Qué hacer cuando el culito del bebé está muy irritado

Cómo curar el culete del bebé cuando está irritado o escocido

Qué hacer cuando el culito del bebé está muy irritado

D.R.

Si tienes un bebé o un niño pequeño, hazte a la idea: en algún momento se le va a irritar el culete. Puede que sea cuando empiece a comer sólido, al salirle los dientes o tras una gastroenteritis, pero te va a tocar... ¿Es ahora? Pues la buena noticia es que por muchos granitos, manchitas e irritaciones que tenga, el verano es la mejor época para que se le curen.

Eso sí, antes de empezar a tomar medidas previsoras, descubre por qué tu peque está así y sigue los consejos de los expertos.

Dermatitis del pañal

La reconocerás porque verás granitos o escamitas de color rojo en la zona inferior del culito y/o en la parte genital. Pero ojo, nunca estarán dentro de los pliegues.

Esta dermatitis se origina cuando el culete pasa demasiado tiempo mojado por el pipí o las cacotas; pero también cuando se introducen nuevos alimentos que no le sientan bien, si le has colocado el pañal demasiado apretado o si está tomando antibióticos.

Qué hacer: Ten a tu peque todo el tiempo que puedas sin pañal, con el culete al aire; cámbiale todo lo a menudo que puedas, utiliza las toallitas solo fuera de casa –lo mínimo posible– y ponle en cada cambio crema para aislar la piel de los
irritantes externos.

Cuándo hablarlo con el pediatra o dermatólogo: Si no se quita después de tres días, si aparece durante el primer mes de vida o se junta con una gastroenteritis.

Candidiasis del pañal

La cándida es un hongo que aparece cuando hay una irritación y bastante humedad en la piel de esta zona. Los granitos de esta candidiasis son rojos, como los de la dermatitis, pero de un tono más brillante e incluso violáceo. Pero lo más representativo es que te los encontrarás, principalmente, dentro de los pliegues de la piel.

Qué hacer: Sigue las mismas indicaciones que para tratar la dermatitis del pañal, pero poniendo además una crema antihongos.

Cuándo hablarlo con el pediatra: Siempre que creas que puede tenerla, es importante que le recete la crema antihongos adecuada.

Dermatitis irritativa

Afecta a la zona lateral de las nalgas, que corresponde a las áreas del pañal sin material absorbente y a un contacto prolongado con las partes plásticas del pañal. Es frecuente en niños gorditos que también suelen tener estos granitos en los pliegues del cuello, en las lorzas, en las rodillas…

Qué hacer: Aplícale cremas que lleven sulfato de cobre y zinc, ya que tienen propiedades secantes. En la zona del pañal, estas cremas se combinan con los preparados de tratamiento del pañal.

Cuándo hablarlo con el pediatra: Si no desaparece en menos de cinco días o si ves a tu hijo irritable porque le molesta mucho.

Eccema de contacto alérgico

Los granitos son muy parecidos a los de la dermatitis del pañal, pero salen solo en una determinada zona –la que está más en contacto con el pegamento del pañal, donde le aplicas una crema, donde le das más con la toallita…–. Puede ser causado por alergia a alguna sustancia de las toallitas, al pegamento de los pañales, a alguna crema… Y no mejora con ningún tratamiento que le pongas.

Qué hacer: La única forma es localizar lo que causa esta alergia y dejar de ponérselo.

Cuándo hablarlo con el pediatra: Si una dermatitis no va a más pero tampoco mejora con los consejos que te damos hay que ir al médico para descartar cualquier tipo de alergias.

Dermatitis irritativa perianal

Cuando la rojez sale solo en la zona anal puede estar relacionada con alteraciones tanto en la consistencia como en el número de deposiciones.

Qué hacer: Igual que la dermatitis irritativa (con cremas de cobre y zinc), pero teniendo en cuenta que suele molestar y provocar bastantes picores al niño al estar en esa zona tan sensible.

Cuándo hablarlo con el pediatra: Siempre, porque una dermatitis irritativa en este área puede estar relacionada con problemas gastrointestinales. Hay que tratar la lesión
cutánea pero, sobre todo, la causa.

This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io

Источник: https://www.diezminutos.es/estilo-de-vida/salud/a29029113/curar-culo-bebe-dermatitis-panal/

Qué hacer cuando el culito del bebé está muy irritado

Qué hacer cuando el culito del bebé está muy irritado

La dermatitis del pañal es un problema muy habitual en los bebés que usan pañales desechables ya que hay ocasiones en que la piel del culito se irrita al estar en contacto con las heces, especialmente si estas son más ácidas tras una enfermedad digestiva o durante la erupción dental, que causa más babas en el pequeño que modifican las caquitas.

En estos casos, aparece una erupción rojiza característica, como escamas, en las nalgas, genitales externos y la zona perineal que puede causar mucho dolor al bebé, sobre todo al cambiarle y limpiarle. Además, si no se trata a tiempo y correctamente, pueden acabar apareciendo zonas erosionadas, pápulas o incluso infectarse o sangrar.

Para evitar que esto ocurra, debes seguir los siguientes consejos:

1- Cambia el pañal a menudo, no esperes a que esté lleno de pis. Por supuesto, las heces hay que quitarlas también al momento. Y es que tal y como recomienda la Asociación Española de Pediatría, «el factor crucial en la prevención de la dermatitis irritativa del pañal parece ser el número de cambios de pañal al día”.

2- Usa pañales buenos y muy absorbentes que aíslen la piel lo más posible de la orina y las heces.

3- Usa toallitas solo cuando estés fuera de casa, ya que por muy buenas que sean, siempre llevan productos químicos demasiado agresivos para la piel del bebé. En casa y siempre que puedas, es mejor usar agua tibia y jabón neutro con una esponja suave. Además, compra toallitas que no contengan alcohol y que tengan cremas hidratantes como el aloe vera.

4- Déjale siempre que puedas el culito al aire para que la piel respire, sobre todo en verano.

5- No le pongas el pañal demasiado ajustado, ten cuidado con las tallas.

6- Si usas pañales de tela, debes cambiarlos también a menudo y lavarlos con un detergente sin fragancias, así como evitar los suavizantes.

7- Límpiale siempre de delante hacia detrás para que las bacterias del culito no vayan a la zona genital.

Consejos para tratar la irritación del culito

– Cuando tenga el culito irritado, aplícale una crema barrera regenerante que tenga ingredientes activos como el aceite de almendras dulces, la manteca de karité, el dióxido de titanio o el óxido de zinc, ya que aceleran el proceso de cicatrización.

– Son mejores las pastas al agua para que la humedad no traspase de manera fácil la piel del bebé. Con cada cambio de pañal se debe retirar bien esta crema y volver a aplicarla de nuevo, aplicando una cantidad generosa, aunque el culito quede blanco.

No uses polvos de talco ya que su inhalación causa problemas respiratorios y, además, si la irritación tiene heridas abiertas, el polvo puede penetrar en la capa más profunda de la piel y aumentar la inflamación.

– Si la irritación es tan severa que el niño no para de llorar y está muy molesto, consulta a tu pediatra para que valore si es necesario aplicar una crema con un corticoide suave o un antibiótico en crema.

– Busca productos naturales ricos en karité y caléndula que ayuden a recuperar el equilibrio natural de la piel, nutriendo y reestructurando los tejidos.

– Un remedio casero que suele ser muy efectivo es el aceite de oliva. Unta un poco en un algodón y pásalo por la zona dañada. El aceite hidrata y crea una barrera protectora de la piel.

– Puedes hacer una infusión de camomila, dejarla reposar y, cuando esté fría, aplicarla con un algodón en el culito del pequeño.

– Otro remedio casero consiste en batir una patata cruda, ponerla entre dos gasas y aplicarla sobre el culito irritado.

Otras enfermedades que hacen que se irrite el culete del bebé

Hay numerosas enfermedades que producen que el culito del bebé se irrite. Aunque la más común sea la dermatitis del pañal habrá que tenerlas también en cuenta.

– Candidiasis del pañal: la cándida es un hongo que aparece cuando hay irritación y humedad en la piel de la zona.

Los granos de la cándida son rojos, pero de una tonalidad más brillante que los de la dermatitis, incluso pueden llegar a ser violáceos. La candidiasis del pañal te la encontrarás sobre todo en los pliegues de la piel.

El tratamiento es el mismo que con la dermatitis del pañal añadiendo una crema antihongos que deberá recetar su pediatra.

– Dermatitis irritativa:  esto afecta a las zonas que corresponden al área del pañal sin absorbencia. Y existe un contacto prolongado con las partes plásticas del pañal.

Esto es frecuente en los niños más gorditos y suelen presentar granitos también en los pliegues del cuello, en las rodillas, etc.

En este caso aplicarán cremas con propiedades secantes (con cobre y zinc), además en la zona del pañal se aplicarán los preparados de tratamiento de pañal. Si después de 5 días no ha desaparecido es hora de acudir a su pediatra.

– Eccema de contacto alérgico: aunque los granitos son muy parecidos a los de la dermatitis del pañal, estos salen solo en la zona donde la piel del niño entra en contacto con el pegamento del pañal, donde aplicas una crema, donde más le das con la toallita, etc.

Esto estará causado por una alergia a alguna sustancia presente en uno de estos elementos. No mejora con ningún tratamiento y la única solución que hay es localizar lo que le está produciendo la alergia y dejar de ponérselo.

Si no eres capaz de detectarlo se deberá ir al pediatra por si fuese necesario realizar alguna prueba de alergias.

– Dermatitis irritativa perianal: si la rojez afecta sólo a la zona anal, esto puede estar relacionado con las alteraciones de la caquita. Puede ser algo de la consistencia o del número de las deposiciones.

Esto habrá que tratarlo con cremas secantes de cobre y zinc como en el caso de la dermatitis irritativa ya que esto le puede producir muchos picores al niño.

  Hay que acudir al pediatra ya que es ser algo que puede estar relacionado con problemas gastrointestinales.

Dermatitis del pañal

Definición:

Erupción que se produce en la zona de la entrepierna y las nalgas, aunque a veces se extiende hasta los genitales y la parte superior de los muslos e inferior del abdomen.

Síntomas:

Erupción de puntos rojos en la piel.

Tratamiento:

Pomadas para calmar el picor y cicatrizar las heridas.

TodoPapás es una web de divulgación e información. Como tal, todos los artículos son redactados y revisados concienzudamente pero es posible que puedan contener algún error o que no recojan todos los enfoques sobre una materia. Por ello, la web no sustituye una opinión o prescripción médica.

Ante cualquier duda sobre tu salud o la de tu familia es recomendable acudir a una consulta médica para que pueda evaluar la situación en particular y, eventualmente, prescribir el tratamiento que sea preciso.

Señalar a todos los efectos legales que la información recogida en la web podría ser incompleta, errónea o incorrecta, y en ningún caso supone ninguna relación contractual ni de ninguna índole.

Источник: https://www.todopapas.com/bebe/cuidados-bebe/que-hacer-cuando-el-culito-del-bebe-esta-muy-irritado-8093

Bebé con culito irritado

Qué hacer cuando el culito del bebé está muy irritado

La dermatitis del pañal es la inflamación que se produce en la piel de la zona genital y perianal de los niños. Es muy común en niños mientras usan pañales.  Se desconoce la incidencia exacta, pero diferentes investigaciones la sitúan entre el 7 y el 35% de los niños pequeños, con el máximo entre los seis y quince meses de edad.

Los síntomas del culito irritado son bastante notorios:

  • Zona de piel con brote de color rojo brillante.
  • Descamación de piel en la zona genital.
  • Granos, ampollas o lesiones con pus.
  • En casos más severos puede haber úlceras o llagas.

El patrón de rojez y de lesiones orienta hacia los factores que causan la dermatitis del pañal y hacia el tratamiento que necesita el niño.

En la farmacia podremos ayudarte en los casos de culito irritado más sencillos, pero si aparecen úlceras, lesiones, o hay tanta molestia que el bebé lo pasa mal cuando orina o defeca, o aparece fiebre debes visitar al pediatra para que evalúe la situación.

¿Por qué se produce la irritación del culito del bebé?

La dermatitis del pañal es una tormenta perfecta donde se juntan varios factores. Para empezar, tenemos un pañal puesto durante horas que permite el contacto de la piel del bebé con los desechos corporales.

La orina y la materia fecal tienen un pH diferente al de la piel, y el contacto prolongado hace que el pH de la piel del bebé se altere.

La orina también mantiene la humedad de la zona y aporta moléculas con nitrógeno, que son metabolizadas por bacterias presentes en la materia fecal generando amoníaco, altamente irritante. Además, las enzimas digestivas de la materia fecal atacarán la piel delicada del bebé.

Los pañales en sí ya no son un problema porque son de muy buena calidad en esta época, pero la fricción del material con la piel, sobre todo si el pañal está sucio, favorecerá la aparición de irritación.

El pañal cerrado retiene humedad en la zona, creando un ambiente favorable para el crecimiento de hongos que irritarán la piel.

Y como si fuera poco, la piel del bebé es mucho más delicada que la de un adulto, con lo que es fácil que se irrite.

Hay momentos “clave” que facilitan aún más que aparezca un culito irritado. La diarrea, los mocos o la salivación excesiva que aparece durante la dentición son factores que favorecen la aparición de la dermatitis de pañal, porque la materia fecal cambia y es más irritante en estos casos.

  La introducción de nuevos alimentos a medida que el niño crece también cambia la materia fecal, aumentando la posibilidad de irritación.

Los antibióticos también pueden dar problemas, ya que además de causar diarrea cambian la flora bacteriana de la piel del bebé, favoreciendo el crecimiento del hongo Candida albicans, otra causa de dermatitis de pañal.

Para que no tenga el culito irritado…

El pañal debe cambiarse a medida que se ensucia. Tanto sea de tela como desechable es fundamental cambiar el pañal en cuanto esté sucio, sobre todo si el bebé ha defecado. Así, la zona estará seca y no se puede macerar.

El pañal debe ajustarse para que no haya pérdidas, pero no tan fuertemente que roce la piel y la lastime. Si utilizas pañales de tela es mejor recubrir el pañal con un material transpirable, evitando el látex o caucho, para favorecer la ventilación y evitar la maceración.

Pañales ajustados de forma que retengan sin lastimar y cambiados con frecuencia evitarán que aparezca un culito irritado.

La higiene de la zona se debe hacer con agua tibia y productos de higiene específicos para bebé, ya que los productos de adulto son irritantes para su delicada piel.

Algunos bebés tienen una muy buena piel y con un cambio de pañal frecuente y una correcta higiene tendrán suficiente para no irritarse nunca, pero otros necesitarán cuidados más específicos para no lesionarse.

Los bebés de piel sensible se beneficiarán con pomadas protectoras o con pastas al agua, que son fórmulas líquidas en las que se suspende polvo de óxido de zinc.

La combinación de la base de formulación con el polvo les confiere capacidad de barrera, aislando la piel del pañal húmedo y de la materia fecal. Se aplican con el culito limpio y seco en cada cambio de pañal.

Dentro de nuestra línea te recomendamos ecovital piu Pasta a l’aigua, ya que además de llevar óxido de zinc formulado especialmente para no dejar rastro de color blanco, extracto de caléndula y ácidos grasos omega 3, 6 y 9, que favorecen la reparación y la hidratación de la piel.

El polvo de talco era un clásico hasta hace unos años, pero se ha visto que causa más problemas que soluciones. Por un lado, el polvo vuela y puede entrar en los pulmones del bebé, causando problemas por respirar un poquito todos los días o por respirar mucho en caso de vertido del frasco: la pasta al agua en cambio aporta protección sin que vuele nada.

Por otro lado, se ha visto que el polvo puede entrar en pequeñas heridas, penetrando en la piel y causando una reacción de rechazo.

  Esto no sucede con las pastas al agua, ya que el polvo suspendido en el líquido está bien suspendido en la pasta y ni vuela ni penetra en la piel del bebé, por lo que se lo considera una solución mucho más adecuada que el polvo de talco.

Y cuando el culito irritado ya ha aparecido…

Para empezar, es fundamental evitar la humedad, por lo que pediatras y farmacéuticos solemos recomendar secar el culito al aire, y si las condiciones lo permiten, llevarlo unos días sin pañal. La ausencia de pañal permitirá que el culito se repare mejor, ya que no habrá ni humedad ni fricción en la zona.

La higiene es mejor hacerla sólo con agua y productos de higiene infantil durante unos días, evitando las toallitas hasta la recuperación de la dermatitis del pañal.

Es mejor no frotar la zona durante la higiene mientras haya irritación: la limpieza se debe hacer con delicadeza y secando a toquecitos con una toalla que haya sido lavada con detergente suave, bien aclarada y no haya sido tratada con suavizante.

Cuando le pongas el pañal al bebé es importante poner pasta al agua cada vez hasta que la irritación desaparezca.

En los casos en los que hay rojez sin descamación ni síntomas de alarma la pasta al agua suele bastar, y no hará falta utilizar corticoides ni antibióticos. Es importante estar atento al aspecto del culito, ya que si se aplica la pasta al primer signo de irritación la reparación será rápida.

Frente a la duda aplica pasta sin miedo, ya que las cremas para el culito de bebé están pensadas para ser utilizadas frecuentemente y no causan “sobredosis”; en cambio, si lo dejas estar hasta que la irritación sea más notoria puede que rápidamente se desarrolle una dermatitis de pañal muy molesta para el niño.

Si tienes dudas acércate a tu farmacia de confianza, que el farmacéutico sabrá aconsejarte para que el culito de tu bebé se cure rápidamente.

Источник: https://www.ecoceutics.com/respuestas-de-salud/bebe-con-culito-irritado/

¿Es cierto que se irrite el culete del bebé a causa de la dentición?

Qué hacer cuando el culito del bebé está muy irritado

Es un momento muy esperado, un hito en el crecimiento de nuestro hijo que se celebra con ilusión, aunque la espera nos traiga algunas dudas. Junto a la primera palabra o al primer paso, tan especiales y recordados, ¿quién no está pendiente de cuándo le sale el primer diente al bebé?

La dentición es un proceso fisiológico que comienza generalmente alrededor del sexto y el octavo mes de vida el bebé, aunque la aparición del primer diente del bebé es muy variable.

A menudo suele suceder que dicho proceso viene acompañado de algunos síntomas, entre los cuales está la irritación de la zona del pañal.

¿Por qué la dentición del bebé se ve acompañada de un culete irritado? Pues aunque estos sean dos hechos que suelen suceder simultáneamente, realmente no hay evidencia científica de que la erupción de los dientes produzca irritación o dermatitis del pañal.

Pero como es bastante frecuente observar esta coincidencia de irritación alrededor del ano cuando se produce la erupción de los dientes, vamos a intentar desvelar las posibles causas y sobre todo cómo ayudar a nuestro pequeño a que no se sienta incómodo y a pasar este trance lo mejor posible, cuidando su piel.

¿Por qué se le irrita la zona del pañal?

Una de las causas más aducidas para explicar esta coincidencia es que la mayor producción de saliva que se produce con la salida de los dientes, tiene como consecuencia que se favorece la producción de unas heces más irritantes.

Recordemos que el babeo puede iniciarse unos meses antes de la salida de los dientes, pero suele coincidir en esta etapa y por eso se ha relacionado frecuentemente. El caso es que con pocos meses de vida el reflejo de deglución está bastante inmaduro, pero en cualquier caso, con el aumento de producción de saliva, el bebé ingerirá una mayor cantidad.

Lo que hemos de hacer al respecto para evitar sarpullidos alrededor de la boca o en el pecho, que el bebé se enfríe… es limpiar su cara con un paño para quitar las babas, ponerle babero y cambiarlo frecuentemente, así como la ropa que se le haya mojado por ese exceso de salivación.

Pero también hay que tener en cuenta que es a estas edades, a partir de los seis meses, cuando se introducen alimentos nuevos en la dieta del bebé, por lo que este hecho es el que principalmente contribuye a que las cacas del bebé sean más irritantes al contacto con la piel. Si el pH de la hipodermis aumenta (se hace más alcalino) es cuando se producen las dermatitis o la inflamaciones de la piel.

Además, si el bebé tiene diarrea (algo que también puede deberse a la introducción de nuevos alimentos u otras causas en esta fase, pero no a la dentición) se favorece la irritación de la zona del pañal.

Otros signos de la dentición del bebé

Junto al babeo, hay otras señales de que nuestro bebé está a punto de mostrar sus primeros dientes y podemos estar atentos también a la irritación del culete para cuidar la zona del pañal especialmente:

  • El bebé está irritable, más inquieto, le cuesta dormir…
  • Rechaza la comida.
  • Tiene las encías más sensibles e inflamadas.

Morder y explorar con la boca es un hecho mediante el cual los bebés exploran su entorno, pero no necesariamente relacionado con la dentición, ya que hay bebés que empiezan mucho antes de que surjan los dientes.

Los pediatras recuerdan que la dentición del bebé no duele, aunque puede molestar al bebé, pero según la Asociación española de Pediatría, la pequeña inflamación que se produce con la salida de los dientes es normal y fisiológica, y podemos observar en ocasiones enrojecimiento de las encías. Algunos niños parecen estar más irritables y otros ni se percatan de la salida de los dientes.

Finalmente, por otro lado y como ya hemos adelantado, la dentición no causa diarrea ni tampoco fiebre, estos son algunos de los mitos sobre la aparición de los primeros dientes:

  • Respecto a la diarrea, la colonización del tracto digestivo por gérmenes es más probable en esta etapa en la que, como hemos dicho, el bebé se lleva a la boca todo lo que está a su alcance.

  • Los pediatras consideran que la fiebre no es consecuencia de la dentición ni un síntoma de la salida de los dientes, por lo que habremos de buscar otras causas.

La fiebre (más de 38 Cº) es un signo de enfermedad y de que algo más está sucediendo en el organismo del bebé, por lo tanto habremos de acudir al pediatra para buscar su causa y tratarla

Evitar irritaciones: cuidando el culete del bebé

Desde que son recién nacidos hay que iniciar una buena higiene de la zona del pañal para evitar que el bebé sufra irritaciones como la temida dermatitis del pañal. Aun asi, ningún bebé se librará de que en un momento dado, el culito enrojezca, tenga picor, le salgan granitos…

Pero es que es ahora, bien por la salida de los dientes, y sobre todo por el cambio de pH que se produce en las heces con la introducción de la alimentación complementaria a estas edades, cuando los bebés tienen más riesgo de que se les irrite el culete.

Así, la delicada piel de los bebés exige que el momento del cambio de pañal sea el más importante en la higiene diaria de los pequeños. Veamos cómo minimizar los riesgos de irritación en la zona del pañal:

  • Para que no surjan problemas cutáneos es primordial mantener un culete limpio y seco.

    Hay que evitar la humedad y cambiar el pañal con frecuencia debido a que la orina retenida hace que la humedad en la zona sea muy alta y a que las enzimas fecales y el amoniaco liberado por la orina hacen que aumente el pH. Además, los microorganismos procedentes del tubo digestivo aumentan el riesgo de irritación.

  • Intenta que tu hijo no lleve pañal durante ciertos perdido a lo largo del día. De este modo ponemos freno a la irritación, ya que refrescamos y liberamos la zona del pañal, que tiene una temperatura corporal más elevada y está sometida a una oclusión y fricción prácticamente continuas.

  • Para proteger la zona no vale cualquier producto cosmético para el bebé y utilizaremos solo los imprescindibles, en el caso de la zona del pañal utilizamos cremas protectoras adecuadas, cuya función sea la de aislar la piel del contacto con las heces y evitar de ese modo que la piel sufra. Se trata de unas pastas o pastas al agua con óxido de zinc.

  • No hay que poner mucha cantidad de crema protectora, ni tampoco hacerlo en todos los cambios de pañal, pero sí si el culete está enrojecido o por la noche, cuando el bebé llevará el mismo pañal durante un periodo más largo.

  • Si estamos en casa podemos utilizar agua y jabón para bebés para limpiar las heces (o toallas hipoalergénicas sin alcohol) y siempre secar bien la zona.

  • Revisa frecuentemente al bebé para cambiarlo cuando sea necesario (las cacas no pueden esperar) y especialmente en el caso de las cacas.

  • No utilices los polvos de talco para el cambio de pañal, desaconsejado por los organismos médicos, ya que es muy común que produzcan problemas respiratorios en el bebé e incluso en caso extremo se puede producir una intoxicación por inhalación.

Según han demostrado distintos estudios, los polvos de talco resecan en exceso la piel del bebé, impidiéndole respirar por los poros, y puede provocar también problemas en caso de ingesta accidental, si hay alguna pequeña herida en la zona…

Por otro lado, si junto a la aparición del los dientes del bebé y el culete irritado hay otras molestias, recuerda que no todo está permitido para aliviarlas, por ejemplo los mordedores están bajo sospecha, así como los geles para aliviar las molestias de la dentición o las pastillas, que tampoco están recomendados por su inseguridad.

En definitiva, aunque no está clara la relación directa entre la aparición de los dientes del bebé y la irritación del culete, esperamos que con estos consejos conozcamos mejor ambos procesos, que a menudo se producen simultáneamente, y sepamos minimizar los riesgos y molestias.

Si a pesar de todos los cuidados ves que la zona del pañal está muy irritada, con granitos que no remiten y el bebé está molesto durante varios días, más vale no minimizar la importancia y «echarle la culpa» a los dientes: mejor acudir al pediatra para que lo examine y que recomiende el tratamiento adecuado.

Fotos | iStock
En Bebés y más | Diez dudas frecuentes sobre la dentición del bebé, Cómo aliviar las molestias de la dentición, La dermatitis del pañal: todo lo que hay que saber

Источник: https://www.bebesymas.com/bebes-de-6-a-12-meses/denticion-del-bebe-y-culete-irritado

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: