Semanas de gravidez: a gravidez semana a semana, 6 semanas de gravidez

Semana 6 de embarazo: ¡Su cabeza aún es muy grande!

Semanas de gravidez: a gravidez semana a semana, 6 semanas de gravidez

¡Su cabeza aún es muy grande!

Te explicamos cómo evoluciona tu cuerpo a las 6 semanas de embarazo y cómo va creciendo tu bebé. Te ayudamos a despejar todas tus dudas.

El tamaño de tu bebé esta semana

Estás en la semana 6 de embarazo. Tu pareja y tú quizás sigáis preguntándoos si es cierto que esperáis un bebé y de ahí que tú busques encontrar alguna manifestación de tu nuevo estado.

No te preocupes si no notas ningún síntoma propio del embarazo: la ausencia de ellos es totalmente normal y no significa que haya complicación alguna.

Debes saber, sin embargo, que durante esta semana el embrión sigue creciendo y desarrollándose a pasos agigantados.

El embrión tiene ahora 14 somitas, que son los pilares del sistema musculo esquelético del bebé y mide 4 milímetros desde la coronilla hasta las nalgas.

Embarazada de 6 semanas

Esta semana 6 de embarazo es clave, además, porque su corazón está empezando a efectuar sus primeros y potentes latidos y porque el tubo neuronal –que se convertirá en el cerebro y la médula espinal- se está empezando a cerrar.

En su cabeza aparecerán dos pequeños hoyos a lado y lado que, después, darán paso a sus ojos; su cabeza se doblará hacia el cuerpo y en su cabeza y cuello se esbozarán la mandíbula inferior y su laringe.

¡Y todavía hay más! En su tren inferior se desarrollará una protuberancia parecida a una cola que, después, dará lugar a sus piernas. En el tren superior también aparecerán unos pequeños primordios que darán lugar a sus brazos.

A estas alturas del embarazo, el saco gestacional sigue suministrando la mayor parte de la alimentación del bebé.

Ello se debe a que el cordón umbilical, que contiene vasos sanguíneos que entran y salen de la placenta en formación, todavía no suministra al bebé todos los nutrientes que este necesita.

En la semana 6 del embarazo, el que sí que empezará a hacer circular la sangre alrededor del cuerpo del bebé es su corazón.

Edad del embrión: 4 semanas.

A continuación, te mostramos un vídeo y una ecografia correspondientes a la semana 6. ¡Es impresionante lo rápido que se desarrolla el embrión!

Ecografía de 6 semanas

Además de los cambios más evidentes, cuando estás embarazada de 6 semanas tu cuerpo sufre importantes transformaciones en lo que se refiere al aspecto interno de la estructura ósea y de todos los órganos.

Se modifican, aunque sea de forma imperceptible, el ritmo de la respiración, el metabolismo, la circulación sanguínea, el funcionamiento del hígado y de los intestinos.

Debido al ajetreo hormonal, también es probable que tus rasgos faciales se suavicen, que la piel sea más tersa y tu cabello, más espeso.

A los síntomas más habituales del embarazo (náuseas, vómitos, intolerancia a ciertos olores y alimentos, cansancio y somnolencia, etc.) quizás ahora se sumen la congestión nasal, el estreñimiento, el exceso de salivación o el ardor de estómago.

No desesperes: todo se debe a que tu cuerpo se está preparando para albergar una nueva vida. ​​

Ahora que ya sabes que estás embarazada de 6 semanas, probablemente te preguntarás qué día nacerá tu bebé.

Para calcularlo puedes retroceder en el tiempo hasta el primer día de tu última menstruación y, a partir de ahí, contar 40 semanas o 280 días.

Si no, puedes esperar unos días, a que tu ginecólogo realice un escáner que mida al bebé y determine su fecha prevista de parto.

A este respecto debes saber que la mayoría de bebés nace dentro de las dos semanas anteriores o posteriores a su fecha prevista, si bien se considera que un bebé ha nacido a término si lo hace entre las semanas 37 y 42 de gestación.

Si eres una de las pocas mujeres que se ha quedado en estado pese a estar utilizando métodos anticonceptivos, es poco probable que el bebé haya sufrido algún daño, pero debes apresurarte en dejar de tomar la píldora, parar las inyecciones anticonceptivas o quitarte el parche anticonceptivos, si esos son los métodos que usabas.

Si, en cambio, llevas un implante anticonceptivo o un sistema o dispositivo intrauterino –DIU- debes acudir cuanto antes a tu ginecólogo para que te lo retire.

La semana 6 de embarazo es ideal para seguir llevando un estilo de vida saludable y mantenerte activa. Dar paseos aprovechando la luz del día además es sanísimo, puesto que el sol es fuente de Vitamina D y esta, a su vez, ayuda al cuerpo a absorber el calcio, que es vital para el desarrollo óseo del embrión.

Dado que el tubo neural se está comenzando a cerrar, es igualmente recomendable seguir tomando 400 microgramos diarios de ácido fólico, un hábito que debe mantenerse hasta las 12 semanas de embarazo.

……….

Consejos para las que han perdido peso por las náuseas..

Algunas embarazadas sufren más náuseas y vómitos que otras. ¿Qué ocurre cuando eres de las que tienen más e incluso pierdes peso?

¡Hablamos sobre las náuseas en el embarazo!

Por si te duele la cabeza y no sabes si tomar paracetamol..

¿Te sientes mal, te duele la cabeza o tienes una contractura y dudas si tomarte algo? Aquí hablamos del paracetamol.

¡Descubre si puedes tomar paracetamol en el embarazo! 

¿Y si encima tienes la nariz tapada?..

¡Lo que faltaba, ya te has resfriado y no puedes respirar por la nariz! A la espera de lo que diga tu médico, vamos a orientarte.

¡Descubre cómo aliviar la nariz tapada en el embarazo!

Consejos para las que trabajan con ordenador..

Si trabajas largas horas sentada delante del ordenador de la oficina, te conviene leer esto.

¡Descubre cómo debes cuidarte cuando trabajas sentada con un ordenador!

………

Y ahora, haz clic sobre la imagen y mira tu DIBU correspondiente a la semana 6 de embarazo. 
¡Te enganchará!

Источник: https://mibebeyyo.elmundo.es/embarazo-semana-semana/semana-6-del-embarazo

6 Semanas de Gravidez – Gravidez Passo a Passo

Semanas de gravidez: a gravidez semana a semana, 6 semanas de gravidez

A tua pipoquinha está a crescer a alta velocidade e o coração dela (ou dele) já bate a um ritmo que pode chegar aos 160 batimentos por minuto! Além do coração, às 6 semanas de gravidez o teu bebé também já tem cérebro.

E ainda, nesta 6ª semana de gestação, a cara dele começa a ganhar forma: desenvolvem-se os maxilares, o queixo e as bochechas que não te vais cansar de apertar.

Se pudesses espreitar para dentro da tua barriga e vê-lo com clareza, verias uma bolinha com pintas no lugar dos olhos e do nariz!

Saúde e nutrição

Vai buscar um copo com água e bebe metade. Uma grande parte das alterações que o teu corpo viverá durante a gravidez, poderão ser reversíveis, não só porque a tua pipoca vai saltar cá para fora, mas também porque vais cuidar bem de ti. Bebe mais um bocado de água. Entendeste, não é?

Beber muita água ao longo do dia é super importante para qualquer ser humano e é muito mais quando vocês são dois.

E, como a hidratação também deve ser mantida por fora, hidrata muito bem a tua peleEstrias? Com estes cuidados, pode ser que não sobre uma para contar a história da tua gravidez. Vamos, acaba esse copo de água!

Tens comido peixinho? Se sim, vamos lá escolhê-lo bem. Ignora os peixes-espada e as cavalas, mesmo que sejam os teus favoritos. Nesta altura, atum e salmão são reis e um bacalhau por semana também te vai fazer bem (mas cuidado, nem todas as 1001 formas de cozinhar bacalhau são saudáveis)!

O meu corpo

A correr a toda a hora para a casa de banho? Muito típico da semana sexta 6 de gravidez. Por causa da tal hormona da gravidez (HCG), tens mais circulação sanguínea na zona pélvica.

Além disso, os teus rins estão super empenhados em eliminar todo o lixo do teu corpo, aumentando assim a vontade de urinar! Se sentires alguma tensão mamária e desconfiares que tanto os seios como os mamilos estão mais crescidos, “a culpa” é da mesma hormona.

Mesmo havendo uma razão para tantas idas à casa de banho, se sentires ardor ao urinar, consulta imediatamente um médico. O facto de estares mais sensível torna-te mais propensa a contrair infecções urinárias e não queremos isso!

Os enjoos também poderão começar a querer acompanhar-te no dia-a-dia.

Além de todas as mudanças que o teu corpo está a experimentar, não te esqueças que o teu sistema nervoso também está a mil, nem que seja por ainda não teres contado a toda a gente que esperas um mini-tu.

Por isso, se o sono insistir em tomar conta de ti – porque é capaz de insistir muitas vezes -, tenta aceder e descansa o máximo que puderes.

O meu dia-a-dia

Se tens parceiro, ele ou ela já está a par da grande novidade? Se ainda não, arranja uma forma criativa de lhe contar o vosso segredo!

Já às amigas, à família e no trabalho, aconselhamos-te a não o fazer já.

Sabemos que é difícil esconder uma novidade deste tamanho que, apesar na semana seis de gravidez ainda ser muito pequenina, é a maior mudança da tua vida! O primeiro trimestre da gravidez é o mais delicado e, por essa razão, o mais aconselhável é que esperes pela chegada do segundo trimestre e pela confirmação de estares a gerar um bebé saudável.

Essa confirmação ser-te-á dada durante a tua consulta de pré-natal, que esperamos que já esteja marcada. Se ainda não está, fá-lo agora ou põe na tua agenda para amanhã. Esta consulta é crucial para vigiares a tua saúde, a do teu bebé e para tirares todas as dúvidas pelo processo mais bonito da vida de uma mulher. Assim, nesta consulta, ao principal é:

  • Avaliar o estado geral de saúde: além de análises ao sangue e à urina, verificação de vacinas, formas de controlar alguma condição de saúde que tenhas, lembra-te também de investigar o histórico genético da tua família e o grupo sanguíneo;
  • Alimentação, suplementação e exercício: aproveita para tirar dúvidas sobre a tua dieta, pedir aconselhamento sobre suplementação e perceber que tipo de exercício deverás praticar durante estes primeiros meses.
  • Planeamento e acompanhamento da gravidez: em que dia vai nascer, mesmo? Quando será a próxima consulta? E o boletim de saúde da grávida? São questões que vão surgir na consulta e às quais o teu médico te dará resposta.

Se já contaste a novidade ao teu parceiro, aproveita estes meses mais calmos para conversar sobre os vossos papéis depois do nascimento do bebé.

Calendário de mudança fraldas, quem é que dorme no primeiro turno… Brincadeira! Mas sim, existem muitos pequenos pormenores do processo de gravidez e dos primeiros meses do bebé que poderão ser decididos agora e não quando o processo estiver mais avançado.

Partilha as tuas emoções com ele ou com ela e lembra-te que esta mudança é para ser vivida pelos dois, até para que se torne mais fácil para ti!

A COMPLEXIDADE INICIAL DO DESENVOLVIMENTO HUMANO

Lembras-te de falarmos que este primeiro trimestre de gestação é o mais sensível? A Natureza também tem das suas e gerar um bebé é um processo muito complexo.

8 em cada 10 abortos espontâneos dão-se neste primeiro trimestre.

Não que isso faça do aborto uma experiência mais fácil, há também que ter em conta que são muitas as mulheres que passam por isso e algumas delas têm bebés plenamente saudáveis no mesmo ano! 

Marca a consulta, fala com o teu médico, cuida de ti e partilha-te com o teu “companheiro de equipa”, porque a Natureza, só a Natureza controla! 

E para desanuviar, deixamos-te uma ideia: sendo que as tuas maminhas vão crescer e estão mais sensíveis, se calhar tens de ir procurar soutiens mais confortáveis e adaptados para grávidas. Leva o teu amor contigo para te ajudar a escolher! Além de se sentir incluído/a, poderá ajudar-te… E ser o início de uma noite engraçada!

(E agora bebe mais um copo de água.)

Источник: https://www.doutora-cegonha.com/gravidez-semana-a-semana/6-semanas-de-gravidez/

Embarazo semana 6: Aparece el latido fetal en la ecografía

Semanas de gravidez: a gravidez semana a semana, 6 semanas de gravidez

La semana 6 de embarazo es importantísima: El latido del corazón del bebé se ve muy claro en la ecografía y su tubo neural ya empieza a cerrarse.

De ahí la importancia de la suplementación de ácido fólico en el embarazo.

La gestante empieza a notar claramente todos los síntomas de embarazo: náuseas, vómitos, ganar constantes de orinar, cambios en el pecho, e incluso algunos ardores estomacales.

¿Cómo se ve el embrión en la ecografía de la semana 6? 

  • El embrión ya mide entre 2 y 4 milímetros en la semana 6 de embarazo.
  • Esta medida es la longitud desde la cabeza (el polo cefálico) hasta el final de la columna vertebral (el polo caudal). Por eso a esta medida se le llama LCC en español (longitud cráneocaudal) o bien LCN longitud cráneo nalga o CRL en inglés («crown-to-rump length»). Es la más utilizada para medir al embrión, obviando la distancia hasta los pies, ya que las piernas generalmente están dobladas y sesgan la longitud real del bebé. 
  • El corazón ya está latiendo, signo que se puede apreciar mediante ecografía. Es un corazón muy pequeño que late muy deprisa, entre 120 y 160 latidos por minuto
  • Los ojos se están formando así como el primer vestigio cerebral (el romboencéfalo). 
  • El tubo neural se está cerrando y empiezan a aparecer las raíces de los miembros inferiores.
  • Este es el comienzo del periodo embrionario, se produce la formación de la mayoría de los órganos (organogénesis), y por tanto cuando existe mayor susceptibilidad a malformaciones.
  • ¿Quieres ver cómo es un bebé en su semana 7 de embarazo? Pincha aquí para ver las ecografías

Poco aumento de peso

Probablemente en la semana 6 de embarazo aún no notas aumento de peso. Al contrario, a estas alturas del embarazo, debido a las náuseas y vómitos es normal perder algo de peso. Puedes estar muy revuelta y eso hace que disminuya el apetito.

Ganas de ir al baño

Las micciones siguen siendo muy frecuentes. Algunas mujeres describen un aumento del flujo vaginal desde el primer momento y una sensación de humedad continua, que confunden con un posible sangrado. No es conveniente que te obsesiones y estés constantemente mirándote.

Ardores y reflujo, cómo combatirlos  

En esta semana pueden comenzar los ardores o una sensación de quemazón en el estómago: es el reflujo gastroesofágico.

El origen de la molestia está en el paso de jugos gástricos muy ácidos desde el duodeno y estómago hasta el esófago, causado por la compresión del estómago por el útero y  sobre todo por la apertura del esfínter esofágico.

 Debido al aumento de relaxina y progesterona, la válvula que cierra la entrada al estómago desde el esófago permanece abierta en las embarazadas, provocando un aumento de reflujo.

El reflujo gastroesofágico va aumentando a lo largo de la gestación, conforme lo va haciendo el tamaño del útero.  Las gestantes que tienen hernia de hiato presentan estos síntomas de forma más precoz y severa. Lo mejor es evitar comidas picantes o muy especiadas y procurar no hacer comidas muy copiosas.

Cómo comer en la semana 6 de embarazo

Es preferible hacer varias comidas al día de escasa cantidad. Si los síntomas son importantes, consulta a tu médico, que te recomendará tomar algún fármaco antiácido como la famotidina (20 mg).

A partir del segundo trimestre de gestación, puedes tomar omeprazol 20 mg/día si el reflujo es resistente a otros tratamientos.

 No hagas cenas copiosas y no te vayas a la cama recién cenada pues el decúbito supino empeora este reflujo gastroesofágico.

Semana 6 de embarazo: ecografía y pruebas diagnósticas

En la ecografía precoz ya puede verse el embrión en forma de punto blanco y en su interior el corazón latiendo. Los más modernos aparatos de ultrasonidos también permiten además de ver en colores el corazón, escuchar su latido. Lo idóneo es realizar esta ecografía por vía vaginal, ya que por vía abdominal es aún pronto para visualizar el embrión.

En algunos centros médicos, ésta es la semana en la que se hace la primera visita al obstetra o matrona. En ella, básicamente se abre una historia clínica del embarazo, recogiendo los antecedentes médicos personales y familiares, así como la historia obstétrica previa.   

 Te preguntarán por embarazos y partos previos (partos vaginales normales, fórceps, ventosas o cesáreas) y la existencia de abortos o embarazos ectópicos.

Te preguntarán también por los hábitos tóxicos (alcohol , tabaco u otras drogas) y por posibles alergias a medicamentos.

Es el momento también de que expongas al especialista la existencia de enfermedades hereditarias o malformaciones en la familia tanto materna como paterna. 

Embarazada de 6 semanas: valora tu riesgo laboral

Te peguntarán por tu trabajo pues algunas condiciones de trabajo se han asociado a malos resultados obstétricos ( nacimientos pretérminos o bajo peso al nacimiento). Estas condiciones adversas laborales son:

  • Un trabajo de más de 36 horas por semana o 10 horas al día
  • Bipedestación prolongada (estar de pie más de 6 horas por turno)
  • Ruido excesivo
  • Carga física de peso
  • Estrés psicológico o físico
  • Ambiente muy frío o muy caluroso
  • La exposición agentes tóxicos como anestésicos, disolventes, radiaciones y pesticidas pueden incrementar el riego de abortos y malformaciones

Las trabajadoras con niños pequeños (maestras de primaria e infantil o de guardería, así como pediatras o enfermeras de pediatría) tienen más riesgo de infecciones, sobre todo de citomegalovirus.

Muy importante: turnos de trabajo y horario

Está demostrado que los cambios de turnos y el trabajo nocturno producen alteraciones de los ritmos circadianos. Lo recomendable es que reduzcas estas situaciones en el trabajo y si es posible, que las evites por completo.

Sin obesidad ni sobrepeso en el embarazo

En la primera consulta se te tomará la tensión y se te pesará. Esto se repetirá cada vez que acudas al especialista. Lo apropiado es ganar entre 1 y un 1,5 kilo por mes.

  El incremento excesivo de peso es perjudicial tanto para ti como para tu hijo, pues aumenta el riesgo de diabetes gestacional, hipertensión, preeclampsia y de cesárea por desproporción pélvico cefálica en el momento del parto.

Los hijos de madres obesas tienen más riesgo de ser niños macrosómicos, que son los que están por encima de los 4.500 gramos de peso al nacimiento. 

Lo idóneo es que al mismo tiempo que te pesan, te tallen también en la primera visita, pues la obesidad se categoriza en función del índice de masa corporal (IMC) (Peso/Talla 2).

Se considera un peso normal con un IMC entre 20-24,9; sobrepeso entre 25-29,9; obesidad entre 30-39,9 y obesidad mórbida cuando el IMC está por encima de 40 Kg/m2.

A las gestantes con un IMC normal se les recomienda que engorden entre 9 y 14 kilos en todo el embarazo.

Artículos Relacionados Estás en la semana 7 de embarazo y el bebé empieza un crecimiento importante en el interior del útero materno. Es probable que visites por primera vez a tu ginecólogo o matrona, y que empiecen a hacerte las primeras pruebas diagnósticas. Si no has pasado la toxoplamosis, cosa frecuente… Has llegado a la semana 17 de embarazo y tu bebé sigue su desarrollo: su cuerpo está recubierto de grasa, se mueve con fuerza dentro del útero. La embarazada puede notar dolor en el abdomen a medida que el útero crece. La dieta materna es muy importante para el correcto desarrollo fetal…. En la semana 16 en embarazo se producen muchos cambios en el bebé, que va adquiriendo un aspecto más humano: cejas, uñas, dedos de manos y pies, desarrollo de las extremidades… La embarazada de 16 semanas puede notar los primeros signos del bebé dentro del útero en forma de aleteo… La semana 15 de embarazo es un hito en el desarrollo del bebé: dobla su peso en una semana, empieza el proceso de osificación de los huesos, y lo más emocionante de todo, algunas mamás ya pueden sentir a su hijo dentro del útero materno. El pequeño se recubre un pelo muy fino denominado…

Источник: https://www.natalben.com/embarazo-semana-6

6 Semanas de embarazo: desarrollo del bebé y cambios en la mujer

Semanas de gravidez: a gravidez semana a semana, 6 semanas de gravidez

Semana de gestación: 6 semanas

Equivale al mes: 2ª semana del 2º mes

Equivale a los días: 36 a 42 días de gestación

El desarrollo del bebé de 6 semanas de gestación está marcado por el inicio del desarrollo de los órganos como pulmones, hígado, intestino y riñones del embrión. Además, los brazos y piernas ya están más desarrollados y también se inicia la formación de los ojos y de pequeños dobleces de tejido que serán las mejillas, mandíbula y el mentón del bebé.

En esta fase de gestación, el crecimiento del útero y el aumento constante de los niveles hormonales pueden causar ganas frecuentes de orinar, aumentar las náuseas matinales y los síntomas de cansancio excesivo y somnolencia.

Desarrollo del bebé

En la sexta semana de gestación el corazón del embrión ya late a un ritmo acelerado y las características que darán origen al rostro del bebé comienzan a desarrollarse.

La pequeña cabeza del embrión presenta dos manchas oscuras que darán origen a los oídos y hoyuelos que formarán las orejas y narinas.

Además, pequeños pliegues de tejido debajo del cerebro en desarrollo formarán la lengua, mandíbula, mentón y el cuello del bebé.

El tejido muscular y óseo están formándose cubiertos por una fina capa de piel, los brazos y piernas están poco desarrollados, surgiendo como pequeños brotes, y la columna vertebral se extiende de una pequeña cola que desaparecerá en algunas semanas.

Durante esta fase, los pulmones, riñones, hígado y otros órganos del sistema digestivo, reproductivo y urinario también comienzan a formarse.

En caso de que la mujer se realice un ultrasonido doppler en esta fase de la gestación, es posible observar el corazón del embrión y escuchar los latidos cardíacos del bebé a un ritmo acelerado.

Tamaño del bebé

El tamaño del embrión de 6 semanas de gestación es de 4 a 6 milímetros, siendo equivalente al tamaño de una semilla de granada.

Cambios en el cuerpo de la mujer

En la sexta semana de embarazo, los niveles de hormonas están cada vez más altos y pueden acentuarse los síntomas de cansancio, somnolencia, náuseas matinales, mamas adoloridas o pesadas y sensación de hormigueo en los pezones. Además, pueden surgir dolor de cabeza, en la espalda o en las piernas y una sensación de peso en la barriga debido al crecimiento del útero.

La mujer también puede comenzar a sentir la necesidad de orinar más veces durante el día o necesitar levantarse por la noche para ir al baño.

Esto ocurre por un mayor flujo de sangre hacia la zona pélvica, causado por la hormona hCG.

Además, el crecimiento del útero puede presionar a la vejiga y los riñones se hacen más eficiente para eliminar toxinas del cuerpo, aumentando el volumen de orina y causando ganas de orinar con más frecuencia.

En esta fase, algunas mujeres también pueden presentar agruras, sensación de ardor en el estómago o de mucha saciedad, debido al relajamiento del músculo de la parte superior del estómago.

Cuidados durante la 6ª semana

En la 6ª semana de gestación se deben tener algunos cuidados importantes para ayudar a aliviar los malestares que pueden surgir como:

  • Náuseas matinales: comer en intervalos cortos cada 2 o 3 horas y en pequeñas cantidades o utilizar remedios naturales como el té de jengibre, ya que pueden ayudar a aliviar el malestar. Vea las opciones naturales para aliviar las náuseas matinales;
  • Cansancio o somnolencia excesivos: dormirse un poco más temprano por la noche, crear una rutina para dormir y levantarse a la misma hora todos los días o dormir un poco durante el día pueden ayudar a disminuir el cansancio y aumentar la disposición;
  • Mamas adoloridas o pesadas: utilizar un sostén adecuado para aliviar la sensibilidad, dolor o sensación de mamas pesadas. Este tipo de sostén también puede utilizarse durante la noche para darle soporte a las mamas y aliviar el malestar;
  • Ganas frecuentes de orinar: en este casos, es importante no aguantarse las ganas de orinar e intentar vaciar totalmente la vejiga, porque retener la orina puede aumentar el riesgo de una infección urinaria. Además, no se debe disminuir la cantidad de ingesta de líquidos, ya que mantener el cuerpo hidratado es fundamental para el desarrollo saludable del bebé;
  • Agruras o sensación de ardor en el estómago: evitar comer frituras, comidas picantes o muy condimentadas, así como evitar beber líquidos durante las comidas, comer en pequeñas cantidades y no acostarse después de comer puede ayudar a aliviar este malestar. Vea otros consejos para aliviar la acidez en el embarazo.

Durante esta fase de la gestación, también puede haber estreñimiento debido a los altos niveles de hormonas progesterona en el cuerpo que pueden hacer que el intestino sea más lento, siendo necesarios cuidados en la alimentación como aumentar el consumo de alimentos ricos en fibra como frutas y vegetales, además de practicar actividades físicas indicadas por el obstetra.

Además, en la 6ª semana de gestación es importante estar atenta al uso de medicamentos, evitando utilizarlos o solo bajo la indicación médica, ya que en esta fase, los brazos, piernas y órganos del embrión son muy sensibles a ciertos medicamentos que pueden atravesar la placenta y causar defectos en el bebé.

Principales exámenes

En caso de que la mujer tenga la sospecha de una infección urinaria durante esta fase de la gestación, junto con síntomas de ardor al orinar, debe consultar al médico para que realice exámenes de orina o cultivos de la misma e iniciar el tratamiento más adecuado.

Además, mujeres que aún no han consultado al médico después de la confirmación del embarazo, es importante agendar una consulta prenatal y realizarse los principales exámenes indicados en este período. Conozca los principales estudios de consulta prenatal.

Confirme en qué mes del embarazo se encuentra colocando sus datos:

Источник: https://www.tuasaude.com/es/desarrollo-del-bebe-6-semanas-de-embarazo/

Cómo es la semana 6 de embarazo: síntomas

Semanas de gravidez: a gravidez semana a semana, 6 semanas de gravidez

Ya ha pasado otra semana desde la última vez que hablamos de cómo es la semana 5 de embarazo y probablemente estés todo el día intentando calcular las semanas de embarazo que te quedan para dar a luz. Un consejo es utilizar una aplicación de motorización, pues en esta semana no te harán ecografías.

Muchas mujeres las usan incluso después del parto para hacer un seguimiento de su bebé, durante los primeros meses. Además, es muy divertido saber que tamaño tienen los bebés, en cada momento. Ahora mismo, por ejemplo, debe tener el tamaño de un guisante, pero con una forma un poco más alargada que ya comienza a tomar.

Qué se siente en la semana sexta de embarazo

En estas seis semanas de embarazo no te han ido desapareciendo las náuseas matutinas, las seguirás teniendo por lo menos hasta la semana 14.

 Aunque lo mismo eres una chica con suerte y se te pasan antes.También notarás un aumento de sueño, ojos cansados y muchas pero que muchas ganas de dormir.

 Si tienes tiempo, satisface tus ganas que no pasa nada por que te eches una cabezadita.

Vas a notar más presión en el pecho además de crecer de manera exagerada, incluso no te extrañe si te molesta ya la talla de tu sujetador. Aún puede haber algunos síntomas propios de la menstruación, pero no es lo habitual. Sobre todo, la presión en el bajo vientre piensa que ahí está creciendo algo.

En cuanto al sangrado en el embarazo de seis semanas, es importante que sepas que no debería aparecer, ¡ojo! Que puede ser normal, no todas las chicas son iguales ni desarrollan los mismos síntomas, pero si notas sangrado, acude inmediatamente al médico porque puede ser una amenaza de aborto. Si no sientes absolutamente nada, no hace falta que cunda el pánico, todo puede estar perfecto dentro de ti. La ausencia de síntomas o sensaciones no es motivo de alarma.

A parte de estos síntomas que se que ya te sonaban, quiero que sepas lo que está pasando dentro de tu cuerpo.

Como está en un periodo de adaptación, tu estructura ósea y todos los órganos se están preparando para tu bebé.

Por eso puedes notar en algún momento, aunque mínimamente un aumento de tu respiración o tu ritmo cardiaco por un cambio en la circulación sanguínea.

Una curiosidad es que puede que empieces a notar como los músculos de la cara se relajan y esto es debido a la alteración en las hormonas.

Qué comer en la semana seis de embarazo

En cuanto a la alimentación, deberíamos tener ya una dieta establecida bastante estricta y tener bien claro cuales son los alimentos totalmente prohibidos. Si no lo has hecho, no sé a que estás tardando. Probablemente necesitas que alguien más te diga esto: ¡Llevas dentro una responsabilidad!

Hay quien todavía dice que cuando se está embarazada hay que comer por dos… Lo has escuchado alguna vez seguro, pero tengo que decirte que no es del todo cierto. Hay que comer lo suficiente como para alimentar a otra pequeña vida, pero sobre todo hay que tomar especial atención a la calidad y la variedad de los alimentos que ingerimos.

Los frescos son casi una obligación y ni que decir tiene que necesitamos carne o pescado para conseguir las proteínas. Consume cereales, verduras, frutas, huevos o lácteos.

Y otro detalle es retirar alimentos perjudiciales para ti y tu bebé como la bollería, los aperitivos, bebidas gaseosas y por supuesto azucaradas. En cuanto a los dulces mejor mirarlos de lejos.

La sal, no podemos eliminarla de nuestra dieta ya que es necesaria, aunque sería bueno sustituirla por sal yodada y en todo caso moderar su consumo.

No te olvides también de nuestro queridísimo ácido fólico, fiel aliado para las embarazadas, puedes tomarlo en suplementos o conseguir las vitaminas del grupo B en: espárragos, legumbres, hígado o verduras de hoja verde. Pero recuerda que todo en exceso es malo, sobre todo en estas primeras semanas consume tanto ácido fólico como te recete tu médico, ni un gramo más.

Cómo cuidarse en la semana seis de embarazo

Fuera malos hábitos, aunque seguro que ya lo sabes, ni una gota de alcohol, olvídate del tabaco, es más si puedes alejarte del humo cuando alguien fuma, mucho mejor.

Y en cuanto al café, siento decirte que también forma parte de los alimentos prohibidos para una embarazada.

Sí lo sé, con el sueño que tienes ahora mismo me quieres matar, pero piensa que es por tu bien.

Y para buenos hábitos, recomendables 100%, el ejercicio físico. Lo mejor es comenzar por fortalecer los músculos que vas a usar en el parto (así seguro que le quitarás hierro al asunto).

Me refiero con estos músculos a la pelvis, el abdomen, y la parte baja de la espalda.

A parte de mejorar el parto, si practicamos ejercicio durante la gestación mejoramos nuestra autoestima, tu sistema circulatorio y respiratorio será más ligero y conseguiremos no ganar peso en exceso, así nos será más fácil recuperar luego nuestra figura.

No es necesario que corras una maratón si antes ni siquiera lo hacías, se trata de ejercicios sencillos que no te supongan demasiado esfuerzo pero que consigan fortalecer tus músculos.

Además, te recomiendo totalmente la práctica de algunas actividades como el senderismo, caminar a ritmo moderado para favorecer a una buena circulación, hacer natación dos o tres veces por semana y sobre todo asistir a clases de yoga o Pilates, no solo conseguirás relajarte, sino que te ayudará a respirar mucho mejor.

Espero que te hayas quedado con todos los detalles que acabo de desvelarte, sobre todo de cómo cuidarte. Es la clave para prevenir problemas durante el embarazo.

Источник: https://www.elespanol.com/como/semana-embarazo-sintomas/429957110_0.html

Embarazo y niños
Deja una respuesta

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: