con penetración se podrían desplazar, causando dolor en la mujer. Además, el orgasmo puede provocar contracciones uterinas, lo que no estaría indicado en el momento de la implantación embrionaria.

“¿Y qué hago con la alimentación?”

Pues seguir con la que estés acostumbrada, aunque se recomienda que sea una dieta equilibrada, sin excesos pero sin grandes restricciones que te acaben sacando de quicio, y estos días no estás para estar de mal humor. Come fruta, verdura, pescado, frutos secos, etc.

Por supuesto, el consumo de alcohol y el tabaco deben ser ocasionales, y si bebes poco café, mejor que mejor. Ya solamente falta que bebas mucha agua, 1 litro y medio al día, y verás que esta dieta se le recomienda a todo el que quiera llevar una vida un poco más sana.

Un punto muy a tener en cuenta durante estos días de espera son los síntomas, tanto si los tienes como si no. Todo, como es lógico, te parece importante. Puedes sentir algunos pinchazos abdominales, cambios en los senos, fatiga, o puedes no tener ningún síntoma.

Ten en cuenta que tras la transferencia y por la medicación que has tomado o estas tomando, tu cuerpo es un coctel hormonal. Cada mujer responde de manera diferente, y ni en uno caso significa que estés embarazada, ni en el otro que no lo estés.

Si preguntas a amigas que hayan pasado por lo mismo que tú, te dirán su experiencia, que no tiene por qué ser la tuya.

Algunas veces aparece un leve sangrado. Eso siempre os preocupa bastante, pero no tiene que significar que algo vaya mal. Se puede deber a la manipulación durante la transferencia, a la implantación, a la introducción de la progesterona en la vagina, etc.

De todos modos, no está de más que consultes con tu Centro, sobre todo si el manchado no cesa y se hace más abundante. Ante esto no se puede hacer mucho, si tu médico lo considera oportuno te aumentará la dosis de progesterona y te pondrá en reposo.

La prueba de embarazo no detectará nada hasta los 12-15 días de la transferencia o dará un falso positivo si se hace demasiado pronto ya que para estimular la maduración de los óvulos antes de la punción folicular se te puso una inyección de hCG (gonadotropina coriónica humana) y ésta dará positivo en un test de embarazo, y por ecografía tampoco se verá nada.

Por último, pero no menos importante, estos días de espera deben ser tranquilos psicológicamente

Evita situaciones que te causen ansiedad y nerviosismo, bastante tienes con tu propia ansiedad como para añadirle más. Intenta estar positiva y relajate lo más posible, es buen momento para empezar a meditar, te ayudará a estar más tranquila y a ponerte en contacto con tu cuerpo y tu mente.

Una cosa a tener muy en cuenta, es completamente falso que si no te quedas embarazada hay algo que podrías haber hecho para que no fuera así.

SIEMPRE PIENSA QUE LO HAS HECHO LO MEJOR QUE SABÍAS. ¡Mucha suerte!

Источник: https://www.tahefertilidad.es/la-transferencia-embrionaria-ya-se-ha-realizado-y-ahora-que/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: