¿Qué hacer con un niño zurdo?

¿Por qué mi hijo es zurdo?

¿Qué hacer con un niño zurdo?

¿Por qué mi hijo es zurdo? Esta suele ser una duda que se repite incansablemente cuando los niños comienzan a hacer mayor uso de sus extremidades y muestran cierta predilección por la mano o la pierna izquierda.

Ser zurdo implica poseer mayor dominio del hemisferio derecho del cerebro, por lo cual se experimenta cierta preferencia por el uso de la mano o pie izquierdo para manipular, jugar, escribir, dar el primer paso al caminar, montar en triciclo y patear una pelota, entre otras actividades.

Si bien hace unos años se consideraba al niño zurdo como raro o anormal en tanto poseía un “problema de salud”, actualmente la zurdera no es contemplada como enfermedad sino como una característica del chico, la cual no se puede ni se debe corregir.

Cifras que hablan de la población zurda

Ese interrogante inicialmente planteado, ¿por qué mi hijo es zurdo?, es una verdadera incógnita. Sin embargo, los factores que influyen para que el niño sea zurdo o diestro pueden ser genéticos y emocionales o ambientales.

Se habla de una influencia genética en base a las cifras arrojadas por informes científicos: un niño tiene el 10% de posibilidades de ser zurdo si su padre lo es, número que asciende al 20% si su madre presenta esa condición y al 50 si ambos padres son zurdos.

Este mismo estudio reveló que entre el 12 y el 15% de la población mundial infantil es zurda aunque el fenómeno de la zurdera tendría mayor incidencia en los varones, con un 11% que en las mujeres, con el 9%.

Ahora bien, ¿por qué mi hijo es zurdo?

Vale aclarar en primera instancia que tu hijo no se hizo zurdo, sino que lo es desde nacimiento. De acuerdo a la explicación científica más respaldada, el pequeño presenta esa condición debido a una configuración cerebral diferente a la de los diestros.

Entonces ser zurdo o diestro no es fruto del azar ni consecuencia de los hábitos establecidos a edades tempranas, sino que deriva del proceso de evolución del sistema nervioso, necesario para elevar el grado de complejidad funcional del cerebro.

No obstante, la ciencia se encargó de investigar este fenómeno a fin de aportar teorías que excedan la mera explicación neurológica, y estas son algunas de las posibles razones por las cuales tu hijo es zurdo.

Así se presentan varias hipótesis: unas hablan de factores genéticos, otros de los niveles de testosterona presentes en el útero materno durante la gestación, algunos apuntan a lesiones en un hemisferio cerebral del bebé y los últimos a los escáneres y ecografías prenatales.

Los genes y el entorno

De acuerdo a varias corrientes, el niño puede ser zurdo o diestro dependiendo de dos factores fundamentales: la herencia y la experiencia o adiestramiento que cada chico tiene a lo largo de su maduración cerebral.

Por supuesto, la postura genética sostiene que el predominio de determinada lateralidad se ve condicionado por los genes de la criatura, es decir, hay cierta prevalencia hereditaria, con lo cual si existen antecedentes familiares, aumentas las probabilidades de ser zurdo.

Sin embargo, el grueso de los investigadores se distancia de esta postura tan extrema y fundamentalista, aduciendo que la lateralidad del menor puede obedecer tanto a aspectos genéticos como ambientales.

En la vereda de enfrente, los estudiosos que destacan la relación existente entre la lateralidad y diversos factores ambientales, indican otros elementos clave para comprender la zurdera de los pequeños: el aprendizaje que hacen los niños de sus padres, la influencia del colegio o los hábitos inculcados por allegados.

Otras teorías que podrían explicar por qué tu hijo es zurdo

Si quieres saber por qué tu hijo es zurdo, probablemente debes considerar otras teorías capaces de explicar la zurdera apelando a casos más específicos aunque obviando detalles concernientes a la genética o el entorno:

  • Exceso de testosterona. Un nivel elevado prenatal de esta hormona masculina puede predisponer al desarrollo de un bebé zurdo.
  • Estrés propio del nacimiento. Las lesiones en un hemisferio cerebral del bebé durante el embarazo o los primeros meses de vida, podrían inducir al mayor desarrollo de uno sobre el otro.

Cuándo se detecta la zurdera infantil

Posiblemente en edad escolar podrás saber si tu hijo es zurdo dado que es el momento en el que empieza a utilizar las manos con frecuencia y ya no será de manera indistinta como hasta los 3 o 4 años.

Para comprobar si tu hijo es zurdo puedes observar con atención la mano o pie que emplea usualmente para patear la pelota, cepillar sus dientes, tomar un vaso o cuchara, peinarse, manipular objetos y escribir, entre otros.

En el caso de la zurdera es el lado derecho del cerebro el que controla y hace que domine la mano izquierda. Por esta razón, debería prohibirse obligar a los niños a manejarse con la diestra ya que sus consecuencias pueden ser sobradamente frustrantes.

Carece de sentido intentar convertir a un chico zurdo en diestro en tanto no existe entrenamiento capaz de modificar esta condición por mucho esfuerzo que se haga, dado que es la esencia o naturaleza del menor y no una mera costumbre adquirida.

Consecuentemente, cuando se obliga al niño zurdo a utilizar la mano más débil y menos hábil en sus tareas, los resultados serán terribles para él, volviéndolo torpe, dificultando su capacidad de distinguir derecha de izquierda y provocando trastornos en la escritura, dislexia y tartamudez.

Источник: https://eresmama.com/por-que-mi-hijo-es-zurdo/

Mi niño es Zurdo… ¿Qué hago?

¿Qué hacer con un niño zurdo?

La respuesta a esa pregunta es simple… apoyarlo. Antiguamente se creía que ser zurdo era una enfermedad que había que corregir. Hoy se sabe que no es así.

Es negativo obligar a una persona zurda a usar su mano débil, le causa frustración, baja su autoestima e incluso problemas más graves.

Se estima que casi el 15% de la población mundial es zurda; si bien es una cifra nada despreciable, hay que considerar que el 85%  de la población restante es diestra; lo que se traduce en que “el mundo está diseñado para diestros”.

Esto implica que tareas que para la mayoría de diestros resultan simples y cotidianas pueden ser difíciles de ejecutar para los zurdos. Esta dificultad se agrava para los niños, ya que aún no han desarrollado la habilidad de adaptarse a mundo que no está pensado para ellos.

Entendiendo lo que significa ser Zurdos…

Aunque en la práctica, la lateralidad de un niño se fija en torno a los tres años de edad; la verdad es que nacemos diestros o nacemos zurdos; el dominio lo determina el cerebro.

Si bien para los diestros es el hemisferio izquierdo quien toma el control y dirige los movimientos del cuerpo, en los zurdos es el hemisferio derecho el que se encarga de hacer que el lado izquierdo sea el dominante.

Por esta razón es importante resaltar que ser zurdo o diestro no es una elección; nacemos determinados a ser una cosa u otra… sólo que tardamos más o menos tres años en descubrirlo.

Al ser una condición que viene determinada por el cerebro, ser zurdo no sólo tiene que ver con la predilección de la mano izquierda sobre la derecha, sino también la pierna, el ojo, el oído… Es decir todo el lado izquierdo tiene dominancia sobre el derecho.

¿Cómo saber si un niño es zurdo?

Para comprobar si un niño es zurdo o diestro debemos estar atentos a sus movimientos. Hay que observar al niño en las actividades cotidianas: cepillándose los dientes, jugando a la pelota, comiendo, cogiendo un vaso o mirando por un caleidoscopio.

Lo importante es ver qué mano, qué pie o que ojo utiliza con más frecuencia y precisión. Durante los primeros años de vida es posible que tu niño use ambas manos o ambas piernas para distintas tareas.

Precisamente está descubriendo con qué mano, ojo o pie se siente más cómodo o seguro.

En ocasiones,  una persona presenta lo que se llama la lateralidad cruzada. Es decir, que mientras su mano dominante es la izquierda, su pierna (ojo u oído) dominante es la derecha.

Esto puede provocar algunos problemas de aprendizaje o desarrollo, sobre todo en lo que se refiere a la escritura y lectura. Pero eso lo hablaremos en otro post.

¿Cómo ayudo a mi hijo Zurdo?

Lo primero es explicarle el concepto de diversidad al niño. Debemos hacer que entienda que no todos somos iguales. A veces para un niño es difícil aceptar que es diferente a sus amigos y esto  puede ser motivo de frustración.

Explícale qué es ser zurdo, que eso no representa un problema y que no tiene nada que ver con su inteligencia o sus capacidades.

Aprender a aceptar su condición como algo natural le ayudará a ganar autoestima, confianza y seguridad. Afortunadamente hoy en día ser Zurdo no es una condición denigrante, como lo era en el pasado.

Pero si descubres que tu hijo no se siente cómodo con su situación, busca refuerzos positivos con los que él o ella puedan identificarse: un deportista al que admirar, una estrella de cine, etc., personas con las que él o ella puedan sentirse orgullosos de ser zurdo.

Enseñar a un niño zurdo a utilizar sus manos puede ser difícil si los padres son diestros. Utiliza la técnica del espejo para enseñarle a atarse los zapatos, abotonarse la camisa, cortar los alimentos, etc. Siéntate frente a él o ella y enséñale como si fuerais su reflejo. Así le resultará más sencillo entender el procedimiento y aprender a hacerlo.

Refuerza su autoestima todo lo que puedas, hazlo sentir importante. Si quieres más consejos sobre cómo reforzar su autoestima lee este post 5 claves para fomentar la autoestima en niños.

Cómprale herramientas especiales para zurdos

Cuadernos, tijeras, sacapuntas, lápices, tazas, todo lo que encuentres especial para zurdos y que creas que pueda ayudarle a ejecutar ciertas tareas.

A veces los zurdos encuentran dificultades en actividades que para los diestros resultan muy simples. Recuerda: la mayoría de las herramientas están diseñadas por diestros y para diestros.

En el colegio, habla con sus profesores para que lo tengan en cuenta a la hora de sentarle en el lado izquierdo de la mesa o en un pupitre para zurdos.

Por último, y es el consejo que siempre doy a los padres, es… sed pacientes y comprensivos siempre que detecteis que vuestro hijo tiene alguna dificultad a causa de su condición.

5 Claves para ayudar a un niño Zurdo

  • Acepta su condición como algo natural.
  • Busca refuerzos positivos con los que tu hijo se pueda identificar.
  • Utiliza la técnica de espejo para enseñarle a utilizar sus manos.
  • Cómprale herramientas adecuadas para zurdos.
  • Habla con sus profesores para que le faciliten su día a día.

Y como último consejo … antes de hacer cualquier reproche por su “torpeza” ponte en su lugar, respeta y reconoce su esfuerzo, sobre todo recuerda que el mundo no está diseñado para ellos.

Estefanía  Alcaráz

Psicóloga Infantil

[kkstarratings]

Источник: https://deparenparpsicologia.com/ninos-zurdos

¿Qué hacer con un niño zurdo?

¿Qué hacer con un niño zurdo?

Los niños zurdos no tienen nada de malo ni es necesario cambiar su inclinación natural a usar la mano izquierda como se pensaba antes, pero es cierto que pueden encontrar dificultades para ciertas actividades ya que vivimos en un mundo de diestros, por lo que deberás ayudarle con ciertas tareas.

Indice

La lateralidad se define hacia los 3 años

Los estudios indican que entre un 12 y un 15% de la población mundial es zurda, un fenómeno que es más común entre los chicos que entre las chicas.

Esto implica que el mundo es de diestros y que la gran parte de la población usa la mano derecha dominantemente, lo que implica hacer acciones como escribir, jugar, señalar o coger las cosas con esta mano en lugar de con la izquierda, como hacen los zurdos.

Pero no solo tienen predilección con la mano izquierda, las personas zurdas tienen dominancia también con la pierna y el oído izquierdo, lo que significa que tienen dominio del lado derecho del cerebro.

Hace años se pensaba que ser zurdo era un problema y se corregía a los niños zurdos, impidiéndoles seguir los dictados de su cerebro y obligándoles a usar la mano derecha, lo que era perjudicial para ellos. Pero hoy se sabe que es una característica del niño que no se debe corregir.

La lateralidad de un niño se fija hacia los 3 años, por lo que hasta esta edad es difícil saber si es zurdo o diestro porque puede usar ambas manos o piernas para distintas tareas.

Para comprobar si un niño es zurdo o diestro hay que observar qué mano, pie u ojo utiliza cuando hace diversas acciones como chutar al balón, cepillarse los dientes, coger un vaso, mirar por un caleidoscopio o escribir.

¿Por qué es zurdo?

La respuesta está en una configuración cerebral diferente. El hemisferio derecho dirige los movimientos del lado izquierdo de nuestro cuerpo y el hemisferio izquierdo los del derecho. En los niños diestros, el hemisferio izquierdo es el dominante, pero en los zurdos, prima el derecho.

Por eso, los niños son diestros o zurdos desde que nacen, aunque no se sepa con seguridad hasta que crecen. El dominio de la mano, sea derecha o izquierda, lo determina el cerebro, por eso no debe corregirse ya que no es una elección del niño, sino que nace determinado para ser una cosa u otra.

Además, como decíamos, si se obliga a un niño a usar la mano débil puede causarle frustración, baja autoestima, problemas para escribir o hacer otras tareas, dificultades para distinguir la derecha de la izquierda, dislexia e incluso tartamudez.

Se cree, por lo tanto, que la genética es una de las causas de la zurdera ya que hay gran porcentaje de niños zurdos con un padre también zurdo. De hecho, los estudios afirman que un niño con su padre zurdo tiene en torno a un 10% de probabilidad de serlo también; este porcentaje aumenta al 20% si es la madre la zurda y al 50% si lo son ambos.

Sin embargo, existen otros factores que pueden ayudar a explicar la zurdera, como un alto nivel de testosterona en el útero de la madre antes del nacimiento del bebé, lesiones en un hemisferio cerebral del bebé, durante el embarazo o en los primeros meses de vida, que hagan que un hemisferio se desarrolle más que el otro.

¿Cómo ayudar a los niños zurdos?

Los niños zurdos pueden encontrarse muchas dificultades ya que el mundo no está pensado para ellos. Así, pueden tener problemas a la hora de utilizar diversas herramientas ideadas para diestros (tijeras, cuadernos, sacapuntas, etc.

) o al llevar a cabo diversas actividades que para los niños diestros no suponen un esfuerzo especial (como cortar siguiendo una línea de puntos o escribir).

Esto puede causarles frustración, ansiedad o incluso falta de confianza, por lo que debes ayudarle y apoyarle desde pequeño:

1- Explícale qué es ser zurdo, por qué puede tener problemas a la hora de hacer ciertas cosas y que no es nada malo, simplemente que el mundo no está adaptado a él. Es esencial que entienda que no implica problemas de aprendizaje ni de inteligencia.

2- Ayúdale siempre que veas que algo le cuesta más por el hecho de ser zurdo y anímale en sus avances.

3- Habla con su profesor (aunque se dará cuenta solo) para que lo tenga en cuenta a la hora de sentarle en el lado izquierdo de la mesa o en un pupitre para zurdos.

4- Existen cada vez más herramientas para zurdos. Cómprale las tijeras, los cuadernos y todo lo que encuentres para él para que le sea más fácil usarlas.

5- Al enseñarle diversas actividades, como abrocharse los cordones de las zapatillas, guíale como un espejo. Siéntate frente a él y enséñale como si fuerais un espejo, así le resultará más sencillo.

6- Sé paciente y comprensivo cuando encuentre dificultades a causa de la zurdera. 

Foto: Creado por Kstudio – Freepik.com

Источник: https://www.todopapas.com/ninos/desarrollo-infantil/que-hacer-con-un-nino-zurdo-8055

Cómo ayudar a un niño zurdo a escribir (soluciones para superar las dificultades)

¿Qué hacer con un niño zurdo?

Si para cualquier niño aprender a leer y escribir es todo un reto, para los niños zurdos la dificultad aumenta un poco más. Su vida de estudiante, hasta que se acostumbra o aplica trucos que le ayudan, es un poco más difícil porque bolígrafos, cuadernos, tijeras, sacapuntas y cualquier otro objeto escolar, está elaborado para diestros.

Estos problemas pueden resolverse fácilmente con algunos trucos para ayudar a tu hijo zurdo a escribir, son soluciones para que pueda superar las dificultades de un mundo hecho para diestros.

Trucos para ayudar a tu hijo a escribir con la izquierda

Si eres diestro, quizás no te des cuenta de la dificultad que supone para una persona zurda utilizar cientos de elementos de la vida cotidiana, pero el simple hecho de escribir en un cuaderno le resultará incómodo. Sin embargo, puedes ayudarle a superar todas estas dificultades y a aprender a escribir con la zurda proporcionándole las herramientas necesarias y haciendo uso de estos trucos:

Bolígrafos para zurdos

Los niños zurdos pueden tener problemas reales cuando comienzan a escribir, ya que tienen que empujar su bolígrafo o lápiz a través de la página de izquierda a derecha (un diestro lo hará de derecha a izquierda dejando la espiral del cuaderno en el centro)

Esto hace que la escritura no fluya tan fácil y suavemente. Es más, la mano sigue el trazo dejado por el bolígrafo por lo que es fácil emborronar la hoja y realizar un trabajo poco pulcro. 

Esto empeora para los niños zurdos cuando dejan el lápiz para comenzar a escribir a bolígrafo. Las puntas de los bolígrafos de tinta están diseñadas para que se deslicen sobre el papel y la tinta fluya suavemente cuando se escribe con la derecha, si se hace con a izquierda no sale tan fácilmente la tinta y además se emborrona todo. 

Para solucionar esto puedes enseñar a tu hijo para que sujete el bolígrafo en un ángulo que facilite la salida de tinta, lo cual puede ser incómodo para él o, mejor aun, puedes usar un bolígrafo especialmente diseñado para zurdos, en el que la bolita de la punta esté cortada en la otra dirección. 

Orientar la hoja o el cuaderno para que el niño zurdo escriba cómodamente

A tu hijo, si es zurdo, le resultará más sencillo colocar el folio o el papel de forma que no tenga que emborronarlo. Es preferible que el papel esté girado en unos 45º (moviendo la parte superior hacia la derecha). De esta manera, no pasará con la mano por encima de aquello que escribe.

Si en su colegio es viable, puedes adquirir una libreta o cuaderno especial para zurdos, ¿cuál es la diferencia? En occidente escribimos de izquierda a derecha, esto no es problema para un diestro, pero para un zurdo sí porque pasan la palma de la mano por aquello que escriben, manchando la mano y la hoja. Mientras escribe, pide a tu hijo que coloque el papel en el lado izquierdo, ya que le ayudará a verlo claramente mientras escribe.

Para evitar que el niño zurdo fuerce la mano y la muñeca, los cuadernos para zurdos muestran ya las líneas ligeramente inclinadas.

Otros elementos para zurdos

Además del bolígrafo y el cuaderno inclinado, puedes hacerte con otros elementos que le ayudarán a la hora de trabajar en el colegio como tijeras, ratón para el ordenador, teclado, etc.

Un niño zurdo que usa tijeras diestras descubrirá que no puede ver la línea que se supone que debe cortar y que el papel o la tarjeta se doblarán entre las cuchillas en lugar de cortar limpiamente.

 Las cuchillas de las tijeras para zurdos están colocadas de modo que, cualquiera que sea la forma en que las sostengas, la cuchilla izquierda siempre está arriba.

De esta manera, cuando haya de realizar trabajos manuales, que serán muchos durante su vida escolar, sus trabajos estarán bien recortados, con un corte limpio y seguro.

Otros consejos para ayudar a escribir a un zurdo

Para que el niño zurdo esté cómodo y no adquiera malas posiciones tanto en el cuerpo como en la mano, enséñale a colocarse en la mesa: cuerpo y hombros dirigidos hacia la mesa, cabeza entre 25 y 30 cm por encima de la hoja, evitar tumbarse en la silla o redondear la espalda, etc. 

Además, coloca la lámpara o el flexo de su mesa de trabajo a la derecha, para que no haga sombras sobre lo que escribe.

Habla con sus profesores

Si tu hijo es zurdo, ten una charla con sus profesores al comienzo del curso escolar para que no traten de cambiarle el bolígrafo de mano y entiendan la dificultad a la que se enfrenta durante la adquisición de la escritura en comparación con sus compañeros. Puedes informarles sobre las diferentes herramientas de las que dispone para que favorezcan su uso en lugar de otro material de la clase. 

Enseña a tu hijo zurdo a agarrar el lapicero correctamente

Para los niños zurdos, la mejor manera de sostener el lápiz será practicando el agarre de tres puntos o de trípode. Con esta técnica, necesita pellizcar el lápizcon el pulgar y el índice.

Ayúdale a que no torsione la muñeca, no eleve el brazo, lo tuerza o gire. La posición ha de ser lo más natural posible.

Colocar el dedo un poco más alto de la punta también evitará cualquier mancha que de otro modo podría crear mientras escribe.

Coloca el resto de elementos en el escritorio teniendo en cuenta que el niño es zurdo

Si tu hijo tiene que copiar algo mientras escribe, asegúrate de que el libro del que está copiando esté un poco más alto que el nivel en el que está escribiendo, de lo contrario debe estar en su lado derecho. Ayudará a tu hijo a ver lo que está copiando y no tendrá que inclinarse.

Источник: https://www.conmishijos.com/educacion/aprendizaje/como-ayudar-a-un-nino-zurdo-a-escribir-soluciones-para-superar-las-dificultades/

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: